Las reglas de la economía han cambiado
Un debate abierto sobre la economía actual

Pues ya tengo experiencia con las “líneas eróticas”.

24
Publicado por Yo mismo el 25 de agosto de 2012

 

Esta historia comienza con la avería de un televisor  LG (de estos de plasma), que tenía un precio de unos 600 euros en el momento de la compra, (a punto de hacer cuatro años). Hasta aquí todo normal. El caso es que buscando el teléfono del servicio de atención al cliente, me acabo encontrando con una web donde consigo un 902.

Como en el mundo de la competencia, sólo hay un servicio oficial, pues tampoco hay demasiado donde elegir llamo a dicho teléfono y explico los síntomas del televisor. (se le da al botón de encender, y no se vuelve a encender). En todo caso, me dicen que no dan presupuestos, ni tan siquiera orientativos por teléfono, (comprensible), y que en todo caso pueden pasar por mi casa a recoger el televisor, todo ello con un coste que se acercaba a los 50 euros y a su vez me confeccionarían un presupuesto con otro coste similar, que se cobraría en caso de que no lo aceptase.

Es evidente que en el primer momento me encuentro ya en una situación en la que como mínimo tendré que pagar cerca de 100 euros, (ni de lejos me planteo que el presupuesto fuese inferior a dicho importe), y esto ni tan siquiera supone tener ningún tipo de información.

Por tanto, lo que decido es tratar de bucear por internet, para tratar de obtener información para decidir si tiro el televisor y compro uno nuevo, o me arriesgo a pagar los 100 euros y lo que venga después. Hasta aquí todo normal, dado que asumimos que todo el mundo tiene que saber de economía, pues supongo que será normal que yo tenga que saber que es un ohmio y testear un circuito computado. Evidentemente tras no pocos problemas, y gracias a que existen videos por internet, logro desmontar el aparato y llegar a la conclusión de que muy probablemente, (voy a ser sincero y reconocer que no las tengo todas conmigo), el problema parece que está en la placa de la fuente de alimentación, (lo que se aprende).  Lo malo es que logro llegar a la conclusión de que algo falla en la fuente de alimentación pero no tengo forma de saber que es lo que pasa después de este fallo, (lo que es básicamente toda la televisión).

Pero en este punto encuentro un problema grave; resulta que a veces la placa se puede reparar y a veces no, porque en internet aparece como causa frecuente de los problemas una pieza que en unos sitios llaman capacitadores, en otros condensadores, pero que es redonda y que en determinadas páginas aparecen estalladas. Advierten que el hecho de que por fuera estén mal significa que hayamos encontrado la avería, pero el hecho de que por fuera estén bien, no significa nada. Lo malo es que están bien.

Pues con todas las cautelas, y teniendo que tomar una decisión sobre un tema en el que mi desconocimiento es absoluto, lo que paso es a tratar de adivinar el precio de la fuente de alimentación. Por lo tanto, teléfono y llamada al 902, (pecando otra vez de tonto), donde me dicen que tengo que llamar a otro número, concretamente al 807517555 donde al final a un precio de 1.5 euros el minuto, me cuentan que la piececita de las narices cuesta 192 € más IVA, más 10 euros (también más iva), de transporte.

Todo es muy lógico y desde luego, si se me ocurre protestar contra alguna de las empresas relacionadas, todo el mundo me soltará lo del libre mercado, y aquello de que las empresas tienen que vivir y todo lo demás. ¿Cómo es posible que me cobren dinero por un presupuesto en el que puede salir cualquier precio e incluso que no me van a prestar el servicio?. Es cierto que las empresas tienen que ganar, pero en tiempos resulta que además tenían que correr ciertos riesgos. Entre ellos está en dar la información clave a sus clientes, para que decidan sobre la compra de sus servicios a costa incluso de que en esta información se acabe decidiendo no comprar. ¿Me cobran los dependientes del corte inglés cuando pido información y precios?. ¿no les supone costes?. Y por descontado, el que me cuente aquello de “porque quieres”, lo tiene fácil: ¿Alguien paga por saber el precio porque quiere, o será porque no tiene otro remedio o aquel es peor?.

El hecho de que exista un acuerdo generalizado para estos temas, ¿no es una práctica contra la competencia?. ¿No es esto lo que permite que para un diagnóstico tengas que pagar?.  De hecho el extremo está en el punto de obligarte a llamar a un 807 para que te den un precio que además está claramente inflado. ¿Por qué?. Pues por exactamente el mismo poder de mercado, y porque después de mucho presionar para que me diesen un pre-presupuesto, orientativo y entendiendo que es sólo orientativo, me dijeron que si había que cambiar la base saldría cerca de los 200 euros, (más desplazamientos). 

También tengo entendido que cuando manufacturamos algo, la suma del conjunto es mayor que las sumas de las piezas, ya que lleva implícito un cierto trabajo. ¿Por qué cuando tratamos de reparar algo nos encontramos con unos precios de piezas que son completamente absurdos que respondan al coste efectivo comparado con el precio del televisor?. Existen televisiones en el mercado que valen menos que una fuente de alimentación.  ¿Por qué?. Pues vuelta al poder de mercado, derivado de que exista nula competencia y tan sólo un servicio de asistencia técnica por zona que difícilmente presionará hacía arriba, ya que no recibe presiones de unos clientes que tenemos que aceptar lo impensable.

Claro que se puede decir que los electrodomésticos no se reparan,  por lo tanto puede no existir negocio para más de un servicio técnico por ciudad grande; se puede hablar del consumismo, y se puede hablar del derroche de recursos. Pues muy bien, ante la tesitura y ante las circunstancias, lo que me toca hacer este fin de semana es lo menos inteligente y la mayor burrada que se puede hacer.

Como no voy a ponerme a pagar dinero por tratar de adivinar, para luego perder, lo que voy a hacer es tratar de ponerme a aprender a soldar condensadores y con toda probabilidad estropear lo que podría haber sido un electrodoméstico perfectamente reparable. ¿Por qué?. No voy a meterme en un gasto posible, (y puede que probable) de 250 euros, (o mayor) por una televisión que me ha fallado en menos de 4 años; cuando por un importe ligeramente superior puedo comprar una televisión nueva con sus dos años de garantía.

Por tanto, me va a tocar de tutoriales y jugar a un juego en el que o aprendo electrónica y arreglo una tele con cuatro duros, o lo más probable es que acabe tirando un televisor y comprando uno nuevo. Y todo ello, porque por aquello de entender solo los puntos de vista de una de las partes, y alterar las reglas de funcionamiento del mercado de tal forma que los beneficios quedan de un lado y los riesgos del otro, al final el sistema es el que es.

Lo triste es que la diferencia entre esto y el sector de análisis financiero, recomendaciones económicas y otros tantos es básicamente que lo de la electrónica sí que no hay quien lo entienda.

Pd. Al final tras todos los trucos, he conseguido que funcionase toda la televisión salvo la pantalla que no se ve. En consecuencia, tengo tele nueva y he regalado la vieja al conocido que me ayudó a soldar, (tenía tanto los conocimientos, como el soldador), para que haga lo que quiera con ella.

Artículos relacionados con "Pues ya tengo experiencia con las “líneas eróticas”."

Etiquetas: experiencia · lineas



Añadir comentario
24
Comentarios
1 Sedentario
25 de agosto de 2012 (13:54)

Yo te recomendaria además que buscarás información sobre la "Obsolescencia programada"!!
Si te parece puedes ver el siguiente documental (un poco largo 52 minutos) o buscar algo más corto en la red!

http://www.youtube.com/watch?v=gCY5SUgt3p4

Saludos!

Me gusta (2)
2 W. Petersen
W. Petersen  en respuesta a  Sedentario
25 de agosto de 2012 (16:29)

Si, y porque un ordenador portátil suele empezar a tener problemas a partir de los 4 años, normalmente se empieza a calentar en exceso, supongo que el procesador, y si te compras un "alza" con mini ventilador en un chino cualquiera, tal vez consigas que el efecto empiece mas o menos a los 4 años y 6 meses.

Me gusta
3 Cambioyev
Cambioyev  en respuesta a  Sedentario
25 de agosto de 2012 (17:57)

Pues sí, entre los procesos de ingeniería del valor de los fabricantes, se encuentra la reducción deliberada de la vida de un producto para incrementar su consumo.

El objetivo de la obsolescencia programada es el lucro económico inmediato. Por ello el cuidado y el respeto por el aire, el agua, el medio ambiente y, por ende, por el ser humano pasan a un segundo plano de prioridades.

La etapa inicial de la obsolescencia programada se desarrolló entre 1920 y 1930, cuando la producción en masa empieza a forjar un nuevo modelo de mercado.

Parece que empezó en 1.924 con la formación del cártel Phoebus que agrupaba a los principales fabricantes de bombillas, siguiéndole en 1.927 la General Motors con la fabricación de los modelos de automóviles Ford y continuando de forma generalizada todas las empresas esta forma de producir hasta ahora.

Como ya publicaba en 1928 una influyente revista de publicidad norteamericana, "un artículo que no se desgasta es una tragedia para los negocios" (a propósito, frase sobre la que no he encontrado evidencia alguna de esa influyente revista, ni su origen).

Hay una versión extendida sobre el documental "Comprar, tirar, comprar" de Cosima Dannoritzer disponible en RTVE:

http://www.rtve.es/television/documentales/comprar-tirar-comprar/

También el vídeo de la "Historia de las Cosas" de 21:25 minutos de duración:

http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=ykfp1WvVqAY

El Canal de YouTube de "Story of Stuff Project":

http://www.youtube.com/user/storyofstuffproject

La página web de OEP Electrics, de Benito Muros, que ha desarrollado, producido y comercializado la bombilla que dura toda la vida:

http://www.oepelectrics.com/index.html

Y un par de artículos sobre Benito Muros:

http://www.elmundo.es/elmundo/2012/06/03/economia/1338718307.html

http://www.lavanguardia.com/lacontra/20120412/54283677770/benito-muros-todos-los-aparatos-electronicos-estan-programados-para-morir.html

Me gusta (3)
4 Sedentario
Sedentario  en respuesta a  W. Petersen
25 de agosto de 2012 (19:39)

Creo que es una situación generalizada, sobretodo en productos electrónicos e informáticos!

Me gusta
5 Sedentario
Sedentario  en respuesta a  Cambioyev
25 de agosto de 2012 (19:42)

Gracias por los enlaces!
(El de RTVE coincide con el que había sugerido en mi comentario.)

Me gusta
6 Karl baden
25 de agosto de 2012 (20:07)

1º) El sistema de fabricación de esos electrodomésticos está prácticamente automatizado, con grandes volúmenes de producción y en países con un bajo coste de mano de obra. Su precio final está "MUY optimizado".
2º) Pretende repararlo en un país que cobra 40-50 euros la hora de trabajo.
3º) Encontrar una avería normalmente no es fácil (excepto si se trabaja por "módulos" por ejemplo fuente de alimentación, placa base, etc.) Lleva más o menos tiempo y es lógico que el técnico cobre por ello. ¿Cuánto? depende de cuanto le dedique EN PROMEDIO a buscar la avería (unas le pueden llevar 1/2 hora y otras no encontrarla en un día...)
4º) Pone un caso extremo: Si lleva la TV a un S.A.T. no oficial por 30€ tendría un presupuesto para decidir repararlo o no, en vez de perder el tiempo intentando distinguir un condensador (capacitor en inglés) averiado (por cierto, si está explotado lo mas probable es que se borren su valor, su tensión y tipo... y si no tiene esa información ¿cómo va a comprar uno nuevo? ¡hay centenares distintos! (más pérdida de tiempo). Además, encontrar un componente averiado no significa ¡ haber encontrado la causa de la avería!. Parece absurdo que alguien que no tiene ni idea de electrónica se meta a intentar reparar un plasma... ¿No conoce a nadie que se dedique a la electrónica y le de una opinión técnica a un coste razonable? ¡Pues es fundamental hoy en día!
5º) Los "profesionales" saben dónde comprar las "piezas” en los grandes canales de distribución, fuera del ámbito mafioso de los servicios oficiales: es un fenómeno muy frecuente en la reparación de automóviles (se puede comprar la misma pieza a un tercio de su precio "oficial"). Se pueden comprar circuitos integrados ocho veces más baratos que en una tienda de electrónica de su ciudad…
"La complejidad de la sociedad actual tiene un elevado precio!

Me gusta (4)
7 sokut
sokut  en respuesta a  Cambioyev
26 de agosto de 2012 (05:56)

Gracias y un saludo

Me gusta
8 Nel.lo
Nel.lo  en respuesta a  Karl baden
26 de agosto de 2012 (11:55)

Karl seguro que tienes razón en lo que dices, pero me hace gracia lo de "... ¿no conoce a nadie que se dedique a la electrónica ...?¡Pues es fundamental hoy en día!"
Parece conveniente tener una amigo medico para cuando te duela algo y no quieras molestarte en ir al medico de cabacera, un amigo economista para preguntarle donde compras unas preferentes, uno jardinero para preguntarle que le pasa a la planta esa de la maceta que se pone pocha, otro electricista, albañil, fontanero, abogado.... y claro tambien es conveniente tener una amigo tecnico en electrónica. Igual la solución a todo sea ampliar el circulo de amistades para tener de todo y claro tener también algún amiguete politico que ese si nos lo solucionará todo de verdad jajaja

Me gusta (4)
9 Alejperez
Alejperez  en respuesta a  Cambioyev
26 de agosto de 2012 (12:14)

Una película muy curiosa al respecto es "El hombre del traje blanco", donde el cártel completo de la industria textil, los sindicatos y hasta una lavandera sueltan todas las justificaciones de la obsolescencia programada...

http://capricornio-uno.blogspot.be/2010/02/el-hombre-del-traje-blanco-1951-dual.html

Saludos

Me gusta
10 acastellab
26 de agosto de 2012 (12:30)

Mi padre se dedicaba a reparar televisores, vivió la época de la introducción del circuíto integrado y de la electrónica de estado sólido. Un tiempo sin duda apasionante. Me explicaba que sus profesores comentaban que eso del transistor era una cosa que pasaría de moda y que la válvula de vacío mantendría su hegemonía.

A partir de los años 90 su trabajo se dedicó a otras cosas conexas, más que a reparar y a finales de su vida laboral no se reparaba nada. Si acaso se sustituían módulos y se mandaban de retorno a la fábrica.

Tu artículo de hoy me ha recordado a él.

Me gusta (1)
11 Madoz
26 de agosto de 2012 (12:45)

Las experiencias de este tipo con el consumo o servicio desde un punto de vista, se basan en un todo o nada.

1)Hay un camino tortuoso que se basa en aprender y practicar electrónica desde un punto de vista lúdico exclusivamente, aunque es verdad que cuando la avería es simple se puede acertar de chiripa, sin saber por qué.
En este camino también uno se entrena con teléfonos que cobran por la llamada, "desatenciones al cliente" que están al otro lado del charco o los caóticos "ensayos y error" y servir como cobaya o engaño, del que se ha puesto nuevo en el barrio y no se sabe si es de fiar, en el que un mínimo conocimiento del tema nos permita descartar callejones sin salida...en el que cada uno en una pequeñisima parte aportamos nuestro granito de arena, para la mejora del sistema en general que requiere de un consumidor y usuario exigente, informado, activo y que se organice.

2)La opción que nos dejan no es otra que al final salvo que tengamos el altruísmo y el necesario aplazamiento de la recompensa tan grande, que no será economica, que requiere la primera opción, optemos por la solución más fácil y es tirarlo (más trabajo para empresas públicas de retirada de residuos) y comprar uno nuevo, que es más barato, sin pensar si el empleo que se crea está aquí o en Hong-Kong.

En esta segunda opción, hay resultados que perjudican claramente la supervivencia a largo plazo, de los que en la primera no ayudan a que sea la mejor a largo plazo y que al final sea "pan para hoy, hambre para mañana" un poco para el consumidor, pero que hará que desaparezcan los que prestan o venden el producto o servicio.

Un saludo

Me gusta
12 Pocholo r.
26 de agosto de 2012 (13:09)

He trabajado en el pasado cuando era "Técnico de hardware" en varias tiendas de informática. Pongo un enlace con una review que hice de una de las tiendas en las que trabajé para que podáis haceros una idea de como funcionan.

http://www.ciao.es/PC_Green__Opinion_1696601

En mi caso, un monitor LG de 17 pulgadas se estropeó. Cuando se calentaba perdía la mitad de la pantalla. Opté por venderlo a un Cash Converters (Nunca compreis electrónica ahí)Parecía cosa de los condensadores, pero no quise probar. Recuperé 60€ de los 200 que me costó, y además lo usé durante 2 años. En Barcelona hay tiendas como Metrónica donde puedes comprar material de electrónica, pero bueno con Internet te envían los componentes a casa. En todo caso, Tomás eres un insensato. Jamás me atrevería a soldar sin tener puta idea. Primero haría unas cuantas horas de prácticas.

El problema es que lo de la obsolescencia programada es verdad. Según la calidad del componente la tele dura más o menos. Normalmente, calculan que se estropee despues de expirar el periodo de garantía. La solución probablemente sea obligarles por ley a que la garantía sea de 4 o 5 años.

El abuso de los SAT de las marcas o de los proveedores es otra historia. Intentan desanimarte pq la reparación no es su negocio y tiene muchos costes: logística, almacenamiento, etc. Si lo quieres reparar pasada la garantía, las grandes marcas te meten un sablazo para garantizar sus márgenes de beneficio o incluso prefieren no enmierdarse reparando material ya usado.

"Por tanto, me va a tocar de tutoriales y jugar a un juego en el que o aprendo electrónica y arreglo una tele con cuatro duros, o lo más probable es que acabe tirando un televisor y comprando uno nuevo. Y todo ello, porque por aquello de entender solo los puntos de vista de una de las partes, y alterar las reglas de funcionamiento del mercado de tal forma que los beneficios quedan de un lado y los riesgos del otro, al final el sistema es el que es." Pues sí.

Finalmente criaturitas, a la hora de hacer de electrónico hay que consultar a un electrónico.

http://www.todoexpertos.com/categorias/ciencias-e-ingenieria/ingenieria-electronica

http://www.reparalcd.com/

https://www.facebook.com/ClubElectronico2012

Me gusta
13 Maerbale
26 de agosto de 2012 (13:23)

toco madera... nuestra tv se estropeó al tercer dia de comprarla, no se encendía y punto... afortunadamente no pasamos por tu viacrucis dado que la casa la cambió... pero un mes mas y nos hubieramos encontrado con un problema porque la casa que la vendió ya ha cerrado.

Me gusta (1)
14 Roypi
26 de agosto de 2012 (14:24)

jejeje... si además te lo pasaras pipa...

anda que no he probado a desguazar cosas para arreglarlas.. algunas sale bien... otras no... pero entre mis logros, reparar pantalla tactil de una touch cruiser... substituir lectora de un dvd grabador (esta es facil si dominas la informatica, pero bueno....) y la ultima: desmontar la bomba del A.A. para repararla... aunque al final tambien había que meterle gas jejeje...

mi primer intento ( y fallido, claro): con 10-12 años, desarmé un cartucho amstrad para intentar meterlo en un MSX... mi primer brick

Me gusta (1)
15 Fercanarias
Fercanarias  en respuesta a  Maerbale
26 de agosto de 2012 (15:16)

He puesto "me gusta", aunque en realidad quería responder.

Habrá cerrado el comercio, mayorista o minorista, donde lo has comprado, pero supongo que no el fabricante.

La garantía es del fabricante, nunca del comercio, así que aunque cierre el comercio la garantía continua, el fabricante debería decirte a través de que canal.

Me gusta
16 aa123
26 de agosto de 2012 (15:16)

El 90% de las veces que falla un aparato electrónico se debe a un problema en la fuente de alimentación y, dentro de ésta, lo que falla siempre es uno de los condensadores. En caso de que la fuente de alimentación sea externa (los adaptadores/alimentadores) la solución es fácil: cambiar el adaptador. Para las fuentes de alimentación internas lo mejor es aprender a desoldar/soldar ya que la fuente de alimentación está poco miniaturizada y es muy fácil de manipular, cosa que no podrías hacer en ninguna de las otras placas. Yo habré reparado decenas con un ahorro considerable, ya que un condensador en una tienda de electrónica vale 0,5-2 euros.
Conclusión: los servicios de reparación viven mayoritariamente de reparar fuentes de alimentación (5 minutos + 0,5/2 euros) y cobrar por ello 200 euros.

Me gusta
17 Karl baden
Karl baden  en respuesta a  Nel.lo
26 de agosto de 2012 (19:04)

En ningún sitio he escrito "amigo", sino "conocer a alguien" queriendo decir: personas en las que CONFIAMOS porque lo normal es no saber de todo. No es lo mismo tener un amigo médico que conocer un médico en el que confiamos para obtener un buen consejo. Es una obviedad como continuamente seleccionamos la "con-fiabilidad" en los demás. Desgraciadamente la ética no abunda y en especial en el "mundo comercial"...y para ampliar ese "círculo de personas confiables" es importante desarrollar la habilidad en "detectar" a las personas honestas.

Me gusta (1)
18 Yo mismo
Yo mismo  en respuesta a  aa123
27 de agosto de 2012 (00:11)

Gracias.

ya he probado esto y he conseguido que el sonido y casi todas las funciones de la televisión volviesen a funcionar, salvo la pantalla.

en definitiva, tengo televisor nuevo.

Me gusta
19 Yo mismo
Yo mismo  en respuesta a  Maerbale
27 de agosto de 2012 (00:13)

el problema no es que me haya tocado un via crucis. Lo peor es que no me ha pasado nada que no le pasará a todo el mundo al que se le averíe algo, que basicamente es todo el mundo. y por supuesto que vamos empeorando.

Me gusta
20 Yo mismo
Yo mismo  en respuesta a  Karl baden
27 de agosto de 2012 (00:17)

respecto al punto 4... es fácil. yo no necesito un presupuesto en el que se me diga cuales son las piezas que fallan. Si me dan un presupuesto x, o incluso un máximo, con el concepto reparación, nadie va a llevarse a su casa esto para buscar la averia.

Respecto al punto 3, lo cierto es que no sé si será posible o muy díficil, pero entiendo que no sería demasiado complicado poner algún tipo de mecanismo de detección de averías, (como en los coches).

Por otra parte entiendo que en un SAT tendrán mucha más facilidad para detectar el 90% de las casas...

Me gusta



Guardado por: 1 usuario

Yo mismo

Yo mismo

Mi nombre es Tomás Iglesias, y como todo el mundo sabe, no es fácil describirse a uno mismo. En mi caso es muy sencillo. Soy una persona que ha tenido la oportunidad y la suerte de estudiar Económicas y acabar apasionandome por una disciplina que entiendo como algo que ha de servir para que mejoremos todos.




Twitter
RSS
e-Mail







Sitios que sigo



Rankia utiliza cookies propias y de terceros, con ellas obtenemos información sobre tus pautas de navegación y así podemos ofrecerte una mejor experiencia de uso y servicio mostrándote información relacionada con tus preferencias e intereses. Si continúas navegando aceptas nuestra política de cookies.