¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog El blog de Echevarri
O lo que se me ocurre sobre el mundo financiero

Comentarios a los 10 consejos financieros para emprendedores de Jesús Encinar

Los que me leéis de hace tiempo sabréis que he sido crítico con Idealista respecto a determinados criterios de gestión (que me da la sensación de que, a las duras o maduras, están cambiando). Más allá de esas discrepancias, no oculto mi admiración por el espíritu emprendedor de Jesús Encinar, CEO de la misma, y evidentemente tengo su blog en mi Reader.
Precisamente a través del mismo llego a un post muy interesante titulado 10 consejos sobre finanzas para emprendedores. Me han parecido muy interesantes, y aunque ya he dedicado en alguna otra ocasión algun post a este tema, creo que nunca esta de más, especialmente en estos días. Por ello, me vais a permitir que escriba un post comentando y ampliando dichos consejos, adaptándolos a la realidad que yo conozco y desde mi experiencia personal y profesional. Espero no aburriros y que no se limite a un copia-pega. Ahí va.
1. Una start-up va por lo general más despacio de lo que se esperaba. Los ingresos tienden a retrasarse mientras que los gastos siempre son mayores de lo que se había calculado. Haz tus cálculos con un gran margen de maniobra para evitarte sorpresas desagradables.
Cierto. En general se suele recomendar establecer distintos escenarios, distintas previsiones financieras de la marcha del negocio. Una neutral, una optimista, y una pesimista. Mi consejo es que después de de fijar la pesimista, quitéis la optimista y convirtáis la neutral en la optimista y hagáis una nueva pesimista. Un buen gestor debe tener las menores sorpresas posibles. El azar existe, pero debemos limitar su impacto en nuestra organización y tener preparadas respuestas para dichas contingencias.
2. Una empresa en crecimiento puede tener un gran hambre de liquidez para financiar el crecimiento. WalMart fue durante años una empresa en crecimiento con flujos de caja negativos (para financiar el crecimiento). No dejes que el crecimiento te deje sin liquidez por sorpresa. Por muy bien que te vaya no puedes quedarte sin dinero en caja.
Mucho más importante de lo que parece. La gente confunde la marcha economica de la empresa con la marcha financiera de la misma. La marcha económica es la contenida en la cuenta de resultados (como se vende y se hace caja). La marcha financiera es la que refleja el Balance (como los pasivos soportan los activos). evidentemente están interrrelacionadas, y si una empresa va mal económicamente, por muy bien que esté financieramente acaba necesitando inyecciones de capital. Y al revés, ya puede ir muy bien una empresa economicamente, que si tiene una estructura financiera débil, eso, tarde o temprano repercute en la posibilidades económicas de la empresa.
Lo curioso es que los no versados en temas financieros,, entienden que hay un problema , y gordo si las ventas son escasas. Es evidente que ello posiblemente degenere en perdidas, crisis, etc. Sin embargo, es más difícil que sean capaces de ver que una empresa que crece, que vende cada vez más, y más, y más, puede tener serios problemas financieros que le lleven a morir de exito. Ya no es solo que necesite financiar nuevas inversiones en activos fijos, es que financiar el activo circulante, las ventas, dados los periodos medios de pago habituales requerirá cada vez más recursos. Y esos los ponemos nosotros (socios) o los pondrá un banco (financiación). Por tanto, el crecimiento no nos liberará, salvo esos fantásticos negocios en lo que lo cobras todo antes de tener que pagar nada, de las tensiones financieeras. Es más que posible que las incrementen. Eso si, prefiero estar con esos problemas que con los derivados de cifras de ventas paupérrimas.
3. Si necesitas financiación externa que aporte capital, busca inversores profesionales y fondos de inversión. Es mucho mejor tener inversores externos profesionales que particulares.
Tengo la sensación de que Jesús pone aquí la proa al famoso pool de inversores llamado las 4 Fs en inglés: Amigos, familia, locos y fundadores. Me temo, que al menos inicialmente en España, y sobre todo en proyectos normalitos, seguirá siendo algo muy habitual.
Al respecto yo diría que comparto la visión de Jesús. Por muy duros que nos parezcan, por muy exigentes,por mucho miedo que puedan darnos, creo que son mejores los socios profesionales que esos otros. En primer lugar debido a que nos mejoraran al tener que tratar con ellos y cubrirnos las espaldas. Como ya sabemos, la competencia, el peligro, el contrincante, nos hace más fuerte (aparte de aportar un knowhow que los no profesionales no tienen). Y en segundo lugar son más previsibles que los socios no profesionales, lo cual supone un menor riesgo. No estaremos, teóricamente, sujetos a mil y un avatares que no podemos controlar. El escenario es más "regular".
Y, por supuesto, nunca hemos de considerar que un Banco que nos da unas lineas de financiación es un socio financiero, ni para bien, ni para mal. Es un proveedor, que nos pedirá mucho menos desde el punto de vista de retorno y de control de la inversion, pero mucho más desde el punto de vista de garantias.
4. Contrata un auditor y audita tu empresa todos los años. Por muy pequeño que sea tu negocio, la disciplina de la auditoría anual disciplina a todo el equipo de contabilidad.
Como le señalan en el post a Jesús (os recomiendo la lectura de los comentarios) echa para atrás su coste. Yo añado que no solo el coste expreso, si no la parálisis en que puede sumir a la empresa, los miedos, etc. Sin embargo, yo también creo que no hay más remedio. Y si no queremos/podemos gastar ese dinero, deberemos ejercer una labor de auditoría interna. Si no, cuando detectemos los problemas será demasiado tarde. Y creedme que esto funciona con las pymes las primeras. ¡Cuántas de ellas han quebrado por un profesional al que se la ha ido la chaveta!
5. No hay nada malo con tener el dinero ganado en la caja de la empresa. Microsoft pasó décadas sin pagar dividendos y acumulando liquidez para expansión. El dinero en la caja te da capacidad de crecimiento.
Ejem, pues depende. Es posible que haya otros socios que no estén de acuerdo, que consideres que estas malgastando los recursos y que obtendrían mejores rentabilidades en otras inversiones. Por tanto, si bien estoy con Jesús en que tener liquidez, la pistola cargada nos puede servir ya no solo para acometer compras de rivales interesantes si no aprovecharnos de ofertas puntuales de proveedores con descuentos por pronto pago, ojo con que no estemos subrrentabilizando nuestros recursos. Liquidez si, si sabemos para qué. Si no, ojo.
6. Controla el plazo de pago de tus clientes y no dudes en llamar en cuanto vence el plazo todas las veces que sea necesario. Muchas empresas pagan primero a los más insistentes.
Cierto, hay que estudiar previamente a los clientes, controlar los periodos de pago (ojo con los expertos en vacilar) y cobrar las facturas. Y si, se suele pagar al que más da la lata, y añado que también a aquel que lo tiene todo mejor atado (documentación, garantías, etc...). Y eso es un mundo.
7. Clientes son los que pagan. Si alguien consume tus servicios y no te paga, no es un cliente, es un lastre de tu negocio. Líbrate de los lastres lo antes posible.
Totalmente de acuerdo. Yo sería más fundamentalista aún que Jesús. Cliente es el que es rentable. En un plazo de tiempo dado, en una cantidad que nos fijemos como objetivos, pero aquel que no nos hace ganar dinero será otra cosa, pero no un cliente.
8. Desde un comienzo tienes que tener claro que quieres hacer con la compañía a largo plazo porque tus decisiones financieras y tus operaciones son muy distintas según quieras a) vender a un tercero, b) salir a bolsa o c) mantener el negocio que estás montando. Si quieres dejar tu empresa "a los hijos de tus hijos" no busques capital riesgo, por ejemplo.
Muy cierto. La estructura financiera de la empresa (fondos propios, financiación bancaria, de proveedores, etc...) no puede improvisarse. Viene a ser como nuestra musculatura. Debemos trabajarla con un fin concreto. Jesús nos habla del destino de la empresa, y de no asumir financiaciones contradictorias, pero también podríamos pensar que para entrar en determinados tipos de negocio necesitamos determinado tipo de financiación, que para asumir determinada política de ventas otro tanto, que...y si no la tenemos, mejor no hacerlo.
9. Un error habitual del emprendedor es pensar “necesito el dinero dentro de 2 años, lo buscaré dentro de 12 meses”. Los inversores tienen sus propios planes y calendarios. Obtén el dinero cuando los inversores/compradores estén dispuestos a invertir o se ajuste a su estrategia y no cuando tú lo necesitas.
Cierto. Y no halaría solo de inversores, también de bancos. Debemos conseguir los recursos no justo cuando los necesitemos, si no cuando sea el momento más oportuno para ello. Me explico. Ahora mismo, obtener determinado tipo de productos financieros es complicado. Aquel que se haya financiado muy a corto plazo, incluso siguiendo la ortodoxia financiera de que el corto se financia con corto, y no con largo, puede encontrarse pillado. Debemos reforzar nuestro fondo de maniobra en aquellos momentos de bonanza que nos permitan arrancar mejores condiciones financieras. Ejemplos: contratar una póliza de crédito circulante (de las que no soy muy amigo) a 3 o 4 años hace dos, por ejemplo (hoy suerte tendremos si la conseguimos a uno). Otro ejemplo: Poner el préstamo a 15 años en vez de a 10, aunque nuestro plan de amortizaciones sea a esos 10. Si podemos lo cumpliremos con amortizaciones anticipadas, y si no, nos habremos pillado los dedos.
10. Se duerme más tranquilo cuando no tienes deudas. Procura endeudarte lo menos posible.
En general si, pero relaciono este punto con el 9 y con el 2, y quizás con el concepto de "tener crédito". Es mejor abrir las lineas que necesitemos en épocas de bonanza, aunque vayas sobrado y no disponer del dinero, aunque tenga un coste, que intentar conseguir financiación en épocas malas. Insisto que todo ello con criterio.
Espero que a alguien le valgan de algo estos consejos. Por mi parte, añadire uno más, un bonus track. Una empresa debe trabajar como minimo con 2 bancos y como maximo con aquel número que optimice su capacidad de negociación en base a la cesión de negocio/riesgo.
  1. #1

    W. Petersen

    Perfecto, Echevarri, me voy a permitir la libertad de anotar unos apuntes concretos, si bien y de forma general ya están contenidos en tu post.

    • Una falta de liquidez, no tiene porque corresponder a una falta de solvencia, pero puede ser un comienzo para llegar a ella.

    • Un elevado patrimonio no supone que obtendrás más crédito, del patrimonio no se come, o se come solo durante un tiempo, a excepción de que tu negocio sea la explotación de patrimonio (tipo empresas de alquileres) de lo que come es de los ingresos estables y recurrentes, tus proveedores quieren cobrar, no tienen interés en quedarse con tu patrimonio.

    • Los resultados atípicos y especulativos pueden redondear tu cuenta de resultados, si son la base de ella, tienes un problema a grave, con crisis o sin ella (bueno con crisis problema doble).

    • Las crisis son una fuente de oportunidades para hacer operaciones buenas y/o adquisiciones, pero estas no una base para tu negocio, y ten presente que en adquisiciones de oportunidad la otra parte lo pasa mal, haz el máximo negocio respetando la ética, joder al vecino o al vendedor es un mal negocio, incluso para ti.

    • Un año de pérdidas no es un síntoma de posibles problemas, si estas no son recurrentes y corresponden a un escenario concreto.

    • Si operas con pólizas, y hay negocios en los que es necesario, y pienso en una sociedad del grupo donde trabajo que el plazo de cobro es bastante corto 30 días (y el de pago es entre 8 y 20 días), ten más limite del que realmente precises, por un mero tema de “seguridad moral” ante imprevistos, pagaras algún gasto bancario de más como comisión de apertura o comisión por no disposición ¿pero la tranquilidad económica no tiene un precio?.

    • Las inversiones se financian a largo plazo, no se financiación con circulante, ni con pólizas a 12 meses, hay que intentar cuadrar los periodos de maduración de las inversiones con los plazos de financiación.

    • A lo morosos no les engañes, si les dices que dentro de 10 días llevas el expediente al juzgado, o haces la denuncia de insolvencia a tu compañía de seguro de crédito, el día 11 les mandas una carta con la copia del registro de entrada del juzgado, o de entrada del expediente en la compañía , si amenazas en balde tu palabra no vale nada. Intenta negociar acuerdos de aplazamientos a tus deudores si ves posibilidades de cobro y de no perder garantías, sé que no es una ciencia exacta, entonces analiza el tema antes de tomar la decisión, un mal acuerdo es siempre mejor que un buen juicio, pero exige un primer pago parcial para ver que hay voluntad de cumplimiento.

    • En estos momentos de crisis, si dispones de fincabilidad no estratégica, crees que su liquides debe mejorar para tu mayor tranquilidad económica, y tienes la posibilidad, renuncia a unas plusvalías mayores, hoy es básico hacer caja.

    Bueno, en fin …… podríamos seguir con recomendaciones de estas, y todas tienen una cosa que las iguala y es simple y llanamente la aplicación del sentido común.

  2. #2

    Anonimo

    Veo que los consejos se centran en los aspectos económicos y financieros de la empresa.
    También creo que todo emprendedor debería hacerse un análisis personal o un "examen" personal (ahora que está de moda, podríamos decir que cada uno debe pasar su "stress test").
    Deberíamos preguntarnos muchas cosas:
    ¿Tendré paciencia en ver qué los resultados esperados no llegan?
    ¿Podré trabajar bajo la incertidumbre que conlleva emprender y bajo la presión que enjercerán sobre mí la competencia?
    ¿Estoy dispuesto a trabajar muchas horas sin que nadie me asegure el existo?

    No se, se me ocurren muchas más. En definitiva, creo que debemos ser coherentes y consecuentes todos con lo que significa emprender, y si creemos que tenemos a un "verdadero emprendedor" dentro de nosotros, animarse sin ningún tipo de miedo y "lanzarse" al mercado.

  3. #3

    Echevarri

    Estupenda aportación Xavier, especialmente el tema de los morosos (muy recomendable el post de Remo), y la referencia a la necesidd de hacer liquidos los activos no estrategicos. (yo diría que es so o sacarlos del balance de la empresa, a una patrimonial o similar) Es curioso, pero no nos acaba de entraren la cabeza que los mejores balances son los pequeños, que permiten altas tasas de rotación, y los más liquidos. No hay más que comparar un balance español y uno americano para saber de que va cada uno.

    Juanst, si, dada la orientación del blog y el propio post de Jesús lo he limitado a temas financieros. Si, lo del stress test es condición sie qua non

  4. #4

    Gallardo

    Me ha gustado tanto tu entrada y los comentarios que me he decidido a hacer algo parecido pero enfocado al trading en vez de a los fundamentales.
    Enhorabuena, gracias y un saludo cordial.

Autor del blog

  • Echevarri

    Usuario de Rankia desde sus inicios. Su blog está considerado uno de los más representativos de Rankia.

Envía tu consulta

Sitios que sigo

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar