Rankia España
Acceder
Blog El pico del petróleo y sus consecuencias

"Mi teoría" del peak oil. El acantilado Séneca

La definición de peak oil es cuando se alcanza la tasa máxima de extracción del petróleo, punto a partir del cual, la tasa comienza a descender.

Hemos asociado el peak con la gráfica de una campana de Gauss simétrica respecto a un eje que pasaría por el punto máximo de extracción, o lo que equivale, a la mitad de las reservas de petróleo.


Desde mi punto de vista la producción  (extracción) de petróleo no alcanzará el peak cuando llegue al 50% de las reservas sino, deformando la curva, dibujará algo parecido al acantilado de Seneca (introducido por  Bardi en 2011).

Como se puede ver en el gráfico, al llegar al punto más alto , la mayoría de las reservas ya se han extraido, quedando muy poco en el lado de caída de la curva.

La traducción de esta curva es que estamos forzando los yacimientos mediante procesos extraordinarios para extraer el petróleo lo mas rápido que podamos. La perforación horizontal buscando nichos mas elevados por encima del corte de agua, el uso de gas nitrógeno para mejorar la producción, la utilización de polímeros para mejorar la movilidad del petróleo y todo tipo de técnicas, se emplean actualmente para aumentar el factor de recuperación de reservas  (procesos de recuperación secundaria y terciaria) y sobre todo para reducir la tasa de decline observada.

Estos procesos mejoran la producción de un campo pero aumentan notablemente la tasa de agotamiento del yacimiento manteniendo la producción con un decline mínimo.

La generalización de estos métodos, sobre todo en los campos viejos supergigantes, puede conducir en un futuro a unas tasas de decline bastante más abruptas de lo esperado, dando la forma de acantilado de Seneca.

Para mi , la extracción  de petróleo  ha seguido un proceso aparente bastante normal. Primero se extraen los yacimientos poco profundos en tierra, luego los más profundos. Cuando en tierra empiezan a escasear los depósitos grandes, buscamos en el mar hasta profundidades bajas como el Mar del Norte. Unos años más tarde, empezamos a buscar en zonas heladas como Alaska. Como a pesar de todo necesitamos más petróleo, acudimos a yacimientos conocidos de petróleo  extrapesado de Canadá  y Venezuela. No es suficiente, por lo tanto nos vamos a aguas ultraprofundas  o yacimientos peligrosos por su toxicidad (Kashagan) o alta presión- alta temperatura.

Finalmente, combinamos petróleo de lutitas (shale oil) con biocombustibles para ajustar la producción a la demanda, aunque estos proyectos sean deficitarios.

Como se puede ver hemos ido del petróleo fácil de extraer al difícil, incluso antieconómico del shale oil. Un desarrollo que puede acercarse a la ley de rendimientos decrecientes.

Pues bien, estos desarrollo tienen un impacto en el precio del petróleo. A medida que los costes de extracción iban subiendo, forzaron al petróleo a subir de precio para mantener ajustada la produccion a la demanda.

Sabemos por la historia que el petróleo estuvo muchos años en una banda en torno a 20 dólares, donde la oferta seguía sin problemas a la demanda, porque era relativamente fácil aumentar la producción sin elevar los costes.

La fecha donde este sistema explotó es el año 2000.

Para mi este es el punto donde el petróleo fácil de extraer se acabó. Los desarrollo posteriores tenían un coste más alto porque ya estábamos  bajando por la curva de las reservas. Habiamos extraido el petróleo fácil y a partir de entonces quedaba la parte mas complicada.

Por eso creo que ya hemos superado el 50% de las reservas y estamos  extrayendo el otro 50% más dificil de extraer. 

Muchos seguidores del peak oil, esperaban que en 2005 se cumpliera la "profecía" y desde entonces la produccion de petróleo empezara a bajar. La forma de la figura del acantilado explica porque en 2005 no cayó la producción  a pesar de rebasar el 50% de las reservas consumidas. 

Y como se puede ver, cada vez es más complicado mantener los márgenes del petróleo. Es decir, los costes para los productores son demasiado altos mientras para los consumidores el precio también es muy alto. No hay margen positivo. Los productores necesitan precios del petróleo mas altos para seguir invirtiendo y pagar sus deudas, mientras los consumidores necesitan precios mas bajos por que su sueldo no les permite pagar más.

Estamos en un callejón sin salida. 

Estamos a punto de precipitarnos por el acantilado Seneca. Si por ejemplo, se desata una crisis económica, el consumo de petróleo se hundirá, y por lo tanto el precio del petróleo caerá con fuerza al bajar la demanda, mientras la oferta sigue relativamente constante. Los productores de petróleo quebraran con bajos precios y dejaran de invertir en traer nueva producción al mercado. Con el tiempo, la oferta caerá por debajo de la demanda y el precio del petróleo volverá a subir, pero no lo suficiente para justificar nuevas inversiones. Es fácil ver que la oferta entrará en una espiral de destrucción, porque el petróleo  que queda es el más difícil y caro de extraer, mientras que los consumidores no pueden pagar un alto precio.

Saludos.

PD. Para complicar la cosas, creo que esta figura del acantilado de Séneca, no solo se da en el petróleo. En la plata y en otros elementos se está viendo el mismo proceso. Agresiva caída  de la concentración de los minerales que  se superpone con un aumento de la cantidad total extraida, a costa de mover gran cantidad de material , elevando los costes. Por cierto una caída en la producción de petróleo (con escasez asociada) tendría una incidencia brutal en la extracción de materiales escasos, por razones evidentes. Por eso hablar de la transición a renovables en medio de una caída de la producción de petróleo es inviable. Espero que las autoridades hayan pensado en alguna solución  este "futuro" problema.

También puedes leerme en multiplicarunainversionpor10.blogspot.com

  1. #1

    Borhammer

    Hola Antonio,

    Lo primero felicidades por el blog, he leído éste y el otro artículo "Escasez de petroleo en 5 años" y ambos me han parecido muy interesantes.
    NO obstante me gustaría puntualizar un par de aspectos relacionados con el dichoso "peak oil".

    La cuestión es que en el análisis que realizas se obvia muy descaradamente un aspecto. LA DEMANDA. Todo el artículo gira en torno al aspecto técnico de la extracción del petróleo, costes crecientes, tipo de yacimientos,escasez... perfecto, muy bien explicado. Pero que no se nos olvide que la edad de piedra no se terminó por la imposibilidad o carestía de nuestros antepasados para obtener piedras. Terminó porque descubrieron el uso de los metales.

    En estos momentos estamos terminando la edad del petroleo, y no porque se esté agotando (que también, por supuesto) sino porque en esa carestía creciente de la extracción, muy bien explicada en vuestro artículo, los costes medios empiezan a acercarse a los costes decrecientes de nuevas tecnologías, fundamentalmente la eólica primero y la solar, más recientemente.

    Un ejemplo de lo que digo se puede observar cuando relacionais peak oil con haber extraído el 50% de las reservas mundiales, o según vuestra corrección (acantilado de séneca). La realidad es que poco le importa al precio la cantidad extraída y la cantidad restante, lo importante es el precio marginal y medio de extracción del último pozo en funcionamiento para cubrir la demanda presente (de cada momento) y cómo se relaciona con esos mismos costes marginales o medios de la extracción de energía por medios alternativos (renovables).

    En cualquier caso un buen artículo con temas muy interesantes

    El tema del medio ambiente, lo dejamos para otro momento jeje

    Saludos

  2. #2

    steelman1234

    en respuesta a Borhammer
    Ver mensaje de Borhammer

    Hola Borhammer.

    Las energías renovables (eólica y solar) no compiten con el petróleo ... de momento. Se utilizan para generar electricidad y la competencia sensible es con el carbón y el gas. Desde luego han arrinconado al carbón y son dura competencia con el gas, pero apenas han incidido en el petróleo.

    Si alguien menciona el coche eléctrico, comentar un cuestión que casi nadie conoce. 1 millón de coches eléctricos suponen un ahorro de 20.000 barriles de petróleo/dia. O mejor , para ver su escala, 100 millones de coches eléctricos ahorran 2 millones b/d.

    De momento en los dos últimos meses , las ventas de eléctricos en el mundo han caído, sobre todo por el descenso de China (retirada parcial de subvenciones en junio) y EE.UU (que casi, casi, solo vende Teslas).

    Hay un largo camino hasta que vendan 100 millones de coches.

    Y no cuento la crisis por llegar que restará inversiones y ventas, ni la infraestructura por desarrollar ni el limite en la autonomía.

    El consumo de todos los vehículos ligeros del mundo (1.200 millones) es aproximadamente 24 millones de b/d.

    El petróleo se sigue consumiendo para camiones pesados, minería, agricultura, aviación, maquinaria pesada, barcos e industria petroquímica (plásticos, lubricantes, asfalto, etc).

    Cada año sumamos 90 millones de personas y en los últimos treinta años , el consumo per cápita del petróleo se ha mantenido casi constante.

    Si, las crisis reducen la demanda, pero rápidamente se recupera. En 2008-2009, se redujo el consumo un par de millones de b/d, para recuperar en 2010 tres millones de b/d, a pesar de conocerse como la Gran crisis.

    Lo que no podrá hacer el petróleo es seguir a la demanda , cuando caiga la producción.

    Saludos.

Autor del blog

  • steelman1234

    Me llamo Antonio, soy licenciado en ciencias físicas y "experto" en el mundo del petróleo. Inversor en bolsa desde hace treinta años, actualmente escéptico en todo. Entre mi hermano Miguel y yo, mantenemos el blog.

Envía tu consulta

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar