Coronavirus: Solo debemos temer al miedo

48 recomendaciones
171

Lamentable y poco edificante el espectáculo de la tóxica política española que tiene atónita a Europa y a la que sin mucho esfuerzo se puede culpar de la dolorosa situación sanitaria y económica del país, a la cola de Europa.

"En primer lugar, permitidme afirmar mi firme creencia de que lo único que debemos temer es al miedo mismo: un terror sin nombre, irracional e injustificado que paraliza los esfuerzos necesarios para convertir la retirada en avance."
Discurso de inauguración de Franklin D. Roosevelt. 4 de Marzo de 1933.

Creo que nadie puede acusarme de complacencia con un virus mortal cuando desde estas páginas defendía en Febrero que era necesario cerrar las fronteras para evitar la llegada del virus al país, lo cual tendría un coste grandísimo (Coronavirus escenario 2: Enemigo a las puertas). Esa propuesta fue duramente criticada por algunos por su alto coste. Coste que por supuesto a estas alturas nos parecería una auténtica ganga.

Sin embargo en mis análisis yo no me dejo llevar por simplísmos del estilo de los pronunciados por la Presidenta de la Comunidad Foral de Navarra: “Cada vida cuenta. Cada muerte es un drama y nos negamos a asumir que esto tenga que ser así irremediablemente”. Esto es palabrería barata de los políticos. La gente se muere a diario por múltiples causas y gobernar es establecer normas y distribuir recursos para mejorar el bienestar general de la población. Esta pandemia tiene una mortalidad de en torno al 0,5 % de los infectados, unas cinco veces más que la gripe estacional que pasamos cada año sin despeinarnos. Y esa mortalidad está distribuida asimétricamente afectando sobremanera a los mayores de 75 años. El hundimiento del país por la pandemia de coronavirus es un daño autoinflingido. Nada tenía que haber sido como ha sido, pero el problema es el pensamiento unidimensional y lineal que caracteriza a la mayoría de los cerebros humanos. Pareciera que solo hay un problema en el país, que es el número de infectados por cada 100.000 habitantes. Y una solución que es restringir las libertades de los ciudadanos a costa de un terrible daño económico.

A cada paso de lo que ha venido pasando yo he venido apoyando las medidas menos costosas para la sociedad. El cierre de fronteras en Febrero nos hubiera ahorrado el 80 % del coste de lo que ha pasado. El confinamiento se hizo absolutamente necesario no porque la enfermedad fuera peligrosísima sino porque provocaba el colapso de la sanidad y una sociedad moderna democrática no puede funcionar con la sanidad colapsada. Sin embargo el confinamiento español fue excesivamente largo, provocando un daño económico profundísimo, al tiempo que suficientemente laxo para permitir que continuara habiendo un nivel relativamente alto de contagios. La segunda ola en verano fue un error mayúsculo por no establecer los medios a nivel nacional para "testar-trazar-confinar-testar", es decir la política que siguieron países como Corea del Sur o Taiwan desde el principio y que era perfectamente conocida. Esa falta de dotación de medios tuvo un coste altísimo al arruinar la temporada turística de verano, uno de los principales soportes económicos del país.

A cada paso nuestros gobiernos han ido tomando las peores decisiones. Decisiones que han sido políticas en vez de científicas, como quedó bien claro tras saberse que el comité de expertos en la desescalada no existía.

El manual de lo que había que hacer a cada paso estaba clarísimo. Solo había que enfocarse en la tarea fundamental en cada momento.

1. Evitar que el virus entrara en el país para evitar el daño. No se hizo.
2. Vigilar la aparición del virus en los hospitales al tiempo que se preparan y acumulan medios. No se hizo.
3. Una vez conocida la presencia del virus cortar rápidamente su propagación exponencial al tiempo que se protege a los más vulnerables. No se hizo.
4. Una vez que la pandemia ha infectado a un porcentaje significativo de la población, confinar a la población para evitar el colapso de la sanidad. Esto sí se hizo.
5. Con la población confinada abordar los cambios legislativos necesarios y establecer los medios para evitar que los contagios crezcan descontroladamente tras el confinamiento. No se hizo.
6. Una vez que la epidemia ha creado resistencia en buena parte de la población y la sanidad corre un riesgo moderado de saturarse, concentrarse en la recuperación de la economía. No se está haciendo.

Cuando el país está abocado a su peor crisis económica en 80 años, los esfuerzos del gobierno se están dirigiendo a descargar la responsabilidad en los ciudadanos y en las administraciones regidas por otros partidos. Los hechos no ofrecen lugar a dudas:

1. El problema con la segunda ola del coronavirus es un problema de España, no de Madrid

Durante un tiempo se ha intentado hacernos creer que el gobierno de Madrid era el principal responsable de que el coronavirus estuviera desatado en España. Sin embargo los datos mostraban otra cosa.

Fig 1. Nuevos casos de COVID-19 por 100.000 habitantes entre el 20 y el 26 de Septiembre de 2020. Fuente: Jelmer Visser.

De las quince regiones europeas con más de 175 nuevos casos por 100 mil habitantes a finales de septiembre, siete eran españolas. Eso demuestra que el problema era nacional, no regional. Observese como el virus parece respetar las fronteras de los países (Rep. Checa, Alemania). Ello se debe principalmente a diferencias en las políticas seguidas, aunque también influye la población.

Aunque pretende ignorarlo concienzudamente, la responsabilidad ante una pandemia que afecta a todo el país es del Ministerio de Sanidad y es indiscutible que la desescalada en España se hizo muy mal. Quizá a propósito para diluir la responsabilidad de lo mal que se había actuado ante la pandemia en la primera ola. No tiene otra explicación que Sánchez declarara al virus vencido y que no se abordaran los cambios legislativos necesarios para hacer frente a la pandemia que Sánchez prometió hacer en Mayo. Quizá ya tuviera planeado usar el estado de alarma contra las comunidades díscolas, pero ahora para establecer un toque de queda sigue siendo necesario decretarlo. No solo eso sino que se piden poderes extraordinarios por seis meses. ¿Para hacer qué, que no se ha hecho en los 8 meses transcurridos?

La revista médica The Lancet pone el dedo en la llaga en su editorial del 16 de octubre "COVID-19 en España: ¿Una tormenta predecible?". "La polarización política y el gobierno descentralizado son causas probables de la falta de rapidez y eficacia en la respuesta de la sanidad pública". También dice que la sanidad española presentaba serias deficiencias, a pesar de que en marzo Pedro Sánchez afirmaba que España cuenta con la sanidad "más eficiente" de Europa y la tercera del mundo, sólo superada por Hong Kong y Singapur. Pues va a ser que no era cierto. Nuestra educación y nuestra sanidad se han ido degradando durante mucho tiempo bajo gobiernos de todo signo. Es popular acusar a los recortes que hubo que hacer durante la pasada crisis económica, pero como de costumbre es una dilución de responsabilidades. El número de camas por población en España lleva cayendo desde ni se sabe independientemente de quien gobernara.

Fig 2. Número de camas de hospital por cada 100.000 habitantes en España y población de España en millones. Entre 2004 y 2011 gobernó Rodríguez Zapatero, entre 2011 y 2018 Rajoy, y desde 2018 Sánchez Pérez-Castejón. Fuentes: Instituto Nacional de Estadística y Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social.

2. La segunda ola ya ha hecho cresta en Madrid y está próxima a hacerlo en España

Si una cosa ha quedado clara en la respuesta de España a la pandemia es que los políticos no entienden como funciona una epidemia de origen vírico y al parecer los asesores que se han buscado tampoco, o no les hacen caso. La función exponencial que sigue el número de infectados cuando el índice de reproducción del virus es superior a 1 determina que las medidas efectivas tomadas al principio de la propagación tengan un efecto extraordinario, mientras que las medidas tomadas cuando el virus ya ha infectado a una proporción considerable de la población y su índice de reproducción está cayendo son extraordinariamente ineficientes excepto para incrementar el daño económico.

El estado de alarma se le aplicó a Madrid cuando los datos de nuevos casos, nuevos ingresos hospitalarios y nuevos ingresos en UCI llevaban una semana descendiendo. El número de hospitalizados en el pico de esta segunda ola en Madrid no ha llegado al 25 % del pico de hospitalizados en la primera ola, por lo tanto pese a los gritos de los sanitarios, comprensibles, el sistema sanitario madrileño no ha corrido el riesgo de colapsarse en la segunda ola.

Fig 3. Hospitalizaciones en Madrid durante la primera ola (negro) y durante la segunda ola (púrpura). El pico de la segunda ola tuvo lugar en Madrid a finales de Septiembre y fue un 75 % inferior al primer pico. Fuente: COVID19 MADRID-S.P.M.

Los datos muestran que Madrid, Canarias, Baleares, Castilla la Mancha y Cantabria probablemente han superado la segunda ola, mientras que el resto aún no lo ha hecho, pero probablemente están cerca de hacerlo. Alguna comunidad puede estar más lejos si su primera ola fue más leve.

Fig 4. Media de 14 días de las notificaciones de nuevos casos por 100.000 habitantes para las regiones de España entre el 22 de marzo y el 18 de Octubre. Fuente: Centro Europeo para el Control de Enfermedades.

Cuando se tiene un virus altamente contagioso presente en una población que no tiene defensas contra él, se genera lo que en dinámica de sistemas se denomina un sistema dinámico inestable. Para que el virus no se esparza se requiere que no haya una alteración significativa de las condiciones. Es decir que se sigan aplicando medidas y que la población siga cooperando. A la larga los sistemas inestables evolucionan hacia una mayor estabilidad (es decir, a que la gente se infecte). Es lo que explica que países como la Rep. Checa o Israel, y comunidades como Asturias, Murcia o Ceuta y Melilla, que pasaron una primera ola muy leve, hayan sufrido una segunda ola mucho más fuerte. Ello pasa porque las medidas se relajan y la gente se confía, es decir varían las condiciones que mantenían la inestabilidad.

La estabilidad frente a la pandemia en ausencia de vacuna eficaz proviene de la inmunidad de grupo. Nadie sabe qué proporción de la población ha de pasar la enfermedad para alcanzar una inmunidad de grupo que en principio sería temporal, pero el desgobierno de España hace que nuestro país, y particularmente Madrid, sea el lugar de Europa donde más cerca se está de la inmunidad de grupo, y por lo tanto va camino de convertirse en el lugar más seguro de Europa. En el estudio de seroprevalencia de mayo Madrid presentaba un 10 % de seropositivos y el conjunto de España un 5 %. Esta cifra es en realidad una estimación a la baja del número de personas que han pasado la enfermedad, porque se sabe que parte de los infectados no presenta anticuerpos a pesar de presentar inmunidad celular, y porque el reactivo usado por el gobierno para el estudio no era muy bueno (qué raro), y tenía un porcentaje significativo de falsos negativos con un 82 % de sensibilidad (Orient Gene Biotech COVID-19 Rapid Test, China). A estas alturas más de cinco millones de españoles han pasado la enfermedad, muchos de ellos sin saberlo. En el caso de Madrid considerando que ha sido duramente golpeada por ambas olas el porcentaje de sus ciudadanos que ha pasado la enfermedad es posible que supere el 30 %. Recordemos que cada semana se le estaba detectando a más del 0,5 % (> 500 casos por 100.000), y es obvio que a muchos más no se les detectaba. En España se hacen 1.500 tests por 100.000 habitantes por semana.

La población es heterogénea con respecto al coronavirus. Es posible que haya parte de la población con inmunidad cruzada por otros coronavirus, y desde luego está claro que un porcentaje elevado se protege de forma eficaz contra el virus, lo que explica en parte la baja mortalidad de la segunda ola. Los que quedan sin inmunidad y no se protegen adecuadamente no son suficientes para sostener un mayor crecimiento de la segunda ola en Madrid, y esa situación se irá dando también en otras comunidades. Los políticos esperan a tomar las medidas a toro pasado en la cresta de la ola y luego se apuntan el mérito de la mejoría, cuando en realidad la dinámica de la pandemia y el comportamiento de la población explican lo que está sucediendo.

3. Las medidas tomadas ahora añaden daño económico sin afectar significativamente la evolución de la pandemia

No sé si recordaréis que yo defendí el confinamiento de marzo habida cuenta de que se había dejado que la infección se esparciera sin impedimento sobre una población criminalmente desprevenida por la evidente razón de que el colapso de la sanidad era ineludible, y una sociedad democrática moderna no lo soportaría. Hace 100 años esta pandemia hubiera pasado como un huracán habría matado al 0,5-1 % de mayor edad, habría causado secuelas serias a otro 1 % y tras un pequeño bache económico de unos meses la sociedad se hubiera recuperado rápidamente. De hecho lo hicieron con una pandemia de 5 a 10 veces peor que además mataba a la gente joven, la gripe de 1918. Su respuesta como sociedad de no hacer nada hubiera sido muchísimo mejor que la que hemos tenido nosotros. ¿Cómo es posible?

Fig. 5. Evolución de la pandemia en España. Arriba número de nuevos casos diarios detectados y su media de 7 días (azul), y número de tests realizados por cada 100.000 habitantes (rojo, escala derecha). Abajo número de muertes diarias reportadas y su media de 7 días (marrón). El primer pico de la segunda ola corresponde a Madrid y otras pocas comunidades, mientras que el pico definitivo aguarda a otras comunidades. Fuente: Worldometer.

Las medidas para retrasar y reducir la segunda ola debieron tomarse la primera quincena de julio cuando se hizo evidente que los casos estaban aumentando demasiado deprisa pero el número de infectados no era todavía demasiado alto para ser inmanejable. Una vez que la segunda ola llega a la cresta o está cerca de ella, como muestran los datos, las medidas ya no son eficaces para reducirla. Su efecto es simplemente acelerar la caída de la curva, pero a un enorme coste económico que en las presentes circunstancias de gravísima crisis en ciernes no nos podemos permitir. Es una nueva insensatez que pagaremos en unos meses agravando la crisis que estamos ignorando deliberadamente. Todo para que los políticos se apunten el tanto de vencer al virus cuando la segunda ola se está apagando por falta de combustible.

El verdadero problema para nuestra sociedad no es la pandemia, ni los muertos (con todo mi respeto), ni el daño al sistema sanitario. El verdadero problema es la destrucción económica resultante y que no cesa. Hay que remontarse a la Guerra Civil (80 años) para encontrar un daño superior. Y esa debería ser nuestra principal preocupación para intentar limitarla lo más posible antes de que se manifieste en todo su horror.

Fig. 6. Variación porcentual trimestral del Producto Interno Bruto de España desde 1996.

Si alguien cree que la crisis se puede evitar a base de papelitos verdes impresos en Bruselas, tengo una bonita estatua de una señora en un carro tirado por leones para venderle. Pero esto es tema para otro artículo.

4. ¿Qué podemos hacer con respecto al virus?

Esencialmente hay dos estrategias contrapuestas cada una de ellas apoyada por sus expertos:

A) El Memorando John Snow

Publicado en The Lancet y firmado actualmente por más de 6.400 científicos y profesionales de la salud. Comienza con lo que yo he dicho tantas veces en el blog:

"El SARS-CoV-2 se propaga a través del contacto (a través de gotículas y aerosoles) y en transmisión a mayor distancia a través de aerosoles, especialmente en condiciones donde la ventilación es deficiente. Su alta infectividad combinada con la susceptibilidad de las poblaciones no expuestas a un nuevo virus crea las condiciones para una rápida propagación comunitaria. La tasa de letalidad por infección de COVID-19 es varias veces mayor que la de la gripe estacional y la infección puede provocar una enfermedad persistente, incluso en personas jóvenes previamente sanas (es decir, COVID prolongado). No está claro cuánto tiempo dura la inmunidad protectora y, al igual que otros coronavirus estacionales, el SARS-CoV-2 es capaz de reinfectar a personas que ya han tenido la enfermedad, pero se desconoce la frecuencia de reinfección. La transmisión del virus se puede mitigar mediante el distanciamiento físico, el uso de mascarillas, la higiene de las manos y respiratoria, y evitando las multitudes y los espacios mal ventilados. Las pruebas rápidas, el rastreo de contactos y el aislamiento también son fundamentales para controlar la transmisión. La Organización Mundial de la Salud ha estado abogando por estas medidas desde principios de la pandemia."

Eso último es mentira porque la OMS se apuntó a las mascarillas tremendamente tarde y estuvo negando la contagiosidad de los aerosoles durante mucho tiempo.

"En la fase inicial de la pandemia, muchos países instituyeron confinamientos para frenar la rápida propagación del virus. Esto fue esencial para reducir la mortalidad, evitar que los servicios de atención médica se vieran abrumados y ganar tiempo para establecer sistemas de respuesta pandémica para suprimir la transmisión después del bloqueo. Aunque los bloqueos han sido perturbadores, han afectado sustancialmente la salud física y mental y han perjudicado la economía, estos efectos a menudo han sido peores en países que no pudieron utilizar el tiempo durante y después del bloqueo para establecer sistemas efectivos de control de pandemias. En ausencia de disposiciones adecuadas para manejar la pandemia y sus impactos sociales, estos países se han enfrentado a continuas restricciones. Comprensiblemente esto ha provocado desmoralización generalizada y disminución de la confianza."

Parece que hablen de España. Y al final la recomendación:

"Deben implementarse de forma generalizada medidas efectivas que reduzcan y controlen la transmisión, y deben estar respaldadas por programas financieros y sociales que fomenten las respuestas de la comunidad y aborden las desigualdades que se han agravado por la pandemia. Es probable que se requieran restricciones continuas a corto plazo, para reducir la transmisión y corregir los sistemas ineficaces de respuesta a una pandemia, a fin de evitar futuros confinamientos. El propósito de estas restricciones es suprimir eficazmente las infecciones por SARS-CoV-2 a niveles bajos que permitan la detección rápida de brotes localizados y una respuesta rápida a través de sistemas eficientes y completos de búsqueda, prueba, rastreo, aislamiento y apoyo para que la vida pueda volver a su casi normalidad sin necesidad de restricciones generalizadas."

Suena fenomenal pero es completamente irrealizable en nuestro caso. En España se notifican actualmente 17.000 casos cada día. Puesto que la enfermedad es contagiosa durante (al menos) 10 días esto quiere decir 170.000 personas contagiosas conocidas sueltas por el país. A lo que hay que añadir las que no se han detectado porque no se les ha hecho test, así que sin exagerar en lo más mínimo se puede decir que en España hay actualmente entre un cuarto y medio millón de personas esparciendo el virus. Es absolutamente quimérico e irrealizable trazar, poner en cuarentena y asegurarse de que la cumplen siquiera una fracción de ellos. No hay toque de queda ni restricción horaria a la hostelería, ni limitación de desplazamiento que pueda domeñar esos números. O el incendio se reduce por si solo por falta de madera o se le quita el oxígeno con otro confinamiento salvaje que corte de raíz la transmisión. Y no quiero pensar lo que otro confinamiento le haría a nuestra maltrecha economía.

B) La declaración de Great Barrington

Firmada actualmente por más de 43.400 científicos y profesionales de la salud

"Las actuales políticas de confinamiento están produciendo efectos devastadores en la salud pública a corto y largo plazo. Los efectos (para mencionar sólo algunos) incluyen tasas de vacunación más bajas, empeoramiento en los resultados de enfermedades cardiovasculares, menores detecciones de cáncer y deterioro de la salud mental, lo que conducirá a un mayor exceso de mortalidad en los próximos años, siendo la clase trabajadora y los miembros más jóvenes de la sociedad aquellos sobre los que recaerá el peso más grande de estas medidas. Dejar a los niños sin escuelas es una grave injusticia. Mantener estas medidas en pie hasta que haya una vacuna disponible causará un daño irreparable en los menos privilegiados, quienes terminarán siendo afectados de manera desproporcionada.

Afortunadamente, nuestro conocimiento sobre el virus está creciendo. Sabemos que la vulnerabilidad a la muerte por COVID-19 es más de mil veces mayor en los ancianos y débiles que en los jóvenes. En efecto, para los niños, la COVID-19 es menos perjudicial que muchos otros peligros, incluyendo la gripe. A medida que se desarrolla inmunidad, el riesgo que todos tienen de infectarse, incluyendo los vulnerables, desciende. Sabemos que, eventualmente, todas las poblaciones alcanzarán la inmunidad de grupo, es decir, el punto en el que la tasa de infecciones nuevas se mantiene estable, y que esto puede beneficiarse de (pero no depende de) una vacuna.

La manera más humana de abordarlo, midiendo los riesgos y los beneficios de alcanzar la inmunidad de grupo, es la de permitirle a aquellos que están bajo un mínimo riesgo de muerte, vivir sus vidas con normalidad para alcanzar la inmunidad al virus a través de la infección natural, mientras se protege mejor a aquellos que se encuentran en mayor riesgo. Esto lo llamamos Protección Enfocada."

Qué duda cabe que esta otra alternativa tiene un riesgo mayor, pero tiene la ventaja de que reduce la inestabilidad de mantener a una población sin defensas libre de un virus contagiosísimo que anda suelto, y en realidad es a la que nos han abocado los continuos errores de nuestros gobernantes frente a la pandemia. Países como Japón, Corea del Sur o Nueva Zelanda tienen opciones. Nosotros no. O confinamiento o inmunidad de grupo, y un segundo confinamiento sería la constatación del profundo fracaso del primero y el tiro de gracia a nuestra economía.

Lamentablemente nuestros políticos seguirán sin estar a la altura y de nuevo en vez de tomar la única opción razonable en las presentes circunstancias declararán seguir la vía John Snow (control del virus) mientras toman medidas restrictivas que son insuficientes para lograrlo pero que dañan más la economía mientras en realidad seguimos la vía Great Barrington (inmunidad de grupo) dejando que el virus infecte a la mayoría de la población.

5. ¿Qué es lo más probable que suceda con la pandemia?

La evolución más probable es que la segunda ola vaya disminuyendo de forma progresiva. El invierno favorece la propagación y la gente se confía en cuanto mejoran las cifras, por lo que es probable que los nuevos casos no desciendan tanto como cabría esperar. Sin embargo una tercera ola tiene una menor probabilidad antes de la primavera, cuando muchos de la primera ola hayan perdido su inmunidad. Una vacuna eficaz cambiaría el panorama, pero no cabe contar con ella hasta que la tengamos y demuestre su eficacia.

6. La cultura del miedo

Además de la cita de Franklin Roosevelt que encabeza el artículo, hay otras citas que me gustaría compartir con vosotros que son adecuadas para una sociedad atenazada por el miedo.

65 d.C.
«Muchas más son las cosas que nos aterran que las que realmente nos aplastan, frecuentemente sufrimos más en la imaginación que en la realidad.»
Lucio Anneo Séneca. Epistulae Morales ad Lucilium. Carta XIII. 65 d.C.

1918
«La civilización, de hecho, se vuelve cada vez más sensiblera e histérica; especialmente en democracia, tiende a degenerar en un mero combate de locuras; todo el objetivo de la política práctica es mantener a la población alarmada (y, por tanto, clamorosa de ser conducida a lugar seguro) por una serie interminable de terrores, la mayoría de ellos imaginarios.»
Henry Louis Mencken, 1918. En defensa de las mujeres.

2002
«Las percepciones del riesgo, las ideas sobre seguridad y las controversias sobre la salud, el medio ambiente y la tecnología tienen poco que ver con la ciencia o la evidencia empírica. Más bien, están moldeados por supuestos culturales sobre la vulnerabilidad humana.»
Frank Furedi. Epidemia de miedo. 2002.

Fig. 7. Se ha inducido a creer a casi la mitad del país que lo peor de la pandemia está por venir, cuando no hay nada en los datos que lleve a pensarlo. Fuente: Encuesta COSMO-SPAIN de la OMS.

Occidente está instalada en la cultura del miedo con un culto al alarmismo al tiempo que paradójicamente se ignoran los riesgos reales como la aparición de un nuevo virus, el declive del petróleo o el endeudamiento masivo de la economía. La pandemia ha dejado de ser un riesgo. La falta de decisiones acertadas a cada paso la ha plasmado en toda su realidad haciendo que causara esencialmente el mayor daño que podía causar. Pero por ello mismo ha dejado de ser un riesgo existencial, y la prueba evidente es que ahora nos lo restriegan a todas horas fomentando la cultura del miedo y utilizandolo políticamente. Solo hacen eso con los riesgos que no son esenciales. La población ya sabe como protegerse del virus reduciendo el riesgo razonablemente (distancia social, uso de mascarillas, higiene de manos, evitar multitudes en espacios cerrados). Los médicos han aprendido a tratar la COVID para reducir su mortalidad y morbilidad. Habrá nuevos medicamentos y vacunas en un futuro próximo.

Fig. 8. La mortalidad diaria por COVID-19 se mantiene por debajo de 4 muertes por millón de habitantes en esta segunda ola. Y a diferencia de la primera ola ahora los muertos sí se cuentan correctamente. Fuente: Our World in Data.

¿En serio vamos a continuar destruyendo nuestra economía por 4 muertos diarios por millón de habitantes, gente muy mayor y con salud precaria que puede no tener muchos meses de vida en cualquier caso? En España mueren 425.000 personas al año. Cerca de 2000 de ellas en accidentes de tráfico y atropellos y nadie propone limitar el uso de vehículos para reducir ese número sino educar a la población. El dañar la economía perjudica gravemente a todos. Un gobierno responsable dedicaría el máximo esfuerzo a recuperar la economía y se enfrentaría a la pandemia con medidas razonables para proteger a la población mayor, aliviar la carga sobre la sanidad, educar a la población, proporcionar vitamina D y mascarillas a los más necesitados y aplicar medidas puntuales en zonas concretas que requieran reducir la velocidad de propagación. Hay que asumir que el virus no se puede erradicar, ni siquiera controlar en España sin una vacuna. Es lo que yo definía como el tercer y peor escenario cuando analicé por primera vez el riesgo del coronavirus allá por Enero. Mientras habrá que aprender a convivir con él. Lamentablemente no tenemos un gobierno responsable y nuestra economía está cayendo en un agujero negro que la gente y el gobierno no parecen ser capaces de vislumbrar. Nos esperan tiempos muy difíciles.

La pandemia es un catalizador. No es la causa de lo que está por pasar sino un acelerador tremendo de todas las tendencias que he estado analizando en el blog a lo largo de los años. Está haciendo que nuestra deuda se dispare a velocidad de vértigo. La crisis de consumo y de asequibilidad se va a agudizar dejándonos clavados en la deflación. Y ha dañado seriamente la demanda de petróleo, certificando el Pico de Petróleo que ya ha tenido lugar. Va a disparar la conflictividad social transformando y polarizando aún más el país. Las cosas que yo preveía que podían pasar en 10-20 años (en la década de los 30) van a suceder en 3-10 años. No se trata de participar de la cultura del miedo sino de gestionar el riesgo, de la misma manera que ver venir la pandemia nos ha permitido gestionar su riesgo y evitar convertirnos en sus víctimas.

Confío en que el invierno será mejor de lo que nos vaticinan en lo referente al coronavirus en España. La extrapolación nunca ha sido una buena técnica de predecir el futuro. Con o sin medidas la segunda ola está próxima a limitarse, aunque no tanto como nos gustaría.

7. Addendum 31 de Octubre

Dada la discusión generada en los comentarios sobre el efecto del ratio enfermeras por población sobre la mortalidad, añado dos nuevas figuras.

Fig. X1. Gráfica de los países con más de 200 muertos por millón por COVID-19 frente a su número de enfermeras por mil habitantes. Países europeos en rojo, americanos en azul, asiáticos en marrón y africanos en verde. Fuentes: World Bank y Statista (al 30 de Octubre).

Es obvio que no existe relación. La R^2 es ridículamente baja y la tendencia da un resultado absurdo de que a más enfermeras más mortalidad.

Sin embargo sí tenemos un factor que correlaciona con los muertos por millón, la rapidez en implementar medidas para reducir la transmisión en la primera ola:

Fig. X2. El confinamiento en los primeros días de la transmisión del virus está relacionado con una reducción del número de muertos por exceso. En las abscisas el número estimado de infectados el día del confinamiento. En las ordenadas el número de muertos por exceso por millón. Fuente: Financial Times.

No estoy diciendo que dé igual el número de enfermeras o la calidad de la asistencia, lo que estoy diciendo es que los datos demuestran que el problema de haberlo hecho mal ante la pandemia es político, no sanitario.

  1. en respuesta a Knownuthing
    Latirus
    La clave está en reflexionar sobre si un positivo en PCR = individuo infectado por coronavirus letal muy contagioso y ver qué intereses existen que fuerzan esa identificación. La PCR es un método cualitativo, o das positivo o das negativo en la prueba y debería ser cuantitativo.

    El sida no es una enfermedad a tratar, es un síntoma o síndrome. Eso significa que en un momento determinado de tu vida tienes el sistema inmune deprimido, es decir que funciona menos de lo normal (síndrome de inmunodeficiencia adquirido). Debido a ello eres más propenso a sufrir infecciones.

    Los inhibidores de la proteasa (dicen que específicos de la proteasa del VIH) mantienen tu carga viral baja. Lo que ocurre es que disminuye la actividad biológica en el organismo, si dejas de tomar los cócteles aumenta tu carga viral. Lo que ocurre si dejas de tomarlos un sólo día es que aumenta la actividad biológica, tu cuerpo empieza a activarse. Esto también era otra pandemia que se nos iba a llevar a todos por delante...que viene el coco, uhhh!

    Con la gripe A y el tamiflú hace diez años casi nos la cuelan. Al final las vacunas contra aquella gripe compradas por el gobierno español, con nuestro dinero, acabaron revendiéndose cuando se caducaron a otros países. Esta vez lo están haciendo mejor las multinacionales.

    Cito una serie de enfermedades y situaciones en las que puedes dar positivo en un test de SIDA. Con el tiempo pienso que se encontrarán positivos de covid en PCR en una serie de enfermedades y sítuaciones parecidas. 

    Extraído del libro de Lluis Botinas que se puede descargar en el link:

    https://plural-21.org/wp-content/uploads/2016/02/LIBRO-Desmontar-el-SIDA-w.pdf

     La revista estadounidense Zenger”s, de California, publicó en septiembre-96 una lista de 64 artículos aparecidos en diversas revistas científicas (Lancet, Proceedings of the National Academy of Science, JAMA, New England Journal of Medicine, Bio/Technology, American Journal of Epidemiology, Vox Sanguinis, Transfusion, Arthritis and Rheumatism, Am. J. Epidem., Nephron, etc.). En ellos se documenta (el número de veces que aparece entre paréntesis) que una o varias de sesenta enfermedades o situaciones hacen que los “tests del SIDA” den positivo. Aquí se presentan agrupadas por similitud, aunque siendo los artículos de referencia distintos. 

    ENFERMEDADES

     *Hemofilia (2); Trastornos hematológicos malignos/linfomas (5) *Hepatitis (1); Enfermedad hepática alcohólica (8); Fiebre Q con hepatitis asociada (1); Hiperbilirrubinemia (2); Colangitis esclerosante primaria (2) *Gripe (1); Infección de las vías respiratorias superiores (resfriado o gripe) (1) *Tuberculosis (1) *Infecciones víricas agudas, infecciones víricas del ADN (6); Herpes simple I (1); Herpes simple II (1); Virus Epstein-Barr (1); Otros retrovirus (5); Micobacterium avium (1) *Enfermedades autoinmunes (escleroderma, dermatomiositis, enfermedades del tejido conjuntivo, ...) (6); Lupus eritematoso sistémico (2); Artritis reumatoide (1); Síndrome de Stevens-Johnson (3) *Neoplasmas malignos (1); Mieloma múltiple (3) *Malaria (2); Leishmaniasis visceral (1) *Lepra (2)

    SITUACIONES

     *Embarazo en mujeres multíparas (5) *Tener anticuerpos: que se dan de forma natural (2); antihidratos de carbono (3); antimicrosomiales (1); antinucleares (3); antimitocondriales (2); antimúsculos lisos (1); antilinfocitos (2); anticolágeno (1); anticélulas parietales (1); a antígenos de los leucocitos humanos tipo I y II (9); con una alta afinidad con el polistireno (que es usado en los equipos de pruebas) (3). *Hipergammaglobulinemia (niveles altos de anticuerpos) (2). *Niveles altos de complejos inmunes circulantes (2). *Tener globulinas producidas durante gammopatías policlonales (3). *Tener ribonucleoproteínas humanas normales (2). *Recibir gammaglobulinas o inmunoglobulinas como profilaxis por inmunización pasiva (8); inmunoglobulina humana recogida antes de 1985 (1); inmunoglobulinas M anti-hepatitis A ó B ó C (1) *Falsos positivos a otras pruebas, incluyendo el test RPR para la sífilis (5). *Seropositivos al factor reumatoide (3) *Ser vacunado de gripe (6); hepatitis B (4); tétanos (1). *Exposición a vacunas víricas o infección vírica reciente (1) *Transfusiones sanguíneas (6). *Especímenes sanguíneos tratados con calor (5). *Sangre “pegajosa” (en africanos) (2) *Sexo anal receptivo (2) *Transplante de órganos (2); de riñón (5) *Insuficiencia renal (3); Insuficiencia renal/Hemodiálisis (5); Terapia de alfa-interferón en pacientes en hemodiálisis (1) *Proteínas en el papel de filtro (1) 

    Soy de los que me informo leyendo mucho sin negar nada a priori, luego intento cotejar la información con lo que veo o me cuentan las fuentes primarias. Desconfío de las fuentes oficiales y busco alternativas porque pienso que los medios de comunicación tienen conflictos de interés. Tengo una amiga trabajando en una residencia y me comento el caso de la muerte de un abuelo que había dado negativo de covid unos días antes de morir. La persona que vino a certificar la causa de la muerte puso que fue por coronavirus, no quiso examinar al anciano por miedo al posible contagio y como el difunto tuvo fiebre antes de morir lo diagnosticó como covid.

    Lo más correcto es no creer a pie juntillas nada de lo que te dicen, incluido lo escrito arriba. Si le preguntas a un comercial qué tal es su producto te va a decir que es el más indicado para ti. No te va a decir que es malo y que en el mercado hay mejores que el suyo. Tiene que vendértelo para seguir trabajando en esa empresa. De ti depende informarte bien para poder escoger realmente el más adecuado para ti. Hay que estudiar para todo y las opiniones son como el ombligo, todos tenemos uno.
  2. en respuesta a Knownuthing
    Paaskinnen

     Un galés que era profesor en Wuhan desarrolló síntomas el 25 de noviembre, y le confirmaron en enero que había sido COVID. Se le murió el gato de la misma enfermedad. 
    Vuelvo otra vez con el tema de Connor Reed, el profesor de inglés que contrajo la infección a finales de noviembre de 2019 y recibió el diagnóstico el 15 de enero de 2020, supongo que con  alguna muestra respiratoria recogida en el hospital el 6 de diciembre y procesada retrospectivamente por RT-PCR -ya se podía hacer esta técnica en Wuhan desde el día 11-. Connor tuvo síntomas leves antes del 1 de diciembre, por lo que pudo propagar la infección tanto fuera como dentro del mercado de Wuhan, al que solía ir, al menos durante casi una semana. No me atrevería a pensar que se trató de un supercontagiador, pero tampoco lo descarto. En cuanto al gato, he revisado el tema un poco por encima y he visto que estos felinos son susceptibles de infectarse por Sars-CoV-2, pero lo hacen de forma asintomática. Tras el inicio de la epidemia en Wuhan se vió que hasta un 15% de gatos analizados eran portadores de anticuerpos, especialmente los gatos domésticos frente  los callejeros, lo que indicaría que contraen la infección en las casas en relación con la enfermedad de sus dueños. También se ha comprobado experimentalmente que unos gatos pueden infectar a otros pero no parece que puedan infectar a las personas. Lo que no he leído es que este coronavirus sea letal para los gatos.
  3. en respuesta a Knownuthing
    Fleischman
    No sé para qué se gastan esa pasta pudiendo probarlo con Chicote... :)

    12 ene. 2016 — El propio Chicote comprobará personalmente si es cierto que un vaso de leche antes de irse a la cama ayuda a dormir pasando dos noches ...

    En la primera de ellas se acostó sin consumir un vaso de leche y en la siguiente, lo tomó antes de dormir. En la primera noche Chicote tardó 8 ..
    1 recomendaciones
  4. en respuesta a Latirus
    Knownuthing
    Estoy de acuerdo con la mitad de tus argumentos la mitad de lo que desearía, y lo que deseo es menos de la mitad de lo que la mitad de tus argumentos se merece.
    Con respecto al SIDA habría mucho que discutir, la hipótesis VIH-SIDA está aún por demostrar.
    Si así fuera las drogas contra el VIH no frenarían el SIDA como lo hacen. Pero si te pillas el SIDA tú diles que a ti no te las den, que no te lo crees.
    2 recomendaciones
  5. en respuesta a Fleischman
    Knownuthing

    no garantiza que comer / beber algo (té en este caso) sirva de mucho.
    Pues yo creo que sí que ayuda porque bebo mucho té y no me he cogido la COVID.
    Es coña, por supuesto XD. Pero es el tipo de razonamiento que impera.

    Estamos hasta los colodrillos de estudios nutricionales que aseguran que los huevos, la mantequilla, el chocolate, la sal… son malos/buenos, contradiciéndose unos a otros. La ciencia se basa en el método científico, y todos estos estudios se basan en la pasta que sueltan grandes compañías alimentarias o farmacéuticas. Su metodología es errónea y sus resultados espúreos o directamente falaces. Los medios son grandes propagadores de esta pseudociencia tan en boga.
    2 recomendaciones
  6. en respuesta a Latirus
    Knownuthing

    Lo que se ha comprobado útil contra los coronavirus es el te verde complementado con zinc.
    Puede que lo que sea útil sea el zinc. El Zn es anti-inflamatorio y anti-viral estimulando la producción de interferón y reduciendo la producción de ACE2. Se cree que la hidroxi-cloroquina (HCQ) ayuda contra el virus porque actúa de ionóforo (canal) de Zn facilitando su entrada en la célula. El Zn podría ser como la vitamina D, algo que si te falta te hace más sensible al virus.

    Zinc and respiratory tract infections: Perspectives for COVID‑19 (Review)
    2 recomendaciones
  7. en respuesta a Hispanofondista
    Knownuthing
    "nos dicen que de ningún modo es suficiente tomar la vitamina D a través de suplementos o de la dieta, vamos que no nos serviría de nada ni nos ayudaría contra el virus."
    Creo que es evidente que tomar suplementos vitamínicos solo ayuda si tienes los niveles bajos de la vitamina. Una vez que los tienes en su nivel sirven para producir una orina más cara.

    En el caso de la vitamina D casi todo el mundo tiene los niveles bajos durante el periodo Oct-Jun, por lo que tomar suplementos de vitamina D tiene sentido para casi todo el mundo. Es lo suficientemente importante como para que hayamos desarrollado una piel más blanca.

    Niveles de vitamina D en varios estudios suizos
    Niveles de vitamina D en varios estudios suizos
    2 recomendaciones
  8. en respuesta a Latirus
    Fleischman
    Y cuando tomas té (o zinc o lo que sea) no lo haces con plantas que has cultivado tú mismo (o chupando una piedra).

    Se lo compras a empresas agroalimentarias (Nestlé y compañía), de las que podemos decir exactamente lo mismo: que harán todo lo posible por desprestigiar todo aquello que no les reporte beneficio. Su objetivo es maximizar beneficios, no alimentar hambrientos, eso es secundario. De otra forma no subirían los precios de los alimentos a los hambrientos... etc.

    No sabemos si ese estudio está financiado por el lobby del té.

    Insisto, no digo que el té no sea beneficioso para prevenir el covid, que no tengo ni idea, simplemente que no podemos sacar esa conclusión a partir de esos datos. Me falta un James Lind que les dé té verde a unos marineros y a otros no, y confirme que los primeros no enferman (o enferman menos).

    Se pueden contar con los dedos de la mano (y sobran) los alimentos para los que no haya un mensaje de guasap diciendo que previenen el coronavirus. Personalmente prefiero el ajo, que además previene a los vampiros ;)

    (Quién sabe si el efecto placebo tiene un efecto relevante y también sea positivo llevar una pata de conejo.)

    Que no no digo que no sea sano comer cebolla, ajo, brócoli, naranjas, etc., (todo en su justa medida, claro, que beber demasiada agua también mata) y efectivamente parece que un mejor estado de salud es bueno para mitigar los efectos de la enfermedad (ojo, no tiene que ser así para todas las infecciones, aunque es lo más habitual). Una persona desnutrida o que se alimente a base de krastiburguers y fanta es probable que efectivamente lo pase peor si se infecta.
    4 recomendaciones
  9. en respuesta a Fleischman
    Latirus
    Actualmente la lucha para vender medicamentos se basa entre principios activos con patente y sin patente. Ten por seguro que las empresas farmacéuticas harán todo lo posible para desprestigiar los tratamientos que no les reporten beneficio. Su objetivo es maximizar beneficios, no curar pacientes, eso es secundario. De otra forma no subirían los precios a los enfermos con enfermedades raras hasta sacarles el último céntimo a los familiares.

    Con respecto al SIDA habría mucho que discutir, la hipótesis VIH-SIDA está aún por demostrar. Gallo tampoco aplicó los postulados de Koch y un síndrome de inmunodeficiencia adquirida puede generarse de muchas maneras, por ejemplo tomando drogas inmunosupresoras tanto lúdicas (mdma, heroína) como de tratamiento como el AZT que se ha vuelto a recomendar para tratar el covid. No creo que sea buena idea inmunosuprimir un organismo, podría permitir otras infecciones como las neumonías. La pandemia del SIDA aún está por explotar y ya tuvimos nuestra ración de miedo en su momento...que viene el coco!!

    Bertrand y al final de su vida Pasteur reconocían que la bacteria no es nada, el terreno lo es todo, haciendo referencia a que una misma bacteria como un neumococo o una pseudomona son oportunistas, conviven y se convierten en patógenas si el cuerpo(terreno) está debilitado.

    Los estudios in vitro en laboratorio son los que han utilizado para validar medicamentos y test de diagnostico que ahora nos venden para está plandemia

    Un par más de artículos sobre el zinc y el te verde

    https://www.zerohedge.com/news/2020-08-08/green-tea-zinc

    https://www.zerohedge.com/news/2020-08-05/hydroxychloroquine-and-coronavirus

    Un doctor alemán cuestionando la teoría oficial sobre el covid:

    https://www.facebook.com/1670795814/videos/10216057178696851/
  10. en respuesta a Latirus
    Fleischman
    Mirando en gúgel parece que los países asiáticos no son los mayores consumidores de té:

    Países consumidores de té
    Países consumidores de té


    https://www.teterum.es/magazine/que-paises-beben-mas-te/

    Además, una comparación entre países es complicada por otros factores de mayor influencia (por ejemplo, las medidas tomadas en Nueva Zelanda vs Suecia).

    Por otra parte, el hecho de que un estudio muestre los efectos de una molécula en laboratorio, no garantiza que comer / beber algo (té en este caso) sirva de mucho. Si tomar té sirviera para prevenir o curar el SIDA o el ébola, creo que lo sabríamos...

    Summary of known antiviral activity of EGCG
    Summary of known antiviral activity of EGCG


    (Que no digo que no haya que investigar más, sino que estos estudios hay que tomarlos con prudencia y no sacar conclusiones precipitadas.)
    1 recomendaciones
  11. en respuesta a Hispanofondista
    Fleischman
    Mi religión me prohíbe leer el País, pero ese estudio no concluye lo que dice el titular (como no podía ser de otra forma). Han buscado un titular sensacionalista a partir de un estudio que pasaba por allí.

    Resumiendo, grosso modo, atiborrarte de vitamina D no es equivalente a una vacuna, y no te va a ayudar si ya tienes un nivel suficiente (el "cuello de botella" del que hablan en el artículo).

    Lo que no quiere decir que aumentar los niveles de vitamina D no sirva de nada, si estos están bajos (lo cual no es raro en España, por mucho que seamos país de sol y playa).
    2 recomendaciones
  12. en respuesta a Knownuthing
    Fleischman
    Quizá habría sido mejor que el SARS-CoV-2 fuera mucho más letal. En ese caso se habrían tomado medidas adecuadas en lugar de compararlo con una gripe y tal (bueno, quizá no por nuestro gobierno, pero sí de otros). 

    Aunque esperemos que pasen muchos años antes de que tengamos que comprobarlo...
  13. en respuesta a Knownuthing
    Paaskinnen

     La figura 1B es incompatible con un origen en el mercado. 
    En esta figura se ve que el día 1 de diciembre de 2019 hay un caso de fuera del mercado, el día 10 tres casos, uno del mercado, y el día 15 dos casos, ambos del mercado. Luego hay un goteo de casos relacionados con el mercado y a partir del día 20, los casos del mercado son claramente predominantes. Entiendo que quieres decir que el primero de todos los casos corresponde a un supercontagiador que introduce al virus en el mercado, o que alguien del mercado se infecta de alguien de fuera y se convierte luego en un supercontagiador. ¿Pudo ser tal vez Connor Read, el profesor de inglés que presentó los primeros síntomas el 25 de noviembre de 2019 y acudió al Hospital Universitario de Zhongnan el 6 de diciembre aquejado de una neumonía?. Total, le llevó apenas unos veinte minutos llegar en taxi desde su apartamento. Si miramos el mapa de Wuhan, en ese tiempo se puede recorrer en taxi un área alrededor del citado Hospital dentro de la que está el mercado. ¿Es posible que Connor viviera cerca del mercado?¿Es posible que lo frecuentara?
    Reconozco que he leído el diario de Connor sin ninguna esperanza de encontrar este dato. Pero, al final, la perseverancia ha tenido su recompensa. En uno de los últimos párrafos, cuando ya la epidemia en la ciudad era más que un rumor, Connor escribe: "Maybe I caught the coronavirus at the fish market. It’s a great place to get food on a budget, a part of the real Wuhan that ordinary Chinese people use every day, and I regularly do my shopping there."
    No está mal como inicio de un thriller virológico.

     

  14. en respuesta a Hispanofondista
    Soynylo
    no es suficiente <> no sirve de nada
    3 recomendaciones
  15. Latirus
    La radicalización de las posturas en este asunto convierte prácticamente en herejía cualquier pensamiento disidente del mainstream. Si te atreves a manifestarte en contra del planteado por los medios con el contubernio de los políticos la respuesta de los acólitos es desmesurada. Esto es fascismo, intentar que todo el mundo piense igual y machacar al disidente.

    Como ocurre con esta reputada inmunóloga de Oxford, responsable del desarrollo de los primeros test de detección del covid, pero que ahora al respaldar la Great Barrington Declaration está siendo objeto de declaraciones de colegas que la insultan y desprestigian.

    https://www.dailymail.co.uk/debate/article-8899277/Professor-Sunetra-Gupta-reveals-crisis-ruthlessly-weaponised.html

    Ojalá en un futuro se depuren responsabilidades políticas por el daño que se está haciendo a la sociedad y a la economía con la respuesta a este coronavirus que intentan vendernos como una nueva enfermedad. Esto tiene todos los visos de acabar siendo otra excusa para poder vendernos vacunas, incrementar la deuda, aumentar el control sobre la población y hacer algún que otro pelotazo inmobiliario construyendo hospitales.

    Si la consecuencias penales fueran mayores para los responsables de este despropósito, quizá en el futuro se cuidarían de hacer cosas similares. Lamentablemente me temo que no será así y se volverán a ir "de rositas".

    Lástima que hayamos dejado de utilizar algunas máquinas simples.

     
    Le guillotine
    Le guillotine
     
  16. en respuesta a Hispanofondista
    Latirus
    Lo que se ha comprobado útil contra los coronavirus es el te verde complementado con zinc. En países asiáticos se ha comprobado una menor virulencia del virus y se ha vinculado con estudios al consumo de té verde, en los países que tenían una dieta deficitaria en zinc esta bajada de las infecciones no era tan acusada.

    https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7367004/
    2 recomendaciones
  17. Latirus
    Hola, soy una enfermera de un hospital de referencia de una ciudad de más de 2 millones de habitantes.

    Os quiero contar cómo se colapsa el sistema sanitario:

    En el hospital ingresan pacientes todos los días por muchos motivos... no ahora, desde siempre (la saturación de la sanidad pública en España es archiconocida).

    A todos esos pacientes que ingresan, cada uno con su dolencia se les hace la famosa pcr (que tiene una tasa de error de más del 20%) y si dan positivo pasan directamente a las salas “covid”. Allí, se les trata de su enfermedad pero hay que seguir todos los protocolos (aislamiento, EPIs...). 

    Esos pacientes, no están saturando el hospital, porque estarían ingresados de cualquier forma por su enfermedad como todos los años
    ... lo que colapsa el sistema es el tener que tratar como covid a una persona que por ejemplo ha ingresado con una apendicitis y que en 2 días se iría a su casa y ahora se queda ingresada más tiempo y además aislada, con la sobrecarga de trabajo que eso implica... 

    Al final, si se siguen haciendo pruebas a cascoporro TODOS los usuarios del sistema sanitario serán covid, y si se siguen manteniendo los protocolos demenciales que nadie sabe de donde han salido la sanidad pública evidentemente no tiene recursos para mantenerse... y se colapsa... y sale en las noticias... y el espectáculo continúa.

    Cuando oigamos las cifras de nosecuántos ingresados por covid, pensemos que esos pacientes iban a ingresar igualmente, como siempre, y cuando alguien nos diga que “hay que ser responsables para que no se saturen los hospitales” digámosle que los hospitales no los saturan los pacientes, los saturan los protocolos demenciales que se están aplicando y que nadie sabe de donde salen...
    4 recomendaciones
  18. en respuesta a Knownuthing
    Hispanofondista
    Hoy aparece en el País un artículo referente a los beneficios de la vitamina D para paliar los efectos del Covid-19, como tantas veces habías defendido.

    Sin embargo en ese artículo, que en general está mal escrito y planteado, como no podría ser de otra forma en un medio generalista, nos dicen que de ningún modo es suficiente tomar la vitamina D a través de suplementos o de la dieta, vamos que no nos serviría de nada ni nos ayudaría contra el virus.

    Me gustaría conocer tu opinión al respecto, gracias.
    1 recomendaciones
  19. en respuesta a Paaskinnen
    Knownuthing
    Con el SARS-CoV-1 (SARS) tuvimos suerte. Era tremendamente letal, pero todos los contagiados desarrollaban síntomas antes de volverse contagiosos, lo que permitió pararlo en seco.

    Con el SARS-CoV-2 también hemos tenido suerte. Es muy poco letal comparado con la SARS y la MERS. Si no, la hubiéramos cagado pero bien.

    Los primeros casos de COVID tuvieron lugar en la tercera o cuarta semana de noviembre según la genómica. El primer paciente del que se tienen datos tuvo síntomas el 1 de diciembre y no tenía conexión con el mercado de pescado de Wuhan. Tres pacientes mostraron síntomas el 10 de diciembre y solo uno tenía conexión con el mercado. De los 41 pacientes con COVID confirmados hasta el 2 de enero, 13 no tenían conexión con el mercado. Ello demuestra que el mercado no fue el foco original.
    Clinical features of patients infected with 2019 novel coronavirus in Wuhan, China
    La figura 1B es incompatible con un origen en el mercado.
    El mercado no era un mercado de animales vivos (wet market) sino un mercado de pescado (seafood market). Alguien lo llevó allí a principios de diciembre cuando ya había otros contagiados, y un supercontagiador en el mercado hizo el resto.
    Un galés que era profesor en Wuhan desarrolló síntomas el 25 de noviembre, y le confirmaron en enero que había sido COVID. Se le murió el gato de la misma enfermedad.
    https://www.dailymail.co.uk/news/article-8075633/First-British-victim-25-describes-coronavirus.html
    La postura oficial china es que no hubo casos antes de diciembre, porque les hace quedar mal que no dieran la alarma hasta el 30 de diciembre, pero se dice por ahí que su búsqueda del paciente cero les llevó hasta el 17 de noviembre, lo que coincidiría con la genómica.
    https://www.msn.com/en-us/news/world/the-first-covid-19-case-originated-on-november-17-according-to-chinese-officials-searching-for-patient-zero/ar-BB119fWJ

    Solo los chinos saben lo que pasó y no lo van a contar. Tras la identificación del SARS-CoV-2 se sacaron de la manga el Bat RaTG13 de una colección muy amplia de coronavirus que tienen y cuyas secuencias no las tiene nadie mas que ellos. Si hubiera evidencia de que en su colección estaba el SARS-CoV-2 o alguno muy parecido ya la habrán destruido. El RaTG13 es lo suficientemente distinto para que no haya dudas de que no viene de él, y le pasa la pelota a los murciélagos y pangolines. Muy conveniente.
    3 recomendaciones
  20. en respuesta a Knownuthing
    Paaskinnen
    Muchas gracias por tu comentario.

    Lo que he tratado de hacer es una revisión rápida de tipo comparativo entre los dos coronavirus, sus características generales y sus respectivas pandemias. Te agradezco haber podido utilizar un espacio en tu blog para aclararme un poco yo mísmo. Tan solo un par de precisiones.

    Los datos numéricos que he manejado son los oficiales. Tampoco sabemos si las cifras del SARS reflejan lo que pasó realmente hace años. Pero tienes razón en que la casusistica en la actual pandemia debe ser mucho mayor. Lo que califico como una cifra inasumible lo hago en el contexto de la mencionada comparación.

    Un apunte sobre el mercado. Me he mirado el tema bastante a fondo, dentro de mis posibilidades, y no he encontrado información fidedigna de que el mercado de Wuhan fuera un foco secundario, más allá de las declaraciones a la prensa que hizo el director del CDC chino, George Fu Gao, hacia mayo. Si el mercado, como dijo Gao, fue una víctima y no el orígen de la infección, habría que determinar dónde estuvo el foco primario. Es notorio el buen trabajo que hicieron en 2003 y la enorme incertidumbre que ha rodeado los primeros momentos de esta pandemia. Si se pretende combatir las tendencias conspirativas lo mejor es ir con la verdad por delante.

    Y otro apunte final en el mismo sentido sobre el coronavirus detectado en un murciélago de una cueva de Yunnan en 2013. Tras haberle dado muchas vueltas he alcanzado lo que creo son algunas certezas. Por resumir te diré que lo que sus descubridores hicieron fue un estudio genético de muestras fecales de ese animal en dos pasos. Hacia 2013 secuenciaron un fragmento del gen RpRd que subieron a las bases de datos como perteneciente a BtCoV/4991. Luego se desinteresaron del tema hasta 2018 en que decidieron ampliar la secuenciación, obtenidendo el genoma de lo que a primeros de enero presentan en Nature como Bt RaTG13. Este es el famoso virus que comparte una identidad genética del 96% con el Sars-CoV-2, la mayor encontrada hasta ahora. Así que BtCoV/4991 es un fragmento genómico minúsculo de Bt RaTG13 y ámbos son sólo eso: secuencias genéticas. No es un virus aislado y cultivado. O no lo es, al menos en principio. Pero tú sabes mejor que yo que, con las técnicas apropiadas, se puede sintetizar un RNA "de carne y hueso"  a partir de una secuencia "sobre el papel". 

    Un saludo.



     
    2 recomendaciones
48 recomendaciones
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar