Si no nos apoyan en lo que pedimos, cancelaremos inversiones por importe de....¡valor alto!

6

 

Una de las frases o amenazas más comunes entre los oligopolios que trabajan con productos que tienen algún tipo de regulación de precios está en aquella que dice que “o se suben los precios o se cancelan inversiones”.

Esta frase es típica de las energéticas o de las de telecomunicaciones, y quizás en cierto punto de vista, es muy similar a la de “vamos a restringir el crédito”, del sistema financiero.

El esquema de este chantaje es muy simple y se basa en la amenaza para que el gobierno adopte cualquier decisión que beneficie a las empresas, o nos encontraremos con la falta de inversión o el bloqueo del mercado del crédito.

Lo que es realmente extraño es que al final resulta que todos hablan de libremercado y sobre todo de una corriente que es el liberalismo, (ahora denominado neoliberalismo). Y digo que es extraño, porque resulta que no acabo de entender las razones de las inversiones y la toma de decisiones de las empresas.

Parece que si accedemos a subir las tarifas, o a facilitar las condiciones para que las empresas obtengan unos beneficios mayores, a cambio fomentaremos una mayor inversión en determinados sectores. Pero lo que no se pregunta casi nadie es la pequeña tontería de ¿Si les damos lo que quieren, para que van a invertir?. Es así de sencillo.  

De alguna forma se vende la inversión como un premio de las empresas, pero la realidad es que son un paso necesario para la obtención de beneficios. Existen muchas razones para decidir invertir o no, pero lo que está claro es que según los principios del liberalismo, la más poderosa razón para invertir es la dificultad, la presión y la competencia.

Una empresa de coches, invierte para hacer mejores coches y a menor coste que la competencia, que a su vez toma la misma decisión y entran en una dinámica que genera un gran avance para la sociedad. En cambio, si las eléctricas, pueden conseguir incrementos de tarifa en base a un déficit inventado, las telecos consiguen beneficios en base a marketing y ciertas tácticas oligopolísticas y los bancos obtienen beneficios sin prestar. ¿Para qué van a prestar e invertir?..

Entre los think tank se entiende este proceso muy bien. Resulta que hay que liberalizar a los trabajadores, quitar el paro, prestaciones y todos los colchones posibles, para de esta forma incrementar la productividad de los trabajadores, (a la vez que reducir su coste, aunque esto no se confiese normalmente).

En general todo el mundo entiende que cuantos más trabajadores estemos compitiendo por menos puestos, más tendremos que formarnos con el objetivo de ser mejores que nuestro competidor y acceder a un puesto de trabajo, en el que pediremos menos. Desde luego, tras el reciente pasado en los salarios y todo lo que se está pidiendo, lo que está claro es que se consigue que  todo el mundo invierta en mejorar el recurso que tenemos que es la formación.

Pero me gustaría poner un ejemplo, que sé que a muchos no les va a gustar, pero que refleja a las mil maravillas, un entorno competitivo. Pensemos en preparar unas oposiciones. En el maravilloso mundo de las oposiciones, nos podemos encontrar con un entorno muy competitivo en el que las personas se tiran horas estudiando. Cuanto mayor sea la dificultad y la competencia, ¡más horas se tiran!. Imaginando el caso de que una persona sepa que por las razones que sean, (entre ellas, las que todo el mundo puede imaginar), sepa que va a obtener su plaza, ¿estudiará más o menos que una persona que va a competir en una competida y limpia?.

El esfuerzo y las inversiones, son desde luego proporcionales a las dificultades que nos vamos a encontrar delante, por lo menos hasta un límite. Por qué sólo hay un caso en que los participantes en una competición, no se van a esforzar más con las dificultades. Es aquel momento en que todos se rinden y no ven factible la posibilidad de conseguir lo buscado.

Volviendo al ejemplo de las oposiciones, es posible teóricamente hablando encontrar oposiciones (limpias), sin aspirantes dispuestos a echar las horas que sean a la causa. Sería el caso de que unas oposiciones fuesen tan difíciles que a nadie le compense estudiar e invertir en el esfuerzo necesario para acceder a este resultado. Sin embargo, esto no es más que una disquisición teórica, porque a pesar de que existen oposiciones con un alto grado de dificultad, lo cierto es que no hay problemas de candidatos.

Pues si pensamos en el mismo esquema en el campo empresarial, es posible que existan sectores donde las empresas no inviertan porque no tienen posibilidad alguna de lograr un premio al final, entendiendo que el premio en este campo son los beneficios. Sin embargo, estos casos, son para servicios o bienes que no tienen demanda o no tienen suficiente demanda. Pero según mis impresiones, tanto en las energías, como en las de telecomunicaciones como en el sector financiero, la realidad es que tenemos clientes asegurados por una buena temporada, al ser servicios casi imprescindibles.

De hecho estos sectores serán los últimos en caer, por lo tanto no va a haber problemas para las inversiones jamás. Sólo falta que se recuerde que invertir, y desarrollar la actividad en la que operan es el paso necesario para la obtención de beneficios y no un premio a la sociedad, o una forma de chantajearla. Sólo falta que se recuerde que las inversiones son para competir y mejorar las calidades, costes y precios para poder competir mejor. Y que el decir “no” es lo que ayuda a las empresas a invertir. Y si no que pregunten a las de coches como se están adaptando a marchas forzadas al coche eléctrico.

Por supuesto, sino quieren luchar, es fácil la receta. No se obliga a nadie a estar en un sector en el que no son capaces de tener los precios de europa.

  1. en respuesta a Fernan2
    #6
    30/07/10 21:39

    ¡Madre mía, qué ruina! Yo pensaba que la sub-formación se limitaba a la LOGSE; pero si un recien titulado no vale ni para becario, estamos muy mal. 8-(

    Un viejo profesor de álgebra nos aturdió en clase con su visión de la universidad como un repositorio de sabiduría; la correlación con el mercado laboral es imposible porque éste va mucho más rápido que los planes de estudio, las programaciones didácticas, etc.

  2. en respuesta a Eco3t
    #5
    30/07/10 18:14

    En informática, la experiencia es un valor muy importante; yo he trabajado con MASP, y te aseguro que no los tiraban a la calle; y si alguno iba a la calle por quiebra de la empresa, con hablar con sus contactos personales, enseguida le encontraban un hueco. Los "maduros" que van a la calle son los que no se han puesto las pilas con los avances tecnológicos y están técnicamente muy obsoletos... pero lo que más nos llega son currículums de recién titulados, que no es que no sepan lo suficiente para ser productivos, es que ni siquiera tienen una mínima base para formarlos internamente de becarios.

    s2

  3. en respuesta a Fernan2
    #4
    30/07/10 12:21

    ¿Estás buscando bien? No digo que los 4.5 millones de parados se estén formando como locos, pero con tanto ERE seguro que hay mucho MASP (Maduro Aunque Sobradamente Preparado). 8-)

  4. #3
    30/07/10 02:23

    Muy bueno... sólo discrepo (ligeramente) en eso de que los parados se van a formar para conseguir un trabajo; eso es en teoría, pero luego te ves en la tesitura de ir a contratar gente, y resulta que no se ve por ningún sitio que la gente se esté esforzando en ser competente para lo que es el mercado laboral. Probablemente con las oposiciones será diferente, pero en lo que es la empresa y para puestos que requieran cierta formación... buffff!!

    s2

  5. #2
    29/07/10 18:28

    Lo de las oposiciones es una hipocresía, sobre todo en organizaciones pequeñas (ayuntamientos, universidades). 8-(

    El funcionario tiene el puesto fijo para (intentar) independizarse de los cambios de gobierno. Pero la realidad es que el 90% del tribunal es local (a lo sumo, un representante de la comunidad), por lo que hay demasiada correlación con el signo político o el árbol genealógico de los que gobiernan.

    Y cuando pierden las siguientes elecciones, los nuevos desconfían de los funcionarios "marcados", les ponen a contar clips y en su lugar nombran cientos de cargos de confianza. Cuando están próximas las siguientes elecciones, convocan plazas para dejarlos "bien colocados" y vuelta a empezar. 8-(

  6. #1
    29/07/10 16:26

    Muy muy muy bueno!!!!!!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar