Rankia España Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder
Un hueco bursátil (en inglés, gap) es un salto, alcista o bajista, que sufre la cotización de un activo financiero como consecuencia de no haberse cruzado ninguna operación de compra-venta.

Cuando analizamos un gráfico y vemos un gap, el análisis técnico, dentro del análisis bursátil, nos dice que, basándonos en el análisis chartista, estamos ante una figura de gran relevancia en el mundo del trading y, especialmente, del chartismo.



Un hueco bursátil o gap, en un gráfico, es el desequilibrio que se produce entre la oferta y la demanda, el cual da lugar a un salto brusco de la cotización que rompe el gráfico. En una tendencia alcista, por ejemplo, ver un gap nos indica que los precios actuales se muestran muy por encima del máximo registrado en la sesión anterior. En una tendencia bajista ocurre lo mismo, pero indicándonos que los precios respecto a la sesión anterior han caído bruscamente sin haberse cruzado operaciones.

Y ahora la pregunta es: ¿por qué ocurre esto?

En esta línea, debemos señalar que un gap solemos encontrarlo cuando, habiendo cerrado la sesión, una noticia que afecta notablemente a la compañía, por ejemplo, se publica.

En función de si esa noticia es positiva o negativa, la noticia podría disparar la demanda, al igual que la oferta. Sin embargo, al estar cerrada la sesión, debemos esperar al día siguiente para poder ejecutar todas las órdenes. Por tanto, cuando abra la sesión al día siguiente, debido a la nueva situación de mercado, que no es la misma que teníamos en la sesión del día anterior, esta abrirá con un gap.

Un gap en la apertura del lunes, después del fin de semana
Un gap en la apertura del lunes, después del fin de semana


En esencia, hablamos de un patrón que dibuja el gráfico de un determinado activo, el cual sufre un salto en la cotización como consecuencia de no haberse ejecutado órdenes en determinados niveles de precios. De esta manera, el precio sube o baja repentinamente, rompiendo la continuidad del gráfico.

Tipos de gaps o huecos bursátiles


En el trading, por lo habitual, se suelen distinguir cuatro (4) tipos de huecos bursátiles o gaps.

Estos tipos a los que hacemos mención son los siguientes:

  • Gap o hueco común: El gap común es aquel que se produce en el interior de una formación de precios, ya sea de continuación o de cambio.
 
  • Gap o hueco de ruptura o escape: Los gaps de ruptura aparecen cuando un activo se encuentra en rango o tendencia lateral y rompe el soporte/resistencia para comenzar una tendencia duradera y con cierta fortaleza. En ese momento, el interés por el mercado es alto y el volumen de negociación aumenta. Es muy frecuente que este tipo de gap se cierre antes de comenzar la tendencia, lo que suele suponer la formación de un pullback
 
  • Gap o hueco de continuación: Los gaps de continuación aparecen en medio de una tendencia como consecuencia de la aparición de alguna información que afecte fuertemente en la misma dirección que la tendencia. Esto hace que aumente el interés por los especuladores e inversores, provocando un fuerte aumento del volumen.
 
  • Gap o hueco de agotamiento: Un gap de agotamiento aparece justo antes de que acabe una tendencia, cuando los inversores y especuladores más débiles empiezan a tomar posiciones, siendo ya demasiado tarde para ellos. Los Gaps de agotamiento se caracterizan por ser amplios y tener un fuerte volumen. Cuando se producen suelen cerrarse rápidamente y es entonces cuando deberíamos de tomar posiciones.

¿Cómo interpretar un gap o hueco bursátil?


Por último, una vez sabemos lo que es un gap y los tipos que existen, lo que nos queda por saber es cómo podemos interpretar esto en el mercado, en caso de que veamos un gap.

A esto hemos respondido en el apartado anterior, cuando veíamos los tipos, pues hemos de señalar que en función del que hablemos, las causas y las consecuencias pueden variar, y mucho.

Pero además de lo mencionado y lo comentado en el apartado anterior, debemos señalar que a la hora de interpretar un gap, la mejor estrategia pasa por identificar qué ha motivado la formación de dicho hueco.

Si el hueco ha sido provocado por una noticia que ha impactado en la cotización de la compañía sustancialmente, la propia noticia nos puede dar más detalles sobre lo que ocurrirá que el propio gap. Conociendo la causa, podemos identificar consecuencias y, quizá, predecir movimientos similares en el corto plazo.

Con todo, hay situaciones en las que no podemos conocer las causas, por lo que tendremos que acudir, en función del tipo de gap, a la interpretación que nos dice el análisis técnico y que reflejamos arriba.

Y hay que decir, para terminar, que hablamos de una figura de gran relevancia, que solemos encontrar frecuentemente en el day trading y los mercados financieros.

¿Buscas un bróker para hacer trading? Mira nuestras recomendaciones:

OANDA

+ 25 años de trayectoria

Ver más
XTB

Comisiones 0% en acciones y ETFs

Ver más
ETORO

Depósito mínimo 200€

Ver más
Interactive Brokers

Con más de 1.5M de clientes

Ver más

¿Quieres referenciar esta definición?
Gap, Francisco Coll, 04 de agosto del '22, Rankia.com

Lecturas relacionadas

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar