Rankia España Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Colombia Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder
5 recomendaciones
43
Estos días nos encontramos con una campaña en todos los medios para una página que tiene la sugerente dirección de http://www.estosololoarreglamosentretodos.org/ . La citada campaña la lleva a cabo la Fundación Confianza. Con esto pasa lo mismo que ocurre con la ley de economía sostenible. Lo importante es el nombre y el marketing, así de esta forma, si no estás de acuerdo con la ley de la economía sostenible, te atacan desde la postura de “¡no quieres ley sostenible!”. En fin, queda por tanto mucha discusión para aclarar lo obvio; el problema es que es una chorrada del quince y que de ley sostenible solo tiene el nombre.

Repasando la página de estoloarreglamostodos.org, la realidad es que se observa muy bien, un proceso de formación de opinión a gran escala. En la página “quienes somos”, nos cuentan la historia de la página, que nace de un experto en marketing y su esposa que han pensado que lo primero es recuperar la confianza. Lo presentan a las cámaras de comercio y al final se une una lista de gente eminentemente anónima. En este pequeño párrafo, somos capaces de calar dos conclusiones que es importante, (ya veremos para quién), que calen en la sociedad.
 

Por un lado el tema de que el problema es de confianza. Lo cual evidentemente distrae de muchos otros temas que hemos de arreglar. Y el segundo que esta iniciativa parte de la sociedad y de pequeños ciudadanos con los que la opinión pública se puede identificar. Desde luego, el tal Jaime es un buen profesional en el mundo del marketing, porque logra esconder en toda la página que esto es una campaña de 4 millones de euros financiada al 90% por 18 de las empresas más grandes de España. Las empresas que tenemos en esta iniciativa son según expansión: “Banco Santander, BBVA, La Caixa y Caja Madrid, en el sector financiero; la concesionaria de autopistas Abertis; Seopan, la patronal de las grandes constructoras, y Repsol, Cepsa, Endesa, Iberdrola y Red Eléctrica, en el sector energético. Junto a todas ellas, también están El Corte Inglés y Mercadona, en la distribución; Indra y Mapfre; Renfe e Iberia y Telefónica.”.

Estas son las empresas que han constituido, (y colaboran) en la fundación confianza, que en su web dice textualmente: “La Fundación Confianza es una entidad sin ánimo de lucro ni filiación política, impulsada y respaldada por las principales empresas y organizaciones del país.”

En definitiva, la realidad es que esto es una iniciativa de las grandes empresas, que se pasan la vida alterando la realidad para defender lo suyo, pero curiosamente parece por todos lados que realmente somos los particulares y personas de a pie los que parece que somos los promotores de la iniciativa.

Puedo entender que es bueno que nos vaya bien a todos, pero sin embargo, me cuesta entender que las grandes empresas ahora vayan a dejar sus reinvindicaciones y se vayan a cortar un poco más y ser la solución en lugar del problema. En todo caso, no me parece muy buena idea esto de empezar a pedir confianza, manipulando tan descaradamente con las ideas sobre el origen de la iniciativa. Si son las grandes empresas, que lo digan, nosotros valoramos y actuamos. Y desde luego criticamos, pero no es normal pedir confianza, mientras resulta que ahora yo estoy criticando las ideas de gente como yo. Es demagogia, manipulación extrema y desde luego falso. Esto no es bueno para la confianza.

En la página se pide difusión máxima, como en cualquier campaña de marketing viral y desde luego se pide participación, pero la participación está desde luego coartada, ya que yo he enviado la propuesta principal que tanto tiempo llevo poniendo. Esa propuesta se envía y si gusta a los webmasters, se publica, en caso contrario no. Desde luego, es de entender que se seleccionaran las propuestas que estimen oportunas y las mías no aparecerán jamás. ¿Podemos confiar en un medio en el que animan a participar pero se controla la información y la participación?. Considero que una de las primeras iniciativas es conseguir información, propuestas e ideas, (eso lo comparto con lo que en esa web se afirma), pero desde luego, lo que no acabo de entender es que se anime la participación de la gente y simplemente se bloquee, censure, controle o modere la participación. ¿Me fio?.

Me parece completamente surrealista esta campaña de publicidad, ya que realmente lo que se hace es con todo el morro del mundo llevar al nivel extremo uno de los problemas más graves que tenemos ahora mismo. Estamos hasta arriba de manipulaciones, verdades incompletas que a veces alcanzan el nivel de mentiras completas, análisis sesgados, formaciones de opinión, y toda una serie de artes y manipulaciones de los lobbys para conseguir sus intereses, que a día de hoy la realidad es que no se puede entender absolutamente nada.

Está campaña es muy buena porque desde luego es difícilmente atacable; es bonita, es directa, representa a los ciudadanos y en definitiva nos cuenta que trata de crear unos valores (no dice cuales), que nos permitan salir de la crisis, entendiendo que las empresas, gobiernos y familias hemos vivido encima de nuestras posibilidades. Todo es tan idílico que no puedo sentir más que la más absoluta de las desconfianzas.

Dice la web que esta crisis es una crisis de confianza, y en cierto punto es hasta cierto. El problema no es que ahora falte confianza, el problema es que hemos tenido confianza en lo que nos propusieron durante años los promotores de esta iniciativa, (los verdaderos, no los que aparecen en la web o en las fotos), el problema es que nos han engañado de forma vil, (y a lo que parece siguen intentándolo), y el problema es que el todos los que lo tienen arreglar es muy elástico, porque está vez si incluye a los de las fotos, (pero no a los verdaderos promotores), y luego que arreglar solo se espera que se arregle lo de los asociados, (como pone en el quienes somos de la fundación confianza).

Dicho de otra forma la Fundación Confianza, debería llamarse “Fundación a ver si vuelven a confiar en nosotros”, y la pagina en lugar de “estoloarreglamostodos”, debería llamarse “estosnosloarreglantodo”. Y esta es la triste realidad.

Seamos serios, nos hablan de responsabilidad, contribuir, austeridad, solidaridad y resulta que me voy a la página de la cnmv y saco los informes de BBVA, que resulta que ha pagado de impuesto sobre beneficios 291 millones sobre 3.126 millones de beneficios en el 2008, (un 9,3% de impuestos), y 467 sobre 3.448 en 2009, (un 13%).

Santander, aún no tiene disponibles las cuentas del 2009, pero las de los ejercicios anteriores ya las he puesto en su día, (y no llegaba al 1% de sus beneficios).

Tenemos los bancos incrementando sus diferenciales, tenemos el peor ADSL de Europa, al mayor precio, tenemos la electricidad más cara de Europa, con demostraciones increíbles de morro del Sr. Galán, (un día sus declaraciones sirvieron para que explicase algunos aspectos de esta crisis como para que ahora venga con declaraciones de la confianza). Tenemos a las constructoras que se han hecho de oro a costa de las miserias de ahora de muchísima gente, y de los fondos públicos para las concesionarias y tenemos a las del petróleo y gasolina, que nos están sangrando con todo el morro del mundo, todos ellos aprovechando que tienen el control de bienes y servicios que necesitamos, y el caso es que ninguna de estas entidades se ha cortado lo más mínimo a la hora de facilitar las cosas al resto de la sociedad, tratar de reducir márgenes, apoyar, arrimar el hombro o incluso actuar con un mínimo sentido común, es más, resulta que todas y cada una de las entidades citadas, van de despacho, en despacho y de recomendación en recomendación, proponiendo soluciones que siempre tienen algo en común: Suponen un beneficio inmediato para ellas mismas, que nunca aparece por ningún lado, (como ahora), y se viste por un beneficio complicado de comprender mediante un sistema complicado para el conjunto de la sociedad, que por cierto nunca se concreta.

La sociedad tiene los valores, que nos piden, los lleva demostrando unos cuantos años y hay mucha gente que se esfuerza, trabaja, contribuye y sólo pide un poco de paz, pero lo cierto es que desde los promotores reales de esta idea, no ha surgido ni una sola idea en ningún momento que suponga el mínimo sacrificio para los grupos mencionados. ¿Podemos entender de alguna forma una asimetría tal?.

Y esto sin entrar a las cosas fáciles, como aquello de los swaps que nos han colocado, las denuncias por actuaciones irregulares en pirámides, quiebras y corralitos inmobiliarios, prejubilaciones de todas estas entidades, bloqueos de juntas directivas, una lista increíble de prácticas anticompetitivas, broncas europeas, los 30.000 millones en ayudas fiscales declaradas ilegales por la UE, y el nulo agradecimiento a los esfuerzos de la gente (trabajadores y clientes) que han llevado a esas empresas a los niveles de beneficio que tienen y que no parecen llegarles.
Por supuesto, esta es la realidad, como lo son la ausencia total de los valores que supuestamente nos piden a los demás. Es el surrealismo que puse en el post de Botín, Botines… (he puesto las declaraciones de los que promueven esta campaña).

El caso es que ahora nos encontramos con que las grandes empresas se gastan 4 millones en una campaña de publicidad en todos los medios, dando la impresión de que la gente normal, cree que está crisis no es porque se haya especulado, apretado, torturado los mercados y destrozado sin remisión a la clase media, sino que es un estado mental.

Por aclarar un poco la crisis no viene de Marte, sino que viene de las decisiones y propuestas, en las que los intereses de los verdaderos promotores de esta iniciativa tienen bastante que ver, y por cierto en las que siguen insistiendo. ¿La confianza?, la confianza, para el común de los mortales no es otra cosa que un estado mental, una sensación, algo que ha de ganarse día a día.

Van siendo horas de darnos cuenta de que la gente no está pasándolo mal porque estamos en crisis, sino que estamos en crisis porque una parte significativa de la sociedad lo está pasando mal. Y resulta que la confianza no es lo primero que tiene que pasar para que mejore la situación, sino que la confianza verdadera será lo último que venga. Como en cualquier aspecto de la vida, la confianza se gana con honestidad, resultados, seriedad y unos cuantos valores más.

Pero más allá de spots, campañas de imagen e ideas de expertos en marketing, (por muy buenas que sean), lo cierto es que estamos en crisis porque se ha destrozado el poder adquisitivo de la sociedad. Y lo que estos promotores que ahora piden que seamos felices y que nos sacrifiquemos, nos dicen que tenemos que contener los sueldos, pagar más por los bienes que nos dan estos simpáticos promotores, reducir las pensiones y pagar más impuestos, para que no tengamos problemas con el rating. Pues mire usted, el problema no es que estemos en crisis por falta de confianza, el problema de la sociedad es que se está haciendo lo posible por no entender que estamos en crisis por una caída del poder adquisitivo. Y el que las familias tengan que pagar precios por todos más altos, con el mismo o menos sueldo, mientras se pide recorte de pensiones, más facilidad de despido, y damos el dinero suficiente y necesario a los que se dedican a especular con bienes básicos, es lo que crea crisis y falta de confianza.

Y como siempre que la confianza, tanto en la gente como en las circunstancias se pierde, tarde o temprano alguno se tendrá que dar cuenta, que esta se recuperará cuando los promotores de esta idea dejen de usar tácticas para distraer, dejen de tratar de sacar tajada de esta situación y se cambien los discursos.

Ahora tenemos esta campaña en la televisión y evidentemente yo no tengo cuatro millones de euro, ni acceso a los medios ni a la sociedad como estos promotores de la fundación confianza. Sólo puedo rezar para no estar equivocado al pensar que la sociedad va a detectar esta maniobra y por tanto no tendrá éxito.

La fundación pide que se difunda, difunda y difunda la campaña, y piden que se ayude a llevarla a los medios. Curiosamente, la campaña con los 4 millones, está ya en todas las televisiones y medios. A mí sólo me queda pedir que se difunda, difunda y difunda la “contracampaña”, pidiendo que se entienda que no estoy en contra de la confianza, sino de los engaños y las maniobras para crear una opinión favorable a lo que realmente piden estos promotores. Mi opinión es que tenemos que arreglar la situación de las personas en este país, y cuando las personas veamos que nuestra situación mejora, ¡la confianza vendrá!.

Claro que me encantaría que este post llegase a los medios, pero lo cierto es que yo sí que soy una persona de la calle, (como las que salen en el anuncio), y por tanto no tengo cuatro millones de euros para hacer campaña.
  1. en respuesta a Yo mismo
    #43
    Comstar

    Eso crees tu. Pero tus ideas están siendo vistas por periodistas de otros lugares, y tarde o temprano la bola regresa, no desde lo interno de España, sino de presiones del exterior para que dejen de estar lanzando mentiras (digo, brechas de consistencia semántica) al mundo.

    No son las visitas lo que importa, sino quienes te visitan, y las ideas que se llevan. Haces una gran labor de educar a la gente que es capaz de educar a otros.

  2. en respuesta a Comstar
    #42
    Yo mismo

    Gracias...

    pero la verdad es que estoy en torno a los 1.000 visitantes... o sea que la verdad es que no puedo competir con...

    pero lo que tenemos que hacer es cada uno tratar de hacer lo poco que pueda, para convertir un mucho...

    en fin, el resto de los comentarios intento ponerme al dia mañana....

  3. en respuesta a Yo mismo
    #41
    Comstar

    ¿Sabes qué?
    No tendrás 4 millones, pero tienes Rankia.
    ¿Tu crees que porque posteas aquí nadie se va a enterar?
    ¿Crees que este foro es un espacio para ventilar frustraciones?
    Pues no. Te aseguro de que te equivocas.

    Lo que si me queda claro es que aunque Zapatero haya sido un mero esbirro servil del FMI (lo que sugiere que la culpa es del FMI), con esta campaña no logran nada.

    En 1995 el expresidente de Costa Rica José María Figueres, de ascendencia española, actualmente cuestionado por un escándalo que llevó a la cárcel a otro expresidente, y quien se niega a regresar a Costa Rica, también quiso hacerse de una campaña "cada día estamos mejor" en medio de una recesión. La gente se preguntaba "¿quienes?". La campaña no tuvo impacto, porque no le puedes decir a la gente que lo que ve a diario no es cierto. El poder de manipulación de la publicidad no da para tanto.

    Lo que se habrá ganado Zapatero es la pérdida de confianza de su pueblo, probable indiferencia electoral que se la cobrarán en 4 o en 8 años a los partidos que se nieguen a ver la realidad de la gente.

    Actualmente en EUA tratan de hacer creer que en efecto hay recuperación. A diferencia de los españoles o europeos que si reclaman, ellos como buenos anglosajones se quedan callados y se abstienen de comentar la mentira aunque les choque. En CNN tratan de hacer ver que Europa está mal y EUA va recuperándose... Claro, EUA con una emisión del 45% de la deuda soberana del planeta y políticas deficitarias se recupera... y yo soy Elvis Presley disfrazado de Mickey Mouse...

    Reino Unido vive una situación desesperada también, que pasa inadvertida, porque los que están a cargo también habrán gastado sus 4 millones a su manera.

    Tus mensajes llegarán mas lejos de lo que crees. Y el intento de engaño a nivel mundial de los políticos va más lejos de lo que crees.


Sitios que sigo
5 recomendaciones
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar