¿Cómo gestionar la elevada volatilidad hoy en día? con CapitalatWork

¿Cómo gestionar la elevada volatilidad hoy en día? con CapitalatWork

Entrevistamos en Rankia a CapitalatWork, una compañía que se dedica a la gestión de carteras, cuyo objetivo es conservar e incrementar el valor del patrimonio de sus clientes tanto privados como institucionales. Para ello se centra en la búsqueda de valor a nivel internacional, alejándose de la especulación y de los riesgos innecesarios. 

En este mundo tan cambiante, CapitalatWork nos va a contar como ven el panorama tanto económico como financiero principalmente en España y además nos hablaran acerca de sus actividades.

CapitalatWork

Contamos con la presencia de Lucas Monjardín y con Jaime Semélas, consejero delegado y director de gestiones de CapitalatWork, respectivamente.

 


 

1. ¿Cuál es la filosofía de inversión y cómo podemos definir a CapitalatWork? ¿En qué se diferencia del resto de intervinientes en el mercado?

La filosofía que tiene CapitalatWork es la misma que ha tenido en los últimos 24 años, y se basa fundamentalmente en invertir en activos cotizados donde encontramos unas valoraciones atractivas.

Tener un punto de diferencia con el resto siempre nos ha calificado de ser un poco contrarian, en el sentido de que solemos buscar compañías en sectores que suelen estar fuera del radar del mercado, en compañías que se encuentran en momentos de restructuración o en compañías que se encuentran en momentos o situaciones de mercado complicadas. Porque básicamente es en este tipo de compañías donde podemos encontrar un mayor valor o donde el mercado está buscando menos, es decir, haya menos inflación.

También podemos invertir en otro tipo de compañías más grandes, compañías globales que tengan ventajas competitivas muy grandes donde el mercado puede tener unas estimaciones de crecimiento poco atractivas. Para nosotros es muy importante que sean compañías con muchísima calidad.

Cuando una compañía genera mucha caja, para nosotros es una inversión importante. Y sobre todo que la rentabilidad de nuestros activos no va a venir básicamente del activo que compremos sino del precio que paguemos por él. Eso es lo que define nuestra estrategia principalmente.

Al final te obliga a tener una concentración bastante importante en cuanto a tus decisiones de inversión. Son convicciones absolutas.
Sabemos que compramos compañías que están baratas bajo nuestro punto de vista, si están baratas es por algo y sabemos que ese valor no aflora en uno o dos días, sino que hay que estar con las compañías durante mucho tiempo para esperar a recoger los frutos de la inversión.

2. ¿Podéis ponernos un ejemplo de alguna inversión que hayáis hecho o tengáis que se acerque un poco a vuestra filosofía?

Las últimas compañías que hemos incorporado a la cartera son Norsk Hydro, que es una compañía de aluminio donde el precio del aluminio está bastante atractivo, por tanto estamos cogiendo una compañía con unas expectativas de crecimiento y de generación de Free Cash Flow muy importantes.

Por otra parte, hemos cogido otra compañía portuguesa, NOS, que es una operadora de telecomunicaciones que ha salido completamente de una situación muy complicada y que en estos momentos está generando caja (ganando cuota de mercado) y es el primer operador de telecomunicaciones en Portugal.

Y otra de las compañías que también estamos apuntando hacia ella es Publicis, es una compañía global donde el apalancamiento a lo que es la recuperación global de la economía y por tanto de la publicidad tiene que tener un efecto muy importante en sus cuentas, por consiguiente en sus números, beneficios y en su generación de caja.

3. ¿Cómo veis la situación actual? ¿Cómo decidís la ponderación de cada clase de activos? 

Sí que es cierto que nosotros invertimos en renta variable y en renta fija y además vemos el balance de las compañías de la misma forma.

Los analistas de renta variable realizamos una parte del balance y los analistas de renta fija realizan otra parte. Es fácil encontrar en nuestras inversiones tanto la renta fija como la renta variable, muchas veces podemos encontrar incluso más atractiva la inversión en renta fija por el binomio de rentabilidad riesgo y tenemos los bonos de la compañía y no tenemos las acciones.

Nosotros invertimos en compañías y no invertimos en índices, intentamos mantenernos un poco al margen de todo el ruido del mercado y estar muy pegados a la compañía. Es fundamental saber exactamente cómo poder valorar cada uno de los activos para saber qué rentabilidad podemos esperar de ellos.

Sí que es cierto que no podemos abstraernos totalmente de la volatilidad del mercado, por lo tanto en momentos de mercado donde vemos una volatilidad excesivamente baja o unos niveles de complacencia de los inversores excesivamente altos solemos tender a hacer determinadas coberturas. En mercados donde vemos que hay un sobrecalentamiento solemos ponernos vendedores vía opciones o vía futuros, como fue por ejemplo en el año 2000 cuando no invertíamos en ningún tipo de compañía tecnológica, porque éramos incapaces de valorarlas y el mercado nos criticaba porque pensaban que estábamos un poco obsoletos. Posteriormente se demostró que nuestra rentabilidad durante esos años fueron rentabilidades muy altas.

Estamos fuera de sectores calientes, como pudo ser el sector de las energías renovables en su momento porque veíamos unos niveles de deuda muy altos entre otras cosas. Lo mismo pasa ahora con el tema de la renta fija, nosotros en renta fija llevamos invirtiendo la parte larga de la curva muchos años (10 años), nos han criticado los últimos 4 años diciéndonos que los tipos ya estaban bajos y que los tipos no podían subir. A pesar de esas críticas seguimos invirtiendo en duraciones largas y el mercado nos ha dado la razón, porque para nosotros lo más importante era la inflación y la política de tipos que pudiera llevar el Banco Central Europeo y la Reserva Federal.

Hemos visto que la inflación no ha sido un problema como no la es hoy tampoco, a pesar de que todo el mundo está hablando de que no hay ningún valor en la renta fija, nosotros sin embargo consideramos que no hay ningún valor en bonos con rentabilidades negativas, como puede ser un bono alemán o como estar en una cuenta corriente a 0,15%.

Seguimos pensando que el cañón de liquidez del Banco Central Europeo es muy grande, que los 60 mil millones que va a seguir invirtiendo en la recompra de activos va a hacer que los tipos sigan bajando, y las expectativas de inflación en Europa son muy bajas. Hemos tenido un pequeño repunte de la inflación a una inflación del 0,30%, eso no supone en absoluto que los tipos de interés tengan que subir. De hecho este repunte que ha habido hace poco en el bono de Alemania o en algunos bonos lo hemos visto más como una oportunidad de compra que como una oportunidad de venta, por supuesto creemos que llegará un momento que habrá que subir tipos pero creemos que el crecimiento económico no lo justifica ahora mismo y que la renta fija tiene valor, sobre todo la renta fija corporativa.

4. En líneas generales, ¿creéis que las bolsas están caras o baratas? ¿Qué expectativas tenéis de beneficio y del precio que hay que pagar?

Es curioso, porque la gente se fija mucho en ratios como es el Enterprice Value Ebitda y en ratios como el PER. Normalmente esos ratios pueden ser modificados por la propia contabilidad sin ser caja.

Personalmente a mí me gusta más fijarme en una compañía que tenga un PER 30 veces, a lo mejor nos puede parecer muy alto, pero que tiene un Free Cash Flow de 7 veces, ese 7% está por encima de la media en estos momentos del mercado. El mercado europeo ahora está cotizando entre un 3% y un casi 4% y el mercado americano estará aproximadamente en un 2% de FCF. Eso quiere decir, viendo los históricos, que el mercado en función de su relación de caja está caro.

Otra cosa es que dentro de ese mercado que está caro y donde la mayoría de las compañías están caras, existen una serie de compañías que siguen estando baratas y que siguen generando bastante FCF en relación a su Enterprice Value o en relación a su capitalización bursátil. Por tanto, hay que intentar buscar esas compañías dentro de un mercado caro.

Evidentemente si el mercado está caro, tendería a bajar a lo más barato, porque los inversores si llegan a los precios objetivos o llegan a ciertos niveles, deben empezar a vender para poder realizar ganancias. En ese momento nosotros nos cubrimos, dejando esas compañías que hemos elegido por FCF en cartera, aumentando algo la liquidez vendiendo esas compañías que ya han llegado a un FCF de un 2%-3%, por tanto vemos un valor bastante limitado y nos cubrimos contra posibles daños.

5. La bolsa tiene más atractiva que la renta fija en líneas generales?

En lineas generales somos más inversores de renta variable que de renta fija aunque sí que es cierto que podemos ver valor en los dos tipos de activos.

En primer lugar resulta interesante comparar la rentabilidad de la renta fija con la rentabilidad de los bonos, es un índice que se utiliza mucho y ha funcionado un periodo de la historia muy concreto, que es cuando en la Reserva Federal se hizo famosa y que no tiene ninguna correlación. Es decir, al final el comparar la renta variable con la rentabilidad del bono no siempre es un indicador muy fiable de si esta caro o esta barato. Dicho esto, vemos más valor en la renta variable y sí que es cierto que si hay una subida de tipos, va a ser malo tanto para la renta fija como para la renta variable.

Estamos en un momento donde las compañías han tenido mucha liquidez, pero hemos visto tanto en Estados Unidos como en Europa, cómo las compañías se han apalancado mucho con estos tipos tan bajos, si subieran los tipos les va a afectar en sus costes financieros.

El tema no es si van a subir los tipos, que van a subir, sino en qué momento lo van hacer y de qué forma si de forma rápida o pausada.

6. ¿Qué producto recomendáis a un usuario de los que ya os conocen y quieran poner parte de su dinero con vosotros y quiera sacar algo más de rentabilidad pero sin excesivo riesgo, ya que muchos clientes vienen de depósitos?

Los productos que recomendamos en esa situación son 3 SICAVS:

  • CapitalatWork Dynamic, que puede llegar hasta el 100% de renta variable.

CapitalatWork Dynamic

  • CapitalatWork Balanced, con un máximo del 50% destinado a acciones.

CapitalatWork Balanced

  • CapitalatWork Defensive, es la menos arriesgada, con muy poca volatilidad y con unas rentabilidades bastante decentes y siempre busca proteger el patrimonio del inversor.

CapitalatWork Defensive

¡Sé el primero en comentar!

Cookies en rankia.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra política de cookies.

Aceptar