Rankia España
Acceder

Foro de Fiscalidad > Duda deducción por ascendientes con discapacidad - Deducción por descendientes con discapacidad a cargo

Buenas noches: Como lo prometido es deuda, le informo sobre el resultado de la

Volver al hilo 'Buenas noches: Como lo prometido es deuda, le informo sobre el resultado de la'

#48

Re: Duda deducción por ascendientes con discapa...

Lauracampos100

Buenas noches:

Como lo prometido es deuda, le informo sobre el resultado de la consulta que formuló mi madre ya que, inicialmente, la había formulado mi padre pero la Dirección General de Tributos le comunicó que las consultas solo las pueden formular  “los colegios profesionales, cámaras oficiales, organizaciones patronales, sindicatos, asociaciones de consumidores, asociaciones o fundaciones que representen intereses de personas con discapacidad, asociaciones empresariales y organizaciones profesionales, así como las federaciones que agrupen a los organismos o entidades antes mencionados, cuando se refieran a
cuestiones que afecten a la generalidad de sus miembros o asociados”.

En el presente caso, la consulta no se formula en condición de obligado tributario –en este caso, sería su cónyuge–, ni por ninguna de las entidades citadas, por lo que no resulta procedente su tramitación como consulta vinculante. No obstante, y con el ánimo de dar a conocer a los contribuyentes los criterios interpretativos de este Centro, se procede a contestar la cuestión planteada a título meramente informativo...

 

Así pués, como ya indicado, la volvió a formular mi madre y hoy mismo acaba de responder la Dirección General de Tributos y a decir verdad, no nos atrevemos a interpretarla y casi preferimos que nos de su apreciada valoración porque, según creemos interpretar, la cuestión se situa en una orbita distinta y desconocemos el alcance que pueda tener la respuesta vinculante.

RESPUESTA:

 

 

DESCRIPCIÓN SUCINTA DE HECHOS:
La consultante de 58 años, percibiendo una pensión por invalidez absoluta y teniendo una gran dependencia reconocida oficialmente, donó en 2018 a su hija junto con su cónyuge el 100% del usufructo vitalicio de la vivienda habitual de la que ambos tenían la plena propiedad.
 

 

CUESTIÓN PLANTEADA:
Si está exenta la ganancia patrimonial que se deriva de dicha transmisión en virtud del artículo 33.4.b) de la LIRPF.

CONTESTACIÓN:


El artículo 21 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y de modificación parcial de las leyes de los Impuestos sobre Sociedades, sobre la Renta de no Residentes y sobre el Patrimonio (BOE de 29 de noviembre), considera rendimientos íntegros del capital “Tendrán la consideración de rendimientos íntegros del capital la
totalidad de las utilidades o contraprestaciones, cualquiera que sea su denominación o naturaleza, dinerarias o en especie, que provengan, directa o indirectamente, de elementos patrimoniales, bienes o derechos, cuya titularidad corresponda al contribuyente y no se hallen afectos a actividades económicas realizadas por éste.


No obstante, las rentas derivadas de la transmisión de la titularidad de los elementos patrimoniales, aun cuando exista un pacto de reserva de dominio, tributarán como ganancias o pérdidas patrimoniales, salvo que por esta ley se califiquen como rendimientos del capital.”.


El artículo 22 de la citada Ley dispone lo siguiente en cuanto a rendimientos íntegros del capital inmobiliario se refiere:


“1. Tendrán la consideración de rendimientos íntegros procedentes de la titularidad de bienes inmuebles rústicos y urbanos o de derechos reales que recaigan sobre ellos, todos los que se deriven del arrendamiento o de la constitución o cesión de derechos o facultades de uso o disfrute sobre aquéllos, cualquiera que sea su denominación o naturaleza.


2. Se computará como rendimiento íntegro el importe que por todos los conceptos deba satisfacer el adquirente, cesionario, arrendatario o subarrendatario, incluido, en su caso, el correspondiente a todos aquellos bienes cedidos con el inmueble y excluido el Impuesto sobre el Valor Añadido o, en su caso, el Impuesto General Indirecto Canario.”.


El artículo 6.5 del mismo texto legal establece que “Se presumirán retribuidas, salvo prueba en contrario, las prestaciones de bienes, derechos o servicios susceptibles de generar rendimientos del trabajo o del capital”.


El apartado 1 del artículo 40 de la citada Ley establece que “La valoración de las rentas estimadas a que se refiere el artículo 6.5 de esta Ley se efectuará por el valor normal en el mercado. Se entenderá por éste la contraprestación que se acordaría entre sujetos independientes, salvo prueba en contrario.”.


Y el artículo 24 dispone que “Cuando el adquirente, cesionario, arrendatario o subarrendatario del bien inmueble o del derecho real que recaiga sobre el mismo sea el cónyuge o un pariente, incluidos los afines, hasta el tercer grado inclusive, del contribuyente, el rendimiento neto total no podrá ser inferior al que resulte de las reglas del artículo 85 de esta ley.”.


De acuerdo con los artículos anteriormente transcritos, constituye doctrina de este Centro Directivo (entre otras, consultas V2087-05, V0037-09, V0901 -09, V0782-11 o V2577-13) que la constitución de un derecho de usufructo, vitalicio o temporal, sobre una vivienda genera, en principio, y salvo prueba en contrario, que podrá sustentarse en cualquier medio válido en derecho, cuya valoración no es competencia de este Centro Directivo sino de los órganos de comprobación de la  administración Tributaria, un rendimiento del capital inmobiliario que deberá valorarse a precio normal de mercado. En cualquier caso, este rendimiento no podrá ser inferior al señalado en el artículo 85 de la Ley del Impuesto.


De esta forma, en el presente caso en el que la consultante y su cónyuge han donado el usufructo vitalicio de su vivienda habitual a su hija, la acreditación de la gratuidad derivada del negocio jurídico indicado determinará la no aplicación de la presunción contenida en el citado artículo 6.5 de la LIRPF, por lo que la incidencia de la operación propuesta en este Impuesto
quedará limitada a la imputación del rendimiento neto previsto en el artículo 85 de la LIRPF durante cada uno de los años de duración del usufructo.


Por el contrario, de no acreditarse tal gratuidad procederá aplicar el artículo 40.1 (valor normal en el mercado), debiendo tenerse en cuenta que en estos casos, nuevamente, por aplicación de lo dispuesto en el artículo 24 el rendimiento neto total no podrá ser inferior al que resulte de las reglas del artículo 85 durante cada uno de los años de duración del usufructo.


Finalmente se concluye que, al no obtener una ganancia patrimonial derivada de la donación por parte de la consultante y su cónyuge del usufructo vitalicio de su vivienda habitual, sino un rendimiento de capital inmobiliario, no cabe el plantearse en este caso si es de aplicación o no de la exención de una ganancia patrimonial que no se ha producido.


Lo que comunico a Vd. con efectos vinculantes, conforme a lo dispuesto en el apartado 1 del artículo 89 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria.


Volver al hilo 'Buenas noches: Como lo prometido es deuda, le informo sobre el resultado de la'

Lauracampos100
Rankiano desde hace 6 meses
Publicaciones
Recomendaciones
Seguidores
Ir al perfil
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar