Rankia España Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Especulación

La especulación, o especulación económica, es el conjunto de tareas o actividades mediante las cuales tratamos de obtener un beneficio económico. En este sentido, con una inversión de la que esperamos obtener un rendimiento por su revalorización.

Cuando hablamos de la especulación económica, hablamos del conjunto de actividades que realizamos para, a través de invertir un capital, obtener un beneficio económico. En este sentido, un beneficio que proviene de la compraventa de bienes, títulos, así como otros tipos de activos, que un día adquirimos por un precio menor al precio de venta que tiene dicho activo hoy en el mercado.

Una expresión cotidiana que describe muy bien lo que es la especulación es el dicho "comprar barato y vender caro".

En cierta forma, esto es especular. Adquirir un activo por un precio que consideramos barato, y creemos que se revalorizará, para, con el tiempo, vender dicho activo, con un consecuente beneficio que se extrae de la diferencia entre el precio de compra y el precio de venta.

Ahora bien, ¿no es esto lo que trata de hacer todo el mundo? 

Veamos un poco más sobre este concepto.

¿Especulador o ciudadano inteligente?


Como decíamos anteriormente, muy pocas son las personas que quieren comprar algo a un precio determinado y, tras la compra, que el valor de su activo caiga. 

Ahora bien, la principal característica que nos dice si una operación es especulación o no es si el comprador del activo o el bien, posteriormente a la compra, disfruta de el. Si no lo hace y su única intención es obtener un beneficio económico a través de los cambios que viven las fluctuaciones, estamos ante una clara operación especuladora.

Si por el contrario, alguien compra un bien, como puede ser una casa, la usa y al cabo de unos años la vende, con un beneficio, esta persona no necesariamente ha especulado con la vivienda. Un día la compró para su uso y disfrute, y hoy, por diversas cuestiones, quiere venderla, con la suerte de que cuenta con un precio de mercado superior al que mostraba la casa en el momento de la compra.

Y pese a que puedan existir, aún, discrepancias, se considera este el factor que determina si se trata de una operación especuladora o no.

Tipos de especulación


Dentro de lo que consideramos especulación, debemos distinguir algunos tipos muy conocidos, los cuales basan su clasificación en el activo explotado del que se quiera obtener un rendimiento.

En esta línea, algunos de los tipos de especulación más conocidos son la especulación bursátil y la especulación inmobiliaria.

Pero, ¡veamos un poco más sobre ellos!

Especulación bursátil


La especulación bursátil es un tipo de especulación, que se produce cuando la inversión de la que queremos extraer un beneficio se realiza en el mercado de valores, es decir, la especulación ocurre en la bolsa.

En este sentido, la especulación bursátil se lleva a cabo mediante la compra de activos que consideramos que se van revalorizar con el paso del tiempo, o que van a caer. De esta manera, y utilizando las fluctuaciones y el análisis, compramos o vendemos en un momento en el que la acción está más barata o más cara para, en unos meses u años, comprarla o venderla, cuando su precio esté por debajo o por encima. De esta manera, se obtiene un rendimiento de la operación, el cual se extrae de la fluctuación que sufre el precio.

La especulación bursátil es de los tipos de especulación más conocidos. Pues hay que decir que ningún inversor adquiere algo a un precio para venderlo en el futuro más barato, pero en el caso de la bolsa esto se acentúa, pues nadie puede disfrutar de una acción de Apple, como si podría hacerlo con una vivienda en la playa.

Especulación inmobiliaria


Otro caso de especulación muy conocido es el de la especulación inmobiliaria. Al igual que podemos adquirir una vivienda para vivir en ella, podemos adquirirla para venderla o alquilarla y, de esa manera, obtener un beneficio.

En este caso, nos referimos a la compraventa, o el arrendamiento, de terrenos, fincas, inmuebles, naves industriales, entre otros tipos de espacios e inmuebles.

La especulación inmobiliaria se produce cuando compramos una casa con el único fin de obtener un beneficio por esta compra. Para ello, comprando la vivienda a un precio inferior, en un momento en el que el mercado muestra una tendencia bajista, para venderla en el futuro a un precio mayor, cuando la tendencia observada sea alcista.

Como la especulación bursátil, hablamos de un tipo de especulación muy frecuente.

Ejemplo de especulación


Para terminar de entender este concepto, sería interesante ver un ejemplo de especulación que nos permita identificar el hecho en cuestión al que hacemos referencia con este concepto.

Para entenderlo, podemos poner un ejemplo de especulación inmobiliaria, utilizando para ello aquellos fondos de inversión que siguen comprando, día tras día, parques enteros de viviendas. Parques de viviendas que, posteriormente, venden o alquilan a un precio que les permite generar un beneficio. 

Dado que hablamos de fondos de inversión, su único fin es obtener un beneficio económico, una ganancia. Aunque compra numerosas viviendas, el objetivo del fondo no es entregar una casa a cada empleado, sino arrendar las viviendas, o venderlas, a un precio que le permita obtener un beneficio económico.

Por esta razón, decimos que el fondo está especulando y es un especulador. Pues no podemos decir que la vivienda la necesite, sino que la compra para, en el futuro, obtener un beneficio económico con o de ella.

¿Buscas un bróker? Mira nuestras recomendaciones:

DEGIRO

Comisiones más bajas

Ver más
XTB

Comisiones 0% en acciones y ETFs

Ver más
ETORO

Depósito mínimo 200€

Ver más
Interactive Brokers

Con más de 1.5M de clientes

Ver más

¿Quieres referenciar esta definición?
Especulación, Francisco Coll, 15 de junio del '22, Rankia.com

Lecturas relacionadas

Testarudo

Testarudo

Haz crecer tu dinero

Haz crecer tu dinero

Mirando a Davos y las ganancias

Mirando a Davos y las ganancias

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar