Mientras que en el fallido y tramposo movimiento al alza no se cumplieron los requisitos establecidos, en la bajada se han cumplido todos los parámetros requeridos: Una vez rota la directriz de aceleración alcista y perdido el apoyo han acompañado los demás índices; ha aumentado el volumen; ha habido verticalidad en el movimiento, y los indicadores de tendencia han mostrado una clara pendiente, como se puede observar en el giro del Adx, en el Macd por debajo de la línea cero, en las bandas de Bollinger abiertas, y en las medias móviles de corto plazo, así como en el incipiente giro de la de media de 50 sesiones de medio plazo.
Ante un movimiento tan definido, desde el blog se hizo hincapié en las pautas bajitas en forma de estrella vespertina y de cuervos negros, así como en las formaciones de techo en los indicadores, de los índices norteamericanos S&P 500, Dow Jones, Russell 2000 y NYSE, en tanto que desde otras fuentes se señalaba la vela en forma de martillo del día 22 de enero y se advertía de un rebote. Claro que desde este blog tampoco se habló de los 11.600 ni de los 11.500, sino directamente de los 11.100, que fue el nivel que prácticamente se marcó en esa vela. Previamente se había avisado con suficiente antelación de que el Ibex estaba herido, el Macd semanal avisaba pauta terminal y no quedaba apenas recorrido al alza.

Durante esta semana se han alcanzado los otros objetivos señalados en el post del 17 de enero. El precio ha retrocedido más allá de los 10.870, ha alcanzado la banda inferior del megáfono y se ha producido la reversión a la media de 200 sesiones, de la que también he escrito con cierta insistencia. El mero apoyo sobre la misma ha permitido ganar un par de cientos de puntos a los operadores intradiarios.
Hay que recalcar que los indicadores siguen muy bajistas y el siguiente objetivo se encontraría en los 10.500 puntos, pero la media móvil todavía ascendente, la línea de mínimos decrecientes del megáfono, así como la sobreventa que recoge el estocástico, podrían propiciar algún repunte o al menos cierta pausa en los descensos. De momento, se ha mantenido abierto el hueco alcista sito en 10.689, aunque sería aún más conveniente que el índice cotizara con solvencia por encima de los 11.020 puntos durante un par de días.
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar