¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Cambiando el mundo

Discusión de problemas y soluciones de actualidad económica mundial

Democracia en EUA: ¿Quién pone las reglas?

Acostumbrados a sentirse uno con los padres fundadores, existe entre los americanos el sentido de que desde el gobierno se trabaja para su bienestar. Esto es parcialmente cierto, pero eso se debe a que hay fuerzas que están obstruyendo a los políticos de EUA para que puedan lograrlo. El gobierno electo democráticamente no está poniendo las reglas.

Al analizar similitudes y rimas históricas, EUA parece estarse argentinizando, imitando la ruta de la Argentina de inicios del siglo XX.

Miro a Obama y sus grandes sueños de opción pública, que terminaron en un Obamacare que tuvo que reducir el tamaño de sus ambiciones y que es blanco de numerosas críticas.  Y lo curioso es que sus oponentes no reciben críticas.  Miro el trato hacia Hillary Clinton, a la que en una convención le gritaron "aplánchame la camisa".  Algo me dice que en EUA el gobierno no es el que gobierna.

Soberanía monetaria

En los EUA la Reserva Federal es el banco central que dicta política monetaria.  Los funcionarios de la Reserva Federal son elegidos por banqueros, quienes son los que dictan la política monetaria de los EUA.  Sin el poder para dictar política monetaria, el presidente de los EUA es sólo un líder municipal que comanda un ejército.

Claro, dirías que para eso está el Security and Exchange Comission (SEC), como ente regulador del poder ejecutivo, para regular a los bancos.  Lo cierto es que mientras la economía de los EUA se venía abajo, los funcionarios del SEC estaban vierno pornografía en la oficina (CNN: Report: SEC staffers watched porn as economy crashed).  ¿Les habrán pagado para hacerse los tontos o es que tenían un jefe muy liberal y permisivo?  Las acciones del SEC vinieron a toro pasado, cuando el dinero ya le fue succionado a los contribuyentes y los castigos fueron ínfimos (Addressing misconduct that led to or arose from the financial crisis).

Y aunque se supone que la Reserva Federal tiene un mandato de mantener el empleo, lo que han hecho ha sido simplemente regalar dinero a los bancos de muchas maneras:

  • Imprimir dinero y comprar activos tóxicos/activos problemáticos/activos inmobiliarios, que es en esencia cambiarle a los bancos un faltante de dinero por dinero.  Y como la Reserva Federal imprime dinero, entonces lo que le falte al banco, lo imprime y lo regala.
  • Prestar dinero a los bancos usando como colateral (garantía) el dinero que la Reserva Federal le acaba de prestar.  Bajo las reglas existentes, el banco podía pedir prestado a la Reserva Federal el mismo dinero 50 veces.  

Salud y Educación

Obama podrá ser muy criticado, pero en su rol de presidente municipal, fue el que nos hizo ver la crisis del sistema de salud, y del sistema educativo.  Gracias a la Casa Blanca, en el gobierno de Obama, nos enteramos de aquello que nos contaron y que fue sumarizado en la antología del post Medicina privada: ¿Que se mueran los pobres.

Antes de Obama era imposible encontrar información sobre crisis de salud o educación en medios, y lo que había descalificaba las críticas.  Habían sido excelentes para ocultar los problemas.  Y el mérito de Obama es el rol autocrítico que jugó, porque sin saber que hay un problema, no se puede arreglar.

Obama quería una opción pública de salud, como el NHS de Reino Unido, pero no pudo pasar esa iniciativa.  De hecho desde hace unos 100 años que los presidentes de los EUA han estado tratando de pasar una ley que desprivatice la salud.  

En Costa Rica en 1941 se instituye el sistema de salud pública, la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), y el antes y después es dramático.  Antes de la CCSS la gente se moría a los 40 años, y al llegar a los 35 ya estaban muy enfermos.  Hoy la esperanza de vida supera los 75 años.

Entonces, lo único que quedaba era el Obamacare, que no era un sistema de salud público, sino un subsidio estatal, pagado a empresas privadas que curan gente.  Si el costo del Obamacare se dispara, eso es por irresponsabilidad y avaricia de los entes privados prestadores de servicios, pero lo tratan de poner como si fuese u exceso del gobierno y no de las empresas.

Poco margen de acción

Miras una conducta en polìticos:

  • Miras a Angela Merkel, mirabas que hablaba de "la extorsión de los mercados" y finalmente se puso del lado de los mercados.  
  • Miras a Hillary Clinton que tuvo que cambiar de idea sobre `proyectos en materia de salud.
  • Ves a Obama teniendo que postergar su opción de salud pública.  Miras a un Eisenhower diciéndonos que la industria armamentista ganaba mucho poder en el país.
  • Miramos cómo todos los presidentes de EUA desde hace 100 años han tenido que echarse atrás al querer poner salud pública como en Reino Unido.  Algo los está deteniendo.
  • Miramos a Nixon que no quería bandazos monetarios sino todo gradual, y quiso restringir la masa monetaria, lo que lógicamente debió empujar control de la inflación, pero ocurre todo lo contrario.  ¿Quién inundó las calles con dinero?  Nixon fue un presidente muy destacado en tanto la seguridad social mejoró mucho, y a él se le debe el Occupational Safety and Health Administration (OSHA), Environmental Protection Agency (EPA), National Oceanic and Atmospheric Administration (NOAA) y el Clean Air Act.  (Richard Nixon: Domestic Affairs) Y luego de todo, le arman el Watergate.  A alguien debió molestarle que hiciera lo que hizo.  ¿Será que la seguridad social molestó a alguien?
  • Miramos a Franklin D. Roosevelt quien sobrevive a un atentado por parte de fascistas que no estaban de acuerdo con el New Deal.
  • Vemos a Alfredo González Flores, presidente de Costa Rica de 1914 a 1917, quien puso el primer banco público en Costa Rica, algo que enojó mucho a los banqueros, y en 1917 es objeto de un golpe de estado.  Gonzalez decía que "el que controla el dinero, controla el poder, y el poder es una facultad del gobierno"

Es como si los políticos cambiaran justo en el momento anterior a recibir un golpe de estado de un poder oculto. Nixon y González no se detuvieron y no llegaron a buen término político.  Todo indica que hay fuerzas que impiden gobernar.  También tenemos varios casos que nos ponen a pensar:

  • Mohamar Gadafi es derrocado luego de querer nacionalizar el petróleo de empresas europeas.
  • Saddam Hussein es derrocado y muerto tras la segunda guerra del golfo luego de querer pasar su petróleo de petrodólares a eurodólares.  No fue sino hasta después que los bancos americanos lograron colocar exfuncionarios de bancos americanos en puestos claves del BCE, con lo cual controlan el 75% de la economía mundial.
  • Existen teorías de conspiración que apuntan a que Lincoln y Kennedy habrían querido imponer iniciativas que no eran del agrado de los banqueros.
  • En Venezuela vemos el primer gobierno de Carlos Andrés Perez que fue abundante en obra social.  En su segundo mandato se vio obligado a someterse al FMI, y hubo hambre en venezuela, además de que gracias al FMI, floreció Hugo Chávez y el chavismo.  Queda claro que el presidente ya no mandaba, porque lo que el FMI le pidió a venezuela, se lo pidió a Argentina y a Somalia, y en todos los casos hubo recesión y hambre al punto de morir niños desnutridos esqueléticos.  Queda claro que la gobernanza del gobierno fue sometida por el banco.
  • Incluso la persistente Cristina Fernández tuvo que ceder ante las presiones de los fondos buitre.
  • Yanis Varoufakis quien se plantó, tuvo que ceder a la presión del FMI, el BCE y el EFSF que eran acreedores.  No había amigos en Europa que le apoyaran.  Todos eran enemigos.
  • Como caso excepcional tenemos a Rafael Correa, quien le ganó a los financieros en su propio juego. Correa dijo que iba a pagar menos deuda con el dinero del petróleo y le tiraron abajo los bonos, y Correa los recompró e hizo desaparecer deuda a precio de ganga.  Tuvo una recepción hostil en medios de EUA controlados por grandes conglomerados.  Pasaron a un estado de guerra fría, en lugar de aplastamiento financiero abierto como el de Argentina, Venezuela o Somalia.

Luego de observar patrones, vemos que normalmente los acreedores alineados con determinado bando geopolítico suelen actuar como emisarios.  Y las reglas ya no las pone el gobierno soberano, sino un ente externo.

En el caso de EUA, China, Arabia Saudita y Japón, son acreedores importantes, y vemos cómo es que a pesar de las diferencias, no suele haber tanta intervención hacia los acreedores.  Moraleja, si quieres independencia, conviértete en acreedor, y no en deudor.

El problema en los EUA es que el college convierte en deudores a los jóvenes, de modo que lo mejor es irse a otro país a sacar el equivalente del College.  Quedará menos endeudado.  Sólo es cosa de validar equivalencias de acuerdo con las leyes de EUA.

Ideas atrasadas

Miramos a Noam Chomsky, y sus ideas son un poco atrasadas, como la noticia de la semana pasada, y aparte de descriptivo, no tiene mucho de propuesta.  Imagino que la razón por la que su nombre causa tanto revuelo es porque dice cosas que ofenden hipersensibilidades y egos que no soportan la crítica.  Pero igualmente sus aportes no parecen tan valiosos, porque habla de cosas a toro pasado.  Llama la atención que se diga que es de izquierda, porque parece bastante seguidor del capitalismo, como Jim Rogers.

Noam Chomsky habría sido de vanguardia si le hubiesen escuchado hace 10 años.  Pero ya no.

Un gobierno con poder minimalista

Lo que si queda claro es que la democracia se circunscribe a elegir a un funcionario municipal, que probablemente no va a poder hacer mucho por los ciudadanos, porque sin la facultad de gobernar la política monetaria no va a poder manejar al país.

Al final, si el presidente y el gobierno municipal no pone las reglas, alguien más lo hace, y así el futuro parece depender de esas personas que no fueron electas por votación.  Aunque claro, lo que pase en los EUA es tarea de los ciudadanos de EUA, y nadie más.

Lo que me alegra de ver que el gobierno de EUA realmente no gobierna tanto, es que lo poco que gobierna parece ir dirigido hacia el bienestar ciudadano.  Pero hay quienes no piensan así, y presionan a los presidentes a hacer lo que no quieren.  Y esa es la parte que no me alegra.

Para que haya abuso, debe haber silencio. Me pregunto si habrá algún presidente que, aparte de Merkel que habló de "extorsión de los mercados" de la misma manera en que en la antigua URSS se hablaba de "el clima para decir" las verdades que no podían decirse, habrá algún presidente que se atreva a ponerle el cascabel al gato.

Algo me queda claro.  Los políticos reconocidos ni siquiera son respetados, como Hillary Clinton a la que en convenciones alguien le dijo "aplánchame la camisa" o Sarah Palin para la cual abundaban los comentarios mediáticos sobre ella como objeto "sexual".  Miro a los medios preguntando a Laura Chinchilla "cuando usted se baña, ¿piensa en los problemas del país?" y me pregunto si harían lo mismo con los banqueros más adinerados o con los dueños de conglomerados financieros internacionales.  

Detrás del alivio de saber que hay políticos en los EUA que sí se preocupan por los americanos, como Obama o Hillary, o incluso la senadora Elizabeth Warren, me queda el desconsuelo de saber que los presidentes son sólo la fachada de otras gentes que son los que gobiernan en realidad, y ponen las reglas, y empujan leyes para su beneficio, como en la Argentina de los 1990 o la de inicios de siglo.  Y eso me entristece un poco.

Me entristece la cantidad minimalista del poder del gobierno para gobernar un país.

Miro a los americanos económicamente "argentinizados", y me entristece un poco, porque me hace pensar que el siglo XXI se parecerá al siglo XX de la Argentina, un país que tuvo poca manufactura, desempleo, turbulencia social y dictaduras.

  1. #1

    dilbert

    "Detrás del alivio de saber que hay políticos en los EUA que sí se preocupan por los americanos, como Obama o Hillary, o incluso la senadora Elizabeth Warren...". LOL

  2. #2

    Comstar

    en respuesta a dilbert
    Ver mensaje de dilbert

    Una opción de salud pública es buena para la gente, pero no es exactamente popular. Y ese es un mérito de Obama.

    Desde 2006 Elizabeth Warren venía advirtiendo el problema de desempleo en los EUA. Nadie le escuchó. Venía advirtiendo que los costos del seguro de salud ya alcanzaban el monto de las hipotecas, algo que cualquiera puede ver como ineficiencia privada extrema.

    Miras a Warren advirtiendo los abusos bancarios sobre tarjetahabientes. En julio 2008 le cobraban intereses de 50% a los tarjetahabientes y había muchas prácticas abusivas. No fue sino hasta octubre en que la Reserva Federal se dignó a frenar algunas pocas prácticas abusivas.

    Por supuesto, la idea de que haya políticos que tratan de mejorar la condición ciudadana no es algo que se entienda mucho en España, donde el pillaje político y el oportunismo y servilismo hacia entes extranjeros e intereses sectoriales ha prevalecido. Y por eso entiendo tu "LOL" (laughing on loud).

Autor del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar