Rankia España Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Colombia Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Fondo de maniobra

El fondo de maniobra representa la parte del activo corriente que es financiada con recursos permanentes (pasivos no corrientes) y en cierta manera mide si la empresa tendrá problemas financieros a corto plazo.
 
Para explicarlo mejor, el fondo de maniobra puede entenderse como el excedente de activo corriente una vez se ha hecho frente a todas las obligaciones a corto plazo (pasivo corriente).
 
En la imagen de arriba, vemos un ejemplo de cómo puede obtenerse el fondo de maniobra, que es de dos formas:
 
Activo Corriente - Pasivo Corriente: 60.000-50.000=10.000
Recursos Permanentes (Patrimonio Neto + Pasivo no Corriente) - Activo no Corriente: 20.000+20.000-30.000=40.000-30.000=10.000

Interpretación del resultado del fondo de maniobra

El fondo de maniobra puede calcularse de dos maneras, como vimos en el ejemplo previo, por lo que también tenemos dos interpretaciones:
  • FM = Activo Corriente - Pasivo Corriente: el fondo de maniobra mide el exceso de capacidad de una empresa para hacer frente a las obligaciones contraídas a corto plazo con los activos corrientes. Por tanto, cuanto más excedente de activo corriente exista, mayor salud financiera de una empresa, ya que habrá más margen para afrontar los pagos en el corto plazo.
  • FM = Recursos Permanentes (Patrimonio Neto + Pasivo no Corriente) - Activo no Corriente: bajo este método de cálculo, el fondo de maniobra se interpreta como la cantidad de activo corriente que se está financiando con recursos permanentes o, dicho de otra manera, es el excedente de recursos permanentes después de cubrir el activo no corriente. 

Resultados

Dependiendo del signo del fondo de maniobra, este puede ser positivo, negativo o con valor cero.
  • FM > 0: parte de los activos corrientes están financiados con recursos permanentes, de manera que se puede hacer frente a las obligaciones de corto plazo. Esto, a pesar de que haya algún retraso en el cobro a clientes o en la venta de existencias.
  • FM = 0: cuando el fondo de maniobra es igual a cero se dice que existe equilibrio financiero. Sin embargo, esto implica cierto riesgo, ya que todo el activo corriente está financiado con pasivo corriente y ello implica que, si no se puede cobrar o realizar (convertir en dinero) alguna partida del activo corriente, no se podrá hacer frente a las obligaciones.
  • FM < 0: parte del activo no corriente se está financiado con recursos a corto plazo, lo que lleva a una situación de desequilibrio financiero. Esto podría provocar dificultades en el pago de las obligaciones que vencen a corto plazo.

Consideraciones importantes

Con respecto el fondo de maniobra hay que tener en cuenta los siguientes puntos:
  • Se puede dar la situación en la que una empresa tenga un fondo de maniobra positivo debido a la acumulación de existencias que no puede vender, pero que computan como activo corriente.
  • El fondo de maniobra debe ser suficientemente amplio, de manera que la empresa cuente con un margen de seguridad por si retrasa el cobro de alguna cuenta de activo corriente. Las obligaciones a corto plazo son de pago seguro en su cuantía y en una fecha determinada. En cambio, existe incertidumbre sobre el cobro de ciertas partidas de activo corriente (clientes y existencias)
  • El fondo de maniobra tampoco debe ser excesivo, ya que los recursos permanentes con los que está financiado tienen un coste mayor a la rentabilidad que proporciona la tenencia de activo corriente (efectivo, existencias, etc.). Visto de otro modo, un fondo muy grande significa que existen recursos que podrían emplearse en nuevas inversiones y generar rendimiento.
  • En algunas empresas un fondo de maniobra negativo no implica problemas financieros, depende del sector. Los supermercados, por ejemplo, suelen cobrar al contado mientras que aplazan sus pagos a 30, 60,90 o incluso 180 días, por lo que no es raro observar un valor de pasivo corriente más alto que el de activo corriente. Sin embargo, ello no es un problema porque saben que el día de pagar las obligaciones tendrán el importe necesario para hacer frente a ellas.

¿Cómo mejorar el fondo de maniobra?

Si la empresa tiene un fondo de maniobra negativo (o positivo y quiere incrementarlo), hay formas de gestionar la situación. Puede aplicar, por ejemplo, las siguientes medidas:
  • Solicitar un aplazamiento de las deudas con el fisco (o Hacienda). Es una forma de reducir obligaciones de corto plazo.
  • Utilizar herramientas como el factoring. Es decir, vender al banco (o institución financiera) facturas o cuentas a cobrar a clientes. Esto, a cambio de liquidez inmediata.
  • Negociar con los proveedores para poder retrasar los pagos pendientes.
  • Ofrecer descuentos a los clientes por pronto pago. Es decir, ofrecer una rebaja respecto al valor de la venta si el deudor cancela antes del vencimiento el monto pendiente. Esto podría ayudar a conseguir liquidez de forma veloz.
  • Vender activos no corrientes.
  • Pedir a los socios aportes adicionales. Esto incrementa el patrimonio neto de la empresa.
  • Refinanciar las deudas con el banco, por ejemplo, reduciendo las cuotas periódicas y extendiendo el periodo de endeudamiento. A la larga, se pagan más intereses, pero con esta opción se alivia la carga financiera en el corto plazo.

*Artículo editado y complementado por @guillermowestreicher

¿Quieres referenciar esta definición?
Fondo de maniobra, Carla Quinto, 13 de noviembre del '22, Rankia.com

Lecturas relacionadas

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar