Rankia España
Blog Antonio Iruzubieta
Analista independiente miembro del Instituto Español de Analistas Financieros.

¿Por qué la inflación beneficiará a la bolsa frente a los bonos? Brecha social, sector finanzas y real estate

Pensando en el triste resultado de la encuesta mencionada en el post de ayer, en los motivos que conducen a la gente a temer más por quedarse sin patrimonio que sin vida, ciertamente existen razones de peso para tal estado de desolación y preocupación sine die.
La idea generalizada de la gente, observando a los gobernantes incidir obstinadamente en la acumulación de unas deudas que eventualmente no se podrán pagar, es que en el futuro los gobiernos tenderán a buscar solución a sus problemas usando fórmulas empleadas en el pasado, como devaluación e inflación.
 
Ambas, palabras son tabú para el bienestar de la población y especialmente de jubilados y futuros retirados, quienes poniéndose en lo peor, no descartan que las autoridades podrían incluso llegar a confiscar planes de ahorro.
El principal motivo de preocupación es la eventual inflación, considerando un entorno como el actual de rentabilidades estancadas en mínimos y algunas ni siquiera suficientes para compensar la reducida inflación de hoy. Con poco que ascienda la inflación, las rentabilidades que hoy ofrece la Renta Fija serán negativas en términos reales.
 
Ante un escenario inflacionista, la Renta Fija es una gran perdedora frente a la Renta Variable.
Los bonos no ajustan sus cupones a la inflación.  Ante un escenario de presión inflacionista en un entorno de tipos en mínimos históricos, los inversores deben proteger su dinero y optarán por cerrar posiciones en bonos, provocando caídas de precio, para rotar la cartera en busca de mejor rentabilidad. Círculo vicioso.
 
Respecto a la Renta Variable, las empresas, aunque no todas, tienen capacidad para trasladar al consumidor las subidas de precios y además, sus activos -inmuebles, fábricas, maquinaria- se ajustan a la realidad inflacionista. Así las valoraciones son también arrastradas al alza con la inflación y los precios de cotización son susceptibles de subir, y suelen hacerlo en tanto que la la presión inflacionista sea contenida.
 
Estas explicaciones son creíbles y además ciertas, de manera que los ahorradores se están viendo obligados a exponer sus fondos a activos de riesgo, intentando así remediar su futuro déficit en las cuentas personales una vez retirados, ante unos gastos esperados al alza (inflación) e ingresos a la baja (bonos).
El actual proceso de expansión monetaria sin límites y reflación financiera está beneficiando a determinados grupos -empresariales y personas físicas con activos susceptibles de mejorar con la reflación de activos- no está ayudando a la mayoría, más bien al contrario, está ampliando la brecha entre ricos y pobres.
 
La FED, como de costumbre, beneficia a los bancos entregando dinero a espuertas pero también situando los tipos en cero. Esta política de tipos cero es  la que paradójicamente provoca remuneraciones al ahorro nulas y arruina a los ahorradores, que son la mayoría de la población.
Relación riqueza del 10% más rico vs del 50% más pobre
riqueza
Ante un eventual y muy probable escenario inflacionista (la inflación es un impuesto silente que perjudica a las clases menos favorecidas económicamente) la brecha ricos-pobres seguirá aumentando.
Hoy se publica el dato de crecimiento de PIB del tercer trimestre, la expectación es elevada y las expectativas bajas. La mediana del consenso apunta a tasas del 2% frente al 2.5% del Q2, con baja aportación del gasto del  consumidor, la más floja desde 2011, y previsiones para el Q4 muy contenidas gracias al Show de Washington, Shutdown o cierre parcial de la administración de 16 días.
 
Los índices bursátiles presentan una resistencia increíble a ceder posiciones. La historia de los patrones de comportamiento normal del mercado, de indicadores de riesgo, de sentimiento, de sobre  compra, etcétera, está siendo vencida por la barbarie apuntaladora, a pesar de lo cual, desde el pasado mes de mayo los tampoco  muestran apenas progreso, veamos como ejemplo el comportamiento de los dos sectores en los que reside el “efecto riqueza” de los ciudadanos y clave para las autoridades, el financiero e inmobiliario.
 
ETF SPDR Financials semanal
spdr
ETF Real Estate Index diario
real estate
 
Antonio Iruzubieta CEFA Certified European Financial Analyst

http://www.antonioiruzubieta.com/

Lecturas relacionadas
Nuevos datos USA en clave Fed. S&P500 y Dólar Index
¿0% riesgo default? El consenso anhela un nuevo rally. Yin-yang y SP-500
Políticas del miedo, Obama y Tesoro, y del silencio, Fed. SP500 Bonos
  1. #3
    Conanbab

    Si,es posible un escenario inflacionista los próximos años,aunque tampoco creo que en exceso.Los bienes y servicios importados tendrán más coste,en América ante un $ débil es evidente.Aun así como es moneda de referencia todo se negocia en $ la inflación va a ser exportada a otros países,buscando un equilibrio.
    Bye.

  2. #2
    Buso

    O en una frase: 'porque cuando la inflación sube el valor adquisitivo de un cupón constante baja mientras los activos que representa una acción suben de precio'.

    La renta variable nos protege de la inflación. La renta fija nos protege de la incertidumbre.

  3. #1
    Geoff007

    Buen post, brillante!! Yo compro y vendo notas y hago mucho hedge y este post es bien clever!

Autor del blog
  • Antonio iruzubieta

    Analista independiente CEFA Certified European Financial Analyst Miembro del Instituto Español de Analistas Financieros

Envía tu consulta

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar