En la bolsa de valores se dan ciertas repeticiones. A diferencia de las leyes de la naturaleza, éstas no aplican todos los días, todas las semanas o todos los meses. Pero, a largo plazo, existen patrones recurrentes que los traders pueden utilizar de forma regular.

Por ejemplo, se puede demostrar claramente que se pueden obtener rendimientos diferentes tras días diferentes de negociación. Es precisamente este efecto estadístico el que explota la estrategia del Lunes Loco.



André Stagge trabajó durante 10 años como gestor de carteras y generó más de 500 millones de euros de beneficios para sus clientes. Es un trader certificado del Eurex, técnico financiero certificado ( CFTe ) y analista financiero colegiado (CFA). [email protected]; www.andre-stagge.de

Muchos inversores están familiarizados con los efectos estacionales clásicos del mercado de valores. Los cuales incluyen la estrategia de Halloween, el rally de fin de año o el efecto de enero. Estas estacionalidades son muy útiles a la hora de tomar decisiones de trading a más largo plazo o gestionar la exposición al mercado de valores. 

Sin embargo, con estas estacionalidades clásicas se generan pocas señales u oportunidades de trading debido a que son una referencia estacional fija. Por lo tanto, las estacionalidades a corto plazo podrían resultar más interesantes para los traders. Un ejemplo es el efecto de cambio de mes, que es estadísticamente rentable en la mayoría de los cambios de mes. 

Pero aún hay plazos más cortos: como las estacionalidades que también pueden ocurrir dentro de una misma semana de negociación.

El efecto de día de la semana


La estrategia “Lunes loco" utiliza un efecto estadístico de día de la semana. El análisis del autor de 5739 precios de cierre del S&P 500 y Nasdaq-100 entre enero de 1999 y diciembre de 2020 produjo los rendimientos históricos que se muestran en la Tabla 1.

Por lo tanto, si hubiéramos comprado el S&P 500 al precio de cierre todos los viernes por la noche desde 1999, y cerrado el lunes por la noche, $ 100 se habrían convertido en unos $ 94,45 el 31 de diciembre de 2020, es decir, una pérdida de $ 5,55 (Tabla 1).

Y teniendo en cuenta que aún no hemos tenido en cuenta en este análisis los costes de transacción. Por ello habría sido mucho más rentable haber invertido en el Nasdaq-100 al precio de cierre del martes por la noche cerrando el miércoles por la noche. Aquí, empleando el mismo capital se habría generado 264,88 dólares.


Como podrá comprobar el retorno habría sido mejor invirtiendo de miércoles a jueves.

La estrategia


En general, podemos ver que, en el pasado, el mayor rendimiento se obtenía entre el precio de cierre del lunes y el precio de cierre del jueves. El resto del tiempo, no se ganó nada en los índices bursátiles estadounidenses examinados; es decir, durante el viernes, durante el fin de semana y también el mismo lunes.

La idea de capitalizar los movimientos del mercado de valores durante la semana en lugar de los fines de semana es claramente rentable incluso después de tener en cuenta los costes de transacción y justifica el tiempo invertido.

A través de la inversión centrada en los días martes, miércoles y jueves, se podría lograr un rendimiento mucho mayor tanto en el S&P 500 como en el Nasdaq-100 que con una inversión centrada desde el jueves por la noche hasta el lunes por la noche. Además del mayor rendimiento, la estrategia también tenía un riesgo menor.

Por supuesto, el análisis estadístico que hemos presentado y la estrategia de trading simple basada en él, son solo un primer paso. Los traders ahora podrán utilizar más instrumentos y filtros para mejorar aún más el rendimiento o reducir aún más el riesgo.

¿Qué explicaciones hay?


¿Cómo explicar realmente que los rendimientos sean más altos durante la semana que durante el fin de semana? Una consideración es que los participantes del mercado no tienen la oportunidad de responder a las malas noticias los fines de semana. En cambio, los mercados abren a un nivel más bajo el lunes cuando se han dado eventos negativos durante el fin de semana.


No es posible protegerse con un límite de pérdidas porque no hay operaciones durante el fin de semana. A los inversores institucionales no les gustan los riesgos y, por lo tanto, tienden a protegerse. Por tanto, el viernes suelen vender las posiciones de riesgo y añadir coberturas a sus carteras. Durante los últimos años, esta tendencia se ha visto acelerada por una regulación más estricta.

Los traders institucionales tienen que adherirse a pautas claras y la regulación requiere que no mantengan grandes posiciones de riesgo durante la noche o durante el fin de semana. Un indicio de ello es el aumento significativo de los rendimientos nocturnos durante los últimos meses. Otra explicación es la idea de que los traders quieran descansar los fines de semana.

Su tiempo libre lo usarían para ponerse al día en las noticias y comenzar de nuevo sus análisis al lunes siguiente. De esta manera, no temerán los posibles riesgos el fin de semana ya que no tendrán posiciones durante el fin de semana.

Y, en general, tiene sentido que los participantes del mercado, que tienden a ser más reacios al riesgo, eviten riesgos que son difíciles de calcular.

Rendimiento de los días de la semana como indicador de la bolsa


El resultado de nuestras regresiones históricas es una cosa, pero conocer que esta simple anomalía no haya funcionado recientemente tan bien es otra. 

Por ejemplo, los rendimientos del lunes en particular se han situado de forma persistente y significativamente por encima de su valor histórico esperado en los últimos meses.
 
En términos de un indicador, eso también podría darnos pistas sobre el estado del mercado de valores. 

La última vez que tuvimos una divergencia similar fue en 1999 y 2000, cuando el rendimiento durante el fin de semana y el lunes también fue significativamente mejor que entre el martes y el jueves. Es interesante notar que el comportamiento inusual actual ha estado vigente desde el 17 de marzo de 2020. 

Desde entonces, el lunes que era un día históricamente impopular ha avanzado hasta convertirse, con mucho, en el mejor día de negociación. Los operadores que deliberadamente tomaron su riesgo y mantuvieron posiciones largas especulativas durante el fin de semana obtuvieron beneficios ​​(ver Tabla 2). Por lo tanto, aparentemente hubo muchos compradores que apostaron por la subida de precios hasta las 10 pm hora alemana del lunes por la noche. Además del alto rendimiento desde marzo de 2020, la baja volatilidad de los lunes fue sorprendente.

 Por el contrario, los viernes han seguido siendo un día de precios bastante bajos desde marzo de 2020, debido posiblemente a la recogida de ganancias o a la cobertura realizada por parte de los participantes del mercado institucional.


Interpretación actual


La interpretación personal del autor del cambio del efecto lunes loco es que no tenemos un cambio de paradigma entre los inversores profesionales. Además del viernes, a medio y largo plazo, el lunes debería ser otro día de negociación difícil.

La desviación observada más recientemente, con precios que subieron significativamente el lunes, probablemente se deba a los muchos nuevos traders que han invertido a través de posiciones apalancadas y con una alta utilización de márgenes durante el fin de semana y el lunes. Ya se pudo observar un comportamiento muy similar entre 1999 y 2000.

En ese momento, los riesgos ya no eran el foco de los traders e inversores sino en los posibles beneficios. Quizás ahora estemos en la misma situación. Los precios de la bolsa de valores han aumentado significativamente desde marzo de 2020, reportando los lunes, en particular, en el Nasdaq-100, altas ganancias.


Conclusión


A largo plazo, se puede demostrar que se pueden obtener rendimientos significativos en el mercado estadounidense usando el precio de cierre del lunes y el precio de cierre del jueves. Por otra parte, el resto del tiempo no se ganó nada en los índices bursátiles examinados. 

Desde marzo de 2020, el día lunes, que anteriormente era negativo, se volvió inesperadamente rentable. Es difícil decir cuánto durará este fenómeno, pero la euforia del lunes probablemente no durará mucho. Por lo tanto, ahora mismo volver al "Lunes loco" podría ser un buen indicador de una disminución general del apetito por el riesgo.


¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar