El Cambio Climático y el Apocalipsis (segunda parte)

47

 

Hola amigos, el pasado Enero, cuando envié a Expansión la primera parte de este coñazo (http://www.expansion.com/blogs/lector/2010/01/07/cambio-climatico-podemos-evitar-el.html) ya tenía escritas la segunda y la tercera partes. Pero me pareció que había que dosificar el mensaje, no solo por tamaño, también por contenido.

Después de haber decidido que no publicaría la segunda parte, he vuelto a cambiar de idea. Sobre todo, porque el formato de Rankia es mucho más acogedor.

Porque interés, interés, no parece que este tema tenga mucho interés para casi nadie.

Precisamente por eso mismo (no le importa a casi nadie), esto va a ser un problema cada vez más difícil de atajar.  Nadie sabe con certeza cual será la importancia real del cambio climático. Menos todavía si esos feedbacks positivos, esos círculos viciosos que pudieran ser irreversibles se van a dar y cuándo... 

Pero como sea verdad, vamos dados. 

Aunque no sea verdad lo de la irreversibilidad del calentamiento (que muchos científicos creen que sí lo es), lo que parece indiscutible es lo insostenible de la evolución demográfica y de consumo asociada a una población creciente y una renta per cápita creciente (particularmente en las economías emergentes). 

O sea, que más nos vale tratar de poner racionalidad al crecimiento demográfico, al consumo de agua, alimentos y energía, freno a la devastación de la biodiversidad y a la emisión de contaminantes. 

No es obligatorio leer esto que sigue. 

Y digo como Boswell, solo pido reciprocidad. Que las críticas tengan comparable fundamento y esfuerzo en la crítica que en lo criticado.

  

 

¿Podemos evitar el Apocalipsis?               Segunda parte  (07-01-10)

 ¿Va a pasar todo esto? Pues quién sabe, pero yo creo que sí.

La razón fundamental es que esto es inherente a la naturaleza humana: Lo llevamos dentro. Está en nuestros genes, los que nos han ayudado a llegar hasta aquí.

Y esos genes no nos van a permitir cambiar el paso. Vamos a seguir hasta el final del proceso. Hasta el infinito y más allá.

Veamos por qué.

Las personas se comportan según sus necesidades inmediatas y con un sentido práctico (del que yo carezco. . .).

La inmensa mayoría vive de espaldas a este posible problema. Los que son conscientes de que podría existir este riesgo se dividen entre una mayoría de escépticos y dos minorías, los que lo rechazan (mal llamados negacionistas) y los que lo vemos como un serio problema de sostenibilidad de la raza humana (mal llamados calentólogos). Muy importante mencionar que hay una minoría silenciosa pero muy poderosa, que ha realizado estudios detalladísimos de cómo afectaría esto a la seguridad nacional y qué medidas habría que tomar… y, lo creerán o no lo creerán, pero han desarrollado unos planes de emergencia, para cuando ocurra el desastre…

Por extensión tribal, los países se comportan igual, como veremos.

Y los organismos multilaterales encabezados por la ONU son, simplemente, inoperantes.

El proceso ha empezado. No ha empezado hace unos pocos años con Kyoto o hace un par de siglos, con la Revolución Industrial, cuando empezamos a quemar sin tino los primeros combustibles fósiles.

No. En ésto, como en todo proceso, el gen del éxito inicial lleva implícito el del fracaso final.

Y este proceso empezó hace cien mil años, cuando los primeros homínidos empezaron a utilizar herramientas y el fuego para sobrevivir. Y se hizo más serio hace unos 10.000 años, con el invento de la agricultura y la ganadería, con la utilización del fuego para cocinar, para obtener calor, madera, caza. Con las quemas organizadas para dirigir las presas al desfiladero, con las quemas organizadas para plantar sobre las cenizas…Con las quemas rituales.

Todo ello, siempre de manera competitiva: El que utilizaba el fuego, la agricultura, la ganadería, se reproducía más. Simplemente, expulsaba al cazador, al nómada, de sus territorios y se reproducía más que él.  Al cabo de unos cientos de años, el primero había prevalecido: Evolución.

Evolución y competitividad. Esas dos palabras siguen plenamente vigentes hoy. Los pueblos, los países siguen siendo competitivos. Hoy, a eso, le llamamos nacionalismo. Pero es la misma vieja historia.

La China nacionalista, (son comunistas, pero más nacionalistas que Franco) dice que más del 90% de la contaminación ambiental acumulada la ha producido Occidente que, gracias a eso, el ciudadano occidental disfruta de un nivel de vida 4 veces mejor que el chino. Que ellos tienen idéntico derecho a desarrollarse y alcanzar ese bienestar y, para ello, necesitan seguir teniendo acceso a la energía más barata posible. Como tienen ingentes reservas de carbón, pues van a seguir produciendo la energía más barata y emitiendo cada vez más. Puede que, por puro egoísmo, para no quedarse totalmente fuera del futuro, investiguen, desarrollen tecnologías de energías limpias,…. Pero van a seguir produciendo ingentes miles de millones de toneladas (Gtm) anuales de gases de efecto invernadero (GEI). Hoy producen unas 7.000 Gtm, el 25% mundial y para 2030 se espera que esa cifra suba a más de 12.000 Gtm, el 30% mundial. Prueba de esta actitud es que están construyendo centrales térmicas de carbón, de unos 500 MW de potencia, a razón de dos por semana. Sin remisión. Y van a seguir creciendo en población, porque no pueden impedirlo.  A seguir quemando y cada vez más.

Los EEUU nacionalistas van a seguir produciendo otro 25% de los GEI de la humanidad a pesar de ser solo el 4% de su población. Y lo van a seguir haciendo porque temen perder el liderazgo económico en favor de China, que sigue creciendo al 9% anual. Y porque tienen ingentes recursos de carbón y reservas inconmensurables de petróleo y gas en Alaska y, en caso de necesidad, pueden “invitar” a su vecino del norte, Canadá, con inmensas reservas de arenas bituminosas, a ser parte de la Unión. Además, en caso de calentamiento global por encima de los 5 grados Celsius,  que producirían las catástrofes anteriores, Norteamérica sería una de las regiones que sobreviviría, con inundaciones costeras y en el sur, pero con terrenos cultivables en el Medio Oeste, Norte, y energía en Canadá y Alaska. A seguir quemando y cada vez más.

China y EEUU están atrapados en lo que se conoce como el dilema del prisionero. Ninguno quiere mover ficha hasta estar seguro de que el otro también lo hará. . . Resultado? Ninguno se mueve.

La Rusia nacionalista seguirá quemando cantidades ingentes de petróleo y gas natural, porque las tiene. Porque no puede permitirse el lujo de no hacerlo y porque tiene un país muy despoblado, que será de los menos afectado por el calentamiento. Su principal preocupación va a ser la emigración masiva de chinos y otros asiáticos hacia Siberia, en búsqueda de tierras donde vivir cuando el sur de la China, de Asia, de la India, queden inundados o inservibles para la agricultura y la vivienda. A diferencia de EEUU-Canadá, que tienen la enorme ventaja de la “insularidad”  (solo tienen que “protegerse” de la invasión de mejicanos), Rusia tiene una frontera de decenas de miles de KM, despoblada y unos vecinos desesperados que serán miles de millones. Al igual que EEUU, Rusia tiene y tendrá la tecnología militar y la voluntad para utilizarla, para frenar la entrada masiva de inmigrantes. Lo utilizará de manera selectiva, permitiendo a científicos, técnicos,. . . la entrada en el país, por decenas de millones, para “recuperar” una hegemonía que perdió con la caída del Telón de Acero y que añoran. A seguir quemando y cada vez más.

Los demás no cuentan: Por lo tanto, sálvese quien pueda.

Veamos:

Entre EEUU-Canadá, China y Rusia, producen el 60% de los GEI. ¿Qué puede importar lo que hagan los demás?

Pues veamos qué es lo que van a hacer los demás (no os preocupéis, van a hacer lo mismo…):

Los países exportadores de petróleo(los Estados del Golfo, Venezuela, Brasil, Nigeria, Méjico,. . . ) o de carbón (Sudáfrica, Australia) están todos en la franja más vulnerable al calentamiento global. No tienen mucho que hacer en el futuro, porque sus países se van a inundar, el efecto de las elevadas temperaturas va a hacer menos productivas sus cosechas. . . No van a poder soportar más que a una fracción de su actual población. Las élites de esos países hace tiempo que han invertido en el norte las inmensas fortunas de la venta de sus productos. Esas élites y sus familias se establecerán (muchas ya lo han hecho) en los países que se van a ver menos afectados (por encima de los 50 grados Norte. . . : Norteamérica, Europa del Norte, Rusia-Siberia y Japón). Lo están haciendo por la vía blanda: comprando propiedades (terrenos, viviendas, acciones, bonos, dinero. . . ). Conforme el proceso de calentamiento se vaya haciendo irreversible, con esperanza de que se estabilice a un nivel superior. . .  las poblaciones de todos esos países van a comenzar una emigración masiva hacia el Norte. Y el Norte no se lo va a permitir. . .

Esto va a afectar también a países no petroleros, pero que están en esa misma zona geográfica, como toda África, casi toda América del Sur y Central. Y casi toda Asia y Oceanía.

Es decir, a pesar de que el calentamiento global y la subida de las aguas va a destrozar a todos estos países, van a seguir quemando, y cada vez más, porque tienen el petróleo, porque no tienen la tecnología ni los recursos para frenar un cambio que las potencias (USA-Canadá, China  y Rusia) van a seguir produciendo. “De nada les va a servir no quemar lo único que tienen si las potencias, además, van a seguir quemando”. En Micro esto se estudia como The tragedy of the commons. . .

Japón y la Unión Europeason los actuales responsables de un 18% de la contaminación atmosférica nueva (mucho más desde el punto de vista de la contaminación acumulada). Van a reducir esta participación en nivel absoluto, porque no tienen ni gas, ni petróleo ni carbón y en términos relativos, porque los demás van a seguir creciendo. Sus partes más septentrionales van a sobrevivir al calentamiento y a la crecida de las aguas. Su apuesta va a ser tecnológica. Van a seguir siendo la vanguardia en energías no emisoras de GEI. Francia va a seguir liderando al energía nuclear (hoy de fisión, ya veremos cuándo la fusión). Alemania, Dinamarca, Japón, van a seguir liderando la fotovoltaica y eólica. Lugares como España y otros pueden ser un buen lugar para la energía solar térmica. La población se desplazará a las zonas hoy más frías, pues las zonas hoy más templadas, serán mucho menos hospitalarias con una subida media de más de 5 grados Celsius.  La desertificación de Europa del Sur hará difícil soportar una elevada población y agricultura. Eso se desplazará hacia el norte de Europa, Escandinavia. . . Holanda puede desparecer bajo las aguas.

El resto del mundo(India, Indonesia, África, Sudamérica,….) sencillamente no cuenta. Da igual lo que hagan. Seguirán quemando, desgraciadamente.

Y todo esto, ¿no es evitable? Me temo que no. Por ese comportamiento tribal que tenemos todos. Cada país va a seguir comportándose como mejor le beneficie en el muy corto plazo. Lo que significa que todos van a seguir quemando, creciendo y consumiendo.

Sólo cuando las pruebas de que el cambio irreversible ya haya empezado, sean irrefutables, empezarán los movimientos de masas hacia el norte. . . Y empezará la xenofobia y la pretensión de los locales a considerarse con mayor derecho que los “de fuera” a ocupar las tierras de “nuestros” antepasados. . . Y se agudizarán los movimientos de capitales de políticos y millonarios del sur comprando propiedades en el norte. . .

Y por décadas seguiremos devolviendo a la atmósfera un CO2 (que la Tierra tardó en fosilizar millones de años) a un ritmo muy superior a la capacidad de la Tierra de capturarlo de vuelta (fotosíntesis, acumulación en los océanos,…). Y seguirá calentándose por un efecto invernadero que ya ningún científico niega y se fundirán los hielos continentales de millones de años y subirán los océanos y se perderán tierras cultivables. Se perderán los glaciares continentales de Alpes, Andes, Himalaya, secándose los ríos en verano,…se fundirán las tundras que hoy capturan un metano que se incorporará a la atmósfera…. y comenzará el éxodo masivo y las epidemias y las guerras. . .

Y 4 las potencias (Norteamérica, Europa, Rusia, Norte de Asia) llevarán décadas preparándose para impedir la avalancha de inmigrantes y acondicionando sus tierras del norte para mejores cultivos y adaptando un sistema de producción de energía basado en las nuevas tecnologías menos contaminantes. . . y de producción de alimentos más vegetarianos y menos carnívoros. . .  en ciudades más pequeñas y con edificios no tan altos, que puedan soportar cortes de electricidad sin ser demasiado dependientes de ascensores, metros o autobuses eléctricos. . .

Y la franja central de la Tierra, desde Chile-Sudáfrica-Australia hasta Méjico-Mediterráneo-Oriente Medio-India- Sur de China, devastada por una elevación de las aguas, un calentamiento global y una tierra difícil de vivir o de producir alimentos y energía más que para determinados oasis en zonas elevadas (cordillera andina, zonas elevadas en África, Tíbet, norte de la India.  . .).

Las condiciones democráticas en las potencias serán dudosas. En la franja central, al menos durante siglos, la democracia será un recuerdo. La Ley del más fuerte será la que impere.

En las potencias geográficamente supervivientes que, además, son las potencias tecnológicas y nucleares. . . habrá una posibilidad de preservar la civilización si llegan a entender que la Tierra no es capaz de soportar 10.000 millones de humanos quemando combustibles fósiles y consumiendo más del 50% de la capacidad fotosintética de la Tierra. O sea, que tendrán que apostar decididamente, cada uno de ellos, por prescindir de los combustibles fósiles y apoyar una cartera diversificada de energías renovables (nuclear, hidro, geotérmica, solar térmica) de base y otras menos eficientes (eólica y fotovoltaica) de refuerzo. Deberán capturar y secuestrar el CO2 que produzcan…

Y si alguna potencia no respeta eso. . . Las demás tendrán que “obligarla”. . .

La posesión de armas nucleares y la geografía me sugieren un escenario como el de la gran novela de George Orwell, 1984:

Japón y Corea tienen grandes posibilidades de caer bajo la influencia de China. Por las buenas o por las malas: Asia del Norte, con armamento nuclear.

Rusia no podría soportar sola la presión demográfica de chinos, mongoles, kazajos, turcos, polacos, ucranios,. . .  queriendo emigrar a tierras más frescas. Acabaría asociándose con alguno de esos países: Rusia, con armamento nuclear.

Lo que quede de la Unión Europea, más Suiza, más Noruega, ¿más Turquía?, incluyendo las islas Británicas, Islandia y ¿Groenlandia? sería otra de las potencias: Europa, con armamento nuclear (pero muy poco. . .) a la larga, la parte europea podría caer bajo Rusia y Groenlandia bajo Norteamérica....

Y Norteamérica, con parte de Méjico, Canadá, EEUU y Alaska será la cuarta Potencia. Norteamérica, con armamento nuclear e ingentes recursos agrícolas.

Los recelos y desconfianzas entre ellos serían  permanentes. China tendería a seguir quemando su carbón, Rusia su gas, Norteamérica sus recursos canadienses y de Alaska. Más nos vale que no lo hagan. . .

Y qué pasará con los países como Pakistán, India o Israel que hoy tienen armamento nuclear?. . . Son enemigos irreconciliables. Los dos primeros tienen tierras altas, cerca del Himalaya y están acostumbrados a sufrir. Sus poblaciones costeras desaparecerán y podrán ser unos de esos oasis que he mencionado, con población y agricultura reducidas. Conservarán su armamento nuclear, pero tendrán bien difícil actualizarlo. . .  Israel lo tendrá más difícil. Tiene la tecnología agrícola, industrial y militar. Sin embargo el país es demasiado bajo, demasiado pequeño y será demasiado cálido. O emigran hacia Europa, o tendrán que “invadir”  tierras altas próximas. . . 

Nosotros no veremos esto, pero puede que nuestros hijos sí (2050, 2070. . .) Nuestro nietos, seguro.

 

¿Podemos evitar el Apocalipsis?               Y tercera parte  (07-01-10)

 Aunque ha quedado claro que soy bastante pesimista con este tema, no nos queda otra que tratar de ver si esto tiene arreglo. De ser optimistas por obligación. Y de ver qué habría que hacer para anticiparnos al desastre.

Lo primero sería tratar de desactivar el gen que está en el origen de la situación:

El individualismo tribal y la competencia entre las personas y los estados.

Con un cierto pragmatismo, habría que ver la manera de conseguir un acuerdo entre China y EEUU, razonable para ambos y para el resto del mundo.

Este acuerdo debería reconocer a China su derecho a desarrollarse con la energía más barata que pueda, pero China debe aceptar que no puede seguir emitiendo a razón de 7.000 millones de toneladas anuales de CO2 y creciendo. Debe aceptar: diversificar a energías renovables e instalar sistemas de captura y secuestro de CO2. Y debe recibir subsidios de Occidente. De otro modo, Occidente debe amenazar con vetar las importaciones de productos manufacturados en China o gravarlos con una tasa ambiental. La economía china es cada vez más doméstica, por lo que no se sabe muy bien la efectividad de esta amenaza. . .

EEUU debe comprometerse a reducir su consumo energético y a renovar su parque de centrales eléctricas a nuevas tecnologías no emisoras de GEI (nuclear, eólico, termosolar,….). Y a instalar sistemas de captura y secuestro de CO2. A impulsar el coche eléctrico e híbrido y a gravar los vuelos nacionales e internacionales con una elevada tasa ambiental.

Como el resto del mundo tendría que ser parte (o al menos parecerlo) de la solución, una vez llegado a ese acuerdo de principio, habría que invitar a Rusia, a Japón y a la Unión Europea. Eso debería ser suficiente, pero habría que invitar también a India y Brasil. Punto final, Nuevo G-7.

Estos 7 representan a unos 3.600 millones de habitantes, más del 50% de la población mundial, el 75% del PIB y casi el 90% de las emisiones de GEI.

Deciden y “proponen” a la ONU para que se “adhiera” al acuerdo.

Qué deciden? Y qué informan?

- Acuerdos creíbles para la reducción de las emisiones de CO2 y otros GEI.

- Acuerdos para el desarrollo de energías no emisoras de GEI (nuclear, hidro, eólica, solar térmica, fotovoltaica, mareomotriz, geotérmica, ¿biomasa?...).

- Apoyos a las redes inteligentes (“smart grids”) que ayuden a optimizar el consumo energético.

- Fomento de nuevos materiales, aislamientos, baterías, medidas de ahorro, mejora de la eficiencia y la conservación.

- Establecimiento de estándares de máximos y mínimos para industrias contaminantes, por ejemplo, máximos consumos en coches y camiones, en calderas domésticas, en procesos industriales y de transporte.

- Acuerdos para que los países ricos paguen a los países pobres por las nuevas energías limpias que produzcan.

- Acuerdos para proteger los bosques pluviales y la biodiversidad en Sudamérica, África y Asia. Subvencionados por Occidente.

- Acuerdos para reducir la sobreexplotación de los recursos marinos (moratorias, paradas biológicas, obliga a compañías pesqueras a “reponer” de alguna manera sus capturas (tiene que haber formas)

- Acuerdos para fomentar la reducción de la natalidad en las zonas donde está desbocada, desgraciadamente para ellos, en los países más pobres del mundo (África, Asia, Oriente Medio y zonas de América del Sur y Central).

La Convención de la ONU para fijar un Marco de referencia sobre el Cambio Climático (UNFCCC) en 1992 fue un buen comienzo. El Protocolo de Kyoto de 1997 fue un mediocre progreso. El fiasco de Copenhague de 2009 no debe repetirse.

Las dos potencias deberían encontrar la forma de resolver esto.

Y si no, ya sabéis, volved al párrafo 1 de la primera parte (http://www.expansion.com/blogs/lector/2010/01/07/cambio-climatico-podemos-evitar-el.html)

Vaya petardo!!! Más de 3000 palabras!!!

  1. en respuesta a Argentum
    -
    #47
    23/07/10 17:14

    Totalmente de acuerdo, Argentum.
    Hagamos lo que hagamos, la vida en el planeta seguirá existiendo.
    Y la humanidad es un pestañeo en la vida del planeta y el planeta es una mota de polvo en el Universo.
    No somos absolutamente nada.

    100% de acuerdo.

    Lo que no me consuela es la vida continúe en este planeta minúsculo, pero sin seres humanos (muy improbable) o con una civilización mermada por siglos de desastre ecológico.

    Son molinos? Son gigantes? Yo creo que son gigantes (esto va por viejo...)

  2. en respuesta a Viejo
    -
    #46
    23/07/10 17:01

    Viejo,
    A veces creo que no has leído lo que he escrito.
    Si entendiste eso de la conferencia del tío de Nestlé es que leíste otra conferencia. Era una conferencia contra la utilización de la tierra para la fabricación de biocombustibles. El argumento del tío era hay muy poca agua y había que dedicarla a la producción de alimentos, no de etanol para uso en automoción.
    Te la puedo enviar por email hasta que Argemtum nos enseñe a colgar un pdf o un powr point en KAOS.
    Con respecto a las multinacionales occidentales y sus fábricas en el tercer mundo, eso mismo que dices lo digo yo más arriba. Varias veces y casi con las mismas palabras.

    Y ese es el quid de la cuestión:
    1.- Occidente, con el 13% de la población se traga el 50% de los recursos y llena de basura el mundo y quiere seguir así.
    2.- Los países en desarrollo, con el 37% de la población aspiran a vivir igual. Tienen todo el derecho, pero eso supondría triplicar el consumo de unos recursos que no existen y triplicar la cantidad de emisiones...y
    3.- Los paises más pobres, que suponen el 50% restante, se reproducen mucho más y aspiran a vivir, no ya como los americanos o europeos, se conforman con vivir como los chinos o indios. Y eso supone consumir otros tantos recursos que no existen y emitir unos residuos que la Tierra ya no tiene capacidad de absorber...

    No es tan distinto lo que decimos, viejo.

    Solo que yo me empeño en gritar avisando de que esto no tiene buen futuro y tú me hablas de Boliden o Bhopal y de lo malo que somos los occidentales.

    Bon almorssat

  3. en respuesta a Nuriawoman
    -
    #45
    23/07/10 13:15
    Hola Nuria, El PDF lo puedes subir a servicios como Scribd o Issuu y luego poner aquí el enlace. Besos
    ARGENTUM Bottom 10
  4. en respuesta a Viejo
    -
    #44
    23/07/10 13:11
    Hola a todos, No entro al trapo pero, leyendo a Viejo y su referencia a Nestlé, me vino a la mente este artículo: Negocio Redondo @Germinio Sólo hacer algunos cálculos a escala cósmica...nos pondría los pies sobre la tierra. Pese a lo que hagamos, la vida en este planeta seguirá existiendo.
    ARGENTUM Bottom 10
  5. en respuesta a germinio
    -
    #43
    23/07/10 11:29

    Buenos dias

    Leí ese articulo del presidente de Nestlé, si no recuerdo mal, en principio iba dirigida a inversores para sus nuevas embotelladoras de agua y a la utilización de transgénicos para cultivos en ambientes extremos, en otras palabras, estaba haciendo clientela.
    En cuanto al fondo del asunto, creo que estamos llegando a una "entente cordiale", se trata simple y llanamente de justicia social.
    El rio Niger está destrozado por los vertidos petrolíferos, debido a la extracción por medios obsoletos de petróleo barato para el consumo occidental, todo ello para que las grandes empresas petrolíferas aumenten sus beneficios y unas migajas recaigan sobre la población nigeriana, la solución solo puede estar en aplicar grandes sanciones a las compañias y a los gobiernos que lo permiten, no en dejar de extraer petróleo y condenar a la miseria a millones de nigerianos.
    Fué una empresa sueca la que causó el desastre ecológico de Doñana, empresa que nunca se abría atrevido a instalarse en esas condiciones en su pais de origen, o acaso era india la empresa que causo miles de muertos en Bhopal, no Germinio el problema no es de cambios climáticos, el problema somos los occidentales que estamos llenando de basura toda la Tierra, el problema somos nosotros los del "Estado de Bienestar", y a eso, no creo que estemos dispuestos a renunciar.

    saludos.

  6. en respuesta a desvelada
    -
    #42
    23/07/10 02:15

    Gracias Bel la,
    Lo que pasa que tengo una presentación power point, no es una foto ni un link (el link de donde se publicó en su día y bajé el documento está vacío años después).

    No pasa nada. Me creéis. Es un gráfico donde repite las cifras de los 12.500 KM3 y varias líneas de posible población máxima según que la dieta sea de 3.600 KCal/dia-con carne (6.000 millones de personas), 2.500 Kcal/dia con o sin carne y la tendencia real que anda por medio, con una tendencia hacia 2.500 Kcal/dia, con poca carne y tendencia a los 9.000 millones de personas en 2050.

    Por cierto, esa media ponderada de 2.500 con poca carne se consigue con 5.700 millones que comen 2.000 Kcal y casi nada de carne y 1.000 millones de occidentales que comen 5.000 Kcal y bastante carne...

    De nuevo, dos problemas a la vista:
    1.- Los hijoputas de nosotros queremos seguir con nuestra dieta. No pasaría nada, porque no nos reproducimos. Pero...
    2.- Los pobres de la Tierra quieren comer un poco más y no solo arroz o mijo...qué egoistas!!! Y si fueran unos pocos, pues ningún problema. Pero son casi 6.000 millones y se reproducen como conejos...

    Como decía en aquella primera columna memorable de Expansión:
    http://www.expansion.com/blogs/lector/2009/10/05/calentamiento-global-y-crisis-energetica.html

    el problema es que cada generación (25-30 años) la humanidad crea el equivalente a un nuevo EEUU, o sea, unos 300 millones de ricos. Y esos 300 millones de ricos nuevos (que no es lo mismo que nuevos ricos...), chinos, indios, brasileños,... pasan a comer carne y conducir 4X4....

    En fín, que me repito. Bona nit e unha aperta.

  7. en respuesta a Nuriawoman
    -
    #41
    23/07/10 02:07

    Buenas noches Núria,

    Para un pdf no tengo ni idea, lo siento.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar