Cómo podemos analizar empresas

3

 

 

Comprar cualquier cosa a cualquier precio puede traer nefastas consecuencias por  eso voy a  dedicar una series de publicaciones divulgativas centradas en el  análisis fundamental, que ayuden a entender mejor y sirvan como referencia a los análisis de empresas que suelo realizar.

Las herramientas  o fuentes para el análisis fundamental son principalmente los estados  financieros de las compañías (balance, cuentas de pérdidas y ganancias y estados de flujo de efectivo), con ellos podremos determinar según nuestro análisis si comprar o vender ,para un buen análisis es conveniente tener mínimo los últimos cinco años de las cuentas financieras, además en las cuentas anuales se incluye la memoria que son las explicaciones de las diferentes partes de los estados financieros de las empresas.

Toda esta información la encontraremos en las diferentes paginas webs de organismos reguladores como la CNMV , las bolsas en que coticen o en las propias webs corporativas de las empresas en su sección de relación con inversores.

 

Para el ejemplo de esta publicación utilizare los estados financeros de la empresa española PRIM.

 

BALANCE DE SITUACIÓN

 

El balance es una foto fija de la estructura de la empresa, que nos muestra aquello que tiene para su actividad diaria (activo) y como lo financia (pasivo y patrimonio neto) y ambos deben valer lo mismo

En el balance el activo se ordena desde sus partidas menos líquidas hasta las más líquidas y el patrimonio neto y pasivo desde las partidas menos exigibles hasta las más exigibles.

 

 

 

En el activo destacan el activo fijo o activo no corriente y se subdivide en material( terrenos, edificios, fábricas, etc,) inmaterial (fondo de comercio, patentes, valor de marca, etc) y financiero (participaciones empresariales, inversiones financieras, etc). La otra parte es el activo corriente , que es aquel con el que cuenta la empresa para desarrollar su actividad de permanente .

Las empresas industriales tenderán a tener más activo material,  empresas  más tecnológica  tendrán más activos inmaterial y las empresas financiera más activos financieros.

Un exceso de  activo inmaterial puede ser un síntoma peligroso de balance inflado con activos ficticios , aunque hay excepciones, una empresa de consumo y una marca potente como “Louis Vuitton (LVMH)”   podría tener un inmaterial elevado sin que eso fuese una anomalía, igual que empresas tecnológicas como “Google (Alphabet)” o “SAP” pueden contar con elevados activos intangibles

Unos elevados activos no corrientes nos indican que se trata de una compañía  en que las inversiones a largo plazo son muy importantes, algo típico de empresas eléctricas utilities o servicios públicos(ree, enagas, Iberdrola), industriales (Arcelormittal), de telecomunicaciones.

La actividad normal de la empresas de desarrolla mediante el activo corriente, que se compone básicamente de existencias, clientes y tesorería, aquí se incluyen también las inversiones financieras temporales.

En las empresas manufactureras y en las tecnológicas, un incremento sustancial de existencias puede lanzar el mensaje de dificultad para vender el producto, algo similar sucede si se producen incrementos en la partida de deudores.

 

En el pasivo destacan los fondos menos exigibles,que son los Fondos propios aportaciones de los accionistas y los resultados que ha ido generando la empresa, los aportados por accionistas minoritarios o accionistas de filiales, las provisiones y los fondos ajenos aportados por terceros para financiar a la empresa que son los más exigibles .

Entre los fondos ajenos tenemos el pasivo corriente y no corriente,que son  los fondos aportados por los proveedores ,  entidades financieras y bonistas que generan pagos de intereses que financian parte de nuestro activo. Además cabe distinguir entre deuda a largo plazo (normalmente a más de un año) y deuda a corto plazo(inferior a un año).

 

 

 CUENTA DE RESULTADOS

 

La cuenta de resultados o cuenta de pérdidas y ganancias nos muestra los ingresos y partidas de costes de la empresa y la diferencia entre estas su beneficio o perdida. Debemos comparar diferentes ejercicios para ver su evolución,si el resultado del ejercicio es positivo produce un incremento en el patrimonio neto y si es negativo el resultado lo reduce.

 

 

 

En primer lugar aparecen los ingresos , comprobar su evolución es importante. En nuestro ejemplo vemos que han crecido, lo cual no es preocupante. Si a las ventas les descontamos los costes directos, obtenemos el margen bruto. Aunque las ventas desciendan si la empresa contiene los costes puede incrementar el margen bruto.

Los costes fijos son de dos tipos  costes de explotación y los costes de personal, estos últimos mucho más difíciles de reducir en caso de caídas de ventas,por los costes de restructuración que acarrean. Tras estos costes llegamos al EBITDA o la traducción de beneficios antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones. Tras restar las amortizaciones tenemos el llamado EBIT o resultado de explotación. El EBITDA y el  EBIT nos servirán posteriormente  para el análisis de las empresas.

A continuación se realiza la diferencia entre ingresos y gastos financieros o resultado financiero. Los resultados extraordinarios son partidas especiales que se incluyen en la cuenta de resultados pero no son típicos de la explotación de la empresa, como venta de activos, dotaciones especiales y otros conceptos. Esto provoca que a menudo se utilicen los resultados extraordinaros para mejorar los beneficios, pero debemos tener en cuenta que esta partida no es recurrente y acabara afectando a los beneficios futuros.

Tras estos solo queda la partida de impuestos sobre beneficios y las partidas a pagar a los intereses minoritarios, para llegar al beneficio consolidado después de impuestos o beneficio neto, que es lo que nos corresponde como accionistas de la empresa.

Una  vez hecho esto podemos comparar las empresas con los márgenes que tienen entre ellas, estos margenes los podemos dividir en tres:

  • Margen bruto que es el cociente ente beneficio bruto entre ventas.
  • Margen  de explotación el cociente entre el beneficio de explotación y ventas.
  • Margen neto es el cociente entre el beneficio neto y las ventas.

Una empresa con margenes altos nos indica que o se encuentra en un buen negocio y/o que es una empresa que cuenta con ventajas competititivas.

Una caída en las ventas y/o beneficios nos puede estar indicando que la empresa o el negocio en el que opera está en declive, por lo que la empresa puede ser una trampa de valor, que son aquellas empresas que parecen que están baratas, pero se debe  a que su precio baja pero su beneficio también y una vez que baja el beneficio se mantiene estancado.

 

 

ESTADOS DE FLUJOS DE EFECTIVO

 

El estado de flujos de efectivo es el reflejo de los  movimientos de los activos monetarios  durante el ejercicio. Así se puede saber cómo obtiene los fondos la empresa , si genera o no  caja y en que utiliza estos fondos.

 

 

 

Los estados de flujo de efectivo se dividen en tres tipos:

  • Flujos de efectivo de las actividades de explotación. Son fondos generados por las actividades de la empresa.
  • Flujos de efectivo de las actividades de inversión. Son los pagos que se realizan por la adquisición de activos como inmovilizados materiales, intangibles, inversiones inmobiliarias o inversiones financieras, asi como los ingresos procedentes de su enajenación.
  • Flujos de las actividades de financiación. Fondos obtenidos o devueltos por la financiación de la empresa, de terceros o de accionistas, como la emisión de acciones o la emisión y amortización de empréstitos. También se incluyen los pagos a los accionistas en concepto de dividendos.

 

Si la generación de flujos de la  empresa es negativa, debemos cuidar nuestras estimaciones, ya que puede augurar problemas futuros en la empresa.

Con ellos podemos obtener el flujo de caja  libre de la empresa o free cash flow, que son los fondos generados por la empresa menos las inversiones fijas que necesita el negocio.

 

En siguientes publicaciones veremos cómo podemos usar los estados financieros para nuestros análisis de empresas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  1. #3
    05/02/17 19:00

    Muy interesante el artículo @tormarq!

  2. en respuesta a Mmertxe
    #2
    02/02/17 09:26

    Hola te has adelantado tenía pensado hacer un artículo en el futuro sobre que considerar caja neta o que partidas son caja o no.

    Como una primera aproximación podemos considerar deuda neta como la diferencia entre los pasivos financieros corrientes y no corrientes menos el efectivo y equivalentes.

    Aunque sé que a veces no toda la partida de efectivo y equivalentes debemos considerarla como caja, ya que parte de esta puede ser por ejemplo anticipos que nos dan los clientes y no es caja propiedad de la empresa. En Estados Unidos viene mejor esta parte en el activo ya que en los balances que se presentan en la SEC suele venir incluida la partida de “caja restringida” si efectivamente no es caja de la empresa, que obviamente no debemos de usarla para restar los pasivos financieros

    Como criterio de prudencia considero todos los pasivos financieros como deuda, ya una vez en un análisis más en profundidad podemos ver que partidas de los activos financieras también se podrían considerar caja y restar a la deuda de la empresa. Tales pueden ser las inversiones que tiene la empresa en bonos del estado, préstamos, etc. Pero no siempre tenemos que considerar los activos financieros como caja ya que por ejemplo hay veces que las empresas incluyen en su balance de activos financieros partidas de sus deudores que han capitalizado los intereses y para mi difícilmente podemos considerar eso como caja. Para ello debemos ver que nos dice la "memoria" de la empresa sobre los activos financieros y según nuestro criterio cuales considerar o no caja.

    Pero como he comentado anteriormente ya intentare hacer una publicación sobre esto.

    Un saludo

  3. #1
    02/02/17 07:53

    ¿Cuál es la formula que utilizas para deducir la deuda neta?
    Gracias.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar