Rankia España Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
13 recomendaciones

El descalabro en el sector del oil-gas no tiene parangón en la historia. Consecuencias.

 

Inmersos como estamos en la vorágine del coronavirus, está pasando desapercibido un hecho con una importancia capital en el futuro de la humanidad.

Desde hace unos años, el sector de petróleo y gas (combustibles fósiles) se enfrenta a fuertes vientos en contra que han ido minando su fortaleza. La economía mundial se encuentra en un posición muy débil y las deudas han llegado a unos niveles que suprimen la posibilidad de incrementar el consumo. Sin que los precios del petróleo y gas, sean excesivamente altos, hemos llegado a un punto, donde el consumo ha empezado a frenarse con claridad. En Occidente, desde el 2008 el consumo no aumenta, sino que desciende levemente. Solo la pujanza asiática encabezada por China, ha permitido que las cifras de consumo de petróleo se eleven año tras año, hasta llegar a 2020, con un frenazo espectacular.

En 2019, con las guerras comerciales, el comercio mundial se resintió y una de sus principales secuelas, ha sido la caída en el consumo de petróleo , muy ligado al comercio y turismo mundial.

En el inicio de 2020, el coronavirus ha sido la puntilla a un sector herido de muerte. El consumo del primer trimestre del año, va a caer en picado y los inventarios crecerán lo bastante para tener superávit el resto del año.

Pero lo peor vino el año pasado con la introducción en los medios de la "emergencia climática". Una campaña como no se ha visto en mucho tiempo, alertaba a la población de los peligros del calentamiento global debido a las emisiones de CO2, encabezadas por los combustibles fósiles. Poco a poco, se ha introducido en el ADN humano, la noción de la crisis climática con responsabilidad prácticamente exclusiva de los combustibles fósiles.  La satanización ha llegado al punto de prohibir algunos bancos importantes, la financiación de nuevos proyectos de gas y petróleo (no digamos carbón, que todavía lo tiene mucho peor).

La transición a energías renovables parece que debe hacerse a costa de los combustibles fósiles, a pesar de incurrir en una contradicción, pues estos son imprescindibles para avanzar en el desarrollo de las infraestructuras necesarias para desarrollar las energías renovables.

Asi tenemos una situación insostenible. Estamos matando la industria del petróleo-gas, mientras seguimos siendo completamente dependientes de su uso.

La combinación de la falta de financiación, unida a los costes crecientes (por cuanto es una industria madura , donde los rendimientos decrecientes elevan las gastos para el desarrollo de nueva producción) y al hundimiento del consumo, como consecuencia de las guerras comerciales primero y a la reciente crisis del coronavirus, ha dejado al sector del petróleo-gas en un momento de crisis nunca visto.

Las cotizaciones de las principales empresas del sector se han derrumbado a mínimos por debajo de la crisis de 2008, empezando por su buque insignia (Exxon Mobil) y acabando por todo el subsector del shale oil-gas.

Caídas en la cotización de muchísimas empresas por encima del 90-95% son el pan nuestro de cada día. Las gaseras y carboneras americanas han caído en los últimos meses en picado, alcanzando unas cotizaciones que impiden financiarse vía ampliaciones de capital. El crash del 29 ya se ha quedado corto, en las caídas de muchas empresas, tanto de petróleo como de gas y carbón. 

Por lo tanto, ya tenemos una consecuencia clara que se va a amplificar con las caídas recientes  del petróleo debidas al coronavirus. Las empresas van a reducir su inversión hasta niveles mínimos. Y esto a su vez va a provocar un desplome en la producción de petróleo, aminorado por los países del golfo y Rusia, pero con un fuerte impacto en la producción de shale oil, en los próximos años.

Puede darse el caso, que si superamos la crisis del coronavirus, nos esté esperando otra crisis, por la ausencia de inversiones. La demanda de petróleo se recuperaría, pero la oferta puede que nunca se recupere, si como pienso hemos visto el pico del petróleo por el retrovisor.

El sector de servicios que debería ayudar a recuperar la producción, cuando los precios del petróleo empezaran a subir, se está desmantelando, enviando al desguace muchos equipos viejos y no tan viejos. Tampoco este hecho ayudará a una futura y quizás imposible recuperación de la producción de petróleo.

Otro factor limitante es la elevada deuda de casi todas las empresas de petróleo-gas. Muchos años de costes crecientes y precios menguantes han colocado el sector al completo, en una situación financiera muy difícil. La reciente animadversión del sistema bancario a prestar más dinero al sector, va a colocar a muchas empresas al borde de la bancarrota entre este año y el próximo. La producción va a ser la pagana de este desastre.Y llueve sobre mojado.

Por último el sector del gas y el carbón, tienen una doble vela negra. Compiten con las energías renovables por la generación de electricidad, mientras las deudas les ahogan y los precios del gas están por debajo del subsuelo, con lo que la generación de caja es muy negativa y otra vuelta de tuerca, en un sector completamente ahogado por las deudas.

Saludos.            
  1. en respuesta a pokerstein
    #14
    steelman1234

    La lucha contra el shale oil emprendida en 2014, duró año y medio. Esta vez no creo que dure tanto, pero estamos empezando. Quitando fuertes rebotes que los habrá, parece que no es el momento todavía.

    Saludos.

    1 recomendaciones
  2. en respuesta a steelman1234
    #13
    pokerstein

    El petróleo bajando un 30 por ciento. Avísanos cuando veas que hay que posicionarse y donde. A la larga las empresas fuertes salen reforzadas de estos crash. Lo malo es que alguna se puede ir al garete.

    1 recomendaciones
  3. en respuesta a pokerstein
    #12
    steelman1234

    El lunes va a ser interesante. El sector del petróleo ha entrado en guerra en un momento clave. La demanda se ha hundido y estos movimientos van a llevar al petróleo a sus límites bajistas.

    Con estos mimbres no se descarta en absoluto los 20$, que no deja de ser una salvajada para los productores.

    Saludos.

    1 recomendaciones
  4. en respuesta a steelman1234
    #11
    pokerstein

    Y arabia saudí anunciando aumento de la producción, para intentar poner al resto de operadores contra las cuerdas. se puede poner el petroleo a 20 S

    1 recomendaciones
  5. en respuesta a pokerstein
    #10
    steelman1234

    El consumo de petroleo se ha derrumbado. Ya venia muy tocado por las guerras comerciales del año pasado y el coronavirus ha dado un golpe de muerte.

    Incluso aunque la epidemia se consiguiese controlar, el sector del turismo está herido de muerte para este año.

    El shale oil va a marcar el guión. Si se reduce la producción con fuerza por falta de inversión, el petróleo se recuperará. Pero por el momento, esperar y ver, porque todavia estamos en la fase de crecimiento del virus en Occidente y no sabemos la magnitud que puede alcanzar.

    Repsol sería interesante en el entorno de 8 euros, pero sigo diciendo lo mismo. Esperar y ver, aunque es factible un fuerte rebote en cualquier momento.

    Saludos.

    1 recomendaciones
  6. en respuesta a steelman1234
    #9
    pokerstein

    Como ves la situación de las empresas extractoras después del descalabro del 10 por ciento de ayer. Imagino que con estos precios dejaran de producir y el precio del petróleo volverá a subir pero aguantarán las empresas?
    Y otra pregunta mas particular, a que precio entrarías en Repsol. Muchas gracias como siempre

    1 recomendaciones
  7. en respuesta a Juanpignon
    #8
    steelman1234

    Hola Juanpignon.

    No hay que confundir la situación del sector (muy mala) con la necesidad presente y futura del petróleo y el gas. Al contrario, el petróleo (el gas no tanto) ha alcanzado o está a punto de alcanzar su pico, mientras la demanda todavía no (aunque temporalmente, la crisis del coronavirus puede disminuir notablemente el consumo de petróleo).

    La dificultad del sector estriba en la incapacidad de extraer petróleo a bajo coste. Al escasear los buenos yacimientos, se han ido incrementando los costes de la exploración y puesta en desarrollo de nueva producción, mientras los consumidores, por exceso de deuda o bajos salarios, no pueden pagar precios más altos, llegando al caso de superponer precios de coste y precios de venta, haciendo muy complicado obtener beneficios con la explotación de petróleo. Los márgenes se han ido reduciendo, hasta llegar a negativo en el caso del shale oil.

    Y esta situación solo puede empeorar a medida que se dificulta la extracción de petróleo al llegar al peak oil.

    El reflejo de este complicado panorama son las cotizaciones de las empresas del sector en mínimos históricos en muchos casos.

    Como verá, no es pesimismo, sino constatación de una dinámica muy negativa para las empresas.

    Saludos.

    2 recomendaciones
  8. #7
    Juanpignon

    Estimado Antonio, le veo altamente pesimista en cuanto a este sector, que por muy verde que se quiera volver europa y algunos paises mas, seguira siendo imprescindible, no veo la industria naviera moviendo cargueros a vela, ni las carreteras llenas de camiones de tesla, tampoco veo la maquinaria agricola y de construccion con alternativa por ahora, y dudo que veamos todo tipo de vehiculos, sustituidos por una alternativa "verde", sin olvidar, que los coches electricos tambien contaminan.
    Con respecto al gas, dudo que los hogares se pasen todos a termos electricos para agua caliente, radiadores electricos, o que se pretenda calentar el agua de un edificio mediante placas solares, eso da para unas pocas duchas, y si eso fuese asi, elevaria de tal manera el consumo de electricidad, que nuestras redes se quedarian pequeñas, y nuestra capacidad productora no alcanzaria, de hecho no alcanza, le compramos electricidad a francia y marruecos.
    Entiendo, que las espectativas y los sueños de los gobiernos sean unos, pero la realidad, es bien distinta, no digo que no pueda quebrar alguna empresa, pero el petroleo y el gas son altamente necesarios, y en mi opinion, tienen mucha vida por delante

    1 recomendaciones
  9. en respuesta a Fernandojcg
    #6
    steelman1234

    La crisis en el sector del turismo ya es inevitable por las características de la enfermedad. El sector del automóvil, lleva bastante tiempo tocado y entre los dos, forman el núcleo duro de la economía española.

    Muchos gastos y pocos ingresos, van a suponer un año muy duro para la economía española. Y recurrir de forma permanente al BCE, no siempre nos salvará.

    Saludos.

    4 recomendaciones
  10. en respuesta a steelman1234
    #5
    Fernandojcg

    Hay sectores de la ciudadanía que ya lo están viviendo, especialmente en el de Servicios. NO veas cómo están los relacionados con el Turismo, Hostelería y unos cuantos más...

    NO creo que tengamos que esperar mucho para ver la PEOR cara de una Crisis que ya está instalada.

    Saludos.

    3 recomendaciones
  11. en respuesta a Fernandojcg
    #4
    steelman1234

    Cuando me refiero a la "crisis" estoy centrándome en la que los ciudadanos pueden percibir directamente. Es decir, cuando el paro aumenta con fuerza, las empresas quiebran y las bolsas se hunden. Esa crisis todavía está acechando, porque todavía no se han ejecutado sus "síntomas".

    Thomas Jefferson tenía algunas frases celebres y en esta concretamente parece que se adelantó a su tiempo y vio venir la tiranía de los Bancos Centrales y la creación de la FED.

    Las bolsas ya han comenzado a caer y todo el mundo está esperando la intervención de los BC.

    Veremos.

    Saludos.

    3 recomendaciones
  12. en respuesta a steelman1234
    #3
    Fernandojcg

    ¿La Crisis solo "acecha"? ¿NO será que ya la tenemos encima? Podrán "maquillarla" si consiguen controlar el actual Coronavirus, pero el DAÑO ya está HECHO...

    Voy a dejar una frase de Thomas Jefferson que seguro tú ya conoces, pero a lo mejor otros NO, aunque en los EE.UU. -y en el resto del mundo- ya la padecen:

    "Creo que las entidades bancarias son más peligrosas para nuestras libertades que todos los ejércitos permanentes. Si el pueblo americano permite un día que los bancos privados controlen su moneda, los bancos privados y todas las entidades que florecerán en torno a ellos, privarán a los ciudadanos de los que les pertenece, primero con la Inflación y más tarde con la Recesión, hasta que sus hijos se despierten, sin casa y sin techo, en la tierra que sus padres conquistaron".

    Saludos.

    3 recomendaciones
  13. en respuesta a Rosel
    #2
    steelman1234

    Muy negro. Quiebras y más quiebras. El sector al completo está muy endeudado y la demanda va a tardar en volver, contando con el fuerte incremento de los inventarios en el primer semestre de 2020.

    El año 2020 hay que darlo por perdido. En todos los sentidos.

    La crisis acecha y los BC están perdiendo el control.

    Saludos.

    3 recomendaciones
  14. #1
    Rosel

    fusiones , quiebras , mojate como ves el futuro

13 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar