Rankia España
Acceder
¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog El blog de Alejandro Martínez
Contrarian con sentido común

¿Alguién se acuerda del oro?

De generaciones anteriores recordamos que el oro es el activo refugio por excelencia, donde va el dinero cuando las cosas se ponen feas. Aparentemente a esta afirmación la avala un track record milenario, bíblico en realidad. ¿No debería extrañarnos que haya perdido un 40% de su valor desde 2011, un periodo en el que a todos nos hubiera venido muy bien un refugio?
 
Nuestra opinión es que el oro es un refugio contra el mayor enemigo del inversor: la inflación. La inflación erosiona nuestro dinero sin descanso, y cuando es alta pone en juego nuestro poder adquisitivo. Es el eje sobre el que giran todas las demás variables, incluyendo el tipo de interés. Alrededor suyo se fijan salarios, alquileres, préstamos y en definitiva es la primera ficha de dominó de toda la economía, incluyendo el precio por el que se intercambia el oro.
 
Pero esto no es automático, es necesaria la percepción de que la economía puede entrar en colapso o en burbuja (que suelen ir juntas) porque ambas pueden hacer perder la confianza en la economía y disparar la inflación por diferentes razones.
 
Observen lo que pasó en la crisis del petróleo del año 79, con el oro multiplicándose casi por tres en cinco años (en naranja) y la bolsa hundida (en blanco):
 
 
SPX Index y XAU Currency
 
Sin embargo, una vez se calmaron los ánimos el oro dejó de ser interesante y la bolsa entro en la fase alcista que marcó varias generaciones. Insisto: el oro perdió más de un 50% durante los siguientes veinte años que mientras el mercado se multiplicó por doce. Esta fase de avaricia la capturan perfectamente películas como Wall Street: 
 
SPX Index y XAU Currency
 
Y como siempre ocurre, la avaricia y la burbuja tienen un final catastrófico. El año 2000 dio inicio a la “década perdida” del mercado, que en los siguientes 11 años experimentó dos crisis seguidas (la segunda de extrema gravedad porque afectó a la economía real) mientras que el oro se multiplicó casi por seis. Esta sería la fase “Too big to fail”, si nos gusta el cine:
 
SPX Index y XAU Currency
 
De nuevo vemos como el oro necesita casi un año para empezar a despegar, cuando empieza a percibirse un riesgo de colapso. Así funciona el oro como refugio, no en el día a día sino en marcos mucho más amplios.
 
¿Y cómo estamos hoy? A continuación la bolsa (en blanco) contra el oro (en naranja) desde el año 2011:
 

SPX Index y XAU Currency

 

Un gráfico muy parecido al segundo que hemos mostrado, salvo que sólo han pasado cuatro años y no once, y el oro ya ha perdido un 40%.
Por eso en resumen: El oro es refugio, sí, pero ante situaciones de posible colapso o burbuja. La buena noticia es que una cartera de oro y bolsa bien dimensionada habría estado compensada en cualquier momento del largo plazo, ya que todos los grandes movimientos han alternado entre ambos activos. ¿Cuál es el siguiente movimiento? Podrían quedarnos diez años para verlo.
  1. #1

    pertigaz

    Hola Alejandro,

    Tanto el oro como el resto de materias primas están en caída libre,¿estáis vigilándolo o estáis empezando a Tomar posicion Esta?si estáis tomando posiciones,¿a través de que vehículo lo haceis! Yo tengo a través del firts eagle amundi internacional Sicav una pequeñísima exposición al oro por un etf que compone su cartera,¿sería bueno tener un etf o FI de oro y/ o materias primas?¿como veis las acciones de minAs de oro?

    Saludos

  2. #2

    Amparo Sisternes

    en respuesta a pertigaz
    Ver mensaje de pertigaz

    Alejandro, hablas de una cartera diversificada entre oro y bolsa, ¿qué porcentaje deberíamos dedicar de nuestra cartera al oro y en qué forma (acciones mineras, oro físico, ETF oro...)?

    Pertigaz, hablando de mineras de oro, en este foro lo comentábamos ayer: ¿Resultaría interesante la compra de acciones de empresas mineras para acercarse al oro? hay mineras que llevan caídas muy pronunciadas y que pueden estar en un buen nivel de compra.

    Saludos,

  3. #3

    dilbert

    Actualmente creo que ambos mercados están fuertemente intervenidos. La bolsa al alza, con la inyección de la FED y BCE, y el oro a la baja, con esas extrañas operaciones para provocar caidas en el precio. En el precio del oro 'de papel', no lo olvidemos. Por debajo los bancos centrales siguen comprando intensamente oro físico, o eso tengo entendido.

    Por tanto la situación actual no depende tanto de los mercados como de las actuaciones político-económicas de ciertos agentes. ¿Crees que vienen 10 años alcistas? Yo pienso que no y que lo vamos a comprobar muy pronto.

  4. #4

    Alejandro Martínez

    en respuesta a pertigaz
    Ver mensaje de pertigaz

    Hola pertigaz,

    Gracias por tu comentario. En realidad son tres preguntas, así que trato de contestar por separado:
    - Nosotros hemos tomado ya posiciones en contado y las apoyamos con ventas de opciones, ya que no creemos que el oro despierte a corto pero es muy buen aportador de descorrelación.
    - El mejor vehículo es siempre un derivado, en su defecto un ETF (preferentemente con réplica física).
    - Las mineras han mostrado ser peores que el oro últimamente, pero eso no significa nada. Un ETF sectorial sería una buena opción para evitar riesgos específicos.

    Saludos,

    Alejandro.

  5. #5

    Alejandro Martínez

    en respuesta a Amparo Sisternes
    Ver mensaje de Amparo Sisternes

    Hola Amparo,

    Gracias por tu comentario, como siempre dando en el clavo. La verdad es que las ponderaciones son lo más importante, pero afortunadamente para eso tenemos una regla: Ponderamos de manera inversa a la volatilidad. A partir de ahí, cada uno tiene objetivos distintos y sobre todo horizontes temporales distintos, así que no podemos más que recordar que hay que seguir las reglas que nos fijamos a nosotros mismos.

    Respecto al instrumento opino lo mismo que le comentaba a pertigaz: Por orden preferimos los futuros, después los ETFs y por último (si no hay más remedio) los fondos.

    Saludos,

    Alejandro.

  6. #6

    Alejandro Martínez

    en respuesta a dilbert
    Ver mensaje de dilbert

    Hola Dilbert,

    Gracias por tus comentarios y reflexiones.

    Un comentario por mi parte: Las actuaciones de todos los agentes de mercado (sin importar su información o influencia) se reflejan en el precio de los activos, así que no es necesario saber la posición de todos agentes, su intención o su tamaño, simplemente procurar no ir en contra de la tendencia dominante.

    Saludos,

    Alejandro.

  7. #8

    Alejandro Martínez

    en respuesta a Amparo Sisternes
    Ver mensaje de Amparo Sisternes

    Hola Amparo,

    Si no usamos futuros muy complicado equivocarse usando GLD (de SPDR) o IAU (de iShares).

    Ambos son extremadamente líquidos y con bajos fees (IAU es 0.15% más barato). GLD hasta hace poco era uno de los 10 ETFs más negociados, así que estamos ante dos ETFs que cumplen su función perfectamente.

    Además, si nos gustan las opciones recordar que podemos vender calls sobre GLD, por ejemplo, para generar income adicional. También son muy líquidas!

    Saludos,

    Alejandro.

  8. #10

    Klondike

    Siempre me han gustado las gráficas de muy largo plazo, son las que suelen mostrar mejor lo que es la economía real. Mirando de lejos una gráfica, se ve que la caída del 0.3% de la producción industrial en marzo de 2004 por debajo de lo previsto en Italia, o el aumento del paro en un 0.2% en Japón en agosto de 2011 (me lo estoy inventando), esas noticias que provocan "drásticas caídas semanales" no tienen influencia en el largo plazo, sino que éste es un conglomerado de muchas cosas, la economía hay que mirarla en su conjunto.

    Lo primero que se deduce del artículo es una cosa que siempre comento, todo es bueno para invertir si se elige el momento (y el precio) adecuado. Hay quien dice "mejor el oro, mejor las acciones, mejor los pisos...": Bien, dependiendo del momento, todo es rentable. Basta mirar las anteriores gráficas. Hay momentos en los que el oro es más rentable que la bolsa y viceversa. Estaría genial hacer una comparativa combinando también, además de oro y bolsa, renta fija e inmuebles, jeje, que cara más dura tengo, suelto la idea por si otro lo hace...

    Bromas aparte, sí quería enfatizar que para mí, el oro siempre, siempre es un valor refugio. Otra cosa es que a veces no sea rentable como inversión, pero la idea de un valor refugio no es obtener rentabilidad, sino asegurar una parte digamos básica o de subsistencia de tu patrimonio ante un evento imprevisto (o previsto) que pueda llevárselo todo por delante, pues el oro siempre ha sido elemento de trueque, y de ahí su carácter de refugio.

    Siempre lo comparo con un seguro. Si contratas un seguro de asistencia en carretera para tu coche, por X € al año, y no se te estropea y no haces uso del seguro, a tu "inversión en asistencia en carretera" le has perdido X euros... pero coges el coche tranquilo sabiendo que, si pasa algo, alguien te va a asistir (se supone). En este sentido, tener oro durante las fases bajistas del mismo, y sufrir esa pérdida, es el precio o la prima a pagar por disfrutar de ese "seguro".

    Pero los valores refugio suelen tener otra cara, la de actuar como inversión. Si eres capaz de anticiparte a las fases alcistas de oro, puedes sobreponderarlo en estos casos y reducir antes de que venga la fase bajista, y obtener, ahí sí, un beneficio. Para ello debes estar familiarizado con los ciclos del oro, y vienen geniales tus gráficas.

    En definitiva, para mí, en este momento, como en cualquier otro, el oro es un valor refugio. Otra cosa es que no le esté ganando dinero, como tampoco se lo gano al seguro del coche, o a la bolsa cuando yerro.

Autor del blog

  • Alejandro Martínez

    Licenciado en Administración y Dirección de Empresas, Master Bursátil y Financiero y European Financial Advisor. EAFI nº 42

Envía tu consulta


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar