¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Mejores créditos y préstamos
Análisis de los préstamos personales y créditos rápidos más baratos del mercado

La capacidad de endeudamiento y la regla del 35%

¿Puedo pedir un préstamo en mi situación? Ésta es una de las dudas que más se repiten en nuestra comunidad. Para averiguarlo, es indispensable entender qué es la capacidad de endeudamiento de una familia y prestar especial atención a la regla del 35% aplicada por las entidades bancarias. ¿Cómo saber si he alcanzado mi límite de endeudamiento? 

Endeudamiento familiar

 

¿En qué consiste la regla del 35% de endeudamiento?

El Banco de España aconseja que la deuda que puede asumir una familia española, más conocida como endeudamiento, no sea superior al 35% de sus ingresos. Para entender este concepto, primero deberemos saber cuál es la distribución más común de los ingresos en una familia: los gastos esenciales, el endeudamiento y el ahorro. La teoría que vamos a desarrollar a continuación establece qué porcentaje de nuestros ingresos es el que deberíamos dedicar a cada uno de estos elementos. Además, esta teoría tiene una variante, la llamada regla del 50/20/30

50% para gastos esenciales

La mayor parte de los ingresos mensuales de una familia se destinan a cubrir las necesidades básicas o gastos esenciales, los cuales podemos dividir en cuatro grandes grupos:

  • Gasto en comida
  • Gasto en transporte
  • Gastos varios: ropa, ocio, deporte...
  • Gastos varios de los hijos: ropa, colegio, actividades extraescolares.

30-35% de endeudamiento (como máximo)

El endeudamiento de una familia se define como el conjunto de cuotas mensuales que se abonan por el dinero prestado por una entidad financiera. Por su parte, la capacidad de endeudamiento se define como el límite de deudas que una familia puede soportar sin riesgo de caer en impagos ni morosidad. Como ya hemos avanzado, ciertos organismo oficiales declaran que una familia no puede endeudarse por encima del 30-35% de sus ingresos. Con esta regla, evitaríamos adquirir más deuda de la que podemos pagar. En este grupo incluiríamos los conceptos de cuota hipotecaria, alquileres, créditos de tarjetas o préstamos personales.

El endeudamiento per se no es bueno ni malo, siempre que estemos dentro de los límites mencionados anteriormente. Cuanto menor sea el endeudamiento de una familia, gozará de una mayor salud financiera y podrá dedicar esa parte a otros conceptos, como el ocio o el ahorro.

15-20% de ahorro

En toda planificación familiar, debemos destinar una parte de nuestros ingresos mensuales al ahorro. Este punto es igual de importante que los anteriores, ya que debemos tener un pensamiento a largo plazo en nuestras finanzas, con el objetivo de tener un colchón financiero para poder hacer frente a imprevistos. 

Las familias que ahorren menos del 10% de sus ingresos mensuales, pueden tener un serio problema de liquidez y deben comenzar a plantearse el recortar gastos de los 2 grupos anteriores. En el lado contrario, una persona sin cargas familiares y siendo lo suficientemente disciplinada podría aumentar este porcentaje hasta el 50% e ir trabajando en garantizarse un futuro.

 

¿Cómo calcular mi capacidad de endeudamiento actual?

Si te encuentras en proceso de solicitar financiación, las entidades financieras disponen de un sistema automático para averiguar si eres apto o no para pedir un préstamo con tu situación financiera actual. No obstante, puedes calcular tú mismo tu capacidad de endeudamiento siguiendo esta fórmula:

Capacidad de endeudamiento (CE) = Ingresos totales (IT) – gastos fijos (GF) x 0,35

 

  • Capacidad de endeudamiento (CE)
  • Ingresos totales: nóminas y rendimientos de otros productos como depósitos, pisos en alquiler o inversiones en valores.
  • Gastos fijos: alquileres o hipotecas, otros préstamos, recibos recurrentes (colegio o suministros).

Pongamos un ejemplo práctico. Si los ingresos de una familia son de 2.500 € y tiene unos gastos fijos de 1.000€, su capacidad de endeudamiento es de 1.500€ x 0,35 = 525€. El límite de cuota mensual de esta familia sería de 525€ entre todos los préstamos.

 

Si ya estoy en el límite de endeudamiento, ¿puedo pedir un préstamo?

Por regla general, ninguna entidad bancaria ni entidad financiera de crédito te va a conceder un préstamo si existe algún riesgo de impago por parte del cliente. Superar el límite del 35% de endeudamiento es uno de estos casos, como también lo son estar en ASNEF o tener un historial crediticio negativo. 

Sin embargo, hay ciertos prestamistas que permiten solicitar financiación pese a superar el límite de endeudamiento: las plataformas de préstamos rápidos. Los préstamos o créditos rápidos son préstamos de corto importe (entre 50 y 1.000€) y de corta duración (a devolver desde 1 día hasta 2 meses) que sirven para salir de un apuro en un momento concreto. Al ser un préstamo tan pequeño, este tipo de empresas no ponen pegas si el solicitante se encuentra en su límite de endeudamiento. No obstante, el solicitante debe ser consciente de sus limitaciones y de si la solicitud de este préstamo va a ayudarle a solventar ese problema o no. 

Entre las opciones de préstamos rápidos encontramos Moneyman, una entidad online que ofrece el primer préstamo de forma completamente gratuita. 

Comparador de préstamos personales y créditos rápidos

El comparador de préstamos personales de Rankia estudia tus necesidades de financiación y te ofrece el préstamo que mejor se adapta a tu perfil. Si lo que buscas es financiación rápida, puedes usar el comparador de créditos rápidos de Rankia. Descubre la cuota final de tu préstamo.


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar