¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Joldi's Blog
Reflexiones sobre economía, sector inmobiliario, empresa, finanzas...

Decálogo del Consultor quemado

Con las vacaciones a la vuelta de la esquina, y después de un año duro en lo profesional, quisiera rendir un sentido homenaje a todos aquellos consultores, asesores, o como se quieran hacer llamar, con la publicación de mi Decálogo del Consultor Quemado. Reconozco que hay bastante de autobiográfico, la intención es tan sólo arrancaros alguna sonrisilla de complicidad cuando alguién se pueda ver reconocido en alguna de las situaciones que he descrito:

Decálogo del Consultor quemado

1. El cliente-tipo del consultor en una gran mayoría de casos cabe encuadrarlo en alguno de estos tres tipos de especimenes:

-El "cliente-dinosaurio", tipejo apalancado en cualquier departamento anquilosado de administración que tiene un sueldazo y que viene a ser totalmente incompetente, impertinente, soplagaitas y sabelotodo, y cuya única función en todo el proyecto es la de cuestionar reiteradamente y sin criterio todas las decisiones tomadas por el consultor.

-El "cliente-pasapalabra", que se desentiende del proyecto desde el inicio porque "todo el tema este no va con él" y que " él esto no lo lleva" y que "para lo demás ya está el consultor que por eso se le paga", y que como mucho acaba soltando al becario de turno para que haga el trabajo sucio.

-El "cliente-tiburón ó master commander", típico trepilla recién ascendido con MBA's y titulillos varios de colorines de no se sabe qué colgando en su oficina y con ganas de zamparse a todo aquel que se le cruce por medio y que no para de dar el coñazo pidiendo informes de todo para vete a saber qué.

2. El cliente siempre tiene algún amigo, primo, cuñado,..., que hace el mismo trabajo del consultor a mitad de precio.

3. El cliente siempre tiene algún amigo, primo, cuñado,..., que tiene una pregunta muy fácil para el consultor. Todo gratis por supuesto.

4. Puesto que el cliente paga al consultor, éste último traga con cualquier tipo de error que, por acción u omisión, que pudiera cometer el primero. Una derivación de este principio, es que el consultor, a igual precio y con sonrisa de oreja a oreja, debe de estar en disposición de ejecutar, deshacer y rehacer cualquier faena adicional no presupuestada inicialmente que le mande ejecutar el cliente, con independencia que la misma sea o no sea de su competencia profesional o tuviera alguna utilidad. Ese es problema del consultor, el cliente le paga para que sepa y haga de todo: tanto de como bajarse pelis del Emule, de porqué se le cuelga el Windows o no se le actualiza el GPS o de como recurrir al Tribunal de Estrasburgo. Y si no lo sabe, que lo busque en el Google o que lo pregunte a su informático o abogado que para eso le paga.

5. Si el consultor obtiene el éxito en el encargo del cliente, éste se apuntará todos los méritos frente a sus superiores, pasando a ser el consultor un mero intermediario sin ningún tipo de incidencia en el desenlace final. De fracasar el proyecto, el consultor perderá la cuenta del cliente, su trabajo y su cónyuge lo repudiará, aunque hubiera advertido del fatal desenlace al cliente, superiores y familia. Para mayor abundamiento, el consultor deberá hacerse con los servicios de un abogado todoterreno para que lo defienda en la reclamación judicial por daños y perjuicios que le caerá del cliente, le lleve su despido y tramite su divorcio.

6. Si el cliente no alcanza a comprender las explicaciones dadas por el consultor, éste debe de disculparse repetidamente por su escasa capacidad didáctica, y para hacerlas más comprensibles hará uso de cuantos informes por escrito y tediosas presentaciones en Powerpoint sean precisas. Posteriormente, el consultor deberá abstenerse de denunciar al cliente por plagio cuando éste para su lucimiento personal frente a sus superiores se adjudique burdamente la autoría de estos mismos informes y los vaya repartiendo a diestro y siniestro vacilando de lo listo que es. Una ascenso vale eso y más.

7. Para el cliente resulta aberrante que el consultor pueda estar trabajando en otros proyectos. No hay más proyectos que el suyo y por ello se requiere al consultor que se estruje sus neuronas "full time" para él. A cambio el consultor debe de estarle eternamente agradecido por procurarle en exclusiva el sustento diario y necesario para él y su familia.

8. Para el cliente, cuantas más horas de desempeño personal del consultor se acumulen en un proyecto, mejor será el resultado final. Para la consecución de tal fin, el consultor atenderá tantas llamadas al móvil a horas intempestivas o acudir a tantas reuniones con el cliente como a éste le plazca. Una derivación de este principio es que el consultor también será evaluado por sus superiores en función del número de horas de trabajo semanal. La eficiencia en el trabajo es indecente, como lo es el ocio que se convierte en un factor peligroso que perjudica la salud laboral y que trastornan los hábitos de consumo laboral. La felicidad es el trabajo

9. Pegar un pelotazo es algo que tiene prohibido el consultor. Su máxima aspiración debe ser un salario decente obtenido mediante maratonianas jornadas de trabajo con fines de semana incluidos. Nunca jamás un consultor deberá convertirse en empresario de éxito con pasta gansa. Y los que lleguen a ello es que no eran auténticos consultores.

10. La familia de todo consultor permanecerá unida por sus bonus de final de año.

  1. #1

    Jaume1979

    Juas juas,

    ponlo en la lista con el del informático que lo leí hace tiempo y también me moría.

    Yo huí de una entrevista de trabajo con unos de ese sector.
    Me parece explotación del trabajador lo que hacen.

    Pero también es cierto que se aprende mucho y después de un par de años ahí puedes optar por otras cosas fácilmente, ahora yo no estaba dispuesto a pasar por ello.

    Saludos,

    Jaime

  2. #2

    Dalamar

    El tema de las consultoras es algo de verguenza en espana, el otro dia me comentaba un amigo mio (informatico) que esta tratando de cambiarse de consultora, que le llaman un monton de de cutre-consultoras que lo unico que tienen es amiguitos en otras consultoras mas grandes para subcontratarlos y a su vez estas consultoras los metan en clientes o los subcontraten tambien.

    Conclusion te contrata la consultora Perez por 20.000 euros al mes, te subcontrata a consultora conocida por 200 euros el dia, la cual te subcontrata a gran empresa del software por 275 euros al dia y esta te manda a uno de sus clientes ya que es una gran empresa con reputacion mundial al cual le cobra 400 euros al dia o mas...

    Tu estas quemado porque tienes una docena de jefes diferentes uno de cada consultora, ganas una mierda y estas desmotivado, el cliente paga un paston por un tio desmotivado y con ganas de largarse que ademas no llega a pagar la hipoteca!

    Porque el cliente no paga 400 euros al tipo y pasa del resto??? Porque no hay nada mas que trapicheos en Espana en el resto de Europa se hace, se llama contractor o freelance, y no hay nadie mas motivado que el que gana un paston a fin de mes y no tiene media docena de jefes fastidiando sino que se juega que le renueven su contrato de paston por hacer un buen trabajo!

  3. #3

    Jaume1979

    Dalamar,

    siempre ha sido interesante el tema del Outsourcing y de las consultorías.

    Yo también he tenido a muchos amigos cedidos por sus empresitas pequeñas a otras más grandes. Cobrando una tercera parte que los de la empresa original, sin derechos, en una empresa que no es la tuya, por períodos de más de dos años, y encima sacando todo el trabajo porque claro, ya que pagan por él que sea el que pringue y haga todo el trabajo.

    Respecto a las consultoras para mí no dejan de ser una estructura piramidal, donde te comen el tarro de mala manera, que si ascenderás, que si son los primeros años, que si esto que si lo otro... Al final, los que ascidenden son muy poquitos puesto que la pirámide no deja de ser una pirámide. Igual con suerte a los 7-10 años tienes algo decente. Eso sí, habiendo pasado por 4 años de curros de 12 horas diarias en 25.000 marrones distintos por un sueldo mil eurista. Además, has de ir con traje (vayaaaaaaaa si no me da con los 1000 euros de este mes ni para las corbatas).

    Yo estuve en una entrevista de curro de estos cuando me gradué y solo tenia 2 años de experiencia. Me senté con veintipico tíos más pipiolines recién titulados. Lo primero aparece el grandísimo consultor jefe con su presentación. Encajas en el perfil XXX (nombre de la empresa) si esto... Encajas si lo otro y bla bla bla todas las patrañas de lo grande que es su empresa.

    Cuando acabó el rollo entro la de RRHH con unos tests psicotécnicos. Ese fue el momento en el que me levanté y ante el estupor del resto de chavales le dije: - señorita, me marcho, es que creo que no encajo en el perfil XXXX.

    Y lo tengo clarísimo, en mi vida trabajaré para cosas así, trabajos en consultoras o en empresas cedido no quiero ni uno. Que luego ya sé lo que hay.

    Saludos,

    Jaime

  4. #4

    Anonimo

    Totalmente de acuerdo con el decalogo. Es triste, pero sea de lo que sea lo consultora el resultado para el que la trabaja parece el mismo.
    La realidad de esto lleva a uno a pensar si merece la pena estudiar para esto, por suerte el estudio entiendo tienen otras "compensaciones" si tan solo fuera para obtener ese tipo de trabajo la respuesta sería que no compensa.
    Es una pena la dinámica de subcontrataciones en la que nos han metido y el poco valor que aportan muchas de ellas, y la desmotivación que provocan en los principales actores de las mismas.
    A ver si el pinchazo del globo conlleva cambios muy importantes y se corrige también esta situación.
    Saludos y a descansar (se supone en agosto).

  5. #5

    Anonimo

    Te lo dice un consultor:
    tienes razón en muchas de las cosas que dices, pero te olvidas de lo principal: y es que nosotros tenemos que ponernos en el lugar del cliente. Porque es el cliente el que nos paga y nosotros tenemos que hacer las cosas de acuerdo a sus necesidades...
    Y muchas veces nos pensamos que sabemos más que el propio cliente y no es así.

  6. #6

    Joldi

    Gracias por vuestras aportaciones, coincido plenamente con ellas respecto a que como muy bien apuntáis con el tema del auge de las descentralizaciones productivas para ahorrarse costes y follones con el personal propio, lo único que se ha obtenido es una desprotección brutal en derechos laborales básicos del último contratado que está en la base de toda esta estructura piramidal, recibiendo collejas de todos los de arriba y llevándose para casa las migajas que van soltando los de arriba. Es un mundillo bastante demencial, en donde todo el mundo te aprieta las tuercas de una forma brutal, donde sabes a que hora entras pero no cuando saldrás y al final por un sueldecito de lo más normal, vaya que en definitiva si a lo que te llevas a final de año le empiezas a restar gastos tales como estudios universitarios y masters que te exigieron para entrar, trajes, desplazamientos, comidas, más trajes, tranquilizantes, ansíolíticoas, consultas al psiquiatra,e tc.. y lo divides por el total horas curradas ( muy por encima de las 2200 al año) seguro que te sale un precio hora por debajo incluso de las 1000 ptas, vaya como una panadera (con todos los respetos) y para eso tanta titulitis para 6E./hora, vaya que a mi no salen las cuentas.
    Y si bien, el Gobierno le intentó poner un poco de ganas al tema con la promulgación del Estatuto del Trabajador Autónomo, creó que al final ha quedado en un texto poco ambicioso por lo que en este sentido la cosa tiene pinta que seguirá igual de mal, y más con la crisis en que estamos inmersos. En fin, el tema es que es un curro que quema mucho, hay unas rotaciones brutales de personal, y como muy bien dice Jaime lo mejor que uno puede hacer es puerta y a otra cosa más saludable, saludos

  7. #7

    Anonimo

    Bueno hay de todo, también mucho consultor que pega una clavadas de facturación por hacer una mierda de informe estandarizado al que solo le cambia la fecha y el nombre de la empresa, un saludo

  8. #8

    Anonimo

    Querido amigo,

    Me encanta ver este post, ya que si lo cambias un poco, podría ser punto por punto el decálogo de un médico quemado. Porque a fin de cuentas, que es el medico si no un consultor de salud? Ah! Antes de que alguien se sienta ofendido y me salga con las cirugías a vida o muerte, sida, cáncer o cardiología, aclaro que me estoy refiriendo más bien a especialidades en las que el paciente tiene un primo al que le han tratado de lo mismo con mejor resultado, otro que espera fuera para que lo veas por la cara y por supuesto sabe más que tu de todo lo que se trata. Además, no entiende cómo cobras por algo que (él supone) no te cuesta hacer y sabes por ciencia infusa (los años de carrera, residencia y números rojos no cuentan). Estas especialidades serían Pediatría, Digestivo, Cabecera, Oftalmología, Dermatología, Urología, Medicina de familia, etc.

    Ah! Qué gusto desahogarse de vez en cuando....

  9. #9

    Anonimo

    Jajajaj, muy buenos todos, pero yo sin duda alguna me quedaba con el programador quemado. Este personaje no es nada más ni nada menos que el pringao que se come todo lo que el "consultor" se "inventa" para agradar al cliente. Como el consultor es teleco, no tiene ni idea de informática, pero claro, es el jefe... En fin, el consultor debería estar agradecío de la pasta que gana, pero el programador que lo soporta... A ese sí que habría que hacerle un monumento!!!!

Autor del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar