La Maldición de Casandra
La actualidad económica, financiera y social desde una visión alternativa.

El origen de la Banca Central

0
Publicado por Max_airado el 23 de octubre de 2008

El origen de la banca central data del siglo XIX, en el contexto de la polémica entre la Escuela Bancaria o “Banking School” y la Escuela Monetaria o “Currency School”.

La Escuela Bancaria defendía un sistema de banca con reserva fraccionaria. Este sistema estaba basado en darle la posibilidad a los bancos de prestar el 90% (en el caso de una reserva fraccionaria del 10%) de los depósitos de sus clientes. Sin embargo como la Escuela Monetaria argumentaba, este sistema burlaba los principios generales del derecho, al “violar” el derecho de sus depositarios, quienes al firmar un contrato de depósito irregular con el banco, confiaban en que el banco en todo momento guardara el tantundem de su dinero (no exactamente los mismos billetes que depositó, pero sí del mismo valor). Este sistema permitía a los bancos la posibilidad de expandir el crédito sin respaldo de ahorro real en la economía. De esta forma creaban masa monetaria de la nada (el cliente 1 deposita 100€ en el Banco A y posteriormente el Banco A presta 90€ de esos € al cliente 2.El cliente 1 dispone de 100€ en su tesorería y el cliente 2 posee 90 en la suya, por lo tanto de los 100€ iniciales han surgido ahora 190€). Por supuesto a corto plazo ese aumento de la masa tenia un efecto positivo y expansivo en la economía.

En un principio los partidarios de la Escuela Bancaria (Defensores de la banca con reserva fraccionaria) defendían abiertamente la existencia de una banca libre de regulaciones que les facilitara su negocio, y sin embargo, fueron los defensores de la Escuela Monetaria quienes en un primer momento defendieron la implantación de una banca central, que regulase los abusos de la banca basada en reserva fraccionaria.


Sin embargo, los teóricos de la Escuela Monetaria no supieron prever que el remedio que inicialmente propusieron, sería a la larga peor que la enfermedad que con acierto habían diagnosticado. Por ello, más adelante, los autores de la Escuela Monetaria se dieron cuenta que la solución definitiva del problema consistía en la prohibición de la expansión crediticia no respaldada por un aumento del ahorro real. Por ello se volvieron defensores de la banca libre al considerar que a través de los instrumentos del mercado, y la quiebra de los bancos que perdieran la confianza, se fijarían los limites a la emisión de depósitos no respaldados.

Años más tarde fueron los propios banqueros privados quienes acabaron imponiendo el establecimiento de un Banco Central, que actuando como prestamista de última instancia, garantizara y perpetuara los privilegios expansionistas de una banca privada que se dedicaba al cada vez más beneficioso negocio de crear dinero fiduciario a través de la expansión crediticia, sin necesidad de preocuparse por los problemas de liquidez.

Bibliografia:

Dinero, Credito bancario y ciclos económicos (Jesus Huerta de Soto)

Etiquetas: origen · banca · central



Añadir comentario






RSS
e-Mail







Sitios que sigo



Rankia utiliza cookies propias y de terceros, con ellas obtenemos información sobre tus pautas de navegación y así podemos ofrecerte una mejor experiencia de uso y servicio mostrándote información relacionada con tus preferencias e intereses. Si continúas navegando aceptas nuestra política de cookies.