Qué esperar del mes de junio

Qué esperar del mes de junio

Situación global

Finalizan los principales índices mundiales cerca de máximos históricos. Las empresas en USA nunca habían ganado tanto, la FED sigue muy centrada en no alterar el mensaje de tranquilidad y total control de la inflación, el tappering se hará de forma muy gradual y la liquidez sigue fluyendo hacía los mercados. En ese sentido, la lógica podría indicar que podemos seguir asistiendo a unas bolsas en modo estable sin peligros bajistas en el muy corto plazo.

Sin embargo y pese a tener tipos a largo US sobre el 1,5% y un VIX en mínimos anuales, no deberíamos de perder de vista justo esas 2 variables clave. Alteraciones de uno u otro parámetro nos harán prestar atención y ajustar el riesgo. Cuando todos los participantes del mercado esperan lo mismo, por lo menos hay que tener un plan de salida ante lo impensable. Así es el mecado y así debemos actuar.

S&P

Seguimos en la zona de control marcada por los 4100-4250 puntos. Mientras uno de esos niveles no se rompan, tomaremos como escenario más probable el mantenr dicho canal a la espera de nuevas noticias. Con la llegada de verano y el descenso del volúmen, hay que estar atentos a señales clave como son la volatilidad, el rati Put/Call y la evolución del sentimiento. Por debajo de los 4100 directos a los 4000 puntos y atentos a la pérdida de ese nivel. Por arriba de los 4250, subida libre.  

La volatilidad, de nuevo a mínimos de un año. 

IBEX-35

Esperabamos más de nuestro Ibex-35 y, de nuevo, cierta decepción al no ser capaz de superar los 9200 puntos. Cae el volumen, el momentum y se entra en tierra de nadie. Mientras esa resistencia de los 9200 no sea superada, los 9500 tendrán que esperar. Por el contrario, perder los 9000 supondría ir a buscar zonas de los 8700-8800 puntos. Mientras la economia social no vea números reales de mejora, esta situación transitoria puede demorarse en el tiempo. 

Bitcoin

Seguimos en el rango 30.000 – 44.000 USD

Siempre hemos venido defendiendo la idea de llevar cabo una gestión del riesgo total al invertir, sea cual sea el instrumento, mercado de cotización, perfil de inversión y plazo establecido para ese posicionamiento.   Si lo ajustamos al mercado de los criptoactivos, en plena fase de descubrimiento de utilidad y valor, esa idea de controlar totalmente el riesgo toma aún mayor importancia.  

Para aquellos que pensábamos que la teoría del mercado eficiente era, con sus matizaciones, válida en los mercados organizados desarrollados, estas semanas y últimos meses han venido a demostrar que estábamos muy equivocados. Ni el mercado es eficiente ni los inversores son racionales. Esa es la triste realidad con la que tenemos que convivir y aprender a gestionar nuestro dinero. 

Si esta semana se ha caracterizado por los movimientos irracionales en acciones como AMC o GameStop en Estados Unidos, donde por cierto la primera resulta que ha llegado a capitalizar más que la mitad de acciones componentes del S&P500, parece que tenemos aún más dosis de ineficiencia del lado de los criptoactivos. Bien sea por un Tweet de Elon Musk, por los avances del Banco Central de China con respecto a su CBDC y su lucha contra los criptoactivos o, de otro lado, la avaricia e inexperiencia de los nuevos participantes, la realidad muestra que, a día de hoy, no debes tocar bitcoin (BTC) hasta ver confirmación de ruptura de niveles. 

El tetrágono formado por rentabilidad, riesgo, sostenibilidad y últimamente el “social media”, debe ser considerado en su conjunto a la hora de invertir. Dejar fuera del cálculo una de estas variables es, bajo mi punto de vista, un error absoluto. Por esa misma razón, y ante el aumento del grado de incertidumbre, uno debe saber cuándo no toca estar invertido en criptoactivos. Y este es un momento de esos. 

Técnicamente el soporte de los 30.000USD podría funcionar dentro de un conteo de corrección tras el impulso anterior. Sin embargo y aplicando ondas de Elliott, quedaría abierta la posibilidad a experimentar nuevos descensos que llevasen a niveles de los 20.000USD. Y aquí no habría pasado nada, es decir, el activo seguiría siendo alcista. Todo esto quedaría invalidado si los 42.000USD se rompieran al alza y el escenario plantearía posible vuelta a zona de máximos. 

Sin embargo y como decía, el control del riesgo es clave y hay que actuar. La “cripto-paradoja del hodler” está muy bien para capturar la atención del novato, pero para los que entendemos el concepto de volatilidad y el estado aún muy inicial de la propuesta de valor que la criptoeconomia ofrece, por mucho que seamos unos creyentes en la misma, hay momentos en los que uno debe saber estar fuera de mercado. Ajustar el perfil de riesgo a la ponderación correcta asumible, huir del ruido, aprovechar para profundizar en el conocimiento y disfrutar de permanecer en liquidez mientras los tweets van y vienen, al igual que corren esos especuladores sin conocimiento y sus ilusiones se evaporan, se me antoja no ya una necesidad sino una obligación para aquellos que pensamos que, en el fondo, algo de lógica debe terminar por instalarse en el mercado en algún momento. 

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar