Rankia España
Acceder
¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Mejores créditos y préstamos
Análisis de los préstamos personales y créditos rápidos más baratos del mercado

Créditos y préstamos: diferencias y similitudes

En muchas ocasiones se suele confundir los términos “préstamo” y “crédito”. En realidad aunque son semejantes (la obtención de dinero), suelen tener finalidades y procedimientos diferentes. A continuación paso a detallar las diferencias entre ambos, así como sus principales ventajas y desventajas.
 
Un préstamo es una operación en la que una entidad financiera pone a disposición de un cliente una cantidad determinada de dinero al inicio de la operación, con la condición, o a cambio de que el cliente devuelva esa cantidad, junto con los intereses pactados, en el plazo estipulado. Estos intereses se cobrarán en función del capital prestado.  La amortización o devolución del préstamo, se realizará mediante unas cuotas (mensuales, trimestrales o semestrales) establecidas mediante un contrato ante notario. 
 
 
 
Los préstamos, en la mayoría de ocasiones, se conceden para financiar operaciones a medio o largo plazo, con el fin de adquirir un bien o servicio: compra de una vivienda, un vehículo, un local comercial, para poder realizar los estudios. Se suelen requerir garantías personales, como por ejemplo un aval, o garantías reales, como una hipoteca o un bien.
 
Dentro de la modalidad de préstamos, podríamos encontrar préstamos personales e hipotecarios, siendo los préstamos personales, los habituales para bienes de importe no muy elevado, mientras que los préstamos hipotecarios, suelen ir destinados a la compra de vivienda.
 
Por el contrario un crédito, es la cantidad de dinero, que una entidad financiera pone a disposición de un cliente durante un periodo de tiempo. Esta cantidad de dinero se pone a disposición del cliente utilizando una cuenta o una tarjeta de crédito, para que éste vaya haciendo uso del dinero en cualquier cantidad, hasta una determinada cuantía (cantidad máxima limitada), según las necesidades que le van surgiendo.
En esta modalidad, que suele ser para operaciones a menor plazo, solo se pagan intereses  por el dinero que el cliente haya dispuesto, aunque se suele cobrar una comisión mínima sobre el saldo no dispuesto. Los créditos se suelen utilizar por parte de los particulares, para cubrir necesidades momentáneas de liquidez, mientras que las empresas,  suelen utilizar los créditos para solucionar las diferencias en su balance. 
 
 
 
A continuación pasamos a ver ventajas y desventajas de cada uno:
 

Ventajas Préstamos

  • Intereses menores que los créditos.
  • Permite un mayor financiamiento.
  • Se pueden solicitar préstamos personales rápidos (sin tener que justificar la finalidad del préstamo).
  • Se conoce desde el comienzo de la operación, las cuantías a pagar durante la duración del préstamo.

Desventajas Préstamos

  • No se permite la renovación del préstamo a su vencimiento (habría que efectuar un nuevo contrato de préstamo).
  • Gastos de gestión elevados.
  • Cierta complejidad en su tramitación.
  • Menor flexibilidad  frente a un crédito.
  • Oscilaciones de los tipos de interés, en función de los índices de mercado.
  • Alta comisión por amortización anticipada (en los préstamos personales a tipo fijo).

Ventajas Créditos

  • Permite la renovación y ampliación del crédito todas las veces que se necesite.
  • Útil para disponer del dinero en casos de emergencia.
  • Permite agilizar las operaciones comerciales.
  • Mayor flexibilidad.

Desventajas Créditos

  • Mayores intereses que en el préstamo.
  • El periodo de amortización es más corto, a diferencia del préstamo.
  • Costes y gastos de tramitación más elevados.
  • Aumento de la carga financiera  si se incumplen los pagos.Un atraso en el pago, puede dañar el historial del cliente.
 
En la actualidad se está viendo como una de las modalidades que genera más demanda es la de préstamos y créditos rápidos ¿Son realmente interesantes?  

Comparador de préstamos personales y créditos rápidos

El comparador de préstamos personales de Rankia estudia tus necesidades de financiación y te ofrece el préstamo que mejor se adapta a tu perfil. Si lo que buscas es financiación rápida, puedes usar el comparador de créditos rápidos de Rankia. Descubre la cuota final de tu préstamo.

  1. #1

    johnngarcia

    Aunque técnicamente, el crédito y los préstamos son diferentes, la única diferencia es el tipo de instrumento de financiación. Préstamos como hipotecas difieren mayormente de tarjetas de crédito con su termo. Aunque hipotecas corren por períodos de 15 a 30 años, es concebible que uno puede tener una tarjeta de crédito que utilizan o han utilizado durante un período de tiempo similar. En cualquier caso, la devolución de ambos en el momento oportuno y en las condiciones previstas se informa, el más importante de la propia historia de crédito y debe ser pagado como tal. Las consecuencias del incumplimiento de cualquier crédito o préstamos tendrán efectos devastadores similares a los antecedentes de crédito.

  2. #2

    Sergio Barba

    en respuesta a johnngarcia
    Ver mensaje de johnngarcia

    Como bien dices son instrumentos de financiación peligrosos, aunque por condiciones el crédito suele ser más costoso. Se debe tener especial cuidado con ellos e intentar no incumplir las cuotas de pago, ya que los incumplimientos conllevarán un mayor gasto y puede ser el principio de una espiral que lleve a una mala situación.


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar