2

Con frecuencia, leo noticias, blogs y análisis informando sobre la evolución y sobre las cuentas de determinadas empresas. ¿Qué voy a decir a un usuario de rankia?. Veo bastantes análisis, y en general cada uno de los autores, suele poner ciertos acentos en unos u otros apartados de las cuentas. En parte es normal, al final siempre es más o menos lo mismo, pero luego cada maestrillo tiene su librillo, de tal forma que al final existen ciertas diferencias entre unos y otros.

Sin embargo, lo que veo de una forma generalizada es un gran olvido, que además creo que es muy importante. ¿Y la memoria?. Recordemos que la memoria es un documento de las cuentas anuales, que parece que se toma como algo legal o burocrático que hay que cubrir. En realidad debemos tener en cuenta que los balances, las cuentas de patrimonio, los estados de cash flow o el resto de documentos que podemos encontrar también lo son, pero en estos casos como son números,  pues tienen otra sensación.

Sin embargo, la memoria es una parte fundamental para entender una empresa; por un lado, nos establece los criterios por los que se forman los números, y por otro lado nos da determinada información, muy importante, que si bien está contenida en los números no es posible apreciarla si no consta en la memoria.

Por lo tanto, nos guste o no, la realidad es que este documento es clave para entender el balance y los resultados, tanto que es imposible entender que se haga un análisis de una empresa sin haber mirado y contrastado la memoria.

¿Cuántos analistas, recomendadores, periodistas o formadores de opinión han leído tan siquiera una?. Pero es más; ante la importancia de dicho documento que explica cómo se formulan las cuentas sorprende mucho también que nadie se ocupe de verificar la información facilitada en la memoria. Recordemos el caso de CEMEX y su famosa historia con nuestra agencia tributaria; los análisis más críticos con la situación se referían a que se había realizado una provisión muy inferior al importe de la sanción que se había producido al final; pero absolutamente nadie dijo nada sobre el hecho de que en un documento que nos tiene que informar de hechos, acontecimientos o información relevante para la empresa que no venga recogida en las cuentas, o que sirvan para aclarar esto, no apareciese absolutamente ninguna referencia a dicho aspecto.

Si las empresas ponen lo que les da la gana, nadie les pide explicaciones y los encargados de analizar la información ni tan siquiera miran como se ha confeccionado y no reclaman informaciones que están fuera de las cuentas por definición, está claro que las memorias no son más que absurda burocracia que imponen un coste a las empresas.

Sin embargo esta absurda burocracia es necesaria para sacar una idea con un mínimo de criterio.

  1. #2
    10/01/14 22:39

    Estimado Tomas:

    Que te voy a contar que tu no sepas, si lo has vivido en tus propias carnes, si eres riguroso se termina la colaboracion.

    La prgunta seria ¿Quien esta encargado de analizar la informacion? Porque los auditores cobran de la empresa, y los empleados que elaboran los informes tambien.

    Los periodistas, si es una anunciante principal quien va a criticar, los analistas tambien suelen cobrar de la empresa y los que no no suelen tener acceso a la informacion que no esta previamente cocinada, etc, etc.

    Hacienda ni esta ni sa la espera para las empresas, y las personas que estaban haciendo bien su trabajo ya han sido removidos de sus puestos, otra cosa es para los asalariados, emigrantes etc, etc, para ellos Hacienda esta muy muy vigilante.

    Porque como bien planteas en esta cuestion nos encontramos ante el mayor robo del Siglo.

    Como pudieron quebrar institcuiones con más de 200 años de historia, "Las cajas".

    ¿Los preferntistas tenian la imagen fiel para adquirir esos productos?

    Hay que recordar que desde el año 2000 al 2010, las cajas destinaron a obra social 15.000 millones de euros. Que esto no llegaba a la mitad de su beneficio. Y que se han privatizado en donde el estado ha puesto menos de 40.000 millones. Muchas dirigidas por politicos que deberian de representar el interes generral.

    Las hipotecas se siguen pagando. Y vemos informes donde se dice que la banca con el carry trade de la deuda esta obteniendo beneficios por importe de 17.000 millones al año.

    Al margen de no tener que pagar impuestos por las perdidas realizadas en los ultimos años.

    Vemos que se han privatizado las cajas, las hipotecas se siguen pagando con lo que alguien se lo lleva todo calentito sin que nadie investige ni se haga ninguna pregunta.

    Se dejo de financiar al pais, es como el que tiene una hipoteca y le despiden deliveradamente del trabajo, se queda sin nada y una vez que ha perdido la casa lo vuelven a contratar.

    Son las propias instituciones las que no han hecho bien su trabajo y me da la impresion que en algunos casos esto se ha realizado deliberadamente.

    Lo triste es que mientras unos se estan forrando vemos como el espeerpento se apodera del poder politico en donde una vicepresidenta del gobierno, secretaria de su partido, que tiene multitud de cargos y es capaz de legislar con una mano el copago y contradecir la legislacion bendecida por ella misma con la otra y quedarse tan pancha.

    La hipocresia y el cinismo alcanza el grado sumun sin que haya la mas minima replica ni dimision.

    El problema parece ser que nos dejamos engañar con suma facilidad. Y lo mismo ocurre con la fiscalidad, muchas veces las cosas no son lo que parecen.

    Un saludo

  2. #1
    10/01/14 10:20

    Completamente de acuerdo contigo. Además un analisis comparativo mínimo de los 5 últimos años es necesario para indagar más sobre la evolución de la empresa y valorar los cambios patrimoniales. De ahí que no hay que fiarse de los números que arrojan los periódicos sencionalistas con porcentajes exclusivamente anuales. Saludos

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar