El dificilísimo negocio promotor

27

Mi amigo Carlitos lleva varios años en la cuerda floja porque tuvo la mata pata de invertir la mayor parte de su patrimonio en dos solares ultra caros en pleno año 2.005. Uno de los solares está en Tres Cantos (Madrid) y el otro en uno de los PAU nuevos de Sevilla. Y ahora que ya ha conseguido malvender el último de los pisos que tenía a la venta ha decidido convertir ambos solares en dinero, aunque sea a costa de perder un montón de pasta.

Según nos explicó a varios amigos, va a tener que invertir todo el resto de su capital en la construcción de los dos edificios, el de Tres Cantos y el de Sevilla y cuando todo el proceso de construcción y venta haya concluido, su objetivo es no haber perdido más de tres millones de euros entre ambos solares. Así que podéis suponeros como está el panorama promotor, en el que los que antes se forraban ahora se la juegan solo para recuperar parte de los invertido hace años.

El caso es que solo tiene dinero para construir uno de los edificios y para el otro ha tenido que recurrir a la imposible financiación bancaria. El problema es que ya no existe el "crédito a la construcción" tan de moda hace años. Esa fuente se secó. No obstante, le han ofrecido un crédito con unas condiciones leoninas, una de las cuales es que desde la fecha concesión tiene solo un mes para haber concluido todas las ventas del proyecto, cerrándole el grifo si no lo consigue, ¿a que es increíble?

Y ahí es donde entramos sus amigos. Nos ha pedido que simulemos contratos privados de compraventa, con entrega de fianzas incluidas, para hacerle creer al banco que la cosa va bien y que lo vende todo. Como Carlitos es un tío muy enrollado y buen amigo de sus amigos, el caso es que nos ha convencido a todos y la cosa está en marcha.

Y mientras se va desarrollando esta farsa, la Junta de Andalucía dicta su decreto bolivariano acerca de los pisos vacíos y el proyecto de Carlos sufre un cambio drástico. Decide no construir en Sevilla o, al menos, retrasar el proyecto hasta ver en que acaba aquello. De manera que ahora está menos apurado y puede renegociar el crédito con el banco.

Hay que joderse...

 

  1. en respuesta a Solrac
    -
    #28
    29/04/13 11:01

    Cierto

  2. #27
    29/04/13 10:40

    Esta frase me ha llegado al alma:

    Si Carlos se hubiese retirado a tiempo ahora ya no tendría que trabajar durante el resto de su vida.
    Esta es mi definición de millonario. Una vez alcance ese punto, me retiro y me dedicaría a arriesgar sólo pequeñas cantidades. Carlitos eligió otro camino teniendo la felicidad a su alcance. Ahora debe apechugar. La ambición humana es más grande que el propio universo.
  3. #26
    22/04/13 13:33

    Eso que dices ya tiene otra pinta, sr. Tristán. Asi sí.

    Suerte con este negocio.

    Un saludo.

  4. en respuesta a Cajero malencarado
    -
    #25
    21/04/13 09:55

    Que no, Cajero malencarado, que solo habría falsedad si la intención fuera romper los contratos tras la entrega del crédito y tirarlos a la basura, pero la intención es otra. Los contratos contemplan la opción de que él vaya cancelando los contratos según le interese por haber encontrado nuevos compradores. Y el pacto es, que si no los encuentra, los actuales compradores, es decir, sus amigos, nos tengamos que joder y quedar con algún piso. Aunque claro, a precio de coste.

    O sea, que se trata de una simulación que se puede convertir en realidad si hay mala suerte, pero una realidad edulcorada por tratarse de un favor entre amigos.

  5. #24
    21/04/13 03:47

    No te pases de listo que no sería la primera vez que un banco llevaría a los tribunales a gente como tu amigo y al resto por falsedad.

  6. en respuesta a Franck el Alegre
    -
    #23
    20/04/13 23:59

    Que tal Frank?? uno de mis mayores fans. Hombreeee, entre el amigo y enemigo hay muchos grises, y empatizo con todos ellos. Solo se quedan sin mi empatía los enemigos y como ya he dicho, todavía no he tenido ninguno. Toquemos madera.

  7. en respuesta a Tristán el subastero
    -
    #22
    20/04/13 19:56

    "ejeje, la diferencia creo que salta a la vista y se resume en una sola frase: "al amigo el culo y al enemigo por el culo""

    -
    Vamos que la empatía de Tristan llega a los que conoce... (gran descubrimiento). Una pena que no llegue un poco mas allá.

    Otra forma de verlo: " la ley del embudo". (lo curioso es que luego va de moralista y de justiciero -aunque sea un justiciero en contra de los desgraciados y desposeidos, lo que no tiene mucho merito-)y el lado grande del embudo para la banca...

  8. en respuesta a Tristán el subastero
    -
    #21
    19/04/13 17:38

    Lo siento, borré mi mensaje porque no había entendido correctamente tu respuesta, lo había interpretado que apuntabas hacia mí y veo que no era así.

    Lo vuelvo a poner, para que quien lea sepa por donde va el tema.

    19 de abril de 2013 (17:11)

    "Entiendo su respuesta. Pero en ningún momento mi intención era la de provocar ira o malas respuestas. Por eso decía sin acritud hacia usted. Su respuesta, por cierto, lo dice todo de usted y de como sabe encajar las críticas a sus comentarios."

    De nuevo, un saludo

    Perdón por el malentendido.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar