2

 

Efectivamente, aunque parezca un tópico, la fe mueve montañas, y no me estoy refiriendo a la fe como normalmente se asocia a religiones, o otras instituciones. Me refiero concretamente en la convicción personal, y es que si uno se propone una cosa y lucha por ella con todas sus fuerzas es muy probable que la consiga.

En ocasiones hay que sacar fuerzas de flaqueza, para poder hacer realidad los propósitos de uno, incluso episodios negativos, asimilarlos desde el punto de vista positivo, como lo que hemos aprendido.

Os voy a contar el caso de una persona que es amante de la vela, tuvo la oportunidad de que viniera la copa américa y la verdad quería estar entre los grandes. Alinghi y Bmw Oracle racing. Pues marcándose como objetivo el estar allí obtuvo algo muy grande estar entre los 600 periodistas acreditados para poder ver de cerca esta competición, el tema es que lo cuento en primera persona por que ese fui yo, y recuerdo con orgullo estar frente a Bertarelli, jefe de filas de Alinghi.

El tema es que si uno se propone un objetivo y lo busca con todas las fuerzas, y lo hace de manera totalmente convincente, y convencido, puede llegar a obtener unos resultados sorprendentes.

"Las creencias se convierten en realidad cuando son aliñadas de convicción y persuasión, que ese es el aceite y la sal de la fe", Genaro Fragueiro.

[email protected]

  1. en respuesta a Eguzkialde
    -
    #2
    14/05/10 17:51

    Siempre, que nos planteamos un reto en la vida alcazable y lo perseguimos sin dilación, dejando atrás las negatividades, las limitaciones, llegando pues a objetivos muy altos.

    Evidentemente no puedo marcarme un objetivo de ser una bailarín con mis 90 kg. y mi flexibilidad, Ni tampoco futbolista profesional a mis 36 años.

    Sería adecuado poner metas interesantes e ir adaptando los objetivos a la consecución de los hitos intermedios. Yo me puedo plantar ser consejero delegado, pero o bien es en una compañía actual, o bien tengo que buscar llegar a este objetivo por otros medios (otras compañías o crear una propia).

    El buscar el escarabajo pelotero de cabeza roja, no es lo que es en relidad, sino una mera representación de nuestro cerebro. Y ese escarabajo rojo, lo podemos convertir en una rana rosa, que con convicción y tenacidad la lograremos.

  2. #1
    14/05/10 12:21

    Sólo me queda una duda.Y que pasa cuando has estado interesado en el escarabajo pelotero de cabeza roja toda tu vida................y al final descubres que no es rojo sino azul.......y además descubres que no es ya de tu interés.........toda una vida detras del escarabajo...........y no es para tanto.....ni siquiera la idea, anhelo,era real.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar