Rankia España Rankia Argentina Rankia Brasil Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Deutschland Rankia France Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polska Rankia Portugal Rankia United Kingdom Rankia USA
Acceder

Como comenté en el post de presentación de vez en cuando haré análisis sobre empresas extranjeras. Después de analizar tres compañías españolas he pensado que era el momento de mirar más allá de nuestras fronteras, así que después de tener una larguísima lista de candidatas me he decidido por el Gruppo Campari.

Descripción de la compañía:

Es la sexta mayor compañía del mundo de la industria de las bebidas. Posee más de cuarenta marcas entre bebidas destiladas o espirituosas, vinos, licores y bebidas no alcohólicas, de las cuales destacan Campari, Cinzano, Skyy Vodka, Frangelico, Glen Grant y Aperol.

Vende en más de 190 países y ostenta posiciones de liderazgo en Italia y Brasil así como una importante presencia en Estados Unidos y Europa Occidental.

La sede de la compañía se encuentra en la pequeña ciudad de Sesto San Giovanni, en el área metropolitana de Milán. Tiene ocho fábricas en Europa y cinco en América, además de cuatro bodegas (tres en Italia y una en Francia).

Gruppo Campari forma parte del selectivo FTSE MIB, formado por las cuarenta mayores compañías italianas cotizadas.

 

Valoración de la cuenta de resultados:

El porcentaje de margen bruto obtenido durante la última década es muy positivo, situándose entre el el 53 y el 59%, bastante por encima del mínimo ideal (40%). Sin embargo, los gastos VGA como porcentaje sobre el margen bruto son excesivos, situándose siempre muy por encima del máximo ideal (30%). Así, entre 2001 y 2010 no han bajado nunca del 49% debido a los elevados gastos en publicidad y promoción (advertising and promotion). Valoración: 1/1 para el % de margen bruto y 0/1 para los gastos VGA.

Los gastos en I+D y los gastos en amortizaciones como porcentaje sobre el margen bruto han sido siempre sensiblemente inferiores al 10%, lo que es muy positivo y nos indica que la empresa no requiere de grandes inversiones ni de elevados gastos en investigación y desarrollo. Valoración: 1/1+1/1.

Los gastos financieros como porcentaje sobre el total de ingresos, a pesar de haber empeorado, nunca han excedido del 4%, en 2010 fueron del 3,55%, esto nos indica que la deuda está bajo control. Valoración: 1/1.

El margen neto es más bien modesto ya que durante la última década se ha situado siempre entre el 11 y el 15%, lo ideal es que sea superior al 20% pero entre el 10 y el 20% tampoco se puede considerar como malo. El motivo por el que este margen no es superior al 20% son los excesivos gastos en publicidad y promoción. Valoración: 0,5/1.

La evolución del BPA en los últimos diez años ha sido muy buena, con una clara tendencia ascendente y sólo sufriendo dos pequeños altibajos en un par de años. El crecimiento medio anual del BPA ha sido del 9,44%. Valoración: 1/1.

En relación a las expectativas de crecimiento, comentar que la solidez del crecimiento de los beneficios a lo largo de los años gracias al crecimiento orgánico y al crecimiento externo (vía adquisiciones, en 15 años ha adquirido más de 30 marcas) le han permitido doblar su tamaño en apenas diez años.

La elevada presencia internacional (2/3 partes de las ventas provienen de fuera de Italia), la fuerte resistencia durante la crisis, la fama internacional de sus marcas estrella como Campari o Cinzano y una adecuada posición financiera (como comentaré en el siguiente aprtado) hacen prever crecimientos positivos de ventas y beneficios, aunque seguramente más modestos que durante los últimos diez años. Valoración: 2,5/3.

Valoración total cuenta de resultados: 8/10

 

Valoración del balance:

El coeficiente de solvencia (Ac/Pc) es excelente, situándose todos los años excepto uno por encima del 1,5, en 2010 fue incluso superior a 2. Al mismo tiempo, el ratio de disponibilidad también es excelente, ha sido siempre superior a 0,3 pero tiene el inconveniente de que se ha ído deteriorando de manera significativa desde 2004, pasando de 0,97 a 0,34. La evolución del efectivo y equivalentes de efectivo ha experimentado altibajos, lo que nos indicaría que en algunos años la empresa tuvo que ir detrás de algo de efectivo y aumentar ligeramente su deuda en algunos años, especialmente en los años en que realizó importantes adquisiciones de otras marcas como Skyy Vodka o Glen Grant.

A pesar del deterioro la liquidez sigue siendo buena para seguir creciendo vía adquisiciones, si bien con menos margen que hace unos años.

Valoración: 1/1 para el coeficiente de solvencia y 0,75/1 para el ratio de disponiblidad y la evolución del efectivo y equivalentes.

Los gastos de capital (Capex) han sido siempre bajos y se podían financiar enteramente con el incremento anual de las reservas (financiación interna). Valoración: 1/1.

Las reservas han aumentado cada año en más de un 5% gracias al bajo pay-out de la compañía, que de media ha sido de alrededor del 25% durante la última década. Valoración: 1/1.

En relación a la deuda a l/p hasta 2008 estaba bajo control y en cualquier año se podía cancelar con los beneficios de como máximo los siguientes cuatro años, sin embargo, en 2009 se duplica y se hace imposible de cancelar enteramente con los beneficios de cuatro años, en 2010 todavía subió un poco más pero está bajo control. Valoración: 0,5/1.

El coeficiente deuda total/fondos propios, que en 2007 y 2008 presentaron resultados muy buenos (por debajo de 1), empeoran en 2009 y 2010 debido al fuerte aumento de la deuda a largo plazo, sin embargo, sólo están ligeramente por encima de 1 (1,11 en 2010).     Valoración: 0,5/1.

La empresa ha combinado años de compras de acciones propias con años de ventas. El porcentaje de las mismas sobre el total del capital ha bajado sensiblemente entre 2004 y 2010, pasando del 3,20% al 0,39%. Valoración: 0,5/1.

El ROE ha sido superior al 15% en tres de los últimos diez años, el resto ha sido ligeramente inferior al 15%. Valoración: 0,75/1.

Valoración total balance: 6/8= 7,5/10

 

Rentabilidades esperadas:

En este apartado suelo usar un crecimiento medio del BPA a diez años vista inferior en un 40% al BPA medio del periodo 2001-2010 y un PER medio también un 40% inferior al PER medio del periodo 2001-2010. A veces este porcentaje puede ser exageradamente pesimista, como en este caso, así que para Campari voy a usar un descuento del 20% y no del 40%.

1- Tasa de rentabilidad inicial: BPA estimado 2011/cotización: 0,31/5,20= 5,96%. Valoración: 0,5/1.

2- Expansión esperada de la rentabilidad: el crecimiento medio del BPA en la última década ha sido del 9,44%, si suponemos un crecimiento medio para la siguiente década de un 20%, eso nos da un 7,55%. Valoración: 0,75/1.

3- Rentabilidad relativa al bono español a 10 años: 0,31/0,04842= 6,4 euros, eso es un 23% superior a la cotización de la acción. Valoración: 1/1.

4- Precio objetivo medio analistas: los 21 analistas que siguen el valor le dan un precio medio de 5,60 euros, eso es un 7,69% superior al precio actual. Valoración: 0,75/1.

5- Rentabilidad esperada a 10 años vista:

Crecimiento medio estimado del BPA durante la próxima década: 7,55%, eso nos da un BPA estimado para 2021 de 0,64 euros/acción.

PER medio estimado para 2021: un 20% inferior al PER medio del periodo 2001-2010 (14,25), eso nos da un PER estimado de 11,4.

Precio estimado para 2021: 0,64*11,4= 7,29 euros/acción, teniendo en cuenta la cotización actual de la acción (5,20), eso nos da una rentabilidad vía precio del 3,42%. La rentabilidad vía dividendos sería la siguiente: 0,64-0,31: 0,33 de crecimiento del BPA, teniendo en cuenta que el pay-out medio es de sólo el 25%, eso nos da un reparto en de 0,0825 euros/acción, sobre una inversión de 5,20 euros nos da un rentabilidad vía dividendos del 1,58%. De esta manera la rentabilidad total sería del 5% (3,42%+1,58%). Valoración: 0,75/2.

Valoración total rentabilidades esperadas: 3,75/6= 6,25/10

Valoración total conjunta: 8+7,5+6,25/3= 7,25

Conclusión: Solidez de resultados, buenas expectativas de crecimiento, el balance ha ído empeorando su robustez y hoy en día una de las dos vías de crecimiento (las adquisiciones) permiten menos margen que hace unos años, a riesgo de deteriorar en exceso la estructura económica y financiera de la empresa.

El apartado más débil sería el de las rentabilidades esperadas ya que el resultado obtenido en este apartado demostraría que la acción estaría algo sobrevalorada, pero ni mucho menos de manera excesiva.

 

 

 

 

¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Configurar
Rechazar todas
Aceptar