¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Antonio Iruzubieta

Analista independiente miembro del Instituto Español de Analistas Financieros.

El entorno macro y financiero artificiales genera discrepancias entre las autoridades.

La inflación a la producción, ayer publicada en USA, cayó en diciembre hasta el 2.6%, frente al 2.3% esperado y la tasa subyacente quedó en el 2.03% también por debajo de estimaciones.

PPI subyacente, USA

Hoy se publican datos importantes como el de precios al consumo -IPC- con estimaciones de +0.3% en diciembre, una décima por encima de noviembre, y el dato de Ventas al Menor (estimaciones +0.4%).

La inflación USA continúa baja a pesar de la gran liquidez existente o de las fuertes subidas de los activos y de la revalorización del crudo superior al 60% en los últimos meses. Aún así, la inflación USA en el 2.20% está por encima de la europea +1.40, de la China +1.80% o de la japonesa +0.60% y las autoridades USA proyectan subir tipos dos o tres veces este año. 

Los salarios permanecen estancados y según cálculos de la Reserva Federal de Atlanta, la tendencia de los últimos 15 meses es aún descendente!, un escenario adverso para el consumo y la economía que ha generado un curioso enigma entre los expertos de la FED. Vean evolución en el gráfico siguiente:

Ciertamente, el comportamiento de los salarios es contrario a la lógica económica cuando la tasa de paro es tan baja como la actual en USA. 

Sin embargo, como venimos indicando desde hace tiempo, la cocina empleada para el cálculo de datos oficiales de empleo  (también de inflación) ha conseguido una caratula excelente, tasa de paro en mínimos del 4%, pero también un gran desengaño al no reflejarse en aumento de salarios.

Un desengaño para quienes confían en la bondad de los datos oficiales y un incómodo entuerto para las autoridades que sabiendo de este problema, lo tratan de puertas afuera como si fuese un enigma.

Otro factor que influye en la renta disponible de las familias es el disparado coste de salud en USA. De hecho, restando el coste de salud del total de renta disponible, se llega a la conclusión de que el apalancamiento real de las familias USA es todavía mayor. 

Como consecuencia, el consumo no despunta como cabría esperar y sin embargo el apalancamiento, situación y tendencia explicados en detalle en post de ayer, no deja de ascender. ¿Subida de tipos?.

En este entorno artificialmente creado por las autoridades, la retirada de estímulos y, en general, las decisiones  en política monetaria son complejas y manifiestas con la disparidad de opiniones que se manejan en el seno de la Reserva Federal. No hay gran consenso y cada miembro estima diferentes actuaciones para este año en materia de tipos.

El presidente de la FED de Mineapolis, Kashkari, es un vivo ejemplo de la incertidumbre o estado de confusión en que viven las autoridades: “With today’s strong economy, now is the perfect time to act to strengthen our financial system”, ha dicho recientementeSin embargo, el estado real de la economía es débil y el Sr Kashkari ha sido uno de los miembros del Consejo que ha votado en contra de subir tipos!.

Algo seguro para el año 2018 es el importante aumento previsto para el déficit o de las necesidades de financiación del tesoro USA, como consecuencia de una reforma fiscal que reduce los ingresos del Estado, sin haber elaborado un plan acorde de ajuste del gasto.

Un revés del proceso de subida de tipos en curso se observará en el coste de las nuevas emisiones del Tesoro, serán más caras, a tipos superiores a los de pasados años. Cuestión que agravará la estabilidad presupuestaria y disgustará a los Bond Vigilantes.

Su falta de interés en invertir en el mercado de deuda USA, y en el resto, unido a la retirada de las compras de la FED y al aumento de oferta podría trasladarse al mercado con caídas de precios, subidas adicionales de rentabilidad. 

Desde primavera de 2016 trabajamos con el escenario de caídas de precio de los bonos como el más probable y así hemos actuado aprovechando el fin de ciclo de deuda USA con distintas estrategias.

Ahora, esperando un pronto desenlace bajista del rango lateral de los últimos meses, disponemos de estrategias orientadas a capitalizar esas caídas (reservado suscriptores) y una de especial interés aplicada sobre títulos deuda de menor calidad (Bonos Basura), que esperamos sufra más en una corrección de los mercados de deuda y por tanto que ofrezca mejores rentabilidades a las estrategias. 

La comparativa de rentabilidad de los bonos y de las acciones es un factor considerado por los expertos para asignar ponderaciones a cada mercado. Los tipos de la deuda son ahora superiores a los de la rentabilidad por dividendo del S&P500 y la brecha se está abriendo en detrimento de la inversión en renta variable.

Las bolsas USA recuperaron ayer el tropiezo del miércoles y terminaron la sesión subiendo hasta alcanzar nuevos máximos. El S&P500 subió un +0.68% sumando ya un +3.5% en 2018, y el Dow Jones y Nasdaq cerraron un +0.79% al alza.

La tendencia de subidas verticales e ininterrumpidas de los últimos meses es cada día más inquietante para la estabilidad, dados los niveles y lecturas alcanzadas será dificilmente sostenible. El post de ayer ofrece niveles de para la precaución.

Los índices de sorpresas económicas USA han recuperado terreno con fuerza en la segunda mitad del pasado año, hasta que los datos del mes de diciembre comenzaron decepcionar las expectativas y las sorpresas a caer, vean el índice elaborado por City.

ECONOMIC SURPRISE INDEX, CITY. USA

Las condiciones económicas son razonablemente estables en un entorno de artificialidad manifiesto y de retirada de las condiciones monetarias ultra expansivas de los últimos años y en proceso de subidas de tipos.

La FED tiene previsto continuar normalizando tipos, aunque dentro de una incertidumbre y falta de consenso inusuales pero comprensibles en el entorno actual.

El ciclo expansivo de la economía USA es uno de los más prolongados de la historia, y de los más pobres, y en cualquier momento llegará a su fin como siempre sucede. También sucede siempre que el S&P500 se dispara al alza antes de la llegada de recesiones y en los últimos coletazos sube en tandem con los tipos de interés, vean gráfica comparativa:

Entre 2008 y 2018, los bancos centrales de USA, UE y Japón han fabricado dinero “ex nihilo” a un ritmo histórico (cerca de 9 billones) esperando incidencia en la economía y creación de riqueza real. Sin embargo, el crecimiento económico agregado de las tres economías apenas supera los 2.2 billones y supone menos del 20% del dinero QE creado, según estimaciones de Stephen Roach.

Dónde han ido a parar esos más de 6 billones de diferencial?. Imaginen, a la papelera de los activos tóxicos, al rescate de los bancos, a los mercados financieros (deuda y bolsa) o al mercado inmobiliario.

La liquidez aún abunda, las empresas multinacionales USA tienen efectivo en niveles máximos históricos, más de 2.5 Billones, o el sector del Private Equity dispone de recursos por encima de 1 Billón de dólares para operaciones.

Mares de liquidez acumulada por falta de oportunidades en unos mercados muy sobre valorados y con riesgos al alza.

BUEN FIN DE SEMANA A TODOS!!!

Antonio Iruzubieta CEFA Certified European Financial Analyst

http://www.antonioiruzubieta.com/

Autor del blog

  • Antonio iruzubieta

    Analista independiente CEFA Certified European Financial Analyst Miembro del Instituto Español de Analistas Financieros

Envía tu consulta


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar