¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Doing Simple - Fundamental & Macro Analysis

Situación de Mercado - Resumen semana 11-15 de febrero

Los mercados de riesgo capitalizan la cercanía de un posible acuerdo comercial entre China y USA en una economía global que logra estabilizar la desaceleración.

Asia:

Tras el fin de la celebración del año nuevo chino hemos vuelto a tener referencias del país. Cabe destacar la publicación de su balanza comercial que arrojó un superávit de 39,16B$ descendiendo desde los 57,06B$, con un aumento de las exportaciones de 9,1% y descenso de las importaciones en -1,5%. Si bien el dato es positivo por el aumento de las exportaciones, tenemos que considerar que agentes económicos pueden haber adelantado la compra de productos chinos para evitar el parón de la celebración del año chino, por tanto, estaremos pendientes de la próxima actualización de la balanza para confirmar que la tendencia de incremento de exportaciones se mantiene.

Por otro lado, Japón divulgó el PIB trimestral que logró evitar la recesión técnica al situarse en el 0,3% desde el -0,7% previo y el 0,4% esperado. Además, supimos que el índice de actividad del sector servicios bajo al -0,3% desde el -0,1% previsto y -0,4% anterior.

Europa:

Dentro de la situación de enfriamiento económico esperada, hemos tenido unos datos contenidos, albergando la esperanza de que puedan empezar a repuntar.

Entre los datos destacados de Reino Unido tenemos el PIB trimestral que quedó en 0,2% bajando del 0,3% previsto, pero sin entrar en contracción. Sin embargo, los datos de producción industrial y manufacturera descendieron un -0,5% y un -0,7% respectivamente. Desde el lado positivo podemos destacar el excelente repunte de las ventas minoristas de un 1% desde el -0,7% anterior, cuando se esperaba una subida de un 0,2%.

Pero si hubo un dato que estuvo en todas las agendas de los operadores fue el PIB alemán. Todos contenían la respiración ante la publicación de un PIB trimestral negativo, que habría supuesto la entrada en recesión técnica de la locomotora de Europa. Finalmente se quedó en un 0,0%, tras el -0,2% anterior y 0,1% previsto. Fue aplaudido por los índices bursátiles y en especial por el DAX, que remontó posiciones ante el sentimiento de que la economía alemana conseguía sostenerse mientras se resuelven las disputas comerciales entre China y USA.

En la zona euro se mantuvo el PIB en el 0,2% esperado sin cambios y el dato de la producción industrial, bajó al -0.9% conteniéndose del -1,7% anterior.

Desde el Banco Central Europeo, el sector bancario recibió una de las mejores noticias que podía esperar y es que Benoit Coeure confirmó que se estaba discutiendo la posibilidad de realizar una inyección de liquidez al sistema. No olvidemos que en 2020 vencen las TLTRO, y países como Italia y otros periféricos podrían encontrarse con dificultades para repagarlos (*1). El mensaje fue una bombona de oxígeno para un sector muy castigado que recuperó posiciones rápidamente ante la aparición de dichos comentarios.

USA:

A pesar de que el país americano se mantiene como el que mejor está soportando la desaceleración económica, apareció un dato que hizo saltar las alarmas. Se supo que las ventas minoristas bajaron un -1,2% desde el 0,2% esperado, tratándose del peor dato en 9 años, lo que generó una oleada de ventas en los mercados de riesgo. Posteriormente recuperaron posiciones ante la idea de los operadores de que D. Trump se viese forzado a llegar a un acuerdo con China por el inicio de un deterioro de su economía.

Fuente datos:  Census Bureau

Tras el susto de las ventas minoristas, aparecieron datos que apuntalaron el optimismo de los agentes económicos, como fueron el índice manufacturero de Empire State que se situó en 8,8 desde el 3,9 anterior y la confianza del consumidor que escaló hasta 95,5 desde el 91,2 previo.

En el plano empresarial, destacó la publicación de una tecnológica perteneciente al grupo de los FANG y seguida por considerarse el termómetro de la actividad del sector de semiconductores, NVDIA. Tras haber presentado previamente un profit warning que le valió ventas agresivas a principios de año, presentó unos resultados batiendo las expectativas de ingresos en el Q4 si bien redujo las estimaciones de ingresos un 2% para el Q1 (*2). Todo ello le permitió escalar más de un 7% en el mercado afterhours.

Es necesario destacar que, durante el mes de enero, USA se encontraba con el cierre de la administración por falta de presupuestos, lo que ha alimentado la especulación entre los analistas de que posiblemente los datos publicados recientemente puedan ser revisados a futuro.

Guerra Comercial:

Si ha existido un catalizador claramente alcista para los mercados de riesgo durante la semana, han sido las buenas vibraciones reinantes en las negociaciones comerciales entre China y USA.
Fueron varias las declaraciones en el sentido de que las conversaciones llevadas a cabo en territorio chino avanzaban, a pesar de que era en aspectos a los que China es más reticente a abordar como son: el derecho al respecto intelectual, el referente a inversiones de empresas foráneas en territorio chino o subvenciones a productos de elaboración china.

Desde USA se ha apreciado el deseo de llevar las negociaciones a un alto nivel al desplazar a su Secretario del Tesoro Steven Mnuchin para reuniones durante el jueves y viernes (*3). El progreso ha sido patente y han decidido continuar con las conversaciones durante la próxima semana en territorio estadounidense (*4). Si bien se considera que no se alcanzará cerrar el acuerdo para la fecha límite antes de imponer nuevos aranceles, sí se vislumbra un final al conflicto que podría poner fin a la desaceleración económica y así lo celebraron las bolsas mundiales. El índice de referencia en USA, el Dow Jones de Industriales, consiguió romper los 25.000 puntos alzándose hasta la cota de 25.883 puntos en cierre semanal, situándose a menos de un 5% de los máximos históricos, al calor de un acuerdo que los operadores empiezan a descontar como alcanzable a corto plazo.

Fuente Datos: IT-Finance

Petróleo:

Tras haber estado oscilando en el rango de 51-55$ por barril WTI, el precio del crudo ha logrado situarse por encima del mismo marcando un cierre semanal de 55,60$. La superación ha venido marcada por el acercamiento del cierre del acuerdo entre china y USA así como por noticias que apuntan a una producción de Venezuela a la baja hasta los 800.000 barriles diarios.

A pesar de la subida en el precio del petróleo, los inventarios de la EIA subieron en 3,63millones de barriles mientras que los almacenados en Cushing descendieron en -1,01 millones. Esta semana, Baker Hughes nos informó de que el número de plataformas petrolíferas se incrementó en 3 hasta 857 desde la semana previa.

En el activo energético se han cotizado las noticias que restringen la oferta, como son el recorte de producción de la OPEP y la bajada de producción en Venezuela por el conflicto político, por encima del incremento de producción del fracking estadounidense. Adicionalmente, se potenciaron las compras ante la cercanía de un acuerdo entre China y USA que incrementaría el dinamismo económico y por tanto la demanda de crudo.

 

Conclusiones:

Nos encontramos en una situación más compleja de lo que pudiera parecer viendo el comportamiento de los índices bursátiles. Tras las fuertes caídas sufridas en diciembre, hemos experimentado una vuelta en V fulgurante y todo ello a pesar de encontrarnos en una economía global que muestra síntomas de agotamiento.

En Europa estaremos pendientes de posibles avances en relación al Brexit, ya que cualquier solución ordenada mejoraría el optimismo e inversión en la zona euro, lo que repercutiría en los datos macro de forma consistente, trasladándose a las valoraciones de unas plazas europeas con rendimientos muy rezagados respecto a las estadounidenses.

El incremento en la intensidad de las reuniones mantenidas entre las delegaciones de China y Estados Unidos para alcanzar un acuerdo, ha servido de catalizador para que los mercados de capitales incorporen en sus valoraciones el mejor de los escenarios posibles. Ante dicha situación, los gestores están construyendo sus estrategias para aprovechar al máximo todo el potencial que puedan ofrecer los valores más expuestos a la guerra comercial como pueden ser los globales del estilo: Boeing, Caterpillar, Apple, Intel, Volkswagen, entre otros.

Por todo ello, es cita obligatoria seguir todo comentario en relación a cómo se desarrollan y avanzan las conversaciones entre las dos potencias mundiales, puesto que todo gesto o mensaje se trasladará con inmediatez a las cotizaciones.

A pesar del descenso de la volatilidad marcada por el VIX durante el mes, no debemos confiarnos, ya que el dato de ventas minoristas estadounidense nos recordó lo rápido que se pueden activar ventas agresivas cuando sale un dato que alarma a los operadores. Como se suele decir, tenemos que esperar lo mejor y estar preparados para lo peor en la resolución de las negociaciones entre China y USA.

 

Twitter: @ivanftoril

 

(*1) ECB's Coeure opens door to new cash boost for banks

(*2) Nvidia full-year sales outlook tops analyst views; shares rise

(*3) US-China trade talks move to a higher level as March deadline looms

(*4) U.S.-China trade talks to resume next week, Trump hints at extension

Autor del blog

  • Iván F. Toril

    @ivanftoril Gran apasionado de los Mercados de Capital Máster en Bolsa y Mercados Financieros (IEB) 2019 Level II CFA Candidate Ingeniero de Telecomunicaciones

Envía tu consulta

Últimos comentarios

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar