Joldi's Blog

Reflexiones sobre economía, sector inmobiliario, empresa, finanzas...

2010, el año que lo cambió todo

Ni en la peor de nuestras pesadillas pudimos imaginar que 2010 acabaría siendo un año tan nefasto. De lo que nos puede deparar 2011 y siguientes casi mejor no hablamos. En 2010 se ha dado por inaugurada una época de importantes retrocesos sociales que, dadlo por seguro, tendrá continuidad en los próximos años.

Con la excusa de la crisis y el endeudamiento global nos han encasquetado severos tijeretazos en gran parte de derechos sociales conquistados en décadas anteriores. Estamos inmersos en el peor de los escenarios posibles que ni tan siquiera los neoliberales más recalcitrantes hubieran podido imaginar en sus sueños más húmedos.
 
La lista de ultrajes acometidos en 2010 ha sido larga; la reforma laboral, la congelación de las pensiones, la bajada de sueldos de los funcionarios, la retirada de los 426 euros del PRODI, la drástica reducción del gasto social, la subida de impuestos indirectos que dinamitan la progresividad fiscal, etc.
 
A esta lista de la infamia habrá que añadirle otras tantas que en breve caerán; la reforma del sistema de pensiones, las drásticas reducciones presupuestarias en servicios públicos y prestaciones sociales, la reforma de la negociación colectiva, la reforma sanitaria con su correspondiente copago sanitario, la reforma de las políticas activas de ocupación, el incumplimiento del Salario Mínimo Interprofesional a 800 € mensuales para 2012, la congelación del IPREM, ..., y todas aquellas que se le vayan dictando desde fuera al Gobierno a lo largo de los próximos meses.
 
Resulta indecente que al Gobierno y su infantería neoliberal ante tanta "necesidad" de reformas, se le "olvide" de citar entre sus prioridades una reforma a fondo de todo el sistema financiero que evite que en el futuro se repitan las tropelías especulativas cometidas en el pasado.
 
En cualquier caso somos un país anestesiado, ante semejante atropello de derechos sociales, aquí no protesta ni el tato a no ser que nos toquen las vacaciones o el fútbol. Y es que incluso  muchas veces se da la circunstancia que la ciudadanía está encantada con alguna de estas medidas, siempre y cuando afecten a otros y no les toque recibir a ellos.
 
Y cabe recordar que toda esta imparable pérdida de derechos sociales se produce con la total complacencia y connivencia de prácticamente toda nuestra clase política. España es desde mayo de este año un país intervenido, gobernado por los tecnócratas de Bruselas. Zapatero apesta a cadáver político que abandera políticas antisociales y repudia su propia ideología socialdemócrata y el PP es un partido autista, podrido por la corrupción. A modo de ejemplo para valorar la catadura moral de Zapatero, el otro día en el Congreso ya advirtió (en una de sus habituales contradicciones que ya no sorprenden a nadie) que donde dije el año pasado "desaceleración", "brotes verdes", "lo peor de la crisis ya ha pasado," etc... digo ahora que la crisis va para largo (cinco años), y aún y con éstas, aquí sigue sin pasar nada.
 
Y lo más obsceno de todo es que tanta política draconiana de ajuste no ha servido para generar más confianza en el exterior, los mercados financieros se mofan de toda estas medidas; el diferencial de nuestra deuda soberana sigue "in crescendo" con lo que ya tenemos nuevos llamamientos neoliberales reclamando más carnaza en forma de más y más recortes sociales, entre ellos, el "top one" de sus demandas; presionar hacia otra Reforma Laboral que nos lleve hacia el despido libre y gratis, que es a lo que van. Son insaciables. Mientras más tienen, más quieren. Y ahora, lo quieren todo. Pero tampoco no nos engañemos, la cuestión de fondo es que somos un país sin credibilidad puertas a fuera, posiblemente porque en lo económico andamos quebrados.
 
2010 ha vuelto al ser un año de más desempleo y de mayor indefensión para la clase obrera por una regresiva Reforma Laboral cuya valoración pasados ya más de seis meses es de una inutilidad mayúscula en lo que se refiere a la generación de empleo. Es más, si para algo ha servido la Reforma Laboral ha sido para acelerar la destrucción de empleo. La aprobación de Expedientes de Regulación de Empleo se han generalizado con la bendición de una Autoridad Laboral bastante sumisa a las pretensiones empresariales (cabe pensar que siguiendo instrucciones de los arriba).
 
También en este 2010, una vez más, han crecido las desigualdades entre las rentas del trabajo y las del capital. En un entorno en que la producción continua creciendo, y por contra, las rentas del trabajo se diluyen (por el paro y moderación/reducción salarial), se genera una transferencia continua a rentas de capital para enriquecer a la clase empresarial, y por ende, la financiera. Cabe recordar a caso que España es el único país de la OCDE donde los salarios han disminuido en los últimos quince años mientras los beneficios de las grandes empresas españolas aumentaron un 73% de 1999 a 2008. Curiosamente la moderación salarial parece que no llega, por ejemplo, a los Consejos de Administración de la Empresas cuyos emolumentos crecieron un 8,3% en 2009.
 
En 2011 se aprobará la tan anunciada reforma de la negociación colectiva que pretende desregularizar e individualizar las relaciones de trabajo y eliminar la ultra-actividad de los convenios, y con ello, silenciar la fuerza reivindicativa de la clase obrera. Ello conllevará un paulatino empobrecimiento de la clase obrera, que unido a su excesivo endeudamiento fruto de la estafa piramidal del ladrillo perpetrada en los últimos años, nos reconduce a un panorama muy deprimente para los próximos años. Pero para muchos lo peor está por llegar; en 2011 finalizan muchas prestaciones de paro de los primeros despidos que trajo la crisis en España en 2008. El drama social que se nos avecina es brutal y sus consecuencias inimaginables.
 
La deuda, tanto pública como privada, sigue y seguirá siendo uno de nuestros grandes lastres para recuperarnos del embrollo en el que andamos metidos. Un endeudamiento que es el resultado de los problemas generados por el modelo neoliberal de consumismo atroz imperante en los últimos años. Lo más indignante de todo es que sean los grandes causantes de esta crisis, aquéllos que vienen recibiendo ingentes cantidades de dinero para acudir a su rescate, los que acto seguido, viene exigiendo regresivas políticas de ajuste con el objetivo de pagar una deuda que ellos mismos generaron. La desfachatez del sector financiero llega hasta el extremo de que se están beneficiando de la barra libre de liquidez del BCE al 1% de interés, toda vez que con este dinero ellos se enriquecen obscenamente prestándolo al 8% o comprando deuda soberana al 6%.
 
Un auténtico robo en toda regla que se perpetra con total impunidad y connivencia de nuestra clase política, y sin que a día de hoy, ningún banquero o responsables de organismos reguladores (tanto privados como públicos) hayan sido procesados judicialmente por su manifiesta incompetencia y/o malas prácticas cometidas.
 
A modo de ejemplo, un servidor está hasta al gorro de oírle la misma cantinela sectaria a MAFO (Gobernador del Banco de España) respecto a echarle la culpa de todo los males a los trabajadores, mientras él se ha salido de rositas de toda esta crisis, obviando toda su responsabilidad en el descalabro bancario en el que está inmerso este país y que tratamos de reflotar con un dinero que es de todos (FROB) y que posiblemente nunca más volveremos a ver. Y ahí sigue MAFO en el cargo, inasequible al desaliento, y con ni tan siquiera el más mínimo atisbo de reconocimiento de errores por su pésima gestión, pero ya sabemos que en este país no dimite nadie
 
En el tema de las pensiones la consigna sigue estando clara desde hace años; hay que meterle el miedo en el cuerpo al españolito medio con la cantinela de que el sistema es insostenible. Un sistema que a día de hoy sigue estando en superávit cuando ya años atrás los agoreros de costumbre ya vaticinaban que a estas alturas el sistema ya entraría en barrena.
 
Por tanto, mentiras interesadas sobre la viabilidad del sistema siempre las ha habido. Y es lógico pensar que el alargamiento de la esperanza de vida de la población obliga a hacer reformas al sistema (pero sin pasarse), y asumiendo que otros factores entran en juego en este debate como es el aumento de la productividad experimentado en los últimos años (concretamente un 77% en los últimos 30 años), y que por tanto también genera más riqueza que debe destinarse a sostener el sistema de pensiones.
 
Lo que sí resulta muy obvio es que detrás de tanto sainete alarmista está la larga sombra del sector financiero tratando de llevarse su parte del pastel con sus planes privados de pensiones (en detrimento de reducir significativamente las pensiones públicas) para luego gestionarlas a su antojo y seguir forrándose.
 
En fin, perdón por el tostón, pero es que este 2010 ha resultado un año muy intenso aunque desgraciadamente 2011 también promete venir muy movidito. Feliz 2011 a todos.

10 comentarios

Añadir comentario
  1. Luis35
    #1

    Luis35

    Amén tío, no puedo estar más de acuerdo, son verdades como puños.
    Acabo de poner tu blog en mis favoritos.

    Me gusta
  2. Kretan
    #2

    Kretan

    Muy recomendado.... como siempre los 'culpables' de rositas y los demás a pagar el pato.... pero no pasa nada así está montado pra que los de siempre nos jodamos y los de siempre se sigan forrando y más grave aún con el dinero de nuestros impuestos!

    Me gusta (1)
  3. Joldi
    #3

    Joldi

    en respuesta a Kretan
    Ver mensaje de Kretan

    Gracias Luis35, y sí Kretan, estás en lo cierto, nos vamos a pasar una buena temporada asfixiados por subidas de impuestos para pagar durante años los platos rotos de tanta orgía ladrillil financiada suicidamente por la banca, es lo que hay, un saludo a ambos.

    Me gusta
  4. Mitucat
    #4

    Mitucat

    en respuesta a Joldi
    Ver mensaje de Joldi

    y encima nos suben el gas y la luz...
    es que no podremos ni ver CNN+ (pero sí el Gran Hermano 24h...)

    Me gusta
  5. Monitorm
    #5

    Monitorm

    Y lo que nos espera para este 2011 con estos ineptos gobernantes que tenemos.

    Me gusta
  6. Ulises1
    #6

    Ulises1

    Totalmente de acuerdo con tus reflexiones. El abanderado de las políticas sociales, señor Zapatero, tiene que meterse la bandera por ..... y sacarla ya sabemos cómo para mostrarla al país, pasando a ser el abanderado de las políticas antisociales cuyas normas les vienen dictadas desde algunas potencias europeas, EEUU y en definitiva los mercados.
    Si no se puede cumplir con las promesas, en política, lo más digno es marcharse, pero en esa marcha dejará mancillado al país y pasará a ser, casi con seguridad, el peor candidato que tuvo la democracia. No podrá salir con la cabeza alta. SAludos y que el próximo año ganemos en prosperidad.

    Me gusta
  7. Jaloke
    #7

    Jaloke

    El problema no es el 2010. El problema han sido todos los años anteriores de despilfarro a todo trapo. Y en eso todos tenemos algo de culpa. El chaval de 20 años se subia a un andamio y cobraba 3.000 euros al mes y despues de dos meses trabajando ya queria un audi, un adosado y las vacaciones en el caribe. Con unos gobernantes que ya en epoca de vacas gordas endeudaban el pais para ganar votos y una masa borregil que aplaudia las ocurrencias como si nunca hubiera que pagarlas y volvia a votar al mismo.
    Todas las economias familiares saben que debemos equilibrar gastos e ingresos, e incluso que estos deben ser algo mayores para intentar guardar para cuando surja un problema. Hemos fomentado la ley del minimo esfuerzo con ayudas sociales para gente que no ha trabajado en la vida y que asi tampoco lo hara. Pisos sociales para extranjeros que ademas reclamaban ayudas para becas, comedores, guarderias, etc. y que se traian a sus familiares a operarse a costa de nuestra S.S.
    Y todos los excesos se pagan y ahora lo estamos sufriendo. Quisimos ser los abanderados de la energia verde y nos cuesta 6.000 millones al año de subvenciones comprometidas para los proximos 10 añós. Vale, ahora nos sobra electricidad, pero la pagamos al doble que los franceses con su energia nuclear.
    Devolvemos 400 euros a los contribuyentes con lo cual los mas desfavorecidos que ademas no tienen retenciones se fastidian, subvencionamos ordenadores y carnet de conducir a los jovenes para que se compren el audi, pagamos 3.000 euros por nacimiento fomentando que las minorias tengan 7 hijos que luego ni escolarizan o que algunas extranjeras vengan esten empadronadas en España aunque vivan en Rumania y vienen solo a dar a luz, en lugar de gastar ese dinero en guarderias para ayudar a las madres trabajadoras.
    Nos ha pasado lo que a los islandeses, hemos creido que eramos mas ricos e inteligentes que el resto de europa, y ahora tendremos que pagar todos los excesos.
    la fiesta se ha terminado.

    Me gusta
  8. Deivitohara
    #8

    Deivitohara

    en respuesta a Jaloke
    Ver mensaje de Jaloke

    No estoy de acuerdo con que se eche la culpa a todos. El caso del chaval que gana 3000 euros... está claro que eso yo no lo haría pero si el banco le da el dinero para el chalet es porque lo ha estudiado y cree que lo puede pagar, ademas la sociedad le está diciendo cómprate el chalet hoy que el año que viene vale un 10% más.

    Lo dicho la gente tendrá algo de culpa, no la voy a exculpar del todo, pero para mi el reparto de culpa es 99% bancos y demás 1% culpa del consumismo de la gente.

    Me gusta
  9. Javier 13
    #9

    Javier 13

    Toltamente deacuardo, para empezar no han subido la luz un 9,8% + iva y todavia no ha empezado el 2011.

    Me gusta
  10. Sine die
    #10

    Sine die

    en respuesta a Ulises1
    Ver mensaje de Ulises1

    y lo que yo ya no entiendo es como cojones todavía hay trabajadores que puedan estar votando al PSOE, que lo vote la gente de derechas, vale, pero que gente obrera lo sigan votando, clama al cielo.

    Es indignante todo el conjunto de medidas ultraliberales que está aprobando Zapatitos en los últimos meses, representa una puñalada trapera a los muchos trabajadores que lo votaron en su momento, le está haciendo el trabajo sucio al PP, supone una provocación y declaración de guerra para toda la clase trabjadora, una incitación a la rebelión más pura, y aún y con éstas, habrá muchos empanados que los seguirán votando.

    No sé que coño le pasa a este país, en Francia llevan casi 20 días de convocatoría de Huelga General por muchos menos, y aquí nos ponen la jubilación hasta los 67 años y no pasa nada, verdaderamente flipo.

    Buen año.

    Me gusta

Guardado por 2 usuario

Autor del blog


  • Más leído
  • Más recomendado

Conoce la otra comunidad del grupo Emergia.

Verema: Vinos, Restaurantes, Enoturismo y Club de Vinos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar