Rankia España
Blog La macroeconomía al descubierto.
52 suscriptores
Analizando las contradicciones del mercado

¡Bye bye Chusma!

Desde que empecé este blog, me he esforzado en mostrar a quién quiera escucharme que atravesamos la peor crisis económica, política y geopolítica de los últimos 400 o 500 años. No tengo ninguna duda al respecto. Aunque suene un poco “prepotente”. Lo que pasa es que tengo una visión holística de la realidad que me permite analizarla desde diferentes perspectivas. Será por mi formación de historiador… El caso es que por el mundo proliferan un montón de conflictos que siempre salen a colación cuando los imperios están al borde del colapso. Uno de ellos se refiere a la terrible desigualdad social que observamos entre los más ricos y el resto. Desigualdad que va in crescendo. Hoy sin más, leía la noticia de que el top 3 de los españoles súper ricos duplica la riqueza que posee el 20% de la población más pobre (según el último informe de Intermón Oxfam). Aunque no es una situación específica de España; ya que Spain is not diferent de lo que sucede en Estados Unidos, Europa y el resto de Occidente. Y es que en todas partes, menos en Asia, “cuecen las mismas habas”.

Esas diferencias de ingresos promovidas por las políticas irresponsables de nuestros banqueros centrales son una pésima señal de lo que se avecina… De lo que se avecina desde YA, pues la ola ya está aquí. Cuando los dirigentes de un país o de un imperio no pueden o no quieren redistribuir la riqueza entre sus ciudadanos, la economía entra en una espiral deflacionista muy difícil de contener. Es así porque la tendencia “natural” de los oligarcas es la de atesorar el dinero; probablemente, porque esperan forrarse con la recompra de los activos cuando su precio se haya desplomado. Lo cuál restringe el crédito bancario. En España este fenómeno se manifiesta en el estado lamentable de decenas de miles de pymes que malviven sin financiación hasta que, muchas de ellas, son fagocitadas por los tiburones que pululan en los despachos de los administradores concursales. ¿Os acordáis de la empresa de mi amigo Alberto? Bueno, en su caso fue incluso peor. No pudo superar el concurso, porque cuando los bancos provisionan los créditos fallidos se desentienden de los procesos concursales. Y sin su presencia, los empresarios no pueden reunir el quórum suficiente entre los acreedores para conseguir las quitas que les permitirían continuar con su actividad. De este modo, muchas compañías terminan sus días en las subastas; dónde se liquidan sus unidades productivas por cuatro duros para pagar las deudas contraídas con Hacienda o con el resto de los proveedores. No sé… Tras varias charlas con mi amigo, a uno le queda la sensación de que el sistema está en manos de una mafia formada por la banca, sus empresarios afines y los jueces de la administración concursal. En el caso de Alberto, al menos, pudo mantener la propiedad de la marca y cobrar unos royalties por ello. Pero no todo el mundo tiene esa suerte.

De vez en cuando, los gobernantes se dan cuenta de que la desigualdad social extrema no lleva a ninguna parte e intentan algo para remediarlo. Entonces el Estado pasa a la ofensiva. Los viejos emperadores romanos lo sabían muy bien… Tiberio por ejemplo, se inventaba todo tipo de excusas para procesar a los senadores corruptos que habían abusado del sistema en los tiempos de bonanza. Sobre todo a los que habían violado las leyes julias por conceder préstamos por encima del interés legal. Los encerraba en la cárcel o los mandaba asesinar para quedarse “por la cara” con sus propiedades, que pasaban a engrosar las arcas del Tesoro. Desde luego el viejo no tenía compasión. Pero es que ese era el camino más corto para obtener la financiación que necesitaba para sufragar la obra pública del Imperio. Así pues, no sólo eliminaba a las élites molestas que podían hacerle sombra, sino que contentaba al populacho de Roma con trabajo cuando más lo necesitaba. Y si lo pensáis bien… Salvando todas las distancias, la política de Tiberio no difiere demasiado de la que está aplicando Vladimir Putin desde su llegada al poder. Encarceló y encarcela a los oligarcas corruptos con delirios de grandeza y nacionaliza sus compañías energéticas para que el Estado pueda disponer de esos recursos en beneficio de una mayoría social.

 

La chusma neoliberal

Sin embargo no siempre los gobernantes se preocupan por sus ciudadanos. Normalmente eso pasa cuando las élites instaladas en el poder boicotean la acción del Estado en su propio beneficio. Tratan a sus correligionarios como si fueran ovejas a las que tienen que esquilar; sin importarles un carajo si eso es bueno o malo para el desempeño económico a largo plazo. Por supuesto saben que tarde o temprano el sistema se vendrá abajo. Pero les da igual. Mientras los demás sufren, ellos ganan dinero a raudales porque tienen la extraña creencia de que su status social los protegerá de los embates del destino. Es lo que pensaba María Antonieta… La reina vivía en su burbuja personal y cuando le preguntaron sobre que podía hacerse con el hambre que pasaban las masas harapientas de París, dijo: Bueno, si no pueden comer pan… ¡Que coman bollos! Menuda respuesta. Y es que cuando uno gobierna absolutamente, puede terminar con un deterioro absoluto de su sistema cognitivo. En fin…  Su plan de desarrollo económico se fue al garete el 16 de octubre de 1793, cuando los revolucionarios le cortaron la cabeza en la guillotina.

Las razones sobre el “por qué” las élites se niegan a compartir su riqueza con los demás son muy complejas. Puede deberse a ciertos planteamientos ideológicos de base; o bien, a la emergencia de una crisis de tipo malthusiana en el que la casta reacciona agresivamente ante las demandas del populacho (pues si alguien tiene que joderse… Mejor que sean los pobres). O a las dos cosas a la vez. En cualquier caso, en ambos casos se reactivan los conflictos de clase de que hablaba Marx. Conflictos que suelen degenerar en revoluciones, fascismo, colonialismo, feudalismo, “yihadismo” o lo que dios quiera. Dependerá de la naturaleza de cada país. Cuando el egoísmo de los oligarcas transcurre en medio de una economía en expansión la situación puede reconducirse porque el origen del mal es “ideológico” y eso puede arreglarse con un cambio de gobierno. Siempre y cuando haya alguien con los cojones suficientes para enfrentarse a la casta. Es lo que pasó en Estados Unidos a principios del s. XX. El Capitalismo languidecía por el sobrepeso de los monopolios empresariales. La ley de la oferta y la demanda había dejado de funcionar porque tipos como Rockefeller acaparaban el mercado y fijaban el precio de los productos a discreción, en función de los vaivenes de su estado de ánimo (o de sus esposas). Asimismo las caídas salariales proliferaban por doquier, lo cuál situó al país al borde de la revolución más espantosa. La persona que tuvo los arrestos para enfrentarse a semejante desaguisado fue Theodore Roosevelt, el líder del Partido Republicano. Ganó las elecciones y se enfrentó a las élites. Recuperó la autoridad del Estado y cada conglomerado industrial fue troceado en varias compañías menores con dueños diferentes. Eso restauró automáticamente la libre competencia y una política de precios equilibrada que favoreció el despegue de la economía por la vía del consumo. Asimismo, también le ayudó la accesibilidad de una fuente de energía barata como entonces era el petróleo. Pero no nos engañemos, ¿eh? Roosevelt se jugó la vida por su país. Y lo convirtió en una nación mucho más poderosa y democrática de lo que había sido antes.

Ahora bien: ¿qué sucede cuando el egoísmo “natural” de los oligarcas no se debe sólo a su posición ideológica?; ¿cuándo éste está motivado por una relación desigual entre los recursos disponibles y un tamaño sobredimensionado de la población? ¡Porque eso es lo que tenemos ahora! Entonces amigos, pintan bastos. Si algo nos enseña la Historia es que este tipo de crisis acaban con imperios y que cuando un país entra una espiral descendente hacia la precariedad, sus élites babean con las riquezas de sus vecinos porque no desean correr la misma suerte que tuvo María Antonieta. Por eso Obama está tan nervioso. O debería estarlo; porque se pasa el día jugando a golf… Estados Unidos es un país insolvente dominado por una caterva de economistas neoliberales adscritos a la Universidad de Harvard cuyo lema es “la codicia es buena”. Se trata de tipos como Jeffrey Sachs, Alan Greenspan, Ben Bernanke o Larry Summers, entre otros, que fueron amamantados en la época de Reagan cuando Occidente luchaba contra la U.R.S.S. Esta gentuza es la principal responsable de las siderales diferencias de riqueza que hoy observamos al otro lado del Atlántico. O dicho de otra forma: el Imperio es rehén de unos funcionarios al servicio de los súper ricos enemistados con el Estado que creen en la desregulación de los mercados para crear nuevos monopolios empresariales; y en la falacia de que el crecimiento económico será eterno porque los recursos naturales son inagotables. Pues en eso consiste otro de sus eslóganes: Perfora chico, ¡perfora! Vamos, esta gente da por hecho de que vamos a tener petróleo hasta el fin de los tiempos.

Los modos en que ese grupillo ha enriquecido a las élites son inescrutables. Les sobra imaginación. Pero no puede negarse que han aprovechado el dinero regalado por la Reserva Federal –venga o no a través de los QE-, para forrarse a costa del común de los ciudadanos. El mecanismo es sencillo; cuando llegó la Gran Recesión y el precio de los activos se desplomó, recurrieron a sus colegas del Banco Central para obtener el efectivo que necesitaban para crear nuevas burbujas que restauraran el balance de las entidades financieras. Pongamos un ejemplo: las acciones de la compañía “XX” se dan un castañazo. Entonces el banco “XY” le pide dinero prestado a la FED al 0’25% para comprarlas. Sin apenas riesgo porque los tipos son muy bajos. Y el valor empieza a subir. Lo cuál llama la atención de los hedge funds que desean aprovecharse de la tendencia alcista. Para ellos el coste de adquisición de las acciones es un poco más caro que lo que pagó el banco “XY”; pero da igual, su entrada en el capital de la compañía impulsa su cotización hacia arriba y eso llama la atención de otros actores del mercado que quieren ganar dinero. Y lo hacen. Y así sucesivamente hasta los inversores minoristas –que suelen ser los últimos en entrar-. Así se crean las burbujas. Sea en la renta variable o en la renta fija. Luego la cosa se complica cuando la compañía “XX” acude al banco “XY” para obtener crédito que utilizará en recomprar sus propias acciones… Y eso ya es el colmo “señores”. El banco se lo da gustosamente porque la tendencia bursátil sigue siendo alcista y porque los gestores de las multinacionales ponen como aval el sueldo de sus empleados. De modo que las caídas salariales que se observan en todo el mundo; en buena medida, no son otra cosa que “un fondo de cobertura” encubierto para obtener beneficios con que pagar dichos préstamos en caso de desplome bursátil (en mi humilde opinión).

Esta situación no puede ser más deflacionaria. Y por eso casi nadie invierte en la economía real. Pero aún hay más. No se vayan todavía… El banco “XY”, cuyos ejecutivos son “unos machotes”, aprovecha su posición de monopolio para drenar la riqueza en posesión de la clase media. Toma el dinero de la FED al 0 o 0’25% y lo presta a intereses prohibitivos:

¿Dónde está nuestro “Tiberio”?

Y luego hay gente que se extraña de que el consumo esté tan tocado…. Los salarios caen, el crédito se encarece y las familias hacen lo que pueden para ahorrar de dónde se pueda:

Sea en carburante (gasolina)

O en comida -evolución de las ventas de McDonald’s-

En definitiva, se han reproducido las mismas circunstancias que estuvieron a punto de aniquilar el bienestar norteamericano a principios del s. XX. Si Theodore Roosevelt levantara la cabeza… Volvería a su tumba de inmediato. No creo que pudiera soportar la imagen de 50 millones de estadounidenses viviendo de los cupones de alimentos que sufraga el gobierno de Barack Husein Obama.

 

El problema es la energía: ¡estúpidos!

El principal problema de Estados Unidos es que está dirigido por una secta: la secta neoliberal. En la que habría que incluir también a los funcionarios “neocon” que pululan tanto en las administraciones republicanas como demócratas. Y es que el Partido Demócrata es una sombra de lo que fue… Por eso sus bases izquierdistas han abandonado a Obama y su índice de popularidad está por los suelos. Un presidente demócrata de verdad habría imprimido dinero para dárselo directamente a la población que lo necesitara –como hizo Franklin D. Roosevelt en los años 30-. Pero claro, para los acólitos de la secta eso es pecado porque significa transferir a riqueza de los ricos a los pobres. Dicen que eso conlleva “riesgo moral”; como si salvar a la banca no lo tuviera… No, es mucho mejor imprimir dinero para financiar el desarrollo económico; medida que Jim Rickards cuestiona en el siguiente gráfico:

La opinión de Rickards es interesante porque es un insider del Sistema

La emisión de moneda es, básicamente, emisión de nueva deuda. No dudo de que en un momento dado pueda funcionar como estímulo de la economía. Sin embargo y por muy bajos que estén los tipos de interés, finalmente la montaña de deuda es tan grande que absorbe toda la creación de riqueza. El análisis de Rickards es importante porque parece que hemos llegado al peak de la deuda. Es más, si seguimos imprimiendo dinero muy pronto será a costa del PIB. Quizá por eso han detenido la flexibilización cuantitativa, ¿no creéis? No sé, es un tema que me da que pensar…

En cualquier caso, esta tendencia no habrá pasado desapercibida a los burócratas de la FED. Por eso han financiado la burbuja del fracking. Alguna mente pensante habrá llegado a la siguiente conclusión: “Ok, si la economía no crece debido a la deflación salarial, lo mejor será que imprimamos dinero para abaratar los costes energéticos que soporta el país. A fin de cuentas, los recursos naturales son inagotables”. Y se entregaron a sus mantras particulares: Perfora chico, ¡perfora!; ¡la codicia es buena!

Y vaya si perforaron… En los últimos 4 o 5 años las petroleras norteamericanas han convertido las praderas del medio oeste en un queso de gruyere. ¿Cuántos pozos han levantado?: ¿12.000, 15.000…? Una inversión extravagante cuya producción Irak igualaría sólo con la puesta en marcha de 60 pozos de crudo convencional. En mi blog ya he hablado muchas veces del desastre medioambiental que supone el fracking y de los daños colaterales que provoca a su alrededor. Lo peor de todo es que se trata de un negocio ruinoso; pues por cada dólar que se extrae del subsuelo, las compañías invierten 1’5 dólares sólo para mantener abiertas las explotaciones. Como bien apunta Gail Tverberg: Las personas que creen que el gas natural resolverá los problemas energéticos del mundo están contando pollos antes de que salgan del cascarón. La vida de los pozos es muy corta, de 5 años a los sumo –por 30 o 40 de los rusos-. Por eso no se construyen oleoductos y por eso, también, Shell y otras multinacionales han abandonado el país tras reconocer miles de millones de dólares en pérdidas.

De verdad que me gustaría ver por “la cerradura de la puerta”, la cara que habrán puesto los miembros del club neoliberal al darse cuenta de que la burbuja del shale gas ha fracasado. Pero eso es lo que pasa cuando no tienes ni puta idea de geología, ni de termodinámica, ni lees los informes del Post Carbon Intitute, ni preguntas a la gente que realmente sabe de estas cosas como Gail Tverberg o Antonio Turiel. Así pues, visto el fracaso de la operación… Ahora la iniciativa pasa a los políticos; concretamente, a los chiflados neocon que han secuestrado la voluntad de la administración Obama. Seamos realistas, Estados Unidos está en bancarrota. ¡Lo sabe todo el mundo! El futuro del Imperio depende de dos circunstancias: 1) de que el resto del mundo siga interesado en reciclar su superávit comercial nominado en dólares en la deuda del Tesoro norteamericano (según establece el “Dilema de Triffin”); y 2) del mantenimiento del status del petrodólar; es decir, de que el resto de países siga interesado en realizar sus intercambios comerciales en la divisa estadounidense. En caso contrario, toda la política monetaria de la FED colapsará.

Hoy en día, ambas cosas están en peligro. Los BRICS y los países que los acompañan empiezan a transaccionar en sus propias monedas y han creado instituciones paralelas al FMI, el Banco Mundial y la OMC (el último el Banco Asiático de Inversiones en Infraestructuras o BAII, cuya capitalización dobla la del Banco Asiático de Inversiones…), para emanciparse del modelo colonial impuesto por Washington tras la conferencia de Bretton Woods (1944). Eso explica el arribismo de los neoconservadores estadounidenses; saben que su futuro está en juego y han ideado un plan para saquear los recursos naturales de Oriente Medio y de Rusia para que la rueda siga girando a su favor durante unas décadas más. Sergei Glaziev, asesor y amigo íntimo de Vladimir Putin lo explica muy bien:

Nos estamos moviendo ahora del ciclo estadounidense de acumulación de capital a un ciclo asiático. Esta es otra crisis que está desafiando la hegemonía estadounidense. Para mantener su posición dirigente frente a la competición que supone una China en alza junto a otros países asiáticos, los estadounidenses quieren comenzar una guerra en Europa. Quieren una Europa debilitada, desintegrar Rusia y someter al continente euroasiático entero. Es decir, en vez de una zona de desarrollo desde Lisboa a Vladivostok, que es lo que propone el Presidente Putin, EEUU quiere empezar una guerra caótica en este territorio, enredar a toda Europa en ella, devaluar el capital europeo, cancelar su deuda pública, bajo cuya carga EEUU ya está derrumbándose, cancelar lo que le deben a Europa y a Rusia, someter nuestro espacio económico y establecer controles sobre los recursos del gigante continente euroasiático. Creen que este es el único camino a seguir para mantener su hegemonía y derrotar a China.

Personalmente, creo que la iniciativa norteamericana se va a estrellar contra un muro. Mientras Obama va, Putin vuelve. Los BRICS han calculado todos los movimientos de Washington con antelación y nada les sorprende. Ya conocen su modus operandi (los papeles de Wikileaks y las revelaciones de Edward Snowden hicieron mucho daño). Las gracias también habría que dárselas a la chusma neoliberal vinculada a la Universidad de Harvard, cuyas huestes aterrizaron en la Rusia de Boris Yeltsin para destruir lo que quedaba de la URSS. El sueño de los harvardianos buscaba la destrucción del Estado ruso; reducirlo a la mínima expresión, anular la amenaza militar y privatizar sus vastísimos recursos energéticos para que pudieran exportarse a Occidente a precio de saldo. Perfora ruso, ¡perfora! Sin embargo después de la muerte de Yeltsin, los yanquis colocaron en el poder a un funcionario que en palabras de Bush hijo: Era un tipo en el que se podía confiar… Y ése alguien resultó ser Vladimir Putin; un lobo vestido con piel de cordero.

 

¿Y ahora qué?

Menuda elección hicieron en Washington… Huelga decir que cuando se sintió con fuerzas, Putin echó a los economistas de Harvard y anuló todas las reformas neoliberales puestas en marcha por esa secta de parásitos; restaurando con ello, gran parte de la independencia de la Federación.

Han pasado varios años desde entonces. Las relaciones internacionales están cambiando a velocidad de crucero y los BRICS se han convertido en un actor de primer nivel. Ahora bien, a los rusos les queda una cosa por hacer: rediseñar el panorama energético mundial. En este mundo se da la extraña circunstancia de que los asiáticos pagan un pastón por el gas natural mientras Occidente paga lo justo y “sin dar las gracias”. Es así porque en Estados Unidos y en Europa creemos que tenemos derecho de pernada sobre todos los recursos naturales del planeta. Se trata de una vieja tradición que se remonta al s. XIX, cuando los imperios occidentales que al final dirimieron sus diferencias en la I Guerra Mundial, iban por los cinco continentes saqueando las riquezas de sus colonias. Eso explica en buena medida porque los indios, los paquis, los japoneses, los koreanos y demás, pagan el triple o el cuádruple de lo que pagamos nosotros por el gas. Seamos francos, ¿eh?; ellos subvencionan por la fuerza o por la coacción gran parte de nuestro Estado del Bienestar.

Diferencia de precios del gas entre Japón (JCC) y Estados Unidos (Henry Hub), 2003-2013. Fuente: GLG

Naturalmente, el elevado precio de las materias primas energéticas afecta a la productividad de sus economías. Sin embargo a partir del megacontrato que los rusos acaban de firmar con los chinos para suministrar gas al gigante asiático durante los próximos 30, 40 o 50 años, todo va a cambiar. Ese acuerdo sólo es la punta del iceberg; pues Gazprom negocia actualmente un contrato paralelo de 30.000 millones de dólares y Rosneft otro por un importe similar para vender su petróleo –todavía no han especificado el periodo de vigencia de esos contratos-. Lo que va a pasar a partir de ahora –y especialmente a partir de 2018 o 2019 cuando estén terminados los nuevos oleoductos siberianos-, es que todas esas naciones querrán mamar de la teta de Rusia para afianzar su crecimiento y bienestar. Todo el mundo sabe que dichos oleoductos llegarán hasta la India (el país pertenece a los BRICS y muy pronto ingresará en la Organización de Cooperación de Shanghái); aunque es harto probable que también lleguen a Korea y a Japón –varios diputados del Parlamento nipón desean reunirse con Putin para hablar del tema…-.

La proyección de Rusia hacia Asia, dejará fuera del mercado a los qataríes y a los canadienses; pues son ellos los que se benefician por la venta del gas a 12 o 14$/Btu (un precio exorbitante aunque incluya el sobrecoste del transporte en forma de GNL). Luego, comprendo perfectamente que ambos países se hayan subido al carro de las sanciones de Occidente contra Rusia. Pues todos tenemos mucho que perder… Nuestras sociedades envejecidas y endeudadas no soportarán la más que probable subida del precio de las materias primas energéticas a partir de 2018 –puede que antes-. En Europa la cosa pinta fatal; pero también para los yanquis, pues desde ya se avecina una explosión de nuevas transacciones comerciales nominadas en divisas locales que acabará con la primacía del petrodólar y con la filosofía de “pensamiento único” impuesto por la escuela neoliberal harvardiana.

¿O es que creéis que la violencia desatada en Ucrania y en Oriente Medio son una casualidad? Y Greenspan diciendo que tenemos que comprar oro: ¡ver para creer!

 

Un abrazo amigos/as!

Nota: Quiero darle las gracias al rankiano Gfierro por los enlaces que me pasó referentes a la políticas que los neoliberales harvardianos aplicaron en la Rusia de Yeltsin.

 

  1. en respuesta a dilbert
    - Ver mensaje
    #40
    8........s

    preguntame a mi ...que ya veras si me echan o no de rankia...un abrazo...

  2. en respuesta a Claudio Vargas
    - Ver mensaje
    #39
    8........s

    pues que quieres que te diga...decirles chusma se me ocurre cuando poco inocente...si quieres te presto unos cuantos de adjetivos para nada descalificativos....un abrazo...

  3. en respuesta a Be quick or be dead
    - Ver mensaje
    #38
    Claudio Vargas

    Eres muy amable Be. Gracias a gente como tú sigo escribiendo en el blog. De veras que valoro estos apoyos.

    Un abrazo amigo!

    1 recomendaciones
  4. en respuesta a dilbert
    - Ver mensaje
    #37
    Claudio Vargas

    Muy buenas dilbert!

    Bueno, una cosa es ser liberal; y otra, neoliberal. Y todo lo que va de "neo" suele ser una mala redefinición de los contenidos primigenios. Ser liberal no es malo, sino todo lo contrario. Es más y vaya esto por delante: LO APRUEBO. La teoría económica liberal-clásica me gusta mucho porque reduce la intervención del Estado en los asuntos económicos; deja que la economía discurra como un río en base a la ley de la oferta y la demanda (ley que, en cierta forma si lo piensas bien... Si se aplica correctamente, ayuda a controlar el uso indiscriminado de los recursos naturales), facilita el libre intercambio de productos -postura que va en contra del proteccionismo, claro-, sus partidarios reducen la fiscalidad para facilitar el comercio, etc. Ahora bien, los neoliberales como Milton Friedman y toda la panda que vino después, la mayoría asociados a la Universidad de Harvard son otra cosa... Están asociados con el ESTADO; lo repetiré una y otra vez, son los amigotes del ESTADO y de los POLÍTICOS parasitarios que tenemos ahora. Esta gentuza a la que yo llamo "neoliberal" -aunque seria más correcto llamarles liberales neoclásicos-, son los que han fomentado la desregulación de los mercados y la expansión de irracional de la deuda, tanto público como privada, que va a llevar al mundo al próximo colapso financiero. O dicho de otro modo: los neoliberales pretenden apuntalar la acción del Estado a través de la deuda. Son su sostén. No sólo están en contra de las bancarrotas y de los defaults, sino que intervienen descaradamente en la economía para manipular los precios de ciertos productos como haría cualquier nación socialista en tiempos de crisis. Y mira eso para mi, no es ser liberal. ¿Somos capitalistas o no, Dilbert? Pues entonces hay que dejar que caiga el ineficiente, el que ha calculado mal los riesgos -hablo por la banca en general, por ejemplo- y dejar que los precios se ajusten libremente.

    Así pues hay grandes diferencias entre los liberales y los neoliberales. Unos se alejan del Estado y los otros se unen a él. El liberalismo económico clásico jamás hubiera apoyado la expansión actual de la deuda. Ni todos los tejemanejes y corruptelas que hay detrás de eso. Lo que pasa es que el liberalismo del que hablo salió muy tocado de la Gran Depresión... Entiendo que la experiencia empírica nos diga que hace falta cierta intervención del Estado en un momento cataclísmico. Pero no apruebo el camino neoliberal.

    Los llamé chusma, sí. No se me ocurrió otra cosa. Tal vez el término es desafortunado. Pero es que tipo de políticas nos están llevando a una militarización de los gobiernos como no se había visto en muchos años -más Estado- y degrada la calidad de la Democracia por su actitud monopolística hacia la economía.

    No sé. Así lo veo yo. Seguimos discutiendo si quieres.

    Un abrazo amigo!

    6 recomendaciones
  5. #36
    dilbert

    Enhorabuena, buen post y buenos comentarios. Muy interesantes datos para la reflexión.

    Sólo tengo una pega y es sobre la terminología: ¿Cuál es la razón para clasificar a esa chusma de la que hablas como 'neoliberales'? Podríamos hablar de imperialismo americano, colonialismo, corporativismo o incluso fascismo, pues las grandes corporaciones y el Estado se alían, utilizando la expansión militar y la radicalización del patriotismo belicoso. Podemos hablar de socialismo por la generalización de los programas de ayudas sociales, por los rescates de la banca (socialismo para ricos) y todo tipo de intervenciones del estado (ayudas a la compra de coche, a la inversión, a la agricultura, ...). Podemos hablar de feudalismo, pues cada vez es mayor la diferencia entre los oligarcas que ni siquiera pagan impuestos (con sus hijos y familias, universidades de élite etc, nueva aristocracia?) del resto de ciudadanos, que pronto dependeremos de que el señor feudal nos de un empleo en su empresa para sobrevivir. También podemos hablar del racismo-nacionalismo sionista. Esa élite que controla el sistema monetario (y con ello todas las palancas, como partidos y medios de comunicación), y que pone su idea del Gran Israel por encima incluso de los intereses de los países donde viven.

    En fin, que podríamos utilizar cantidad de adjetivos o clasificaciones para analizar la situación actual, pero la que no tiene ningún sentido es la de 'neoliberal'. ¿Donde hay una voz liberal actualmente? ¿Cual es la práctica liberal que está siendo perjudicial para la sociedad? Reconozco que me ha escocido porque me considero liberal, y creo que uno de los grandes problemas de la actualidad es que no hay ninguna voz liberal fuerte.

    Me temo que has caído en la moda actual de llamar neoliberal a todo lo negativo, da igual que sea corrupción, oligarquía, sionismo, militarismo, etc., cualquier cosa se puede llamar neoliberal por mucho que los liberales estén totalmente en contra. Sinceramente me gustaría que me aclarases la razón de la utilización de ese término.

    4 recomendaciones
  6. #35
    Be quick or be dead

    Enorme artículo y enormes muchos de los comentarios y las discusiones que generan, definitivamente parece que el "pensamiento profundo" en Rankia se ha desplazado hacia los blogs.

    Añadiría más, ya les gustaría a los grandes periódicos de este país albergar discusiones de tal calibre.

    Felicidades a todos!!

    4 recomendaciones
  7. en respuesta a Larry hega
    - Ver mensaje
    #34
    Claudio Vargas

    Lo del Sionismo tiene mucha tela... Cuando hablo del sionismo me refiero al nacionalismo judío, claro. Al nacionalismo de "los elegidos por Dios". Y es que cuando uno se cree esas cosas, se cree especial y con derecho para hacer lo que le dé la gana. Lo de cerrar la explanada de las mezquitas es una provocación a todo el mundo árabe; una provocación innecesaria que no lleva a ninguna parte y que sólo busca el enfrentamiento, la guerra y, quién sabe, si la anexión de más territorios. Israel está desatada... Y muy acojonada. Tienen una relación esquizofrénica con Estado Islámico (Daesh, en árabe); éstos le venden el petróleo iraquí por "cuatro perras" pero, a su vez, son un enemigo acérrimo de Israel que podría sumir al país en el caos. ¿Cómo combates a un yihadismo sin un ejército tradicional? Se trata de un movimiento; una especie de "ameba" que podría infiltrarse en Israel y liar la de dios...

    Bernanke, Greenspan y demás son chusma. No porque sean judíos, sino porque sus políticas económicas sólo benefician a los ricos y crean una terrible desigualdad social que se expande por todo el mundo; también en España y en México. Por eso me encanta Chomsky... Es judío y pertenece a la extrema izquierda norteamericana. Él denuncia todas estas cosas y lo hace cojonudamente. Y lo mejor es que nadie puede llamarle antisemita por ello. Él quiere mayor igualdad social, un Israel en paz con sus vecinos y que Estados Unidos sume y no reste en las relaciones internacionales.

    Un abrazo amigo!

    4 recomendaciones
  8. en respuesta a Solrac
    - Ver mensaje
    #33
    Claudio Vargas

    Sabes amigo, cuando termine el post me quedé "a gusto". Casi nunca tengo esa sensación... No sé si me entiendes?

    La Teta de Rusia... De "la Madre" Rusia, va a dar de mamar a medio mundo. Je je. Eso no le quita validez a las renovables ni a la nuclear -ya sé, ya sé...-. Europa no tiene otra cosa y tiene que apoyar a las renovables. El gas de esquisto polaco es carísimo y no se va a explotar -mucho más caro que el norteamericano- e incluso a los alemanes se les está acabando el carbón de lignito con que alimentan su desarrollo industrial tras el cierre de las centrales nucleares (centrales que ahora Japón quiere reabrir... Que podría cerrar cuando la teta rusa los alcance con sus oleoductos).

    No sé Solrac. Creo que el mundo está al borde de una crisis malthusiana. La podemos evitar y tenemos recursos suficientes para ello. Pero tampoco podemos perder el tiempo con enfrentamientos transnacionales entre los bloques político-económicos que hoy dominan la escena internacional. En cualquier caso, las renovables tienen limitaciones físicas bien conocidas. Pues son subsidiarias de la minería y la minería lo es del diésel y del petróleo. Nos guste o no es así. Asimismo, no veo como podría sustituirse todo el transporte rodado con coches eléctricos. Hay litio para tanto parque móvil?

    Un abrazo amigo!
    Venga hombre, todavía espero ese artículo sobre la Termodinámica. Déjate de ETF... Je je. Te lo digo de buen rollo.

    3 recomendaciones
  9. en respuesta a Knownuthing
    - Ver mensaje
    #32
    Claudio Vargas

    La geostrategia es complicada porque tiene mucho de política; y ésta a veces es impredecible porque atenta "al sentido común". Las declaraciones de Glaziev y de tantos otros asesores cercanos a Putin que opinan como él alimentan el nacionalismo panruso del momento; que estaba adormilado hasta que los norteamericanos dieron un golpe de Estado en Ucrania. Los oligarcas rusos, cercanos o no al partido de Putin, están sacando a todos sus hijos de las universidades europeas y se los llevan a Rusia para "no ser menos"; y mientras tanto, los precios de la propiedad inmobiliaria de alto standing de Londres ya han caído un 20%... Es más, resulta que todos los funcionarios brindan con champán cuando entran en la lista negra de los sancionados por Occidente. Es motivo de orgullo nacional, no sé si me entiendes. Dicho esto, yo sí le doy cierta importancia a las palabras de Glaziev. Estados Unidos está en la bancarrota. Y además es insolvente... Y cuando un Imperio ve su final se vuelve agresivo. Desde esta perspectiva es realmente raro lo de la URSS; pues Gorbachov cayó sin luchar.

    Totalmente de acuerdo con el tema de Ucrania. No lo podría haber expresado mejor. Tengo pensado dedicarle un artículo entero en el que colgaré varios vídeos que corren por Youtube para vertebrar la historia. No será un artículo estrictamente macroeconómico. Pero la gente tiene el derecho de saber lo que realmente está pasando allí. Me muero de ganas de bypassear el lavado de cerebro con que los Media Occidentales nos someten todo el día sobre el conflicto de Ucrania. En efecto, los ucranianos pueden darse por jodidos. Tengo la sensación de que se va a crear una Gran Transnistria de Lugansk hasta Moldavia, Novorossia. Ucrania perderá la guerra y el país se partirá en dos. Entonces los rusos empaquetarán la Ucrania étnicamente pura -si eso existe-, para que la Unión Europea le dé mamar todo el día; ya que será un país insolvente dominado por la oligarquía más rancia. Los del LEAP creen que eso producirá un gran éxodo de mano de obra cualificada hacia Europa, lo cuál empujará todavía más los salarios hacia abajo. En fin...

    Respecto a Ugo Bardi y al Archidruida puedo decirte muy poco apenas los he leído. Aunque sin duda me parecen tipos serios, muy bien informados, que saben de lo que hablan. En el caso de Ugo Bardi, sin embargo, no comparto su punto de vista de que la devaluación monetaria provocó el final del Imperio Romano de Occidente (el se fija más en el oro que en la plata y cree que el declive de la minería en Galicia explica muchas cosas...). Este tema lo he hablado varias veces con el Dr. Remesal; que es una eminencia en el comercio de Roma y que lleva más de 30 años excavando en Andalucía y en el monte Testaccio. Hablo del comercio con ánforas. Los legionarios recibían sólo 1/3 de su salario en monedas, el resto se pagaba en especie. Y es que no había tanto numerario para tanto comercio. Las minas no daban para más. El oro se reservaba para las grandes transacciones comerciales internacionales de la élite. El resto de los ciudadanos cobraba en especie y algo de cash. No, el declive del Imperio está relacionado con la una crisis malthusiana entre una población sobredimensionada para los recursos existentes. El imperio se las apañó para evitar esa crisis durante siglos gracias a su política de conquistas. Sin embargo cuando éstas terminaron y alcanzaron su límite -había otros imperios por ahí que les impedían seguir con la expansión...-, entonces tuvieron un problema gordo. Mayormente porque los emperadores no sabían como podrían alimentar a la población urbana. La solución a todo esto, por supuesto, fue el Feudalismo; la emigración de la urbe a la ciudad y el debilitamiento de las estructuras del Estado centralista romano. Y claro, debido a la falta de alimentos y de numerario, el Tesoro tuvo que devaluar la moneda hasta sacarle casi todo el contenido de plata.

    Un abrazo!!

    5 recomendaciones
  10. en respuesta a mancodelepanto
    - Ver mensaje
    #31
    Solrac

    No hace falta llevar las cosas a un extremo manco. No es necesario electrificar todo el sistema de transporte rodante privado. Tampoco es necesario que las alternativas al motor de combustión original sean sólo motores eléctricos, puede haber metanol de origen renovable, autogas, biogas, hidrógeno, híbridos que tengan 100 km de autonomía eléctrica para consumir de media 2 litros en lugar de 6... etc.

    El otro día me sorprendí al leer que están estudiando implantar catenarias en las Autobhan alemanas con más tráfico para facilitar los camiones y autobuses eléctricos, en plan trolebús. Es una solución que ni se me había pasado por la cabeza cuando comprobé en San Francisco que eso seguí funcionando, pero es plenamente viable. Ahí tienes un ejemplo de electrificación de vehículos pesados que no necesita autonomía de más de 100 km. Y así hay otras muchas soluciones.

    Si a lo largo de la catenaria de la Autopista instalamos cada equis kilómetros grupos de almacenamiento de electricidad con pequeñas centrales eólicas y solares, tanto mejor, no necesitaremos tirar de la red central para surtir a los transportes, o al menos no tanto. Este concepto de energía distribuida a lo largo de una infraestructura es bastante antiguo, Elon Musk lo hizo famoso con su concepto Hyperloop en 2013.

    Mi palabra favorita ahora es "etcétera" ;)

    Respecto a la fusión de Lockheed soy bastante escéptico en que lo consigan, porque antes de empezar han pedido pasta, tiempo y colaboración, una triple yuxtaposición que no me ha gustado nada. Además, soy de los que piensan que en cuanto la fusión sea viable los problemas de verdad no habrán hecho sino comenzar.

    La fisión también se anunciaba como la panacea, ya ves. Las panaceas energéticas no existen, pero enamoran.

    ¡Saludos!

    2 recomendaciones
  11. en respuesta a Solrac
    - Ver mensaje
    #30
    mancodelepanto

    Venga un par de cosas, hoy lunes que estoy pedigüeño.

    1.- Sí Claudio! Un post de Know es una gran idea! Te recibimos con los brazos abiertos Know!
    2.- Solrac, esto es interesante, tienes algo de información, o si te apetece escribir algún artículo de cómo ves el futuro, y tu visión del peak oil me encantaría conocerla. Me gustaría saber qué opinas del futuro del transporte en relación al tema energético, le ves futuro al coche eléctrico? Al invento de lockheed-martin le ves futuro?

    Yo creo que a priori el coche eléctrico no tiene futuro (aclaro que me refiero a cambiar TODO el parque automovilístico camiones incluidos). Y creo que las renovables sí tienen algo que hacer en el ámbito de energías industriales y domésticas, pero me cuesta creer que llegarán algún día al 100%.

    Vamos, que lo veo bastante negro el tema, por eso un argumento en la otra parte de la balanza con un rayo de esperanza estaría genial.

    Saludos!

    1 recomendaciones
  12. #29
    Solrac

    Probablemente el post más redondo de cuantos has eescrito Claudio, ¡mi más calurosa enhorabuena!

    Como siempre, aporto mi apostilla: no estoy de acuerdo en las perspectivas pesimistas, je, je.

    Y tengo una pregunta incómoda... para 2019 habrá no pocos países, no muchos, pero más de uno, que NO necesitarán tanto la teta rusa. ¿Qué harán el resto cuando comprueben que han perdido unos años preciosos en seguir importando fósiles en lugar de buscarse las castañas en su propia casa? ¿Cómo de competitivas serán sus economías frente a los que sí creyeron en aumentar su cuota de producción autóctona (por supuesto, mayormente con renovables)?

    Un abrazo.

    3 recomendaciones
  13. #28
    Javier reyes

    Un articulo cojonudo, me comenta clase media conocida en USA que alli, a nivel de calle esta la cosa economicamente my aspera, no soo good como se pretende dar a entender.

    1 recomendaciones
  14. #27
    Knownuthing

    Con respecto a la segunda parte del artículo, la geoestrategia, he de confesar que es un campo en el que me encuentro muy perdido, aunque me consuela ver que los fallos de análisis y previsiones de los expertos que viven de ello (Stratfor, por ejemplo) indican que no soy el único, jaja.

    Las palabras que pones de Sergei Glaziev que pones me resultan absolutamente increíbles. ¿Que USA busca una guerra mundial bajo la excusa de Ucrania con el objetivo de hundir Europa? Vamos anda. Eso es lo que le conviene decir a Rusia en este momento.

    Francamente los ucranianos se pueden dar por jodidos, como les pasó a los georgianos, si esperan que Europa vaya a la guerra por ellos. Eran los más desarrollados de la Unión Soviética gracias a haber tenido históricamente más inversiones. A pesar de no haber sido nunca un país, tienen su propia lengua e identidad cultural. Aprovecharon que las cosas estaban realmente mal para la Union Sovietica para independizarse en las mejores circunstancias posibles, quedándose con una Crimea que históricamente no les pertenecía y en la que no vivían ucranianos. Se las prometían de color de rosa siendo independientes, pero la realidad fue otra. Sus gobernantes resultaron corruptos, sus estructuras que les hacían de lo mejor de la URSS no eran competitivas a nivel global y eran totalmente dependientes energéticamente. Su experiencia con la independencia ha sido tan mala, que al recuperarse Rusia, todos los que no se consideran étnicamente ucranianos quieren volver a ella. Los nacionalistas ucranianos tienen un doble rasero, ellos se pueden independizar de Rusia, pero ninguna de sus regiones se puede independizar de ellos. Es un conflicto interno ucraniano y binacional con Rusia, y así debe seguir siendo.

    Para mi lo más preocupante es que en el nuevo escenario de recursos decrecientes algunos grandes jugadores están eligiendo la opción "last man standing" en vez de opciones cooperativas.

    Un saludo

    5 recomendaciones
  15. #26
    Larry hega

    Estimado Claudio;

    Pocas palabras pueden decirse ya para describir la lucidez y solidez de tus aportaciones, que como otras, esta es estupenda.

    Faltan muchos, pero muchos nombres de la nómina de la "chusma neoliberal" y de los neo-cons, todos integrantes de la aún más siniestra chusma judeo-sionista, enquistada en las entrañas mismas de los USA y resto de adlateres, de cuyos gobiernos, banca y bancos, complejos militares industriales y medios de comunicación son dueños y se infiltraron en sus entresijos, como un nocivo parásito.

    Ahora vemos el desparpajo de uno de ellos, (Greenspan) un delincuente puro y duro, intentar quitarse algo de las costras de mierda que carga, recomendando la compra de oro y plata cuando hizo y hace todo lo contrario.

    No sería de sorprender que vengan luego el resto de sus corifeos, (Kissinger, Rubin, Bernanke, Yellen, Lew, Fischer ( by the way:¿ que hace este ex "dirigente" del banco central del "Estado" judío como "segundo" en la cinicamente llamada reserva federal?) a recomendar lo mismo. ¡Que cinismo! ¡Que desvenguenza!

    Lo que viene no será fácil, ocurrirá mas tarde o más temprano y ante esto, nosotros los "muppets", -Goldman Sacquea dixit- debemos conocer que ocurre y porqué y entender que más vale un año tarde que un día temprano. Esto para que- como escatologicamente se dice por acá, "no nos agarren cagando"

    Disculpas anticipadas a las personas que pudieran sentirse incomodas por lo dicho, que no busco joder, sino sacudir para despertar.

    Un abrazo. Saludos.

    3 recomendaciones
  16. en respuesta a Claudio Vargas
    - Ver mensaje
    #25
    Knownuthing

    Claudio,

    No hay precedentes modernos porque en el 30 no se enfrentaron a una reducción irreversible de los recursos principales. Los precedentes hay que buscarlos en el siglo III. Y la solución que se impuso fue precisamente el feudalismo. Ugo Bardi tiene un famoso artículo sobre la caída del imperio romano en el que un druida aconsejaba al emperador romano medidas para mitigar la crisis, y esas medidas eran tendentes a instalar un feudalismo.
    "Peak Civilization": The Fall of the Roman Empire
    Y john Michael Greer, the Archdruid, en su último post casualmente defiende también el feudalismo como un modelo que carece de intermediarios.
    Dark Age America: The End of the Market Economy

    Yo no voy a ir tan lejos como para defender que el feudalismo sea una solución a nada, pero quizá su mala fama sea injustificada. No sabemos de crisis económicas ni hambrunas masivas durante el feudalismo como las que hubo antes o después, en civilizaciones más complejas.

    Un abrazo

    2 recomendaciones
  17. en respuesta a Claudio Vargas
    - Ver mensaje
    #24
    Tywin Lannister

    Es que nos encaminamos para bien o para mal, a la ERA de las MEGACorporaciones...donde estas dominarán el Mundo, y no los países, como hasta ahora...ese creo que es la nueva mutación del capitalismo...

    Un s2 compy

    PD: El genio Michael Jackson ya nos deja muchos mensajes especiales:

    https://www.youtube.com/watch?v=dduMeYm55f0

    3 recomendaciones
  18. en respuesta a Atlascol
    - Ver mensaje
    #23
    Claudio Vargas

    Es una forma de verlo. La entiendo y hay cosas que comparto y otras que no. Si el primer Roosevelt no hubiera hecho lo que hizo, Estados Unidos se habría entregado al comunismo. El malestar social debido a la caída de los salarios y a la tremenda acumulación de capital por parte de los ricos -Rockefeller tendría hoy 250.000 millones de dólares-, hacía inviable la recuperación del consumo y la pobreza se extendía por todo el país.

    Hombre, comparar a Franklin D. Roosevelt con Benito Mussolini... Francamente, es incomparable. En primer lugar porque la "Democracia" de los fascios se basaba en una democracia corporativista que no tiene nada que ver con la actual; una democracia, otra vez, dominada por las élites industriales italianas. El New Deal fue una cadena de ensayo-error. Por supuesto que se equivocó, pero también hubo aciertos. Básicamente, aplicó las políticas de Keynes; pero el keynesianismo de verdad, no el sucedáneo que tenemos ahora. Y el colmo del keynesianismo -y en eso sí estoy de acuerdo con Ud.- fue la implicación de Estados Unidos en la II Guerra Mundial. Aunque tal vez no tuvieran otra opción debido al auge de Japón y de Alemania en Europa. Tiene mucha razón en muchas cosas. Pero la realidad es caleidoscópica y a veces no sé que pensar... Es cierto que nacionalizó la tenencia de metales preciosos. El Estado se quedó esa riqueza "por la cara"; pero es que resulta que esa apropiación indebida luego financió la política imperialista de Estados Unidos hasta la época de Nixon. De verdad que a veces no sé que pensar... Asimismo, tampoco me extraña su política de control de precios. Sé que eso se parece mucho al socialismo. Pero le diré una cosa, es lo que hacen todos los países cuando se sienten amenazados por las masas populares hambrientas; ya lo hacía el emperador romano Augusto.

    Gracias por el debate. Me encanta!!

    Un abrazo amigo!

    2 recomendaciones
  19. #22
    Atlascol

    He estado leyendo su blog en varias oportunidades. Concuerdo con el gran problema que tiene Estados Unidos, pero las soluciones que propone no resolverá las cosas, sino todo lo contrario.
    Pero antes un poco de historia, el primer Roosevelt no hizo nada para mejorar la economía, sus leyes anti monopolio resultaron en unas regulaciones ambiguas que dañaron enormemente la industria americana. El libre comercio no fue restaurado, fue limitado.
    El segundo Roosevelt fue mucho peor, para mi es el Benito Mussolini americano. Antes de la gran depresión, todos los pánicos financieros duraban máximo dos años, simplemente se dejaba que la deflación ocurriera y se fijaran los precios libremente para que las inversiones se dirigieran de nuevo a procesos productivos y no especulativos. Sin embargo, después del crash de la bolsa en 1929 todo cambio, el gobierno por primera vez intervino exageradamente en la economía con obras de infraestructura, acuerdos con las grandes empresas para evitar una disminución de salarios y el gran aumento del proteccionismo que derrumbo la economía mundial, de un momento a otro la población disminuyó sus calidad de vida.
    Roosevelt prohibió la acumulación de oro, devaluó la moneda y entro en una guerra monetaria, creo agencias que controlaran los precios para impedir que cayeran, devastando a la población mas pobre. Una de sus políticas mas estúpidas era otorgar subsidios a los agricultores para que no aumentaran la producción de granos. Finalmente, Roosevelt era un hombre de muy poca moral al provocar el ataque de Pearl Harbor y enviar miles de personas a morir en una guerra. La economía americana no se recuperaría hasta el final de la segunda guerra mundial cuando comenzó la austeridad y recorte del déficit.

    1 recomendaciones
  20. en respuesta a Hermesiano
    - Ver mensaje
    #21
    Claudio Vargas

    El ataque Hermesiano lo sufre toda Europa, no sólo Rusia. Es un ataque a todo el Continente. Los capitales huyen de todo el continente. Es la forma en que los norteamericanos quieren meternos el QE3 por "la puerta de atrás"; y claro, el conflicto de Ucrania viene muy bien para levantar un nuevo telón de acero y crear miedo.

    En efecto, Rusia está siendo atacada. Pero te digo una cosa: el mundo que tendremos en sólo 3 o 4 años no tendrá nada que ver con éste. Los BRICS se financiarán con su banco o con la pasta de "El Banco Asiático de Inversiones para Infraestructuras" o BAII -con capital chino e indio-. Entonces sus monedas serán muchísimo más fuertes de lo que son actualmente; porque la demanda sobre sus divisas aumentará exponencialmente a medida que aumenten los acuerdos de SWAP entre sus Bancos Centrales para que los BRICS o quién sea transaccione en su propia moneda bypasseando al dólar. Es lo que pienso yo... Los dos próximos años serán calentitos. Pero a medio plazo el dólar se va a debilitar mucho. Así es la Macro. Cundo unos suben, otros bajan.

    Sabes, esto es un poco gracioso... Rusia tendrá el PIB de Italia. Pero sin el gas, el petróleo, el uranio, sus vastos recursos minerales y agrícolas, el PIB de medio mundo se iría al carajo. Y es que no siempre 2+2 son 4... Rusia aguantará a través de la financiación de China y porque Europa no puede prescindir de su gas (algo les pagarán, incluso los nazis ucranianos ya lo están haciendo).

    O eso o te congelas...

    Un abrazo amigo!

    5 recomendaciones

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar