El bono americano a 30 años

2
Dado que el precio de los bonos de más largo plazo ha descendido, parece que se descuentan presiones inflacionistas en un futuro próximo. La regla para seguir la posible evolución de los tipos de interés, conforme a la cotización de los contratos de futuros sobre bonos, tal y como expliqué en un artículo anterior, es muy sencilla:
  • Si los tipos de interés bajan, sube el precio de los bonos.
  • Si los tipos de interés suben, desciende el precio de los bonos.

En 2008 el precio de los bonos subió por la preocupación ante un posible escenario deflacionario, mientras que en 2009 el precio está bajando ante el temor a un posible escenario de repuntes en la inflación. La inflación no sólo resta atractivo a los cupones sino que, además, se combate con subidas en los tipos de interés.
 

En el gráfico anual del futuro del Treasury-bond norteamericano a 30 años, se puede observar cómo se generó una compra interesante hace unos días. La línea blanca grande y la línea marubozu blanca grande ofrecen dos claras zonas de soporte, la primera en el punto medio de la vela y la segunda en el punto mínimo de la misma. La fiabilidad de estas zonas de soporte aumenta si la vela en cuestión se produce dentro de una tendencia al alza.

Y es precisamente en estos gráficos de largo plazo donde adquiere su verdadero sentido y necesidad la escala logarítmica. El punto mínimo de la vela se veía reforzado como zona de compra al coincidir con una posible segunda línea de tendencia alcista o una línea de aceleración mínima, y al estar muy cercano a la directriz guía del movimiento.

La zona de soporte marcada por la vela también poseía relevancia en marcos temporales inferiores, como en gráficos mensuales, semanales y diarios. De hecho, en plazos semanales prácticamente se superpone la media móvil simple de 200 sesiones con la zona de soporte.

 

La zona de soporte refrenda su vigencia alcista con una pauta de giro en forma de martillo. La vela siguiente abre por encima del cuerpo real del martillo y concede validez al mismo. A partir de ahí se produce una reacción al alza que lleva a subir 3 figuras en 3 días, y a apuntar una posible pauta de lucero del alba que queda abortada, todavía a la espera del cierre del viernes, tras la vuelta de hoy jueves.
Desde un enfoque económico, habrá que ver cómo evoluciona la situación, dado que todavía no se ven señales inflacionarias –y menos aún en España, donde hay tasas de inflación negativas–. Su presencia se hará más probable a medida que aumente el número de créditos concedidos y el dinero de los mismos vivifique el sistema.
La perspectiva económica acarrea, no obstante, algunas contradicciones, ya que se está buscando salir de una crisis de excesivo endeudamiento, generando más endeudamiento, gasto público y déficit en los presupuestos estatales. Por un lado, puesto que a los estados no se les ocurre otra manera de financiarse que la emisión de deuda, se ofertarán bonos que tendrán que competir entre sí, y se verán obligados a subir las rentabilidades de los mismos. Por otro lado, la propia emisión de deuda es una prueba palmaria de problemas económicos severos que correrían en contra de ese mismo escenario inflacionario.
Desde un enfoque técnico, no sería nada extraño terminar el año en niveles cercanos a los 112 enteros. Aunque en el gráfico semanal aparecen resaltadas en morado otras velas martillo que han marcado eficientemente las zonas de soporte precedentes y han desencadenado reacciones consistentes al alza, hay que tener en cuenta la jerarquía del marco temporal superior. Pese a la directriz alcista, no se puede obviar el aspecto contundente y amenazador que está conformando la vela anual. Por ende, quizá no sería desaconsejable primar la búsqueda de las posiciones vendedoras sobre las compradoras en el T-bond.
  1. #2
    24/06/09 15:16

    Las tendencias se definen a partir de mínimos crecientes y máximos decrecientes; a partir de ahí creo que está claro desde dónde hay que trazar las líneas.

    En todo caso, se pueden ajustar para que señalen bien las zonas de conflicto importantes. Con todo, la importancia de las líneas de tendencia se convierte en relativa desde el momento en que dos operadores en un mismo gráfico pueden trazar líneas distintas.

    En gráfico semanal no se puede considerar ninguna pauta de lucero del alba, dado que no existe, se podría considerar su influencia en la gran línea blanca que viene a compensar y a continuar la pauta que no se formó (seguramente debido a los efectos de la triple hora bruja) y parece que debió formarse, pero en tanto no se superen con claridad los 117,50, tampoco hay vuelta alguna ni nada que considerar.

    En diario sí se podría tomar en consideración, aunque no muy canónica, dado que tiene lugar sobre la directriz punteada.

    De todos modos lo más espectacular sería la libélula mensual. Esa vela y precios por encima de 117,50 sería algo que no se podría obviar. Probablemente buscaría al menos los 119,50-120.

  2. #1
    Anonimo
    23/06/09 12:54

    Hola Gallardo,

    La posible pauta de lucero del alba que se estaba gestando en escala semanal al final se vió truncada, sin embargo el inicio de la semana ha proseguido con una vela blanca que parece lo que le faltó a la semana anterior para cumplir la pauta. En el supuesto de que la semana cerrara así, ¿ podría considerarse aun válida la pauta de lucero de alba o perdería toda su significado ?

    En escala diaria también se ha formado un lucero del alba, pero que no está en mínimos, ¿tiene alguna interpretación?

    Una última pregunta, y perdona por el abuso... En tus gráficos dibujas las líneas de tendencia, directiz, soporte, etc en los mínimos / máximos correspondientes, he visto en otras partes que las trazan en los cierres, ¿cuál es tu opinión al respecto?

    Un saludo y muchas gracias por tus enseñanzas,
    LLuís

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar