La peor semana del año

Las Bolsas europeas cierran la peor semana del 2015, con descensos de entre el 4 y el 5%.

Básicamente, durante los últimos días, hemos tenido tres factores que han ejercido una influencia bajista:

  1. El asunto de Grecia, que sin llamar demasiado la atención ha provocado una ampliación de las primas de riesgo periféricas, acrecentando la rentabilidad de la deuda de estos países, y llevando el precio del Bund alemán a máximos históricos. Hacía tiempo que no se producía una búsqueda de valor seguro por parte de los inversores, dentro de la fase de risk-on en la que estamos inmersos. Podemos hablar de un contagio, aunque muy reducido, del fortísimo aumento de la rentabilidad de los bonos griegos, que han recogido las filtraciones que han ido surgiendo (desmentidos todos ellos por el Gobierno griego) en torno a la petición de retrasar los pagos al FMI, de preparar planes de quiebra, o de amenazar con la convocatoria de nuevas elecciones. El hecho de que no se produzca ningún avance en las negociaciones entre el Gobierno heleno y el resto de gabinetes europeos para desbloquear los créditos prorrogados, es la constatación de la verosimilitud de estas filtraciones. El sector bancario es uno de los más elásticos a esta circunstancia, lo que perjudica especialmente al Ibex 35.
  2. El EUR/USD ha abandonado su tendencia bajista estructural, registrándose varios rebotes en las últimas fechas, provocados por una menor fortaleza del billete verde. Los mínimos semanales en el par se registraban el lunes por la mañana, en la zona de 1,0520, y desde entonces, tenemos un rebote hasta superar el 1,08. A mediados de marzo, tuvimos un movimiento parecido. A la debilidad de los datos macroeconómicos americanos, y la revisión de las previsiones de crecimiento del FMI (a la baja en EE.UU., y al alza en Europa), se le ha unido la subida del crudo en las últimas fechas  (15$ por encima de los mínimos anuales), lo que amenaza con hacer repuntar la inflación en Europa (los datos del IPC de marzo ya registran una mejora), y comprometer le futuro del QE a medio plazo (hipótesis desmentida por Draghi esta semana). Las encuestas del BCE proyectan a día de hoy una inflación del 1,2% para 2016, lo que deja la puerta abierta a una prolongación de las inyecciones. Pero los precios de la energía y de las materias primas juegan un papel absolutamente determinante en la evolución de las cifras de inflación.  Siendo el EUR/USD uno de los principales catalizadores de las Bolsas este año, las fuerzas se evaporan si la divisa no acompaña.
  3. El fortísimo rally que han desarrollado los índices europeos hasta la fecha, propicia las recogidas de beneficios.

A estos tres factores semanales, hemos unido hoy algunas cuestiones coyunturales. El vencimiento de derivados financieros sobre índices europeos ha dejado una mayor debilidad, justo en el momento en el que saltaba la noticia de que la regulación bursátil china podría facilitar la toma de posiciones cortas y cambios en la financiación de los márgenes lo que provocaba que los futuros sobre los índices chinos sufrieran desplomes repentinos.

El empeoramiento registrado desde el martes alcanza hoy el punto en el que el escenario se gira. Estamos ante el segundo amago de corrección de este año (el primero tuvo lugar la tercera semana de marzo, y se demostró virtual, ya que dio paso a una corrección lateral). Índices como el DAX han perdido su soporte en los 12.000 puntos, lo que también incorpora factores técnicos negativos.

La semana que viene, Grecia seguirá jugando un papel muy importante, con la reunión del Eurogrupo del 24, y tendrá, en gran medida, la capacidad de reconducir la situación, o dar paso a que esta vez sí que tengamos una corrección significativa.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar