A lo largo de esta semana, China ha sido un tema de conversación para los mercados, actuando como una brisa fresca sobre las transacciones de riesgo. Inicialmente, fueron los informes de BHP sobre la perspectiva de debilitamiento de la demanda de mineral de hierro, pero sigue en pie gracias a la relajación de los últimos datos del PMI publicados durante la noche, que muestra la serie de fabricación hasta 48,1, desde 49,6. Una desaceleración de China ha sido como el perro que nunca  ladró y China ha jugado  un papel fundamental en el apoyo a la economía global a través de la desaceleración de 2008-09. Pero esta vez la necesidad de un reequilibrio es ampliamente reconocido, por los mismos  dirigentes chinos. La pregunta clave es si esto se puede lograr de una manera ordenada. No sabremos hasta  las lecturas del  Q1 cuales han sido los efectos producidos durante este período. Por el momento, el mundo FX está adoptando un enfoque más cauteloso, con el australiano, en particular, demostrándose vulnerable esta semana ante la perspectiva de una menor demanda de China.

 
Debilitamiento fiscal del Reino Unido
 
El discurso del Canciller sobre el presupuesto era similar al resumen de los periódicos de las últimas dos semanas, por lo que mucha de la información se había escapado y arrastrado de antemano. Mientras que los préstamos para el año en curso se prevé que vienen en 1bln menor frente a las expectativas de noviembre, se ha producido un cambio sustancial en el frente fiscal en comparación con el año anterior. La deuda neta (en % del PIB) se pronostica que ahora puede  alcanzar su punto máximo un año más tarde (en marzo de 2011) y mayor cerca del 4% - el 76,3% en 2014-15, frente al 70,9% en 2013-14. El presupuesto de las propias medidas eran fiscalmente neutras, con la mayor parte de la recaudación de ingresos provenientes de cantidades de periodos posteriores. Pero también hay algo de incertidumbre en cuanto a la forma en la que se acumulan, especialmente el ajuste a una mayor carga de impuestos y otros cambios que afectarán a quienes tienen mayores ingresos. El propio análisis del gobierno muestra que los ingresos obtenidos de la mayor tasa de impuesto sobre la renta ha sido mucho menor que esos 3bln GBP asumidos y las mismas incertidumbres es probable que prevalezcan ante los cambios en el impuesto en el  valor de propiedades . El retraso en el recorte de tipos a 50pb en  abril 2013, así podría dar poco al gobierno, así como el pago de bonus y dividendos modificará su fecha de entrega en virtud de estos acontecimientos. En resumen, el presupuesto no es un problema importante para la libra esterlina en el corto plazo, pero las agencias de calificación también podrían tener problemas para seguir observando la Triple A de un país que no se supone que vaya a lograr una carga de deuda sostenible en los  cuatro años siguientes. Por supuesto, puede argumentarse que el impacto sería mínimo, como fue el caso en los EE.UU., pero no obstante, será un duro golpe para el gobierno de coalición en caso de que ocurra en el próximo año.
 
 
El descenso del yen
 
El yen japonés fue de nuevo uno de los más débiles de los artistas de las Grandes Ligas este miércoles, el USD / JPY presionando una ruptura por encima de 84,00 sobre una base sostenida. Esta tendencia de debilitamiento visto desde la primera parte del mes de febrero que se ha visto favorecido por la disminución de las tensiones soberanas en Europa, junto con las acciones incrementadas del Banco de Japón destinadas a impulsar los préstamos. El temor de la intervención ha sido retirado por el momento, con las autoridades que puedan estar más que contentos con los últimos acontecimientos. Al frente de este, ha sido una combinación de los diferenciales de tipos de interés que trabajan en favor del dólar, junto con los precios del petróleo que traen los temores de que Japón podría tener problemas para continuar con año a año un superávit comercial. La correlación a 3mth entre el USD / JPY y el petróleo ha vuelto a territorio positivo por primera vez desde julio del año pasado. Durante la noche, el yen ha visto una corrección moderada frente al dólar , ya con el primer superávit comercial desde hace cinco meses, aunque el promedio a 12mth se mantiene en terreno negativo.
 
 
Australiano bajo presión una vez más
 
El australiano se encontraba bajo una presión bastante fuerte hacia el final de la sesión europea, y durante la noche, tocando el nivel de 1,04. El tema esta semana se ha renovado  con las preocupaciones sobre un crecimiento más lento en China, lo que ha venido a confirmarse durante toda la noche ya con  la publicación de los datos del PMI de China más suaves. Pero esto se contrapone con el acuerdo de hoy entre Australia y China para establecer un acuerdo de divisas por valor de 30bln de AUD . Esto marca a la extensión de los pasos graduales de China para mejorar la convertibilidad internacional del yuan.
 
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar