¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Cómo no quedarte a 2 velas en el trading

Indicadores en el trading. ¿Siguen funcionando?

Me gustaría empezar este blog haciendo uso de cómo no quedarse a dos velas en el trading.

Todo el que se acerca a este negocio porque no deja de ser eso mismo, un negocio suele quedarse encandilado con el atractivo de las plataformas, velas y gráficos a todo color y un montón de herramientas a modo de indicadores que acompañados por sus nombres suelen parecer “indicadores mágicos”. El primer pensamiento que puede cruzar nuestra cabeza es que tenemos entretenimiento para rato. Es sabido por todos que lo que diferencia a un niño de un hombre es el precio de sus “juguetes”. El segundo pensamiento con probabilidad podría ser que ahí va a encontrar su fortuna.

Pongámonos ahora un poco más serio. Estamos en el siglo XXI y hemos gastado ya casi una quinta parte del mismo. Cuando Alexander Elder publicó su libro “Trading for a Living” (Vivir del trading) corría el año 1993. Su triple pantalla usando MacD es un clásico que inspiró tantísimas estrategias en el trading que hacían ganar dinero.

No está en el ánimo a la hora de escribir este artículo el definir y diferenciar indicadores técnicos y fundamentales. Damos eso por sabido. Y que dentro de los técnicos hay osciladores, tendenciales, de volumen… Lo que queremos evaluar es si siguen siendo fiables (si es que alguna vez lo fueron). Cuando empecé desconfié de todos los artilugios que traían las plataformas para distraerme. Me planteé este negocio como tal y tras comprobar que muchos de ellos daban los mismos resultados y lo fácil que era modificar algún parámetro como el 20/80 del RSI y de repente dejaba de estar en sobrecompra o sobreventa y tenías una señal falsa de entrada o salida los quité del entorno (en aquel tiempo era Metatrader 4) dejando la lista vacía. Me planteé cómo leer ese gráfico, anticiparme a los movimientos. Busqué un formador que dijera algo diferente y encontré el Price Action (será un nuevo artículo la el del Price Action). En su curso aprendí a leer velas sin patrones y a no hacer uso de indicadores. Y cuando acabé y entrené en una cuenta obteniendo poco a poco un buen porcentaje de éxitos iba publicando en un foro mis operaciones. Nadie entendía como yo era capaz de abrir posiciones en los dichosos niveles de sobrecompra o venta o donde una media de 200 que cruzaba con una de 50 decían que frenaría al precio.

Hoy en día utilizo el trading algorítmico por sus múltiples ventajas pero uno propio que no usa indicadores. Cuando alguien empieza a meterse en faena escribiendo código en su casa programando con el uso de indicadores igual o parecido que lo hace en manual el resultado obtenido en un histórico suele ser un desastre. Y es normal porque de repente vemos reflejado en esa estadística que  algo no funciona tan bien como pensábamos.

Si buceamos en internet veremos que mucho antes de los años 50 ya se hacía uso de medias y de muchos tipos de indicadores que hoy en día nos parecen una novedad. Lo hacían de forma manual calculando con mucho trabajo. Pero en los últimos diez años con los avances de la informática, la velocidad de internet y la proliferación de plataformas de trading cualquiera puede hacer click y ve reflejado lo mismo que costaba tanto sudor en esas décadas. Luego entonces, deberíamos plantearnos si cuando un sistema de cruces de media o de R.S.I. se cruza con MacD y la corta por arriba es una señal para entrar lo que hacen los algoritmos de “las manos fuertes” (si es que existen como tal) es mover el precio justo al contrario a lo que se espera y atrapar a todos los que siguen usando ese tipo de estrategia llevándose el dinero de forma masiva.

Claro que una media de 200 períodos en un gráfico diario “corta” el paso a la cotización. Es normal porque todos están mirando lo mismo y en cuanto el precio llega y la toca se desata una corriente de operaciones refugiadas en esa zona. Pero eso no quiere decir que la media de 200 o la de 50 tengan un poder sobrenatural.

Un experimento que se me ocurrió hacer es programar un sistema algorítmico simple usando una de esas famosas estrategias tal con el R.S.I con período de 14. Cuando cruzaba hacia arriba el nivel de 50 y la vela cerraba compraba saliendo en 80. Y viceversa para las ventas. Lo apliqué a los años 2015 y 2016 completos del futuro del DAX. Su fiabilidad no llegaba al 30% y su rentabilidad era la pérdida del 93% del capital. Entonces varié las reglas, simplemente invirtiéndolas y haciendo lo contrario a lo que se espera. Curiosamente su fiabilidad superaba el 51% y las pérdidas se rebajaban hasta el 61%. Eso significaba que simplemente haciendo lo contrario se “pierde” menos dinero (ganarlo ya es otra cosa). Este experimento lo puede hacer usted mismo de forma manual cogiendo un gráfico cualquiera y apuntando las operaciones en manual.

A lo que quiero llegar finalmente es que hoy en día la eficacia de unos indicadores que normalmente dan la información con retraso ya que “evalúan el pasado reciente y no reciente” es dudosa. Los profesionales usan sus propias herramientas indicadoras. Yo he diseñado los míos aunque sólo trabajo para mí (no están a la venta, son personales).

Quizás haya que darle un par de vueltas para encontrar nuevamente cómo utilizarlos en el presente de forma diferente a lo que se ha hecho en el pasado.

Espero poder abierto una puerta a quien le sirva de ayuda si no consigue tener una rentabilidad en su operativa o a quien esté empezando para que haga su particular investigación. A los que sus operativas les esté funcionando con el uso de ellos les felicito, que seguro que los hay.

Autor del blog

  • estebandaniel

    Esteban Pérez. Analista técnico independiente, trader a tiempo completo y formador. Muchos años conociendo los mercados y sabiendo cómo negociarlos. Formación de traders y programador de sistemas algorítmicos en Forexdax.com

Envía tu consulta

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar