La izquierdona

43

LA IZQUIERDONA

18-04-10

 

Si nuestro muy admirado Paco Umbral inventó por lo visto en su día el término la derechona, para referirse a la derecha casposa y nostálgica, fascista y anti democrática, heredera del franquismo, pues habrá que inventar un término equivalente para la supuesta izquierda, también casposa y nostálgica, estalinista y anti democrática, y heredera del peor comunismo soviético a lo Gulag. Este término, obviamente, es la izquierdona.

La izquierdona no es izquierda, sino un cúmulo de sujetos con aspecto de homínidos que les une el afán por el poder, y las oportunidades de medrar. Son tipos mediocres pero hábiles; intelectualmente indigentes pero sobradamente conspiradores; sin estudios, sin formación, sin idiomas, sin lecturas y sin viajes, pero eficaces en su permanente verborrea mitinera, ruidosa y cacharrosa.

La izquierdona, lo izquierdón, toma la bandera de la supuesta izquierda. Pero en verdad lo que toma es la bandera de su propia conveniencia.

Cuando uno es mediocre, y lo sabe, y también anticipa que el mercado de trabajo de la empresa privada no le va a dar ninguna oportunidad, debido a su escasa formación, indolente cuando no nula capacidad de trabajo y sacrificio, pues se tiene que buscar la vida como sea.

Así, su única oportunidad es la política, y por esta razón a ella van a parar los personajes más siniestros, las mentes más débiles, los tipos más mezquinos.

Y si estando en la oposición también se puede vivir, es cuando uno está en el poder, o a la sombra de él, cuando realmente se puede vivir bien, y medrar, y generar tal tráfico de influencias y de voluntades, que uno ya se puede asegurar económicamente y para siempre su vida, e incluso la de sus hijos y la de sus nietos.

Porque hay algo claro que siempre caracteriza a la izquierdona: el dinero y su irrefrenable afán por su tonta e insensata acumulación, y que los distingue de forma visible e irreversible de la verdadera izquierda a lo Julio Anguita, que vive como predica su ideología: con austeridad, y una sincera (y ejerciente y ejercida) solidaridad con los menos favorecidos.

La izquierdona no es de verdad democrática, porque es heredera de etapas muy oscuras de la historia, como el estalinismo. Es totalitaria y excluyente, y no admite más que la sumisión, y jamás la discusión. O estás con ella, o estás contra ella. Tampoco admite el legítimo (y sano e higienizante y purificador) juego de la alternancia, y cuando por su nefasta gestión de gobierno la realidad es demasiado obtusa y evidente y contraproducente para sus intereses futuros, su insaciable obsesión de mantenerse en el poder le impele a violentar la democracia de forma insoportable.

Todo le vale a la izquierdona con tal de mandar (y medrar), y aprovecharse de los frutos que da el poder. Mentir, engañar, manipular, falsear pruebas periciales, mandar investigaciones casi sin base, presionar la sagrada independencia judicial, chantajear a todos los medios de comunicación, afines o no.

De todo es capaz la izquierdona, con el único objetivo de mandar, y ganar en unas elecciones con apariencia, sólo apariencia, democrática.

La izquierdona es el fascismo vestido con la bandera de la izquierda. Es el totalitarismo y la dictadura disfrazada de solidaridad y la bondad.

La izquierdona es el travesti de la ideología: parece izquierda, pero en realidad es peor que cualquier derecha. 

  1. en respuesta a Argentum
    -
    #43
    30/01/11 01:10

    Excelente resumen, Argy.
    Todo esta inventado ya....
    Abrazo

  2. en respuesta a Desve
    -
    #42
    28/01/11 20:47

    Hola querida Desve.

    Tú tienes el mar y nosotros al Faraón Gallardón. No hay color. Ja, ja.

    Gallardón puede llegar a ser más tóxico que cien centrales nucleares viejas juntas.

    Joder, me ha llegado otra multa. Pero qué avaricia con la recaudación! Lo radares están trucados, estoy seguro.

    El aceite de oliva de tu tierra es uno de los mejores de España, mejor que los andaluces (4...s se va a mosquear. Ja, ja):

    La Boella Premium (www.abc.es/20101120/estilo-gastronomia/diez-mejores-aceites-201011191305.html).

    Ciclotimia: dícese de nuestros cambiantes estados de ánimo.

    No pasa nada. Hay que saber trascender.

    Besos.

  3. en respuesta a germinio
    -
    #41
    28/01/11 20:39

    Hola Germinio.

    Pues si puedes haz un resumen. Me interesa. Lentamente, me estás convirtiendo a tu causa. Ja, ja.

    Por qué no lo pones como post o columna, ya que eres autor y puedes?

    Queda mejor que un comentario más, que a lo mejor hay peña que ni se entera que has escrito.

    Pensiones.

    ZP ha estado valiente, aunque veremos la letra pequeña.

    Ya sabes mi opinión de los sindicatos: tienen un poder que no se merecen (se les va acabar, como todas las anacronías).

    La soberanía reside en el Parlamento, y aquí es donde hay que discutir las cosas, aunque sea un sistema imperfecto y un poco viciado (no hay listas abiertas, etc...).

    Demografías aparte (llegará un momento y otra vez donde haya inmigraciones masivas hacia España), creo que el sistema de las pensiones tiene que ser mixto, a lo Chile o Suecia: obligatorio ahorro público a través de las cotizaciones de la SS, y obligatorio ahorro privado.

    Sinde. Pues no sé.

    Yo jamás me he descargado nada, entre otros motivos porque no sé o me da pereza. Me voy al CI, me compro el CD y punto. Las películas las alquilo, en una especie de cajero automático 24 horas.

    Creo que es posible conjugar los legítimos derechos de autor con la libertad que ofrece internet.

    Mira yo. Pongo mis friqui columnas gratis. No sé.

    A los autores les diría que más vale cobrar un poco de algo, que mucho de todo. La avaricia rompe el saco, e internet es imparable.

    Mi admirado Alejandro Sanz que se joda. Que espabile y que no sea tan pesetero. Encima ya es rico y vive en Miami pagando menos impuestos.

    Alejandro: tú compón música y escribe poesía, y deja de escribir memeces en la mierda del Twitter ese.

    Menuda mariconada narcisista lo del Twitter.

    Tendría que ocurrir algo muy grave (o necesario o interesante) para que yo me diera de alta en ese micro blogging

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar