¿Qué hacer para que mis ahorros superen la inflación?

6

Para conseguir batir el encarecimiento de la vida, los usuarios bancarios no tendrán más remedio que decantarse por modelos más agresivos dentro de la actual oferta de renta fija a través de imposiciones, pagarés y fondos garantizados, aunque a cambio se les exigirá cambiar sus hábitos de inversión por propuestas más exigentes que incluyan plazos de permanencia más elevados o promociones para nuevos clientes.

Uno de los deseos de los ahorradores es superar en sus productos de ahorro y de inversión los índices del encarecimiento de la vida.

Ahorro Seguro

No es una misión fácil, en los últimos meses debido a la bajada de tipos de interés en casi todas las áreas geográficas, han llevado a una rentabilidad bajo mínimos en gran parte de los productos de renta fija (depósitos, deuda pública, pagarés bancarios…), que es donde se refugiaban mayoritariamente los ahorros de los clientes.

 

Pero, por otra parte, los últimos datos del índice de precios al consumo español de septiembre ha dado un respiro a esta estrategia de inversión al caer hasta el 0,3%, según los datos divulgados por el Instituto Nacional de Estadística.

Esto quiere decir que ahora es más fácil encontrar productos bancarios que superen el encarecimiento de la vida, pero que en la práctica no es suficiente para los ahorradores.

En este sentido la barrera que consideran como el punto de partida para rentabilizar sus ahorros estaría en una franja que oscilase entre el 1,50% y 2,00%

Se puedan obtener mejores márgenes de rentabilidad a través de modelos más agresivos en los que se trata de vincular al cliente  (a través de cuentas nómina, por ejemplo) o hacerles partícipes de promociones para nuevos clientes y, de esta forma, batir el 1,50% de rentabilidad. 

Las Cuentas Corrientes

Dentro de las cuentas corrientes la mejor estrategia para obtenerlo pasa por suscribir las de alta remuneración, que ofrecen un tipo de interés más competitivo (entre el 1,50% y 2,50%), aunque muchas de ellas estén dirigidas exclusivamente para nuevos clientes o para un período de tiempo más limitado, generalmente por debajo de 6 meses.

Por otro lado, otras cuentas permiten la contratación de imposiciones a corto plazo con las que mejorar la remuneración hasta el 2%, aunque exigiendo en algunas de ellas la domiciliación de la nómina.

Los Depósitos

Mejores expectativas ofrecen los depósitos para que la remuneración se incremente por encima del coste de la vida.

Así, es el Banco del Espirito Santo quien reporta mayores beneficios a sus depositantes al crear un nuevo depósito a 12 meses que genera un 3%, aunque solamente es válido para aportaciones superiores a 50.000 euros.

Si la contratación es online la propuesta de Bankia también puede servir para estos fines, con una rentabilidad del 2,5%, a 25 meses. Pero es precisamente a través de la banca por Internet donde es más factible conseguir estos objetivos.

Oficina Directa aporta un depósito a 25 meses, con el que se puede obtener el 2,5%, mientras que bancopopular-e.com incorpora a su oferta otra imposición a 14 meses, con el 2%, desde 3.000 euros. Openbank, por último, se decanta por el “Depósito Bienvenida”, que baja la rentabilidad hasta el 2%, pero por un período más dilatado (4 meses) y, sin gastos ni comisiones, confeccionado para nuevos clientes.

Los Pagarés

Por lo que se refiere a los pagarés, el principal dato a considerar es la brusca bajada en su rentabilidad durante el último ejercicio.

De esta manera los objetivos de los ahorradores serán más difíciles de cumplirse al moverse estos productos con una rentabilidad entre el 1,00% y 1,50%, para los plazos más cortos (de 1 a 9 meses). Y si lo que se quiere es cumplir con las expectativas de mejorar el nivel de inflación no habrá más remedio que acudir a una permanencia mayor, concretamente a 12 meses que reportará una remuneración en torno al 2%.

Porcentajes no demasiados atractivos para los intereses de los usuarios, pero que por el contrario cuenta con la ventaja que los beneficios no tendrán que esperar a su vencimiento para que pasen a engrosar la cuenta corriente de sus titulares. Los recibirán en el mismo momento de su contratación, dotándoles de mayor liquidez para hacer frente a sus gastos. 

La Renta Variable y La Renta Fija

Pero si la idea central de los ahorradores consiste en batir ampliamente la subida de precios, tendrán que dirigir sus miradas (en este caso sus ahorros) a la renta variable (o fija a través de fondos de inversión), que es donde tienen mayores márgenes para mejorarlos, incluso con beneficios de dos dígitos, pero sin asegurar nada y, que conlleva el riesgo a asumir graves pérdidas en su patrimonio personal.

Una primera opción dentro de los fondos de inversión son los de renta fija a corto plazo, que en los últimos años han conseguido mantener su rentabilidad anual entre el 2% y 3%, mejorable en las posiciones a largo plazo que en este mismo período ha llegado hasta el 9% por medio de sus mejores propuestas.

Si se puede asumir mayor agresividad al destino de los ahorros la solución estará en los fondos de renta variable, que permiten elevar notablemente la rentabilidad siempre que los mercados bursátiles seleccionados cumplan con las expectativas creadas, y que en los últimos 12 meses muchos de ellos han superado con creces la barrera del 20%. Pero claro, asumiendo muchos más riesgos.

Y si lo que se quiere es elevarlo aún más, el activo financiero a contratar serán los valores que cotizan en bolsa, bien en los mercados nacionales e internacionales, con amplias perspectivas de revalorización, pero también de generar acusadas pérdidas

  1. en respuesta a Carlesescolano
    #6
    02/12/13 13:14

    Vale, es una idea interesante aunque se debería estudiar a fondo antes de hacer nada.

    Un saludo.

  2. en respuesta a Borja Cañete
    #5
    02/12/13 13:12

    No los he probado porque no he encontrado el nombre / identificador de los fondos. Cuando los tenga te los paso, creo que uno estaba gestionado por Arcano.

  3. en respuesta a Carlesescolano
    #4
    02/12/13 13:10

    Asumes más riesgos a cambio de una rentabilidad mayor.

    Es lógico y normal, a cambio del riesgo de impago, obtienes un tipo de interés que no encuentras en ningún sitio.

    Depende de la actitud del inversión frente al riesgo.

    ¿Has probado esos fondos de inversión?.

  4. #3
    02/12/13 11:41

    Como dice gandhi6 depende del riesgo que se quiera asumir.

    El otro día m hablaron de dos fondos de inversión en el Reino Unido que invertían en el descuento de facturas de grandes empresas. Modalidades como el crowdlending permiten prestar dinero directamente a pequeñas y medianas empresas y obtener un tipo de interés más elevado (hasta 10-11%), pero asumiendo el riesgo de impago.

    Os dejo el link a un artículo que compara esta modalidad de inversión con otras modalidades de inversión en renta fija: https://www.arboribus.com/web/blog/77-crowdlending-alternativas-inversion-renta-fija.html

    También el link al foro de debate sobre este tema aquí en Rankia: https://www.rankia.com/foro/crowdlending

    ¿qué os parecen como alternativa?

  5. en respuesta a gandhi6
    #2
    31/10/13 08:44

    Actualmente en los depósitos la máxima rentabilidad que ofrecen las entidades es un 3%, aunque mucha gente espera que a final de año aumenten la rentabilidad y alcanzar un 3,25%-3,5%.

    Veremos que ocurre.

  6. #1
    30/10/13 14:22

    Es como todo, depende del riesgo que quieras correr tendrás más rentabilidad o menos.
    Veo normal que la gente sólo quiera ceder sus ahorros a cambio de un determinado tipo de interés(por ejemplo un 2%).

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar