Rankia España Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
9 recomendaciones
Estoy “de gira”. Dando conferencias por toda España sobre la que creo es la estrategia de inversión adecuada para 2016. 
 
Para mi uno de los valores añadidos de dar conferencias es el coloquio que se produce a continuación. Es una gran oportunidad para captar información sobre lo que piensan los inversores. Lo que les interesa, lo que les preocupa o lo que mueve sus decisiones de inversión. Un dato fundamental para cualquiera que trabaje en los mercados. 
 
Así que voy a aprovechar esa información para compartirla con Ustedes dedicando los próximos artículos las cuestiones que surgen en los coloquios, pues entiendo que pueden coincidir con las que se estarán planteando muchos de los seguidores de Rankia.
 
 
La más habitual, como no podía ser de otra manera, es si habrá o no un rebote en las bolsas después de este inicio de año tan bajista.
 
Dado que el origen del problema está en un politburó en China es muy difícil hacer una predicción. Para hacer predicciones hay que tener información y el politburó chino no es la FED o un gobierno democrático que no se dedique a manipular la información macroeconómica (o al menos no como pueden estar haciéndolo las autoridades chinas) Pero hay tres cosas que sí podemos predecir:
 
  1. Que el “rebote” es posible
     
  2. Los motores capaces de generarlo
     
  3. Cual de esos motores generaría un rebote temporal y cual un cambio de tendencia
 
Hay tres noticias que pueden cambiar de forma significativa la dirección actual del mercado:
 
  1. Que China anuncie un plan de estímulo fiscal realmente llamativo (no valen parches o medias tintas) Generaría una reacción alcista potente, pero sería temporal. Ideal para que reduzca posiciones quien va demasiado “cargado” de renta variable para el entorno de volatilidad que nos espera en 2016 (ver “2016, paraíso del Trader”)
     
  2. Que el mercado se haya pasado en su pesimismo sobre la economía China al igual que antes se pasaba de optimista. En otras palabras: que cambie la dirección de los datos y resulte, para sorpresa de la mayoría, que han funcionado las medidas adoptadas hasta ahora. Y me refiero a los datos menos manipulables por las autoridades. Es posible, pero no inmediato. Los datos podrían empeorar antes de mejorar. En otras palabras: por esa vía el rebote tardaría en producirse. La buena noticia es que si se diera el caso podría dar lugar a un cambio de tendencia y no sólo un rebote puntual.
     
  3. Que China coja el toro por los cuernos y demuestre al mundo que:

    a) Tiene claro lo que tiene qué hacer para reequilibrar el ángulo de aterrizaje de su economía. Incluso que, si fuera necesario, estaría dispuesta a posponer temporalmente el proceso de cambio de modelo económico hasta que recupere la confianza de los inversores.

    b) Que se acabaron las informaciones sesgadas/manipuladas y lo de jugar al gato y al ratón con la divisa. No van descaminados quienes piensan que la única manera que tiene China de compensar el pinchazo de su burbuja es devaluar a tope para dar salida a su exceso de producción. Habría que convencer al mercado de que no buscan esa salida. Y no va a ser fácil,  porque es la salida más evidente.
 
El rebote también podría venir de la mano del Sr. Draghi. La última vez amagó pero no dio. En Marzo podría sorprender a unos mercados que ahora mismo se muestran un tanto escépticos. No tanto respecto a su voluntad de actuar de forma drástica – si actuara en solitario habría sacado al artillería pesada hace tiempo – sino sobre su margen de maniobra respecto al representante del Bundesbank en el BCE y sus acólitos (que se ve que se perdieron la clase donde se explicó que es la deflación)
 
Un rebote de la mano del BCE seguiría siendo eso: un rebote. Sin cambio en China no hay cambio de tendencia.
 
Resumiendo: creo que habrá un rebote. No está en el interés de las autoridades chinas tener que seguir gastándose sus reservas en tratar de controlar las bolsas y su divisa. Acabarán dándose cuenta que es más rentable dar algún tipo de golpe de timón. Pero veo muy difícil que el rebote sea consistente y genere un cambio de tendencia hasta que decidan tomar medidas realmente drásticas, empezando por su política de comunicación. En otras palabras: hasta que las autoridades recuperen la confianza de los mercados. Y la confianza, cuando se pierde, es de muy difícil recuperación.
 
Que tengan una buena semana.
 
PD. Como les comenté al inicio voy a estar dando conferencias por España, así que si tienen interés en asistir a alguna, tienen toda la información en
 

 

Próxima Jornada de Estrategias 2016: Jueves 28 de Enero en Alicante.

 

  1. #3
    Tanea
    Hola,tengo 67 años y un plan de pensiones, no quiero rescatarlo, quiero pasarlo a renta vitalicia, es interesante? Quiero dejarlo para mis hijas
  2. #2
    Publicis

    ¿Que si habrá rebote?

    Por supuesto. El rebote del gato muerto... ;-)

    Nos vemos en la charla que darás en Madrid, junto a Daniel Lacalle.

    Saludos!

    • El Rebote

    1 recomendaciones
  3. #1
    Comstar

    La Fed no es un ente democrático. las elecciones son efectuadas por los bancos y nadie elige a los banqueros.
    Los EUA no son transparentes tampoco, han llenado su PIB con toda clase de basura sobre copyrights que no son otra cosa que ingresos pasivos de dudoda transparencia. Asimismo, lo que un americano necesita para vivir constituye apenas el 10% del IPC.

    La Fed no toma decisiones para favorecer a la gente, menos aún a los extranjeros. Toma decisiones para rescatar bancos lacayos, y para mantener en alto la geopolítica de la hegemonía del dólar.

    China ya hizo lo necesario. Ante productos que se encarecen, haciendo que las baratijas chinas no sean ya baratas del todo, ahora aumentan competitividad, aunque tomen por sorpresa a los especuladores que construían burbujas en yuanes dentro de China.

9 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar