Argumentos imprescindibles en un debate (serio) sobre la jornada laboral

9
Venga, ya está. La directiva no ha salido adelante. Podemos respirar tranquilos porque todo va a seguir igual. Y, por cierto, flipadito me tiene la clase política y mediática de este país, porque nadie se ha atrevido a plantear el más mínimo debate sobre la desregulación de la jornada laboral en Europa. Me pilla la cuestión en medio de mis clases de Formación y Orientación Laboral, dedicadas precisamente a esto de las horas de curro y tengo a mis alumnos revolucionados, aunque con matices. Los más exaltados en la defensa de los derechos conquistados -aprovecho que no conocen mi alias- son los que menos golpe han dado en la vida -por edad, no necesariamente por vagancia- mientras que hay quien, por experiencia, ya está curado de espanto y le resbala el concepto de jornada máxima porque la suya no tiene límites. Currantes flexiseguros, oiga, incluido algún autónomo. Referencias: Macro.

Así que me siento un poco acorralado entre el revuelo social y mis planteamientos liberales. Pero esto no va a quedar así. A riesgo de perder amigos y lectores, os propongo algunos elementos que no deben faltar en cualquier discusión sobre las 60/65 horas. No pretendo poner mi opinión por encima de otras. Tampoco quiero que se confunda este debate con otros sobre la productividad, la salud o la conciliación familiar. Sólo que hoy me apetece ser el abogado del diablo. Comencemos.
  1. La propuesta trataba, en primer lugar, de quitar puertas al campo, no de imponer un horario de trabajo. Bien utilizada, la libertad de entendimiento entre empresario y trabajador es cosa buena.
  2. Que nadie intente convencerme de que la mitad de jornada generaría el doble de puestos de trabajo. No cuela.
  3. Como trabajador no me gusta que me limiten lo que quiero ganar a base de leyes, penalizaciones por pluriempleo o impuestos regresivos. Para vivir mejor hay que currar, parece que se nos olvida este pequeño detalle.
  4. Si quiero quedarme un par de horas para terminar un trabajo no me apetece oír insinuaciones de trepa ni acusaciones de competencia desleal. Por desgracia, hay empresas donde está mal visto subir el nivel de responsabilidad.
  5. Trabajar 12 horas diarias nos equipara con los autónomos. En estas condiciones, igual ya no es tan descabellado plantearse un cambio de bando. Y, claro, esto es demasiado para los eternos aspirantes a funcionarios.
  6. Si pensamos que la directiva es mala porque entonces los inmigrantes nos van a quitar el puesto, entonces sí tenemos un serio problema colectivo. Pero no os preocupéis, no os imagináis lo que han aprendido de nosotros muchos de ellos. Expresiones como yo por 700 euros no salgo de casa se oyen también con acento de culebrón.
  7. Estamos en el país de la economía sumergida. ¿Cuántas horas extra aflorarían si eliminásemos regulaciones absurdas que no se van a cumplir jamás? Sería más eficiente que contratar más inspectores.
  8. Por último, habrá que plantearse por qué nos vienen ahora con esto de las 60 horas. ¿No tendrá que ver con que algunos sectores no cuentan con mano de obra suficiente? Nuestro mercado laboral ya no es tan sencillo como en los años 50: pueden convivir perfectamente una tasa de desempleo galopante con agujeros de personal cualificado.
Lo dicho, este debate necesita elementos de fondo, no nos sirve de nada quedarnos en el discurso de los derechos conquistados. Aunque admito que no tengo claro si el empresario español está preparado para utilizar correctamente la desregulación de la jornada máxima. Entonces quizá no tenga sentido plantear ningún debate.



  1. #9
    18/12/08 13:39

    María, suscribo punto por punto tu último párrafo, ese es el verdadero problema, tenemos la cultura empresarial que tenemos y me temo que no hay política clásica o keynesiana que ponga remedio a esto.
    Ahora bien, no abusemos de la casuística, hay ejemplos de todo y para todo. No es excusa para analizar objetivamente una propuesta de reforma estructural.
    ¿Algún empresario/autónomo quiere dar su punto de vista?

  2. #8
    Anonimo
    18/12/08 13:37

    Donde hablaba del "último comentario" no me refería al último de Macro, sino al anterior.

    Lo aclaro, porque, sin querer hemos usado la misma expresión de "presunción de inocencia", pero no nos referíamos a lo mismo.

  3. #7
    Anonimo
    18/12/08 13:28

    Respecto al último comentario publicado, decir que, desgraciadamente, la presunción de inocencia es algo que las empresas llevan implícito, te asignan un CIF y ya eres inocente.
    En cambio, un trabajador tiene que “acatar” cualquier decisión del empresario, sea la que fuere, y si no estuviera de acuerdo, tendrá que presentar denuncia y esperar a que la Justicia se pronuncie. Eso sí, sea cual sea el resultado, ya tienes la sentencia de muerte por parte del empresario. “Este tío es un follonero y no lo quiero en mi empresa”.
    Y ahora retomo el primer comentario. Desgraciadamente, la Inspección de Trabajo no actúa de Oficio, aunque puede hacerlo, porque está facultada para ello. Los inspectores que hay, se quejan de que son pocos y tendríamos que preguntarnos por qué, con tanto paro, no hay más inspectores. ¿Existen intereses “ocultos”?. Ayer, en el Congreso, uno de los diputados arremetía con la subida de los recibos de la luz (que no es moco de pavo) y la respuesta, aunque no fue aclaratoria, si fue “ilustrativa”. “Sr..Fulanito… en las filas de su partido está sentado un expresidente de compañía eléctrica, además de numerosos cargos representativos….”. Ah, caramba, en casa de herrero, cuchara de palo. Igual es que no interesa tanto que se controle a los empresarios, ¿por qué será?, ¿se hacen una idea?.

    Hace unas horas, cuatro trabajadores de la construcción murieron en un derrumbamiento de un hotel en reformas en las islas Baleares. Una obra sin permisos y ahora se oye que las condiciones climatológicas fueron las responsables del desplome. ¿Responsables? Espero, sinceramente, que la Justicia designe a los verdaderos responsables, empresarios (hoteleros y constructores), para quienes cumplir la normativa no entró dentro de sus principios. Las víctimas, dos españoles y dos extranjeros, no podrán pasar estas navidades con sus familias, ni este año, ni ningún otro. Muchas campañas sobre los riesgos laborales, pero tal y como decía ayer un responsable de CCOO, “hoy seguimos perdiendo vidas por los mismos motivos que en el tiempo de las pirámides: derrumbes y aplastamientos”.

    Y claro que ser empresario o autónomo no es un delito tipificado, pero desde luego, si todas las empresas estuvieran tan vigiladas como lo están nuestras retenciones y cotizaciones, veríamos, no sólo que cantidad de delincuentes habría, sino, sobre todo, la cantidad tan desorbitada de “caraduras y sinvergüenzas” que conforman nuestro panorama empresarial. Y chapó por quien sea o tenga un buen jefe, yo, aún, no he conocido ninguno, porque pueden ser buena gente, que no te maltrate ni física, ni psicológicamente, pero en la nómina te la juegan; o bien, son unos “petardos” que poco más te consideran un reo y a su merced, aunque luego te apliquen las tablas del convenio de mínimos que exista en tu sector.

    Con este panorama no queda más que ratificar lo anteriormente dicho…El empresariado español NO está preparado, ni tiene voluntad, ni ganas, para asumir una desregularización como la planteada. Mientras que nos vean como “vagos” a los que pagan sin que se lo ganen y no como personas que trabajan para que su empresa salga adelante, no hay nada que hacer. Tal vez sea porque “Piensa en ladrón que todos son de su condición”.

  4. #6
    18/12/08 13:27

    Anónimo relajado, gracias a ti también por pasarte por aquí. Me niegas la presunción de inocencia, no veo por qué te parece tan extraño que haya pasado por estos trabajos, de todas formas te diré que hay mucha gente que no se puede permitir rechazar un contrato con esas condiciones, y creo que el listón de la dignidad lo tenemos igual de alto. Por otro lado, no me gustaría tener que volver a ellos para vivir, pero seguro que su precariedad se aguanta mejor que la del camarero o la del minero.
    Me vuelves a "acusar" de empresario. Te diré que no me cierro ninguna puerta laboral, ni siquiera la de funcionario. Por mi carácter he tenido muchos problemas con los jefes, incluido el actual, y sospecho que puedo ser candidato a trabajar por mi cuenta en un futuro. Por supuesto me gusta ver la perspectiva completa de los problemas y de las soluciones. Y no te preocupes, yo no te voy a "acusar" ni de sindicalista ni de Curro el del Caribe, que ha vuelto para animar el debate.
    Por último, mi barco se llama Economía y ahora se parece más a una patera que a un yate. No sé cuál es tu barco.

  5. #5
    Anonimo
    18/12/08 11:57

    Felicidades a los tres primeros comentarios. Con todo el “relax” del mundo respondo al autor del artículo.
    No me creo una palabra de los datos personales que has puesto Puede que sea verdad lo que dices de haber trabajado de teleoperador o reponedor, pero permíteme que lo dude. Hablas como empresario o en todo caso como un trabajador con aspiraciones de empresario. Nadie que haya pasado por esos trabajos que comentas y que haya visto las condiciones en las que se curra (yo también he sido reponedor en un super y hasta comercial del Círculo de Lectores) diría algo por estilo. O eso, o es que has olvidado pronto tus antiguas condiciones laborales.
    Nadie ha dicho que ser autónomo y empresario sean delitos tipificados, pero ¿cuántos empresarios en este país cumplen la ley? Se pasan los convenios colectivos por el arco del triunfo y si realmente has hecho los trabajos que dices lo sabrás perfectamente. En mi pueblo, el que no cumple la ley es un delincuente ¿No te parece? Los que la cumplan a rajatabla (porque no creo que todos sean iguales) felicidades para ellos, debería haber más empresarios de este estilo.
    Las empresas sólo aplican la ley en lo que les interesa, pero cuando la normativa les perjudica, o bien te despiden o simplemente te dicen “lo tomas o lo dejas”, a no ser que denuncies.

    Discúlpame otra vez más si te digo que no creo que estés en el mismo barco que nosotros. Y si lo estás tienes intenciones de dejarlo cuanto antes o te han comido el coco.

  6. #4
    18/12/08 09:17

    A ver, vamos a relajarnos. En cuanto se plantean argumentos diferentes a los habituales ya nos ponemos todos nerviosos. Una respuesta rápida por alusiones personales, no es cuestión de rebatiros punto por punto ya que tenéis mucha razón en casi todo (y donde no la tenéis, al menos está el derecho al pataleo, si me permitís).Por partes:
    1.Los derechos conquistados están muy bien pero no nos dan de comer. Por vuestros comentarios deduzco que lo sabéis mejor que yo.
    2.No tengo problema en decir que vivo mejor ahora que cuando trabajé de teleoperador, de reponedor, de comercial de cestas navideñas y de auxiliar administrativo en una carpintería.
    3. Tampoco tengo problema en decir que mi sueldazo (sí, mayor de 1000 euros pero menor que 2000) sólo me permite vivir de alquiler y tirar de transporte público para todo.
    4. Además trabajo a hora y media de mi casa (vivo en Santander y trabajo en Bilbao) y estoy temporal. Mi jornada laboral y demás condiciones no tienen nada que ver con los "derechos conquistados" por los que están fijos. Por cierto, tema apasionante la brecha entre indefinidos y precarios.En mi convenio no existen las horas extras pero mi centro no es público y hay que competir con más oferta formativa y más dedicación, tanto en casa o en el centro.
    5. Hasta la fecha, no creo que autónomo y empresario sean delitos tipificados en ningún sitio. Y la casuística es inmensa, si lo que queremos es ilustrar a favor y en contra lo que opinamos unos y otros.

    Nada más por ahora. En cualquier caso, gracias por vuestros comentarios. Y no penséis que navego en un barco distinto al vuestro, leñe.

  7. #3
    Anonimo
    18/12/08 09:11

    Completamente de acuerdo con los 2 posts anteriores.
    Tengo poco que añadir, simplemente ejemplificar la desregulacion con un ejemplo personal. Estuve trabajando durante 5 años para una empresa en la que el dia que lo normal eran 12 horas de trabajo es decir mi jornada mas 4 horas de "satisfaccion personal" gratuitas. Algun dia que hice 9 o 10 me comentaban con total seriedad y cara de reproche que qué me habia pasado el dia anterior, que me habia ido pronto. Mis posibilidades de progresion profesional eran nulas, estaba en la mina picando. No veia a mi familia, no veia a mi novia, no veia a mis amigos, no veia el sol en invierno ni practicamente en verano, engorde 12 kilos, cogi una depresión de aupa sin darme cuenta, odiaba a todo el mundo y sentia una rabia interna que no sabia como descargar. Todo esto por la bonita cifra de 15.000 euros en 14 pagas. Era joven y queria empezar mi vida, pero despues de 5 años me di cuenta de que esto ni era vida ni era nada. Decidi irme el dia en que pedi un aumento de sueldo acorde a mi tiempo de trabajo y mis "responabilidades" y me concedieron la mitad (3.000 euros). Lo triste es que me fui por dinero, no porque me diera cuenta de lo humillante de mi situación. Sabes cuanto son 12 horas por 6 dias a la semana? 60 horas, uy! si todavia me faltan 5 para llegar a las 65. No conozco las implicaciones ni regulacion al detalle de este intento de desregulacion del mercado laboral, pero desde luego puedo decir que he vivido un simulacro real durante un tiempo y ni nosotros como personas estamos preparados para hacer frente a una situacion así (ni aqui ni en ningun sitio, ojo) ni creo los empresarios tengan la capacidad, honestidad y nobleza necesarias para implantar un sistema de este tipo sin cargarse la vida tal y como hoy la conocemos.

  8. #2
    Anonimo
    18/12/08 03:20

    Estoy de acuerdo con Anónimo, tal vez sea porque igualmente soy mileurista, pero también cabeza de familia, hipotecada, madre y ama de casa.
    Recientemente, mi jefe nos ha reunido y con la "galopante excusa" de la crisis en el sector audiovisual, al que pertenezco, nos ha dicho que "con jornadas de 8 horas no somos competitivos" y "que no puede garantizar que las horas extras puedan ser compensadas". Entendámonos bien...compensadas con horas de descanso,no con dinero.
    Alude al sentimentalismo cuando argumenta que "algunos trabajadores deberían pensar que cuando tengan que realizar horas extras estarán haciéndolas para salvaguardar el puesto de trabajo de otros compañeros". Vamos que "o trabajas tú o para compensar gastos despido a aquel".
    Y todo ésto sin tener una normativa europea que lo avale; me pregunto, si la tuviera ¿nos dejaría instalar un colchón hinchable para usarlo como "cama caliente" entre turno y turno?
    Creo que con este ejemplo contesto perfectamente a la última cuestión: el empresario español NO está preparado para una desregulación de este calibre.
    Pero voy a aportar una línea más al debate que aún no se ha tocado.
    Siendo profesor (MACRO), me pregunto si te has planteado que pasaría con los niños de este país si una inciativa así llegara a aprobarse. ¿Estarás dispuesto a trabajar 13 horas de lunes a viernes para que mi hijo pueda estar en clase mientras su madre trabaja?. ¿O es que además tengo que pagar una "aupair" para cuide del "baby"? (Esto te lo pongo en idiomas para que veas que ya me estoy cualificando). Esto habría que tratarlo bien, porque igual me paso el día entero trabajando y vienen los servicios sociales y me quitan la custodia por "abandono" de un menor. Y ya sería la ostia; por un lado me obligan a currar y por otra me penan por abandono.
    Vaya por dios, resulta que sin quererlo ya le estoy poniendo puertas al campo. Y es que en una situación así, me planteo que "hijos de Europa" no vamos a poder tener los europeos. Ah claro, se me olvidaba, que como ya estaremos acostumbrados a "trabajar" 13 horas diarias, nos pasaremos al otro bando y entonces seremos todos autónomos, lo que nos lleva a empresas "unipersonales", porque no quedará trabajador por cuenta ajena y, si los hubiera, o cotizarían en Bolsa o serían considerados especímenes en peligro de extinción y estarían "protegidos".
    Respecto a los "derechos conquistados"...son sobre todo, derechos. Y si nos preocupáramos más de que estos derechos se extiendieran a lo largo y ancho del planeta, es muy posible que El Gigante Amarillo no pudiera colocar zapatos a tres euros en nuestros mercados. Que por cierto, con mil euros al mes, con las pagas prorrateadas, es a lo único que podemos aspirar los "currantes", aunque huelan fatal y te duren tres asaltos.
    Solo me falta decir que "como trabajador" no hace falta que te limiten las leyes lo que te gustaría cobrar, ya lo hacen los empresarios. Aunque claro, si lo dices es porque debes tener un buen convenio que te especifica lo que valen tus horas extras, tus pluses y la bolsa de vacaciones...que habrán negociado algunos de los sindicatos que, mira tú que casualidad, son los que "conquistaron" los derechos, que no solo es la jornada laboral, sino el resto de garantías.

    Por último, aprobar una propuesta como ésta, en estos tiempos de crisis, donde hay empresas que presentan ERE reduciendo,en el mejor de los casos, los días de trabajo, donde nos acercamos (en España) a los 3 MILLONES de parados, es como para hartarse a llorar. Suerte que sus "señorías" han tenido la claridad de mente suficiente para evitar que en las calles haya "algo más" que parados.
    Solo espero que dentro de 90 días sigan tan lúcidos y en consenso como lo estuvieron hoy.

  9. #1
    Anonimo
    17/12/08 23:23

    Ya que has dicho que este es un debate serio, intentaré, aunque me cuesta una barbaridad tener la mayor educación posible. Desde luego tu post no tiene desperdicio:
    Dices "Los más exaltados en la defensa de los derechos conquistados -aprovecho que no conocen mi alias- son los que menos golpe han dado en la vida -por edad, no necesariamente por vagancia- "
    A todos los que como tú dicen estas barbaridades (intento usar la palabra más suave que se me ocurre) me gustaría verlos con un sueldo de mileurista (que casi nunca llega siquiera a mil euros) y con la congelación salarial de este año. Para hablar de este tema seriamente hay que decir las circunstancias personales y dejarse de frivolidades ¿Cuánto ganas? ¿Más o menos de mil euros? ¿Eres empresario o trabajador? ¿Si vas a trabajar más horas estás seguro que van a pagar las horas extras? (te lo digo porque en mi empresa no hacen nada parecido).
    Se que estos son temas muy personales pero necesarios para un debate serio. Es muy fácil hablar cuando no eres tú el que va a ser explotado con este tipo de leyes. Yo por ejemplo gano exactamente 980 euros con las pagas extras prorrateadas, así que tengo 12 pagas, soy trabajador(no empresario lógicamente) y cuando hago horas extras en mi empresa no me las pagan, así que una buena parte de mi jornada curro por amor al arte. Ahora dime que me ponga en tu lugar y te entienda. Si existe la justicia divina, que no lo creo porque soy agnóstico, sólo le pido que ojalá te vas algún día en mi situación a ver qué opinas de las 65 horitas semanales (esto no es una maldición gitana, pero casi).
    También dices “mientras que hay quien, por experiencia, ya está curado de espanto y le resbala el concepto de jornada máxima porque la suya no tiene límites. Currantes flexiseguros, oiga, incluido algún autónomo”. Estoy hasta los mismísimos de que se esté constantemente comparando a los autónomos y el elevado número de horas que hacen con los trabajadores. No digo que no se lo curren pero les guste o no un autónomo es un empresario. Un trabajador está controlado por todos lados, es imposible que defraude un duro a Hacienda. ¿Puedes decir lo mismo de un autónomo? Para ser sinceros, me la suda la cantidad de horas que hacen los autónomos. Si lo son es precisamente porque les interesa y si el negocio les da pérdidas que lo cierren y trabajan para un tercero como yo a ver que tan bonita les parece la cosa. Reconozco que hay autónomos que en la práctica son lo que se llama “falsos autónomos” y la empresa los tiene así para ahorrarse una pasta. En estos casos deberían denunciar.

    Dices: “La propuesta trataba, en primer lugar, de quitar puertas al campo, no de imponer un horario de trabajo. Bien utilizada, la libertad de entendimiento entre empresario y trabajador es cosa buena.”
    Juas, juas, juas. Eso no te lo crees ni tu. ¿Para cuántos empresarios has trabajado? Este ley bien o mal utilizada es sólo una excusa para explotar y aprovecharse de la gente. El día que vayas a firmar tu contrato el empresario te dirá. “Mire usted, esto es lo que hay. Son 900 euros, 65 horas semanales. Lo tomas o lo dejas.” Viva la libertad de entendimiento.

    Dices: “Que nadie intente convencerme de que la mitad de jornada generaría el doble de puestos de trabajo. No cuela.”
    Ya ves, en esto estamos de acuerdo, pero apuesto que por razones diferentes. No cuela porque reduciendo la jornada laboral el empresario no va a contratar a más trabajadores, sino seguirá haciendo trabajar ilegalmente a los que ya tiene las horas que le haga falta. En España hay un grave problema de mentalidad. Aquí se considera que te pagan un sueldo y ya pasas a formar parte de una especie de secta, llamada empresa, en la cual debes tener disponibilidad ciega y absoluta a su líder (llámese jefe). Para que te enteres. Mi tiempo vale dinero. Si trabajo más, quiero ganar más, y si no puedes pagarlo, deja de producir, cierra tu chiringuito y trabaja para otro, a ver que tal te parece estar abajo y no arriba. ¿O es que la empresa cuándo vende más mercancía gana menos?
    “Como trabajador no me gusta que me limiten lo que quiero ganar a base de leyes, penalizaciones por pluriempleo o impuestos regresivos. Para vivir mejor hay que currar, parece que se nos olvida este pequeño detalle.”
    Perdona que te diga pero no creo que tu seas “trabajador” en el sentido “currante pringado” de la palabra. Como te he dicho, da datos para saber de qué hablamos. No es lo mismo ser funcionario que asalariado en una empresa, no es lo mismo ganar 2.500 euros al mes que 980 como yo, no son lo mismo churras que merinas.
    Dices: “Si quiero quedarme un par de horas para terminar un trabajo no me apetece oír insinuaciones de trepa ni acusaciones de competencia desleal. Por desgracia, hay empresas donde está mal visto subir el nivel de responsabilidad.”
    Estamos de acuerdo, siempre que te paguen las horas extras. Lo que se te olvida es un pequeño detalle. Cuando tu haces horas por un tubo quizás estás quitando puestos de trabajo a alguien que lo necesita tanto como tú, que tiene familia igual que tú, y que seguramente ganará menos que tú. Por eso, las horas extras están limitadas a un máximo anual en los convenios colectivos, lo cual me parece genial.
    “Trabajar 12 horas diarias nos equipara con los autónomos. En estas condiciones, igual ya no es tan descabellado plantearse un cambio de bando. Y, claro, esto es demasiado para los eternos aspirantes a funcionarios.”
    Te lo repito, los autónomos son empresarios, les guste o no reconocerlo, aunque ganen igual o menos que un mileurista. Muchos hay que no llegan a fin de mes, pero también muchos otros que ganan una pasta y no la declaran. Si quieres te doy todos los ejemplos que quieras: para empezar las consultas privadas de los médicos ¿a cuánto cobran la consulta y cuántas facturas emiten diariamente? Déjame decirte que la respuesta es cero facturas. Lo peor que me ha parecido de tu post es precisamente esta frase “Trabajar 12 horas diarias nos equipara con los autónomos”. Lo que hay que oír!!!. Oye, que si un autónomo trabaja 12 horas seguro que es porque ganará más dinero. Yo si trabajo 12 horas voy a ganar lo mismo. Y aunque gane menos que yo. Si tan malo es ¿por qué no cierras tu chiringuito y trabajas para otro 8 horitas? Ahhh claro, es mejor ser tu propio jefe.

    Dices: “Si pensamos que la directiva es mala porque entonces los inmigrantes nos van a quitar el puesto, entonces sí tenemos un serio problema colectivo.”
    Pues te doy la razón, tengo un serio problema colectivo. Yo y media España. Cuando las cosas iban bien, genial, esto es Jauja. Que venga todo el mundo a currar a esta país, legal o ilegalmente. Ahora que la cosa va mal, sigamos igual. Total, como los españoles no tenemos familia y somos unos vagos que no queremos currar mejor le regalamos el poco trabajo explotado que hay al que viene de fuera porque así somos solidarios.
    Dices: “Estamos en el país de la economía sumergida. ¿Cuántas horas extra aflorarían si eliminásemos regulaciones absurdas que no se van a cumplir jamás? Sería más eficiente que contratar más inspectores.”
    Anda, otra cosa en la que estamos de acuerdo. Hay que poner más inspectores, sobre todo inspectores de trabajo que vayan de OFICIO a las empresas a ver si cumplen la ley. Que sepas que hasta ahora sólo van si presentas denuncia, cosa que casi nadie hace porque se queda de patitas en la calle.
    Dices: “Por último, habrá que plantearse por qué nos vienen ahora con esto de las 60 horas. ¿No tendrá que ver con que algunos sectores no cuentan con mano de obra suficiente? Nuestro mercado laboral ya no es tan sencillo como en los años 50: pueden convivir perfectamente una tasa de desempleo galopante con agujeros de personal cualificado.”
    A ver si lo he entendido, ¿quieres decir que como tenemos falta de personal cualificado al poco que tenemos hay que explotarlo haciéndolo trabajar más horas de la cuenta? Oye, genial tu argumento. Creo que se responde por sí sólo.
    Para terminar escribes: “Lo dicho, este debate necesita elementos de fondo, no nos sirve de nada quedarnos en el discurso de los derechos conquistados. Aunque admito que no tengo claro si el empresario español está preparado para utilizar correctamente la desregulación de la jornada máxima.”
    Una pregunta en serio, ¿A ti te parecen mal estos “derechos conquistados”? ¿Preferirías volver al siglo XIX? Cuando hablas de estos derechos parece que te refieres a un regalo llegado del cielo. Que yo sepa, se refieren a regular unas condiciones dignas de trabajo, para evitar el frauda y el abuso por parte de algunos.
    Yo te respondo a este párrafo, porque me parece que lo tengo algo más claro. El empresario español NO está preparado para utilizarla correctamente. Para lo único que serviría en este país es para que la diferencia entre pobres y ricos crezca todavía más.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar