Este contenido tiene alrededor de 9 años

Según adelanta Expansión, La Agencia Internacional de la Energía ha cuantificado la factura de la compra de petróleo en 402.000 millones de euros para 2012. Reproduzco a continuación el texto de la noticia.

 

Cuando finalice el año, los Veintisiete habrán pagado en importaciones de crudo más de lo que costaría rescatar a España. La devaluación del euro respecto al dólar equipara el esfuerzo de compra al del verano de 2008, cuando el Brent alcanzó su récord.

Los bajos precios del crudo que se están registrando estos días no pueden hacernos olvidar que el presente año, ahora que atraviesa su ecuador de junio, ha dejado atrás un primer semestre de grandes oscilaciones. Y eso no sale gratis. Según cálculos de la Agencia Internacional de la Energía (AIE), a lo largo de 2012 los países europeos pagarán 402.000 millones de euros (500.000 millones de dólares) en importaciones de petróleo.

Entre 2000 y 2010, los países de Europa gastaron de media un total de 146.000 millones de euros cada año para adquirir oro negro. Pero en 2011 se alcanzó el récord con un monto de 392.000 millones. Después de haber aumentando ligeramente las previsiones de demanda, la factura calculada por la AIE para este año supondría una nueva marca. Y ésta superaría el coste de un hipotético rescate de España por parte de la UE y demás organismos.

En una reciente conferencia celebrada en París, la directora ejecutiva de la Agencia, Maria Van der Hoeven, afirmó que los precios del crudo aún están "en niveles preocupantemente altos", pese a los descensos de las últimas jornadas. "Estas cifras están obligando a los hogares bien a reducir sus gastos o bien a endeudarse más; también están perjudicando a la rentabilidad de aquellas empresas que no pueden asumir mayores costes de producción", explicó.

Devaluación
Es cierto que el pasado marzo el barril de Brent superó la línea crítica de los 120 dólares, pero aunque desde entonces se haya producido un paulatino alivio en los precios, el esfuerzo para pagar el crudo en euros es superior al realizado en julio de 2008, cuando el barril se disparó al máximo histórico de 145 dólares. Este aparente contrasentido se explica por la devaluación de la moneda europea respecto a la americana, siendo la segunda la divisa de referencia en los mercados petrolíferos. Ésta se ha apreciado alrededor de un 18% en los últimos cuatro años.

A partir del próximo 1 de julio, además, Europa contará con un proveedor menos de crudo, ya que entrará en vigor el embargo de las importaciones procedentes de Irán, en represalia por su programa de desarrollo nuclear. El país oriental ha sido en los últimos años un suministrador clave de España, aportando en torno al 14% de las compras petrolíferas. Pero mientras los operadores encuentran a un sustituto, los ciudadanos siguen rascándose aún más el bolsillo para llenar los depósitos. Y las vacaciones de verano ya están aquí.

 

El petróleo crudo no se consume por completo en Europa, una parte es refinado y se exporta y por tanto debería descontarse del balance.  Pero la cifra da idea de la enorme dependencia energética de la Unión, y eso que no se incluyen las compras de gas natural, carbón y uranio. Como ya adelanté en su día, uno de los mayores problemas de España es su dependencia energética (81%) , muy superior a la europea (55%). Si España no importara petróleo sería un país exportador con un saldo que ensombrecería el de Alemania.

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar