La estrechez en el mercado laboral de EEUU es un indicador clave. Wertefinder

La estrechez en el mercado laboral de EEUU es un indicador clave. Wertefinder

En el último informe de WerteFinder de junio de 2017, se abordan distintos acontecimientos sucedidos durante este mes. El descenso de la actividad económica en EEUU, el crecimiento de los salarios y el efecto del dólar sobre las economías europeas. Además se analiza la evolución del fondo y su posicionamiento en base a todo lo comentado sobre la situación macro.

Wertefinder

  • Descenso de la actividad económica en los sectores claves en EE.UU.
  • Merado laboral en EE.UU.: Los salarios crecen a un ritmo muy moderado
  • Descenso del desempleo en Francia más acusado
  • El clima de las exportaciones en Alemania desciende por la debilidad del dólar
  • Los PMIs en China se mantienen todavía firmes sin signos de una desaceleración
  • El incremento de la producción de petróleo en EE.UU. sigue al alza

General

El alza en las bolsas después de la crisis financiera del 2008 dura ya casi una década y muchos analistas y inversores discuten cuáles pueden ser los motivos para descarrilar este tren. Aunque la alta valoración de la bolsa americana hace las bolsas más vulnerables ante cualquier evento negativo, la realidad es que no se ha producido ninguna corrección fuerte los últimos meses. Pasados son los tiempos cuando los riesgos geopolíticos impactaban en las bolsas. La estabilidad de las bolsas se explica sobre todo por un crecimiento sincronizado en todas las zonas importantes del mundo y por el consiguiente incremento de los resultados empresariales de las empresas. El buen entorno internacional se ve reflejado por ejemplo en el comercio internacional que recientemente alcanzó un nuevo máximo desde la crisis financiera (véase el gráfico abajo).

Evolucióm comercio internacional

Ante este fondo de una coyuntura favorable el BIS se pregunta en su reciente informe cuáles son los riegos para las perspectivas favorables del entorno económico. El BIS identifica los siguientes riesgos:

  • Riesgo de crecimiento del consumo por la deuda de los hogares
  • Riesgo de la inversión por la baja productividad y la deuda alta corporativa
  • Riesgo de proteccionismo

Entre los riesgo el BIS cita también la subida de los precios de la vivienda en algunos países (que igualmente supone un riesgo para el consumo).

Estos riesgos no son nuevos y sobre todo el incremento de la deuda es una tema recurrente en muchos análisis. La deuda alta es un riesgo latente que sale a la superficie solo cuando los tipos de interés suben. Los tipos de interés a su vez pueden subir cuando la inflación vuelva a subir y para este desarrollo necesitamos probablemente un incremento de los salarios. El BIS por lo tanto dedica en su informe mucho análisis a las causas de la evolución moderada de la inflación. Este análisis merece un breve comentario dada su importancia para los mercados financieros.

Cabe destacar en primer lugar que la evolución de los salarios en el sector manufacturero se ha quedado muy atrás de la evolución de la productividad laboral como muestra el siguiente gráfico del BIS.

Sector manufacturero

Esta caída del llamado "pricing power" de los empleados se debe no solamente a la globalización sino cada vez más a la tecnología que reduce la mano de obra sobre en el sector manufacturero. Otra causa (sobre todo en EE.UU.) se debe al descenso del número de empleados organizados en sindicatos (véase el gráfico abajo para la evolución de varios indicadores en este sentido). Ante este escenario el BIS pregunta, si se notan indicios que sugieren que los costes laborales pueden subir. En opinión del BIS estos indicios son todavía muy frágiles y de ningún modo hace esperar la vuelta a una inflación más acusada.

Labor pricing

No obstante, cuanto más dure la expansión más probable es que tarde o temprano nos enfrentamos con una cierta escasez de la mano de obra que puede incitar a los bancos centrales a subir los tipos. Una subida de tipos supone para el BIS un riesgo para el consumo ya que la carga financiera de los hogares podría subir a niveles que impactaran al consumo.

Análisis macroeconómico

EE.UU.

El entorno favorable en la economía global contrasta con un cierta debilidad en la economía americana. La economía americana ha sobre todo sufrido en los últimos meses una debilidad acusada en los dos sectores claves, el de la vivienda y el sector automovilístico.

Housing

En todo caso, la debilidad en estos sectores debe de ser pasajera porque el entorno económico en EE.UU. sigue siendo bueno como lo subraya también la fuerza del mercado laboral. Otros argumentos en favor de la fuerza de la economía son las buenas perspectivas de la innovación y de la inversión en el sector energético (véase gráfico abajo).

Housing

Más adelante cabe esperar una reforma fiscal y una inversión en la infraestructura. Estos dos proyectos de Trump se van postergando pero de ningún modo se van a abandonar. Como modo de ejemplo muestro abajo un gráfico que ya enseñé hace unos meses y que ilustra que la duración media de la infraestructura ha subido bastante. Este aumento de la duración media sugiere por lo tanto la necesidad de una modernización (véase el gráfico abajo).

De momento los medios de comunicación no se están centrando ni en la reforma fiscal ni en el programa de infraestructura porque el gobierno de Trump está luchando en otros frentes (por ejemplo la reforma del sistema de salud).

Edad infraestructuras

Trump ni siquiera puede cubrir muchos puestos de trabajo en posiciones claves. Ante este fondo la Reserva Federal tampoco tiene prisa para agudizar su política monetaria. La vuelta a una política más restrictiva que descontado por el mercado probablemente presupone un alza de los salarios y de la inflación. Aunque la inflación todavía se comporta bien ya desde hace tiempo observamos un alza fuerte en los alquileres, muy por encima del índice de precios al consumo.

Labor US

Hasta ahora los salarios solo crecen a un ritmo muy moderado del 2,5 %. Como señalé arriba esta moderación se explica por la debilidad de los sindicatos y la participación cada vez menor de los americanos en los sindicatos. No obstante, la moderación de los salarios no quiere decir que no puedan continuar subiendo si la oferta laboral fuese más escasa. Es de suponer que en la medida que el mercado laboral esté escaseé los salarios vuelvan a subir de forma más acusada. En este sentido, ¿cuál es la situación de escasez en el mercado? ¿Se notan ya signos de sobrecalentamiento? Para contestar a estas preguntas nos referimos a una serie de indicadores sobre la escasez que prepara el grupo DHI. Merece destacar que casi todos estos indicadores muestran una subida acusada y que por ejemplo la duración media de las plazas vacantes incluso alcanza un nuevo máximo desde la crisis financiera (es decir, que los empresarios necesitan cada vez más tiempo para cubrir sus plazas vacantes). Ante esta escasez los salarios tarde o temprano reaccionarán y se supone que la Reserva Federal tiene en cuenta precisamente esta evolución (aunque el proceso tarde más tiempo de lo que la Fed esperaba).

Estrechez usa

Entre los indicadores más importantes sobre la salud de la economía americana se encuentra el índice ISM del Institute of Supply Management. Este indicador suele mover a veces las bolsas, pero su publicación esta semana apenas tuvo un impacto aunque el índice mostró una subida muy acusada (véase el gráfico abajo).

Indice ISM

Europa

En Europa las economías principales muestran un aumento de la actividad. Esta mejora se observa sobre todo en las encuestas, pero los datos sobre la producción manufacturera en Francia (véase el gráfico más adelante) y Alemania confirman esta recuperación hasta mayo del 2017. Destaca sobre todo la mejora del clima empresarial en Francia medido por Insee que alcanza un máximo desde el verano de 2011 (véase el gráfico abajo).

Normalización Monetaria

No obstante, la clave para mantener esta buena tendencia será la implementación de una reforma laboral. Si Macron no consigue implementar esta reforma será difícil mantener el ritmo de crecimiento porque el sector exterior no puede levantarse sin una mejora de la competitividad. Entre los subcomponentes del informe de Insee cabe destacar que el sector de la construcción acelera su vigor.

Ante el mejor entorno económico el desempleo mantiene igualmente su tendencia bajista y por primera vez muestra un descenso más acusado (véase el gráfico abajo).

desempleo

Esta semana se publicaron los datos sobre la producción en Alemania y Francia. En ambos casos son aumentos fuertes, pero como vemos en el gráfico abajo, los datos son volátiles y todavía hay el peligro que la mejora se basa en gran parte en la debilidad del Euro. No obstante, aunque las tasas de crecimiento son volátiles, observamos ya desde hace varios meses un incremento total de la producción que al final mejora también las condiciones para el mercado laboral (y así explica el descenso de la tasa de desempleo).

Produccion industrial

El gráfico abajo (que utiliza los mismos datos para el mismo período que el gráfico anterior) ilustra la evolución total de la producción industrial y así se puede mejor apreciar el nuevo vigor de la economía francesa.

Industria Francia

En Alemania las perspectivas de la economía han mejorado desde una base ya muy alta. Construcción y consumo privado siguen siendo los motores del crecimiento e incluso el sector exterior va cobrando fuerza. No obstante, de cara al futuro hay que considerar que con el incremento de los salarios y la nueva fuerza del euro los empresarios alemanes pierden competitividad (véase el gráfico abajo). Este descenso no afecta tanto al empresario alemán porque parte del incremento del comercio se debe al comercio dentro de la zona euro. En este sentido merece destacar que muchas de las economías más pequeñas crecen también a un ritmo más elevado. Este es por ejemplo el caso de los Países Bajos que forman además parte de los mercados más importantes de exportación de Alemania.

Entre las grandes economías en la zona euro, Italia se distingue por los peores datos económicos. Es sobre todo el sector exterior que resta crecimiento al PIB. El problema del comercio exterior radica sobre todo en la importación de productos energéticos: Mientras por ejemplo las exportaciones a países fuera de la UE subieron un 9,3 % en tasa interanual, las importaciones subieron aún más, un 16 %. Este incremento de las importaciones se debe en gran medida a las importaciones de países petrolíferos: OPEP (+ 39,2 %) y Rusia (+ 16,2 %).

China

En China los indicadores económicos siguen sorprendiendo porque no se está produciendo el descenso de la dinámica que muchos analistas esperaban. La publicación de las recientes encuestas, los llamados PMIs, subraya que la economía se sigue beneficiando de un crecimiento robusto. No obstante, más adelante se espera un descenso porque el endurecimiento de la política y la retirada del estímulo fiscal tendrá efectos. A la vez tendrán efectos la retirada de las subvenciones para coches nuevos y las medidas del gobierno para frenar la especulación en el mercado inmobiliario.

Muchos analistas dudan de la veracidad de los datos oficiales en China y por eso nos centramos en una serie de datos distintos para obtener un cuadro de datos más exhaustivo. Uno de estos indicadores es el tráfico ferroviario y se ve que aunque este indicador refleja una cierta desaceleración se encuentra a un ritmo de crecimiento bastante elevado.

Trafico ferroviario china

Materias primas

Petróleo

El precio del petróleo reacciona de forma muy acusada a cualquier cambio en los datos sobre la producción, las torres de perforación y los inventarios en EE.UU.. La tendencia de la producción es alcista, pero por primera vez en muchos meses hubo un descenso la semana pasada que en seguida incrementó el precio. De igual importancia es la oferta adicional por parte de países petrolíferos que no forman parte del grupo de países que acordaron el recorte de la producción (Nigeria y Libia).

En el corto plazo el precio debería estabilizarse porque las posiciones cortas han alcanzado niveles muy altos (y en algún momento deben cubrirse de nuevo).

Evolución del fondo

En el mes de junio el valor del fondo sufrió un descenso del -1,23%. Esta reducción se debió a un efecto negativo en el cambio de divisas. Sobre todo por un fuerte descenso de nuevo en el precio del dólar americano, con una contribución negativa al fondo de aproximadamente en -0,4% y una fuerte devaluación del rublo ruso (-6,7%) con una contribución negativa de aproximadamente el -0,4%.

Los valores con mayor aportación al fondo fueron los siguientes (en orden de aportación positiva): HSBC Trinkaus (+0,05%), Dürr (+0,03%) y Corticeira Amorim (+0,02%).

Los valores con mayor aportación negativa fueron Roche (-0,09%), Qualcomm (-0,08%) y Leoni (-0,05%). La mayor aportación positiva por divisas la proporcionó el dólar australiano con un +0,1% y el dólar neozelandés +0,06%.

Perspectivas y estrategia

El buen entorno económico supone a corto plazo un potencial de subidas en las bolsas si los resultados empresariales confirman que la buena economía se refleja también en los beneficios de las empresas. No obstante, los mercados ya han descontado una buena evolución y dada la alta valoración siguen siendo vulnerables ante cualquier decepción y/o un evento geopolítico negativo. Pero quizá el riesgo más sustancial lo supone una subida de los tipos en EE.UU. por encima de lo que ahora descuenta el mercado. La escasez en el mercado laboral en EE.UU. sugiere que tarde o temprano los salarios también reaccionen. Este es un escenario que los mercados actualmente no contemplan, pero la presión en los salarios puede impulsar un incremento de los salarios en cualquier momento.

Salarios

Ante este fondo mantenemos una postura más conservadora en la renta variable y mantenemos igualmente una posición en el dólar.

Como se ve en el gráfico arriba del Bank of International Settlements observamos desde hace ya tiempo una convergencia de la inflación en los grandes bloques económicos. Mientras la inflación en los países industriales ya tiende a subir (línea azul), la inflación baja en los países emergentes. Esta bajada de la inflación permite a los bancos centrales a bajar los tipos de interés. Una política que mejora las perspectivas económicas y por consiguiente puede llevar a hacer las monedas de estos países más atractivas.

En cuanto a los sectores nos siguen gustando los sectores de tecnología, salud y consumo. Es en estos sectores donde vemos una demanda bastante sostenible y además motores de crecimiento importantes.

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar