Este contenido tiene más de 4 años

El RBNZ (Royal Bank of New Zealand) debe dejar su tasa principal de OCR sin cambios en 1,75 por ciento, aunque una serie de sólidos datos económicos argumentar por un cambio de posición a más restrictiva. El mercado espera que el RBNZ aportar su proyección para su primer alza, pero ¿en cuánto está la clave para NZD?Teóricamente, la reciente debilidad de la NZD permite un endurecimiento más audaz de la postura, y el mercado le gusta reaccionar incluso a ligeros cambios en las palabras.

 


La decisión de la RBNZ será anunciada el miércoles 10 de mayo a las 23:00 CET. Nosotros y el mercado esperamos que mantenga la tasa de OCR en 1,75 por ciento. El Banco también presentará una Declaración de Política Monetaria (MPS) con previsiones macroeconómicas y de tipos de interés actualizados.

Los datos desde la última reunión de marzo han sido sólidos. La inflación medida por el IPC en el primer trimestre, que fue del 2,2% interanual, superó las expectativas. Las expectativas de inflación a dos años también suben fuertemente a 2,17% desde 1,97% en el cuarto trimestre y el tipo de cambio ponderado por el comercio NZD (NZD TWI) está 4½% por debajo de las previsiones de febrero del RBNZ.

Creemos que el RBNZ tratará de sonar no demasiado duro y para hacer eso, el banco mantendrá su preocupación sobre la estabilidad de la inflación en medio plazo. El foco principal del mercado estará en la trayectoria proyectada de la tarifa del OCR, pues el mercado está esperando que el RBNZ traiga adelante su proyección para su primer aumento. En febrero, MPS fijó la primera oportunidad de una subida a septiembre de 2019, mientras que el mercado actualmente está descontando la subida total de 25 pb hacia mayo de 2018. Es poco probable que el nuevo pronóstico del RBNZ sea igual a la valoración del mercado, pero cuanto más cerca esté, más fuerte será la reacción del mercado de divisas.

Creemos que RBNZ tratará de utilizar las preocupaciones por la inflación para contrarrestar la falsedad de las nuevas previsiones, que en efecto deberían ser neutrales para NZD. Al mismo tiempo, vemos mayores posibilidades de sorpresa, ya que el enfriamiento de la presión de apreciación de la moneda da al RBNZ espacio para ajustar más activamente las previsiones de OCR. La normalización de la política del RBNZ puede ser un escudo protector para el NZD frente a un sentimiento de empeoramiento hacia las divisas de materias primas. Como resultado, buscar la fuerza relativa del NZD en cruces con AUD y CAD puede ser más racional que posicionarse directamente frente al USD.

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar