El petróleo marca una tendencia alcista. Wertefinder

El petróleo marca una tendencia alcista. Wertefinder

 

 

  • Mejora del PIB en EE.UU., pero revisión a la baja del primer trimestre
  • El clima de las exportaciones en Alemania sube a pesar de la debilidad deldólar
  • Los PMIs en China se mantienen todavía firmes sin signos de una desaceleración
  • Fuerte incremento del sector tecnológico en China Crcimiento del PIB de la zona euro sin sorpresas

General

La evolución de las bolsas el pasado mes parecía depender más de la incertidumbre política en EE.UU. que de los principales datos macroeconómicos. Mientras el crecimiento en China sorprendió al alza y los resultados empresariales confirmaron a gran escala la buena marcha de las economías, las bolsas prefirieron quedarse al margen de las buenas noticias. Ni siquiera el auge de una serie de datos buenos en la zona euro pudo animar las bolsas. No obstante, en otros momentos la fortaleza del euro hubiera hecho más daño a las bolsas europeas y por ello ante la fortaleza del euro la reciente bajada no ha sido muy grave.

Análisis macro-económico

EE.UU.

Para juzgar la fuerza de una economía analizamos ante todo el PIB trimestral del país. En EE.UU. el PIB publicado el pasao viernes confirmó una mejora de la economía con respecto del primer trimestre, pero a la vez se había revisado a la baja del PIB del primer trimestre del 1,2 % al 1 %. No obstante, es conocido que la primera estimación suele ser muchas veces errónea y precisamente por la incertidumbre de la veracidad de las cifras del PIB, el gobierno americano decidió hace un año de publicar no solamente el PIB sino también la renta nacional. Aunque el método de cálculo es distinto ambos conceptos a final de cuentas llegan al mismo resultado y son equivalentes. Por ello cuando analizamos la tasa de crecimiento del primer trimestre debemos centrarnos también en la renta nacional. El primer trimestre la tasa de la renta nacional se ha revisado al alza del 2, al 2,6 %.
Este incremento sugiere que el crecimiento el primer trimestre ha sido bastante mejor que aquello que se desprende solo del PIB! El trimestre pasado el crecimiento se ha almacenado por todos los sectores importantes como muestra el gráfico abajo. Merece destacar que es el consumo privado que supone la fuente principal de la aportación de la economía. Por sectores se nota todavía una debilidad acusada en la venta de automóviles.

No obstante, las inversiones parece que no han sufrido porque esta debilidad contrasta con la recuperación de las inversiones que se beneficiaron del „fracking“. La aportación de las inversiones resulta sin embargo baja con respecto a otros años.

A pesar del buen entorno del consumo y del mercado laboral, no se puede ignorar que el sentimiento en la industria está afectado negativamente por la política errática de Trump. Prueba de ello es el descenso del importante indicador ISM (Institute of Supply Management) cuyo componente de los órdenes acusó una bajada fuerte esta semana (no obstante, no hay que sobrevalorar este descenso porque mientras se quede por encima de 53 este indicador refleja todavía un incremento!).

Después del fracaso de la reforma prevista del sector de la salud, el gobierno intenta ahora lanzar una reforma fiscal. Los primeros indicios no auguran una reforma„magnifica“ como lo propuso Trump, sino más bien una„reformita" más modesta. Ante este fondo, la Reserva Federal no tendrá prisa de subir otra vez los tipos como ya lo anunció esta semana el presidente de la Fed en St. Louis James Bullard. La recuperación del dólar va a tardar en consecuencia y puede porvenir posiblemente por el lado de Europa cuando la euforia actual descienda ante una posible debilidad de las exportaciones. Al menos el comportamiento de las bolsas europeas parece confirmar esta amenaza.

Europa

En Europa disponemos ya de la estimación del PIB para los países principales. Además, Eurostat ha publicado el PIB para toda la zona euro. La zona euro experimentó un crecimiento en tasa interanual del 2,1 %. Esta tasa es la más alta desde hace varios trimestres y ha ido subiendo paulatinamente cada trimestre del 1,8 % a finales del 2016 hasta ahora el 2,1 %.

Por países merece destacar que Francia mantuvo otro trimestre relativamente fuerte con un plus del 0,5 %. Es resultado se debe en gran parte a una recuperación del sector exterior: Por un lado se han recuperado las exportaciones porque el año pasado una mala cosecha de cereales y un calendario desfavorable de entregas de productos aeronáuticos había restado crecimiento. Por otro lado, ha bajado de forma considerable el crecimiento de las importaciones. Otro sector fuerte es el de la construcción que en años anteriores había sufrido. No obstante, queda por ver cómo el nuevo presidente resuelve el problema de la alta deuda sin chocar frontalmente con los grupos que serán los perdedores de las reformas necesarias.

En Alemania el entorno sigue siendo muy bueno y prueba de ello es la salud excelente del mercado laboral. De cara a las expectativas, hay dudas sobre las exportaciones dado la fortaleza del euro, pero incluso ante esta fortaleza el clima de exportaciones ha alcanzado una subida fuerte recientemente (véase el gráfico abajo).
El clima tiene en cuenta tanto el efecto de precio como las perspectivas de ventas y por ello la merma de competitividad que resulta del dólar no es tan significativa.

China

En el PIB del segundo trimestre se quedó a un nivel superior de las estimaciones. Los índices PMI (encuestas que reflejan la confianza de los empresarios) descendieron marginalmente y se quedaron cerca de sus máximos este año. No hay signos por lo tanto de la esperada desaceleración que los analistas esperaban a causa de los tipos altos de interés. Casi más importante, sin embargo, no es el crecimiento, sino el desglose de la aportación de los distintos sectores al crecimiento.

Como era de esperar, la aportación al crecimiento proviene sobre todo de la industria manufacturera. De mucha importancia es, sin embargo, el crecimiento fuerte del sector tecnológico, que a pesar de su peso más pequeño aportó un 0,93 % al crecimiento del 6,9 %. Con esta aportación su importancia para la economía es ya tan importante que todo el sector de construcción. Si la fortaleza del sector tecnológico se mantiene la economía necesitaría cada vez menos estímulos monetarios y fiscales para mantener el crecimiento. Hasta ahora ha sido al revés y China necesitaba cada vez más créditos para mantener el ritmo de crecimiento. No obstante, China ha respondido a las críticas del sector de los bancos de la sombra y comparando este sector con otros países se observa que el sector de China es mucho más pequeño.

Materías primas

Petróleo

El precio del petróleo marcó una tendencia claramente alcista en las últimas semanas. Este incremento se debe sobre todo a la baja de los inventarios en EE.UU. que reflejan el efecto conjunto de un estanco de la producción y a la vez una demanda más fuerte. Otro signo de que el mercado está más cerca de un equilibrio es el hecho de que la situación de contango en los futuros está paulatinamente desapareciendo. Se llama contango una situación cuando los precios spot están más bajos que los precios futuros y es indicativo a una sobre-oferta de los inventarios (lo normal es la llamada backwardation en los futuros).

Evolución del fondo

En el mes de julio el valor del fondo sufrió un descenso del -1,18%. Esta reducción se debió de nuevo a un efecto negativo en el cambio de divisas. Sobre todo por un fuerte descenso de nuevo en el precio del dólar americano, con una contribución negativa al fondo de aproximadamente en -0,8% y una fuerte devaluación del rublo ruso (-4,7%) con una contribución negativa de aproximadamente el -0,25% y la rupia india con un contribución negativa del -0,16%.

Los valores con mayor aportación al fondo fueron los siguientes (en orden de aportación positiva): Fuchs Petrolub (+0,07%), BBVA (+0,07%), Leoni (+0,07%) y Pfeiffer Vacuum (+0,06%) .

Los valores con mayor aportación negativa fueron Qualcomm (-0,07%), IBM (-0,06%) y BMW (-0,05%).

Perspectivas y estrategia

Ante el fondo de la reciente bajada de las bolsas el grado de sobre-valoración se ha reducido. Los resultados empresariales que conocemos hasta ahora confirman que empresas con un buen modelo económico y dentro de un sector con crecimiento sostenible se siguen beneficiando. Se trata sobre todo de empresas en los sectores de tecnología y de la salud. Dentro de estos sectores son muchas veces empresas medianas en un nicho de mercado que marchan muy bien, mientras las empresas grandes multinacionales encuentran a veces obstáculos para crecer (también debido a la debilidad del dólar en lo que concierne empresas europeas). Aún así impresiona que por ejemplo la multinacional Roche crece su ventas orgánicas a un ritmo del 5 % aunque la cotización nolo refleja (todavía). Estas empresas responden a las necesidades humanas con la creación de productos sofisticados con aplicaciones en distintos sectores y de esta forma se explica una enorme estabilidad de su crecimiento tanto de ventas como de beneficios.

La buena marcha de compañías en los sectores con tecnologías avanzadas contrasta con la peor rentabilidad de los sectores tradicionales como la energía y los sectores más cíclicos. La empresa BASF por ejemplo publicó resultados excelentes, pero la cotización sufrió ya que este buen resultado es fruto de una subida de precios que en un entorno menos favorable puede cambiar rápidamente (por eso vendimos ya hace muchos meses BASF en la cartera, pero mantenemos la acción en observación por su alto rendimiento por dividendo).
El empuje de las nuevas tecnologías tanto en la informática como la salud explica un crecimiento superior y una valoración muchas veces más elevada. No obstante, precisamente en los valores menos conocidos encontramos muchas veces empresas con una valoración aceptable. En el caso de estas empresas observamos su trayectoria desde hace ya más de diez años y por ello
tenemos confianza en su gestión y su negocio (para más detalles de estas empresas referimos el lector al informe de la CNMV que trimestralmente publica todos los valores).

La debilidad del dólar sigue perjudicando la rentabilidad del fondo, pero creemos que después de la reforma fiscal y un posible programa de infraestructura las perspectivas pueden mejorar. A la vez es probable que las economías europeas puedan sufrir un pequeño revés precisamente por la fuerza del euro. Merece destacar también que la debilidad del dólar favorece a los mer-
cados emergentes. Tipos más bajos y un dólar más débil suponen para estos mercados un mejor potencial para una bajada de la inflación a la vez que mejora las per-
spectivas de crecimiento. En este sentido nuestra cartera de bonos denominados en las monedas de algunos países emergentes produce un rendimiento atractivo, aunque la rentabilidad se ha mermado este año por la debilidad del dólar que se trasladó también a estas monedas.

Jürgen Brückner
Chief Investment Officer
WerteFinder Vermögensverwaltung GmbH

  1. #1
    07/08/17 20:33

    Sigo viendo como "raro" tener tantos valores de Bolsa, casi ninguno superando el 1% representativo del fondo. Eso provoca que aún acertando en el momento alcista de esos valores apenas tenga efecto en el Fondo.

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar