Freakonomics, cuando la fama va por delante

7
Otra de las cosas que he hecho durante estos meses ha sido leer, y uno de los libros que he leído ha sido Freakonomics, de Steven D. Levitt y Stephen J. Dubner.

Titulo: Freakonomics
Editorial: Ediciones Zeta
Autores: Steven D. Levitt y Stephen J. Dubner
Paginas: 325

Freakonomics era un libro que llevaba mucho tiempo con ganas de leer, siempre había leído criticas muy buenas, sin embargo, a medida que lo iba leyendo, se me iban quitando las ganas de continuar, hasta el punto de ojear únicamente las ultimas hojas y eso que para mi gusto eran las mejores.

El libro se divide en dos partes claras, por un lado la primera edición donde únicamente se recogen los estudios realizados por ambos autores y por otro lado la ampliación en la edición, con la inclusión de las columnas de ambos autores en el periódico New York Time.

La primera parte (el libro original) se dedica a buscar respuestas a preguntas cuya trascendencia (a mi juicio) es nula, preguntas como ¿en que se parece un luchador de sumo a un profesor de escuela? O ¿el Ku klux klan a un grupo de agentes inmobiliarios? Preguntas en las que al final siempre hay el mismo trasfondo, los incentivos como estimulo para realizar buenas o malas practicas.

La segunda parte recoge las columnas publicadas en The New York Time así como sus mejores entradas en su blog, sin duda esta parte se hace algo mas amena, ya que varia algo mas los temas, aunque continuamente vuelven sobre sus estudios presentados en la primera edición.

En definitiva un libro bastante normalito, basado en unos estudios realizados por los autores que analizados en profundidad pueden ser muy interesantes pero que contados son bastante aburridos.
  1. #6
    01/08/08 01:20

    Perdón, lo de GE venía en La Sonrisa de Buffett

  2. #7
    01/08/08 01:20

    Anónimo, efectivamente los planes son un desastre y no los recomiendo en absoluto, pero ten en cuenta que en parte son un desastre porque no funcionan con los estímulos correctos, que son los que yo comento. Si el gestor tuviera la certeza de que no me voy a ir por una mala racha, y su salario dependiera de los resultados, dejaría de trabajar pensando en retenerme y empezaría a trabajar pensando en enriquecerme.

    Alfonso, respecto al tema de los estímulos correctos, venía hoy un ejemplo muy bueno en , sobre lo que hicieron en General Electric: cada año despediría al 10% de los managers con peores resultados y recompensaría al 20% mejor con bonus y stock options. Es un ejemplo de lo interesante que es el tema... aunque no tengo ni idea de si el libro lo aborda bien, no lo he leído.

    s2

  3. #5
    Anonimo
    30/07/08 22:31

    Hola a todos

    Fer, esta claro que el tema de los incentivos es muy interesante, sin embargo, para mi la forma de abordarlo en el libro no lo es.

    Dalamar, para gustos :D

    Anonomio, no creo que Fernando se refería a eso...

    Laro, me gusto mucho mas el economista camuflado (creo que te refieres a ese no?) los ejemplos mucho mas cercanos y mas claros.

    En fin como le digo a Dalamar, parece que soy el único al que no le ha gustado :D

  4. #4
    Anonimo
    30/07/08 13:54

    Me lei este libro hace ya un par de años, y como comente en http://bolsaovejuna.com/freakonomics-economia-friki.html, el libro nos enseña a revisar conceptos que se dan por sentado. Algo que hubiera sido muy util para todos aquellos de "los pisos nunca bajan", por poner un ejemplo.

    Freakonomics tiene una web con multitud de articulos interesantes:
    http://freakonomics.blogs.nytimes.com/

    Y para los que les haya gustado este libro, recomiendo echar un vistazo a "El economista encubierto" de Tim Harford.

  5. #3
    Anonimo
    30/07/08 01:35

    Fernan2, te has lucido. Yo he visto planes de pensiones que han perdido un 30 % de valor anual. Sí además estas anclado por unas elevadas penalizaciones por hcer traslados, es mejor que les regales el dinero.

  6. #2
    30/07/08 00:28

    A mi es un libro que me ha gustado bastante, lleva a ver como solo usando matematicas y probabilidad puedes sacar conclusiones muy dificiles de ver a simple vista, como que los luchadores de sumo se dejan ganar a veces para que les devuelvan el favor cuando lo necesiten etc... Es una probabilidad que a simple vista no se podria deducir pero que haciendo los numeros esta claro que ocurre!

  7. #1
    29/07/08 23:38

    Vaya, pues a mí el tema de los correctos estímulos para llevar a buenas prácticas me parece apasionante... Por ejemplo, una de las mayores críticas que les hago a los fondos de inversión es que precisamente no tienen estímulos para favorecer al cliente, sino más bien para permanecer en la mediocridad y no desmarcarse demasiado de "la masa". Si tuviera que contratar un plan de pensiones, por ejemplo, me gustaría que hubiera una elevadísima comisión por cambio de plan (para que los gestores tengan confianza en que los clientes no se van a ir y se olviden del corto plazo), y que la comisión que se lleve el gestor sea un porcentaje de los beneficios y no del capital. Estoy convencido de que esos serían los correctos estímulos para que el gestor diera lo mejor de sí, y así las probabilidades de batir a los índices serían mucho mayores.

    s2

Sentimiento bursátil

Sentimiento bursátil, esta elaborado con las previsiones de los blogger de finanzas mas reconocidos, en este momento participan unos 15 bloggers, si escribes un blog y deseas participar contacta conmigo.
/
wiki

El wiki es un sitio coloborativo donde podras consultar dudas sobre el blog, incluir paginas de interes, encontrar las categorias del blog, asi como libros y articulos antiguos, y todo lo que deseeis.
/

Enlaces

Locations of visitors to this page

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar