Columbia Threadneedle: Cómo hacer frente a las divergentes políticas monetarias

Columbia Threadneedle: Cómo hacer frente a las divergentes políticas monetarias

En el siguiente post vamos a analizar las perspectivas de mercado de Columbia Threadneedle Investments para el próximo año 2016. Contaremos para ello con las opiniones de Mark Burgess (Jefe de inversiones, EMEA), Jim Cielinski (Jefe global de renta fija) y Leigh Harrison (Jefe de renta variable en Europa).

Columbia Threadneedle

 

Perspectivas para China

Mark Burgess cree que durante 2016 los inversores continuarán preocupados por la ralentización de la economía china, como ya ocurrió este verano pasado. Hay que tener en cuenta la desacertada asignación del capital que se ha venido practicando desde hace mucho tiempo junto a una brutal expansión del crédito vivida por el país que ha llevado las cifras de crecimiento del PIB a doblarse durante los 7 u 8 años precedentes. Así, hay una gran probabilidad de que estos desajustes no acaben rápido, e incluso puede que no acaben bien. Por ello, Burgess cree que los mercados mostrarán desasosiego por la traza que pueda seguir la desaceleración en China y su evolución en 2016 (y probablemente en fechas posteriores).

Política monetaria: reacción de los inversores frente a las divergentes políticas monetarias 

Jim Cielinski opina que la divergencia es considerable y además, en el futuro se va a seguir agrandando. Comenta que durante el periodo más dilatado en el que se ha experimentado una convergencia, se ha incurrido en una menor volatilidad, y en su opinión con la divergencia ocurrirá lo contrario, es decir, que se va a generar mucha más volatilidad y traerá dificultades a los inversores. Dicho esto, Cielinski resalta que lo que en realidad está llevando a esta divergencia es que la Reserva Federal subirá probablemente los tipos, y no lo hará porque la inflación esté fuera de control o porque el crecimiento se esté acelerando, sino simplemente porque los tipos se encuentran en cotas demasiado bajas, en una nueva fase de lo que Cielinski llama "experimento de política monetaria". Según Cielinski, conforme hacen este exprimento, se van a pasar malos ratos procurando saber hasta dónde hay que llegar, con unos mercados que reaccionarán de forma adversa si escogen la política errónea de cara al futuro.

Harrison cree en relación a los mercados que la política monetaria seguirá endureciéndose a medida que nos vayamos adentrando en 2016, y constituirá un factor importante en cuanto a su impacto en el crecimiento económico, los beneficios empresariales y la evolución de los mercados. Si a ello añadimos la continua solidez mostrada por el dólar y las fuerzas deflacionistas procedentes de China, cree que todo ello determinará de manera fundamental el tipo de empresas que cosecharán el éxito en 2016 y los años siguientes.

El ciclo de crédito de la inversión en renta fija no ha terminado, pero...

Cielinski no cree que el ciclo de crédito de la inversión en renta fija se haya terminado, aunque considera que está "envejeciendo" definitivamente. Por ello, augura un repunte sustancial de los impagos en los próximos 12 meses, consecuencia principalmente de la debilidad mostrada por el sector energético y los productores de commodities. A medida que esto sucede y se va ralentizando la dinámica positiva de los beneficios iremos asistiendo a una coyuntura de mayor tensión en el mercado crediticio. Dicho esto, lo que resulta poco común en este ciclo es que los bajísimos tipos de interés han permitido que las compañías paguen con facilidad sus intereses, una situación que no va a cambiar a corto plazo. 

A pesar de ello, Cielinsky quiso recalcar que fuera de estos sectores problemáticos hay muchas empresas que muestran una buena salud, y con los bancos centrales inyectando liquidez cree que aún existen suficientes vientos favorables para que se amplíe un poco más el ciclo con respecto a lo que hemos visto en otros anteriores.

Buen 2015 para los gestores activos de fondos: ¿Cómo evolucionará en 2016 la tendencia?

Harrison comenta que el principal desafío radica en crecer en un entorno de endurecimiento monetario, por lo que se va a generar una mayor volatilidad en los mercados de renta variable, con lo que seremos testigos de algunas rotaciones temáticas de calado dentro de estos mercados a escala mundial. Por ello, puede ser otro buen año para los inversores activos.

Riesgos geopolíticos en 2016: ¿son los mercado complacientes al respecto?

Desde el punto de vista de Burgess, la historia sugiere que los factores geopolíticos tienen poco impacto en los beneficios y el crecimiento del PIB, por lo que los mercados están reflejando el precedente histórico. Aún así, debe ser mencionado el hecho de que el agravamiento de la violencia al que hemos asistido en Europa, los desestabilizadores brotes de terrorismo, y en definitiva los terribles actos de esta índole que hemos presenciado, así como los inestables regímenes de Oriente Próximo se traducen en un mundo más impredecible, por lo que sospecha que todo ello menoscabará ligeramente la confianza de los inversores.

Segmentos de mercado a considerar en 2016

Harrison ve un entorno con ralentización en el crecimiento y perspectivas complicadas, así que piensa que los inversores buscarán de manera especial fuentes de crecimiento fiables. A ello habría que sumarle, según su criterio, unos sólidos balances debido a que con la evidente subida del coste de la deuda las empresas tendrán que atesorar unas finanzas saludables y poseer sólidos flujos de caja.

Por otra parte, no considera que el giro en los tipos de interés sea suficiente para que los inversores abandonen la búsqueda de rendimientos, elemento que ha constituido un gran factor determinante de los mercados de renta variable durante los últimos años. Así, Las empresas que cuentan con un rendimiento atractivo y unos dividendos al alza financiados con unos sólidos flujos de caja pueden seguir siendo demandadas.

Burgess piensa que en la renta variable hay dos segmentos del mercado que siguen siendo propicios. Siguen favoreciendo a Japón ya que "Abenomics" proporciona una ingente liquidez, y además el yen muestra síntomas de flaqueza, lo cual resulta positivo para los exportadores nipones. También señala que por primera vez en su trayectoria como inversor ha asistido a una coyuntura muy favorable en materia de gobierno corporativo en el que las compañías niponas se han centrado en la rentabilidad del capital empleado y en los accionistas de forma general, lo que supone un hecho sin parangón en su experiencia como inversor. Por ello, le sigue otorgando prioridad a la renta variable europea ya que en su opinión sigue recuperándose y además, muchos países periféricos muestran indicios de mejora, el desempleo está cediendo terreno, los desequilibrios se están disipando y la demanda interna está revelando signos claros de mejoría. 

Renta fija: ¿dónde está el valor en 2016?

Cielinski bromea diciendo que hay que escarbar bastante para identificar valor en la deuda pública. Por ello, cree que los inversores poseen bonos ya sea por obtener un alto rendimiento, protegerse de la inflación o cubrir la cartera. En su opinión, dados los bajos niveles iniciales en términos de rendimiento, reviste cierta dificultad apostar fuerte por muchos de los mercados de alta calidad.

Dicho esto, existen algunas oportunidades, como en cualquier mercado, y cita como ejemplos la deuda pública de Australia y Nueva Zelanda en los que algunos productores de commodities revelan atractivo, o bien los bonos indexados a la inflación en muchos mercados, que también parecen interesantes, como el mexicano, en el que se ofrecen atractivos rendimientos. De ahí que el crédito en muchos segmentos sea interesante. Los bonos corporativos están valorando la probabilidad del 40% de que se produzca una recesión en la deuda corporativa, algo que, a su parecer, resulta exagerado. Por ello, a pesar de la tensión vivida en este mercado, cree que las valoraciones siguen siendo muy atractivas tanto en el segmento de alto rendimiento como en el universo investment grade.

Cielinski también apunta que los mercados emergentes siguen planteando complicaciones, si bien vuelven a surgir en ellos numerosas oportunidades dado que los rendimientos se han disparado notablemente en los últimos dos años. No obstante, alerta de que es preciso escoger con cuidado, pero sí cree que aún quedan atisbos de valor en la renta fija.

¿Compartís las opiniones de los analistas de Columbia Threadneedle?

 

¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar