¿Por qué poner un vehículo a nombre de la empresa?

 

NO LO DUDE, desde el punto de vista de la empresa, esta ahorrará dinero si sus directivos utilizan lo que se denomina un “vehículo de empresa”.

Y ello es así, porque para la sociedad adquirir un vehículo  y cederlo como retribución en especie, supone un desembolso sensiblemente menor que el pago de un mayor salario al directivo y que sea este el que con esa retribución realice la adquisición del vehículo

El menor coste vendría dado por la deducibilidad de las cuotas de amortización del vehículo, frente a lo que supondría para la empresa la retribución dineraria , con un  coste adicional en la seguridad social (salvo que el salario este por encima de los máximos de cotización, algo difícil en los tiempos que corren)

Para el directivo, en el caso de percibir una retribución dineraria, tendrá que soportar sin duda una mayor retención por el IRPF y un descuento mayor en su correspondiente cuota de seguridad social, con lo que acabará percibiendo una neto menor que lo que suponía el aumento inicial.

¿Tiene todo esto algo que ver con los “vales de comida”?

En un próximo artículo hablaremos de ello.

 

Julio Cañete.

Asesor Fiscal en Ciro Consulting.

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar