Koala Capital Sicav: Oportunidad en pequeñas y medianas empresas japonesas

Koala Capital Sicav: Oportunidad en pequeñas y medianas empresas japonesas

Koala Capital Sicav ha cerrado el mes con un valor liquidativo de 13,1584 euros/acción, lo que supone una rentabilidad mensual del +0,60% y un acumulado en el año del +2,75%. El patrimonio total a cierre de mes era de 7.893.610€.

Koala Capital Sicav


En abril, los índices bursátiles internacionales han tenido un comportamiento bastante plano, recuperándose lentamente del fuerte desplome de los dos primeros meses del año. Las compañías energéticas europeas y norteamericanas han vuelto a ser las mejores en nuestra cartera. A pesar de su alta volatilidad, las revalorizaciones en apenas dos meses están siendo enormes, lo que parece lógico tras caídas que en algunos casos fueron de más del 70% provocadas por el hundimiento de la cotización del petróleo.

 


Cementos Molins también se ha revalorizado en abril y acumula más del 15% en 2016. La compañía cementera catalana está obteniendo provecho de sus excelentes inversiones internacionales realizadas estos años, las cuáles le permiten generar prácticamente el 100% de su beneficio en sus negocios internacionales. Además, ha
aprovechado la crisis en España para adquirir muchos negocios de la competencia, preparándose muy bien para años mejores.

 


Nuestras posiciones directas en pequeñas y medianas empresas japonesas, que suponen cerca del 20% de nuestro patrimonio han tenido un mal comportamiento en abril, y en 2016 nos han restado algo más del 1%. A pesar de este mal comportamiento a corto, de unas posiciones iniciadas en su mayoría a mediados de enero, no hemos vendido ni una sola acción. Sin duda son los activos en nuestra cartera con un mayor potencial de revalorización. La mayoría de ellas son empresas familiares de sectores tan diversos como el de construcción e infraestructuras, maquinaria industrial, electrónica, supermercados, semiconductores, telecomunicaciones, automoción o videojuegos. 

 

Tras casi 30 años de crisis y recesión en Japón, todas estas empresas han conseguido eliminar completamente su deuda y por consiguiente acumulan caja año tras año que y supone entre el 30% y el 60% de su valor en bolsa. Incluso en un caso, su caja es superior a su capitalización bursátil.

 


Como ya sabéis, nuestro criterio principal es la generación de Flujo de caja libre (Free cash flow) en relación a su valor en bolsa incluyendo su deuda neta (ajustándola con los leasings y déficit en fondos de pensiones internos). Todas y cada una de estas empresas japonesas en cartera, han demostrado generar flujos de caja libre de forma
sostenible en los últimos años de crisis en Japón. Comparando sus valoraciones en bolsa con cualquier otra empresa cotizada en las bolsas occidentales y con las grandes empresas japonesas, su potencial de revalorización lo situamos entre un 100% a un 300% en moneda local. Nunca habíamos tenido en cartera a tal número de activos con una potencial tan enorme. Creemos que la larga depresión en Japón ha convertido al
país nipón en un mercado olvidado en cuanto a las empresas más pequeñas y familiares, no así con los grandes conglomerados como Toshiba, Mitsubishi, Sharp o Sony que están mal gestionados, no generan apenas flujo de caja libre y están mal estructuradas financieramente. Prácticamente ninguna de las compañías niponas en
cartera están recomendadas o analizadas por los brokers, por lo que no han captado, por el momento, la atención de los inversores internacionales.

 


En abril, hemos vendido la totalidad de nuestra posición en la empresa 3M (famosa por sus post-it), tras más de cinco años en cartera. El “management” de la empresa de Minnesota, lleva la innovación en su ADN (sus máximos ejecutivos son inventores con patentes propias registradas). Compramos acciones de 3M en 2011 a unos múltiples que se situaban entonces a mínimos de 20 años. Tras la continua revalorización hasta situarse este mes en sus niveles máximos, ya no le vemos potencial de revalorización y aunque nos gusta mucho la empresa, preferimos dedicar el dinero a otro proyecto más infravalorado.

 

¿Cómo vemos el mercado bursátil tras el fuerte rebote reciente?

 


En abril los propietarios y directivos de empresas cotizadas aprovechaban las alzas recientes para vender con fuerza sus acciones a nivel particular. Al mismo tiempo las empresas cotizabas continuaban recomprando acciones en bolsa de forma desproporcionada empujando al alza sus cotizaciones. No es nada positivo para los
accionistas que sus directivos decidan comprar acciones en bolsa con el dinero de los accionistas mientras ellos personalmente deciden venderlas.
El sistema de incentivos en las empresas norteamericanas está provocando un exceso de recompras de acciones (buybacks) que obviamente presionan al alza a la cotización en bolsa. Estas acciones en su mayoría son amortizadas, y en una pequeña parte se regalan al “management” como retribución variable. Además, al mejorar el beneficio por acción al reducirse el denominador, ratio utilizado en muchos planes de retribución variable, redunda en aumentos de las retribuciones al “management”.

 

En el siguiente gráfico podemos ver la evolución de las recompras de acciones en compañías no financieras de USA:

Evolución recompra de acciones en compañías no financieras

 

Anualmente, la cifra de recompras de acciones por parte de las empresas norteamericanas suponen nada menos que unos $500.000 millones anuales. Cifras récord en recompras de acciones que suelen coincidir con máximos en bolsa.


Analizando el rebote de marzo, tras las fortísimas caídas de enero y febrero, vemos una gran debilidad interna en la bolsa norteamericana. Un 50% de todas las compañías small caps o pequeñas empresas norteamericanas están cayendo más del 20% desde sus precios máximos de 52 semanas, lo que nos muestra esta debilidad interna no reflejada en el comportamiento del S&P 500 donde algunas pocas empresas y de gran capitalización empujan al alza los índices. Estas situaciones suelen ser el preludio de nuevos comportamientos bajistas, al mostrar un movimiento de “distribución”.


A finales de mes manteníamos una exposición neta a bolsa totalmente cubierta con una exposición neta del -1,68%, incluido un 19% en acciones japonesas, un 1% en bolsa emergente, un 4% en minas de oro (con una cobertura total de forma temporal) y un 3% en bonos emergentes. En cuanto a divisas, tenemos una leve exposición al Dólar USA del 15%, del 10% en libras, francos suizos y yenes japoneses.

 


Finalmente recordarles que, tal y como os deben haber informado vuestras respectivas entidades financieras, el próximo martes 24 de mayo a las 18:00 horas tendrá lugar la Junta General Ordinaria de Koala Capital Sicav. La junta se realizará en la oficina de Gesiuris Asset Managment, situada en Rambla Catalunya 38, 9ª planta 08007,
Barcelona.

 

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar