Rankia España
blog Diarios de Trading NEGA

Volatilidad, Volumen y Riesgo (Abril 2017)

DIARIOS DE TRADING NEGA

VOLATILIDAD, VOLUMEN y RIESGO (Abril 2017)

WORD 16/4/2017

 

                Una semana antes de estas fiestas de Pascua, cene con un amigo de la adolescencia con el que sintonizo bastante en cómo entender el mercado de valores, y que opera tanto tiempo como yo, eso sí, con mas decisión y coraje, en el mercado de valores. Lleva desde Agosto agresivamente alcista en ciertos sectores de los mercados americanos, mercado que conoce muy bien. La pregunta que me caía era esperada.

                " Ante estas fiestas que riesgo ves en el mercado ? "   

                Me gusto el planteamiento de la pregunta y que no pida recomendaciones. Antes le tenía ya convencido que es mejor ver  el calendario del mercado cambiado, no de Enero a Enero, sino de Octubre a Octubre. Y a partir de Febrero, Marzo, pensar que viene otra pate de la temporada, una segunda vuelta. Hacer un cierto análisis de que ha pasado en esa mitad de temporada levantada y escogida  e intentar adaptarse a qué tipo de mercado va a aparecer en adelante, es lo que yo suelo hacer. Muy diferente al efecto Enero y el calendario oficial de dividir el año en cuatrimestres. Estos meses actuales los percibo como "nodos" que condicionan el mercado. Creo que es una buena pregunta también en establecer como prioridad el conocer de que va a ir el riesgo en las próximas fechas y solamente después de analizarlo estimar que tipo de recompensas se pueden esperar en este entorno y tipo de riesgos  y elegir una operativa entonada con este análisis que tiene al riesgo como protagonista de la movida.

                Le he contado dos historietas de lo que me pasaba hace bastantes años cuando participa en foros de trading y operaciones en intradía y de medio plazo. El 90% de los participantes eran adoradores del precio, con la consiguiente aparición de  los gurús de turno, y los iniciantes convencidos del estilo de operativa dominante en el foro defendiendo como nuevos conversos y con vehemencia y ataques personales cualquier discrepancia con los preconceptos del grupo. Había incluso gurús que producían troles para molestar y hacer de palmeros.  Cuando me calentaba solía soltar cosas como que el precio es igual a la mierda, ya que no es más que la  consecuencia de lo que se come y digiere y que después se caga  y de que desde siempre se sabe de que quien con mierda anda suele oler mal, con el previsible agotamiento de la paciencia del moderador de turno. Mi amigo se ríe con estas cosas.

                Nunca he creído en el análisis técnico, basado en el comportamiento del precio, ya sea mediante indicadores o mediante la técnica de contar ondas, aunque hay ciertas cosas en un contexto determinado que considero validas. Pero más que nada, las tengo en mente,  para saber que fuerza tienen este tipo de operadores en mover el mercado y cuando se produce esto. Su previsibilidad es provechosa. Lo de solo fijarse en el precio y actuar en función de él exclusivamente me sigue pareciendo una memez que solo debe durar pocos años de inicio, los de tanteo necesarios , mas de dos años con eso y jugando con indicadores ya me parece una patología. Al final solo entraba a la bronca, tuve mi época macarra, los miércoles a la tarde, y con noticias esperadas hacia las ocho de la tarde de la FOMC, u organismos semejantes europeos que elegían y siguen eligiendo ese día de la semana para soltar unas noticiones que volatizan todo el intradia posterior y previo. Incluso desde la mañana el mercado cambia y el precio está en función de lo que grandes apostadores saben o intuyen no sé cómo, que va a pasar con el notición de turno que se suelta hacia las ocho de la tarde, que luego es operado por rapidísimos robots, que hacen en un segundo operaciones usuales de 10 minutos, con enormes volumenes sin que el ojo pueda ni enterarse de que ha pasado. Hasta 30 minutos más tarde el precio no entra en su actividad normal. Suelen ser situaciones que a veces también se repiten los primeros de meses, cuando los grandes fondos institucionales hacen sus mastodónticas entradas de capital, aunque hay no suelen entrar los robots con volúmenes astronómicos.. Las víctimas preferidas eran este tipo de operadores cuenta ondas  que sacan consecuencias y estrategias de lo que hace el precio, aislándose en una burbuja de todo lo demás.  No sé cómo será ahora, con los cuenta ondas,  pero yo los miércoles a la tarde sigo sin operar intradia y a la mañana con muchas restricciones, ya que son los días y periodos que  acumulo mas fallos en la operativa , más del 70% de los fallos, así que con la simple desconexión de la pantalla e irme a nadar se hacen grandes progresos. Entonces era toda una fiesta verlos anunciar la caída  o subida de turno contando ondas en intradia y la pillada repetida, del orden de tres veces  al día,  mientras yo apostaba a la contra y en abierto contra sus predicciones. A veces añoro esas operaciones del miércoles, ya que hubo tardes triunfales. Eran incapaces de percibir que eso pasaba un día concreto a la semana y tenía que ver con noticias inesperadas y relevantes de toda la semana, que venían de  los responsables económicos americanos. No se qué inmunidad y falta de interconexión y correlación pensaban que tenía el Dax ante estas comunicaciones principalmente del FOMC hacia las 8 de la tarde ( este tipo de operadores entonces y desde tiempos remotos operaban en exclusiva el DAX ).

                 Otro de los fallos clamorosos en ese tipo de foros se sucedía desde finales de Febrero hasta finales de Abril, cuando los mercados habían empezado a subir en Octubre y a finales de Febrero ya estaban  estornudando. Eso coincide con la  situación actual, sobre la que me preguntaba mi amigo. De ahí las referencias. El fallo era el mismo, el precio daba por conteo techos a girar, y los indicadores más de lo mismo,  y estos nunca giraban, se solían pasar tres meses así, más o menos, anunciando  cada semana la evidente caída  del mercado. Había auténticos obsesos que se pasaban horas contando ondas y subondas y sub-sub ondas de ondas y sub ondas, un laberinto de muñecas rusas matriuscas.  Y otros seguían al MACD, al RSI, programando indicadores y osciladores en función del precio , que se pasaban entre los más elegidos. Nunca se analizaba si el volumen estaba entrando o saliendo y menos que tipos de operadores estaban operando y como ó cualquier otro condicionante al margen del comportamiento del precio, ningún estudio de volatilidad, de tamaño de la apuesta, de riesgo, NADA. Solían estar tres meses acertando con marrullerías y predeciendo  niveles de ondas, sub-sub ondas de ondas,  proporciones áureas y mágicas de la edad de los egipcios y primeros griegos, y si había algún fallo siempre había uno que  había descubierto una manera de ver las ondas  que les confirmaba su operativa de conteo. No estaban allí para que  no siguieran triunfando y guiando lo que iba a hacer el mercado con sus vaticinios en público. Pero el mercado en una situación muy parecida a la actual a partir de Febrero tampoco solía subir pero no caía, como tocaba, de hecho hacia cosas extrañas, barriendo a la mayoría que operaba en función del conteo. Parecía que se alimentaba de ellos. Después de contarle estas historietas personales le comente que desde  las perspectivas macro económicas o el comportamiento del precio era muy difícil saber de qué iba la cosa y prever el riesgo. Le cite lo que recomienda el trader sicólogo Brett Steenbarger ante estas peticiones de recomendaciones y visiones del mercado, este trader siempre es como un laboratorio de ideas, con respuestas adelantadas a cuestiones de este tipo,

                 " …en el mercado de valores se recomienda no hacer predicciones, sino mas bien ponerse en "tono" con las oportunidades de mercado y evitar las emociones ".

 Lo difícil según éste interesante sicólogo de método (este hombre habría acabado sobre-pasado y zumbado en una semana de un foro español) , era ponerse en tono, encontrar los instrumentos para eso y luego actuar en consecuencia, a lo que yo añadiría que también buscar después momentos e ineficiencias que pongan las posibilidades de una operativa a tu favor. Le cite que obtener un 28 % en seis meses acertando los activos y la divisa es para intentar consolidar las ganancias, y reducir posición de la apuesta, ( cosa que nunca hace, pero que no dejo de repetirle) ya que esas ganancias son estadísticamente excepcionales y el ciclo fiable previsible y repetitivo de la mitad de la  temporada estaba finalizado, para mí. Y que apostar por empresas de tecnología y energía y de pequeña capitalización en dólares, como las que llevaba desde Agosto, no estaba muy en sintonía como veía yo el mercado ahora. Le cite también otra de las vivencias que relata Steenbarger en relación al comportamiento que tenemos cuando operamos en un mercado aleatorio, que no necesariamente debe referirse como hace el, a la operativa de entrar y salir en el mercado de valores ,

                ".. me suele ocurrir a menudo que después de publicar algunos artículos donde desarrollo métodos cuantitativos sobre el posible comportamiento del mercado que suelen llegar a anticipar algún movimiento de los activos, es frecuente recibir abundantes felicitaciones de mis lectores sobre mis nuevos consejos.  Cuando dejo la pantalla y retorno a mi original profesión y oficio de sicólogo y escucho a mis pacientes y clientes cuando les ayudo a hacer cambios en sus vidas, encontrándoles potenciales fuerzas en su interior que no conocen ni ellos mismos todavía, ninguno de ellos me felicita nunca. "

                Pero las cenas  con buen vino y la confianza de la amistad, y más con mi amigo que tiene la buena costumbre francesa de siempre gastar más en vino que en comida, y le encanta comer bien, relajan el contexto y ambiente donde se pueden decir ciertas  cosas sin que al que te diriges se indigne o crispe. El hacerlo bien, no tiene nada que ver con la búsqueda de la auto complacencia de nuestros preconceptos y estilos de operar, ni con el coleguismo, si no en tener métodos que nos permitan saber de qué va el  mercado en cada periodo. Y es eso lo que se tiene que trabajar para adaptarnos y hacerlo bien y poder encontrar ineficacias no operados por otros y apoderarnos de ellas intentando sistematizarlas y mecanizarlas. Tiene  más que ver con una actitud de bajo perfil personal y cierta sabiduría ante la naturaleza de un mercado en evolución y que cambia cada vez más deprisa, y que en su naturaleza  no está el satisfacer nada personal nuestro. Deberíamos tener muchísima prudencia sobre los back test y simulaciones con datos del pasado que te reafirman en tus ideas, ideas que vienen del pasado, y menos si este pasado ha sido exitoso. Eso no es lo relevante ni es el método a elegir y lo peor es que esa actitud y método es un enorme  productor de riesgo.

                Vamos entonces  a empezar a hablar y afrontar del riesgo en varias de sus vertientes, en relación a esta pregunta, que influye en según qué operativa temporal se use. Empezamos con los  datos macroeconómicos y nos tenemos que retornar  a Agosto pasado, dado que ese año las elecciones americanas de Noviembre distorsionaron los análisis de datos. Suele pasar esto, lo difícil es saber qué es lo que hace influenciar y decidir a los apostadores del mercado, donde está la causa o causas que lo estén moviendo, ya que no siempre son las mismas ni son los datos económicos. Tarea también primera y difícil como pocas. Lo de este verano es un ejemplo de esto. Ya en Agosto los datos macro económicos, las perspectivas de una depresión y los resultados y expectativas de beneficios de las empresas americanas habían girado a positivo y eran los más  favorables en tres años a la adopción de una apuesta agresiva de renta variable en los mercados. Sin embargo de Agosto a principios de Noviembre la renta variable cayo. Estas expectativas macro-económicas siguen  hoy en día todavía más favorables para una posición 100% invertido a largo plazo en renta variable. Eso si la renta variable ha subido un 15% desde entonces.  Estos datos de corriente de fondo para inversores a largo plazo, (más de 2 años para mi,) es importante y siempre deben estar en el escenario. Mientras esto no cambie, las valoraciones de las empresas deberían al menos no bajar. No veo mucho riesgo por allí.

                Vamos a ver qué paso en verano y el subidon desde la elección de Trump hasta hoy en día. Vamos a usar unos instrumentos que nos ayuden a ver de qué va y de que fue  el mercado esta temporada. Los dos son de los años sesenta, y se han usado para seguir las cabriolas del precio, e intentar anticiparse a sus botes y rebotes, pero pueden ser usados para cualquier cosa. Nosotros lo vamos a usar para ver que paso desde Agosto a hoy en día, haciendo una parada en el antes y después del resultado electoral y ver que nos pueden decir con ellos del riesgo que podríamos soportar  los próximos meses, el inicio de la segunda parte de la temporada. Los instrumentos son el oscilador OBV que nos da una idea de que " momentum" está teniendo el volumen apostado, es lo mismo que el RSI en la cotización del precio, pero aplicado al volumen, es decir si en un periodo anterior fijado va aumentando el volumen la señal va subiendo , de lo contrario va bajando. Adquiere la forma de un oscilador, es decir sube y baja de  un máximo a un  mínimo histórico y tiene un comportamiento lineal, lo hace mediante ondas sinoidales, muy fácil de leer. Es ideal para hacerse una primera idea de si está MUY ALTO, ALTO, MEDIO, BAJO o MUY BAJO y de si ha estado subiendo o bajando. Lo tenemos que calibrar para que periodos lo queremos usar, que nos de lo que buscamos. Pero eso lo vamos a hacer con el otro oscilador que vamos a emplear de volatilidad entendida como variabilidad, que lo vamos a calibrar a 20 periodos en homenaje a Bollinguer que ha tratado mucho estas calibraciones de variabilidad y a muchos operadores que lo calibran para ese periodo. Es el ATR y lo mismo que el otro oscilador de los años sesenta, nos dirá si está MUY ALTO, ALTO, MEDIO BAJO o MUY BAJO y de si ha estado subiendo o bajando. El ATR ya fue usado para el trading y para calcular stops y profits con mucho éxito en función de la variabilidad de los movimientos del precio y su optimización. Lo que hacemos, también es asimilar la gran aportación de los markets profile de los 70 a os 90, al operar con las variaciones de una base de una campana de Gauss, que no es más que el rango diario, y por tanto esta en relación directa con su desviación media y área. Es lo que muchos denominan volatilidad pero es seguimiento de la variabilidad. Una vez definidos los instrumentos  y el objetivo de "entender y encontrar el tono del mercado" vamos a aplicarlo a tres  activos fundamentales del mercado. Al dólar, al mercado de valores escogiendo el S&P 500 y al oro. Las fuentes de los datos vienen del broker que uso . Los osciladores serán más bien usados como "sensores" que nos permitan ver que ha pasado y que está pasando, que como señales de nada.

                Empezamos con el dólar y nos fijamos que ha hecho esta mitad de temporada y como se presenta la segunda. El dólar comenzó a subir en Octubre y paro de subir en Enero. Es decir se adelanto un mes a la elección de un presidente ( da igual que fuera republicano o demócrata), fue el primero y el único de los tres activos que tenemos en análisis que no se atemorizo ante la incertidumbre de la fecha electoral. Su subida vino acompañada de un aumento del volumen incorporado a la apuesta así como de un aumento de la variabilidad. El aumento de este tipo de volatilidad siempre es productora de riesgo pero en este contexto no se produce. El mercado se ha sintonizado otra vez con la realidad económica, el volumen aumenta con la tendencia de forma muy acusada.  Además de ser un entorno especialmente favorable para operaciones de entrar y salir al alza en activos en dólares y en el propio par  del dólar frente al yen.

                En relación al mercado de acciones usamos como referente y Benchmark de los indices al S&P 500 americano y tendremos que remontarnos hasta Agosto para entender un poco lo que ha pasado. Obama dejo la economía muy bien, reduciendo el paro que estaba en niveles parecidos a España antes de la crisi hasta niveles del 5% y aumentando el consumo interno y con grandes expectativas de beneficios de las empresas cotizadas, con unas posibilidades de una recesión en mínimos desde hace años y una confianza en su gestión económica. En Agosto los datos macroeconómicos eran mejores que los que había habido desde hacía tres años. El dilema que se presentaba ante las elecciones de Noviembre era de si o si. La posible sustitución por un republicano en ese contexto macro-económico, lo que podría cambiar era en la reducción de impuestos a empresas cotizadas y apostadores , en la liberalización del mercado de trabajo en la  inversión en infraestructuras y fuentes de energía ayudándoles a las empresas en sus trabas ecológicas. Es decir no podría más que hacer  subir la bolsa. Era un dilema de si o si. Y sin embargo de Agosto a principios de Noviembre hubo mucho miedo en los mercados, se percibía un riesgo no justificado causado más por la campaña electoral y la incertidumbre  que se genero, que por otras causas. La prensa tampoco ayudo mucho a crear confianza. De Agosto a Noviembre hubo una salida de capital importante de la bolsa. El índice S&P estuvo moviéndose en un lateral dificilísimo de operar con una caída  días previos a la elección de un 5%, respecto a su cotización de Agosto. Estuvo casi tres meses  así. El mercado estaba dirigido por esa incertidumbre virtual, y es eso lo difícil, distinguir que es lo que mueve el mercado en cada momento. Un trimestre ignorante o equivocado en esto es peligroso. A partir de la elección de uno de los candidatos, el mercado volvió a la realidad económica y política con una  violenta subida que parecía recuperar los meses perdidos en Babia, un 20 % de subida desde entonces hasta hoy en día, en apenas seis meses.

A largo plazo en verano había dos opciones. Una de ellas era, mantener lo invertido pese a  la irracionalidad del miedo del mercado y pasar de esa percepción del riesgo, Hay que tener en cuenta que fueron tres meses. Otra salirse  y esperar a la elección, fuera quien fuera el elegido e invertir tipo momentum y a poder ser agresivo o sea apostar por la tecnología, servicios financieros,  empresas de poca capitalización, y conocido el candidato en sectores energéticos y de  infraestructuras , además de en la divisa de acciones en dólares americana. La subida vino acompañaba de  una volatilidad media y un volumen creciente acompañando  el compor-tamiento de tendencia alcista. Ese contexto es ideal para hacer swing trading y trading apalancado intradiario y entrar y salir en base a estrategias de momentum con stops  corridos y apostando al alza en indices sectoriales agresivos, Dejando  correr los stops y distanciando los  profits va aumentando la relación riesgo/ beneficio de cada una de las operaciones, situación optima para ir aumentando el tamaño de la puesta mediante un algoritmo optimizado.  Una tendencia así con volatilidad media y el volumen entrando es ideal para casi todo. No se deben desaprovechar esos escenarios.

                Por último y como activo refugio vamos a ver qué pasó con el oro, que es un gran indicador de cómo el riesgo y el miedo es percibido por los mercados. El oro fue cayendo todo el verano, lo cual creó una disonancia, que ya avisaba que algo fallaba en el comportamiento normal del mercado de valores. Estos dos activos no suelen caer a la vez frecuentemente y además el volumen aportado en el oro ni aumentaba ni disminuía. El activo se desplomo en un día,  un mes antes de las elecciones hacia el 1 de Octubre con una caída diaria brutal y estando luego todo el mes recuperando la caída hasta llegar al día de las elecciones y después de barrer arriba y abajo a muchos de los operadores en dos días y dejarlos totalmente desnortados, y con el camino despejado se desplomo mucho más en pocos días, dejando seguramente a mucha gente atrapada siguiendo al precio y a sus cabriolas a través de conteos e indicadores. Popularmente a esto se le ha llamado de " rebote de gato muerto" , y se reconoce que tipo de apostadores hacen cosas de ese tipo. Ha sido uno de los más potentes que he visto nunca. A partir de eso fue cayendo acompañando con coherencia la subida de  dólar y mercado de valores hasta finales de Diciembre, donde hizo suelo.

                Lo primero que se ve de todo esto, es que antes de las elecciones desde el verano,  lo que movía al dólar no coincidía con lo que movía  al S&P ni lo con lo que movía al oro. Y que ninguno de  ellos estaba influido por los datos fundamentales de la economía, que coincidió con el principio del verano a ser excepcionalmente buenos despues de un invierno dudoso.. Esto no es habitual. Ya después de las elecciones y coincidiendo con nuestro comienzo de temporada de calendario bursatil los activos se comportaron mas coordinados y coherentes con su comportamiento habitual, y con las posibles causas y fundamentos económicos que justifican su comportamiento. El riesgo y las  oportunidades de operar con éxito en cada uno de los escenarios cambio radicalmente. Los tamaños de las apuestas y los sistemas de operar y asumir riesgos y expectativas de beneficios y elegir activos para estar siempre invertidos, deberían haber cambiado también radicalmente. Estamos toreando a toro pasado, pero a pesar de este truco, este tipo de backtest son más útiles que los habituales que confirman nuestras certezas.

 

 

 

 

El nuevo escenario

 

                Ya hemos comentado que los datos macro económicos siguen mejorando, el desempleo americano sigue bajando, prácticamente se ha resuelto el problema del paro, y la crisis financiera ha quedado atrás, mientras las expectativas de beneficio de las empresas son  mucho mejores hoy en día incluso que en el verano pasado que ya habían girado positivas.

                En el dólar el volumen aportado desde Enero a Abril ha bajado de muy alcista a muy bajista. Lo mismo ha pasado en el S&P500 que después de una segunda onda alcista en Marzo ha ido disminuyendo el volumen aportado en la apuesta alcista hasta situarnos en los niveles bajos de antes de las elecciones. El desfase  de un mes  que paso en Octubre donde el dólar se anticipa se mantiene ahora también. Este escenario, no da para apostar sobre una continuidad de una bolsa alcista, sino más bien para un comportamiento lateral o bajista. El mercado de acciones esta lateral desde hace semanas con una volatilidad entendida como variabilidad  muy baja, en niveles mínimos de tres meses.

                Lo que está pasando con el oro, es un poco más preocupante. El precio del oro ha remontado en más de  un 63% la caída de Noviembre, y esta rotura de este nivel fibo, en el nivel de 1.257 que lo tengo calibrado ha ocurrido en una tercera de onda, con la facilidad que tienes estas ondas en expandirse y con una aportación de volumen que ha hecho máximos esta última semana y también con una aportación de volumen desde primeros de Enero, constante y uniforme apoyando la subida. La rotura se produjo el lunes, dos días antes de las vacaciones,  y fue una gran entrada para una operación de trading. En la sesión europea a las diez de la mañana hubo el primer tanteo de la reacción del mercado ante el cruce de esa resistencia importante. En la preapertura americana hacia las 14h de la tarde una hora y media antes de  que los americanos entren a trabajar y con los europeos comiendo, se produjo la rotura definitiva con un altísimo volumen de apuesta, inusual en ese horario,  y sin ninguna resistencia. El volumen continuo subiendo apoyando la ruptura  hasta tres horas antes que el cierre americano. Esto solo lo hacen un tipo de operadores. Para cuando abre el mercado americano, el precio del oro ya estaba disparado y no tenia marchas atrás. No hubo la más mínima resistencia ni titubeo del mercado ante este importante nivel de resistencia. A la una del mediodía  puse una orden de stop de compra, que ejecuta una compra una vez cruzado un nivel más alto que la cotización del precio que me permitió entrar en la operación. Ha sido el mejor trade que he hecho en un año, con un apalancamiento de 1 a 100, y doblando en apenas 8 horas lo apostado. La relación entre el riesgo de perdidas y la colocación del stop fue de a1 a 7 y para antes de la apertura americana ya tenía cubierto el riesgo y las posibles pérdidas de la apuesta, levantando el stop. El nivel, la fecha y la manera de producirse esta ruptura, que  confirma para mí un cambio de comportamiento a medio plazo bajista del oro a uno alcista o al menos lateral, da para ser conscientes que el mercado está percibiendo un riesgo hasta ahora ignorado.

                Ante esto he chequeado el nivel del índice de volatilidad, el VIX, que no tiene nada que ver con la variabilidad y sus resultados históricos. Tiene distintas lecturas, muchas de operadores del mercado de opciones, pero como los osciladores antes mencionados, puede también emplearse para los fines que perseguimos, que no otro que el de encontrar el " tono" del mercado, analizar el riego,  y de paso intuir que están haciendo los grandes operadores del mercado. El VIX puede ser leído, como una relación del estado de una apuesta presente entre una parte del mercado que apuesta a que el índice del S&P puede acabar en un determinado tiempo más alto o más bajo. Cuando sube el VIX , es que la apuesta  de que va a bajar el S&P está ganando. Pero también es usado como un instrumento de cubrición de grandes carteras, que no pueden tener la agilidad ni la contrapartida en el mercado para descargarse ante imprevistos negativos de una enorme cantidad de activos, La solución mas sencilla es cubrirse apalancado mediante compra de puts con pequeñas cantidades de capital y continuar cobrando dividendos sin soltar todavía los activos. Se usa para el índice de referencias de índices, el S&P, que absorbe todo tipo de carteras cuando esto comienza. Así que nos puede  servir como un sensor también, de que miedo y riesgo se respira en el mercado y de que pueden estar haciendo los grandes, a pesar que el precio de los activos en renta variable todavía no refleja una caida potente.. El indice ha estado en niveles inferiores a 13 durante mucho tiempo, llego a subir a 20 en las elecciones. Pero no debe leerse por niveles y no es un oscilador, no tiene techos ni, lo he visto sobrepasar el nivel de 100. Lo importante es ver qué tipo de comportamiento está teniendo en relación al inmediato pasado. Si está cogiendo una forma exponencial, entonces se pone peligrosa la bolsa. El paso de la confianza al miedo, no es el mismo que del miedo al pánico. Estoy viendo las imágenes de desbancadas colectivas en las procesiones de Semana Santa, y puede servir de referencia a como se puede que usar este indice como sensor de riesgo . Si sube por encima de 22 y lo hace de manera exponencial el mercado estaría en niveles de riesgo no alcanzados en un año.

 

20 ideas-fuerza para los meses de Abril y Mayo

 

                * Lo que ha pasado de Noviembre hasta la fecha actual no tiene porque continuar pasando, históricamente no lo ha hecho, y emperrarse en eso es  adquirir riesgos evitables.

                * Es conveniente analizar el riesgo primero  y solo  después emplear un método u otro de operar el mercado.

                * Es conveniente encontrar el " tono" del mercado y encontrar operativas que no desentonen con él.

                *  Lo que mueve a los apostadores del mercado no siempre es lo mismo, ni tiene una causa reconocible clara ni está siempre en relación a los fundamentos económicos en periodos cortos como son dos meses.

                * El mercado de valores no tienen por qué ser racional y tampoco es eficaz en un periodo de dos meses, se trata de que unos ganen y otros pierdan, y la suerte influye en el juego.            

                * El mercado está cambiando de lo que ha hecho en estos  últimos meses, y la atención a su análisis debería reducirse en tiempo y periodicidad, comparándose a lo que se ha estado haciendo hasta ahora.

                * Conviene hacer un esfuerzo en identificar cual es el motivo-fuerza por lo que se mueve el mercado. No se necesita encontrar la solución, es también igualmente de valioso encontrar que es lo que no lo está moviendo.

                * En relación al tipo de apostador que se sea y a la duración de la apuesta se deberían emplear estrategias distintas y contradictorias, aunque esto lleve a asumir que somos incoherentes con nuestras creencias y visiones teóricas del mercado.

                * El oro ha roto con contundencia y estrategia un nivel significativo y es una señal de miedo y riesgo de la percepción de los apostadores  ante la evolución del mercado las próximas semanas. Conviene chequear si se mantiene  estos niveles de precio cruzados y  actúan de base y suelo para su comportamiento posterior. Conviene chequear la evolución del VIX y chequear que no está adquiriendo un comportamiento exponencial y situarse en niveles más altos que los alcanzo en Noviembre en torno al valor 22. Los precios del mercado de las acciones pueden no caer, y una subida del VIX , con un oro no rectificando sus niveles actuales, seguirá siendo una señal clara de riesgo.

                * Los fundamentos macroeconómicos de la economía americana son mejores que nunca, y tanto la Fed como la acción de un gobierno tipo Trump tienen margen de chutar y dopar un mercado que se resiste a seguir subiendo.

                * En relación a estrategias de estar siempre invertidos, e ir a largo plazo es torpe acumular activos que no se adapten a la situación de riesgo del mercado en base a que una posible diversificación evitará el riesgo.

                * En relación a estrategias con el condicionante de estar siempre invertidos, se debería  asumir una resistencia y rentabilidad de largo plazo y enfocar la cartera a un perfil mucho mas value mas que de momentum y no tratar de aprovechar rentabilidades optimizadas. Las empresas de alto dividendo, también parecen una buena elección. Nada ha cambiado ni parece va a cambiar, sino mas bien mejorar para este tipo de inversiones en el largo plazo y en el mercado americano.

                * La introducción en la cartera del activo oro, que se puede hacer ahora fácilmente mediante la compra de un etf,  neutralizaría en gran parte el riesgo de la divisa dólar y el riesgo del mercado para operadores de largo plazo.

                * Para los que no necesitan estar invertidos todo el tiempo, se puede reducir tamaños de apuestas, y emplear estrategias de estar  menos tiempo en los mercados. La liquidez es también una apuesta y una estrategia activa.

                * El mercado tiene dos direcciones y hay instrumentos sencillos ahora, que pueden operar en las dos direcciones, o la operativa puede combinarse hasta encontrar una apuesta neutral respecto a las dos direcciones del mercado. Esto se lleva haciendo con mucho éxito desde los años setenta.

                * Las operativas de  entrar y salir en torno a una duración de una semana del mercado tipo swing pueden tener su éxito en estos meses. Pueden operarse  en las dos direcciones del mercado.

                * Para operativas y sistemas de trading en intradia se deberían buscar ideas nuevas para un mercado lateral y aburridamente calmado, buscar patrones nuevos e intentar sistematizarlos y mecanizarlos, prescindiendo de  como se ha operado hasta ahora y más si se ha tenido éxito con técnicas de momentum y tendencia.

                * Para operativas y sistemas de trading en intradia , se debería ser consciente que la volatilidad entendida como variabilidad esta en mínimos de más de 9 meses,  y el volumen descendiendo. El mayor  riesgo que puede aparecer esta en no  adaptarse a este escenario de mercado. Un previsible mercado lateral no es el escenario adecuado para buscar  estrategias de momentum. Al contrario es momento de oportunidades de actuar a la contra de la tendencia ( aunque estas operativas  no sale en los manuales ni cursos de análisis técnico) , de buscar recorridos cortos y rápidos de operaciones y de probar sistemas de regresión a la media.

                * En las operativas de trading y swing se podrían dar grandes oportunidades , en la aparición brusca de un mercado bajista de acciones y dólar, por noticias o razones ajenas al mercado de valores, en torno a los niveles de un fibo de 62% desde la subida de las elecciones de Noviembre, sobre todo si este nivel se alcanza con una continuidad de la subida del oro y su volumen apostado  y el índice de volatilidad VIX adopta un comportamiento exponencial por encima de 22 .

               

No está fácil  y  además eso se agrava porque depende de nosotros. Hay que intentar siempre cogerle gusto a lo complejo, contradictorio  y lo difícil. Si no seremos barridos.

 

 

Autor del blog

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar