¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.

Blog Enrique Roca - Erre

Comentarios bursátiles, socioeconómicos e ideas sobre autonomía financiera

Etiqueta "PER": 13 resultados

¿Para qué sirve el PER de Shiller?

El indicador PER (Price to Earnings Ratio), es muy conocido en el análisis fundamental para las empresas que cotizan en Bolsa, su sencilla ecuación que relaciona el precio de la acción (precio de cotización) dividido por su BPA (Beneficio por acción) nos indica cuantas veces el beneficio está incluido en el precio. 

 Así para un PER bajo, entre 0 y 10 nos indica que el precio esta infravalorado o las expectativas de beneficios son bajas, con un PER entre 10 y 17 (mas apreciado en los mercados) nos encontramos con empresas estables en la relación precio/beneficio, entre 17 y 25 tenemos sobrevaloración o esperanza de buenos beneficios y con un PER por encima del 25, tenemos grandes expectativas de beneficios o el valor se encuentra dentro de  una  burbuja especulativa. Siempre hay que hacer las comparativas con empresas del mismo sector y en el mismo mercado, basándose en datos históricos.   Leer más

Vídeo semanal: El mercado muestra su fortaleza, a pesar de posibles correcciones

Enrique-Roca

Los mercados europeos han roto las resistencias que tenían. El Ibex ha superado los 10.500 puntos y el Eurostoxx el nivel de 3.100. Por tanto, todo parece indicar que se inicia un tramo alcista. Esto es lo que ya advertíamos en los tres últimos posts, donde señalamos que noviembre y diciembre eran meses tradicionalmente alcistas, que la paciencia será recompensada y que el bajo precio del petróleo junto con la depreciación del euro tendrían sus efectos, pues añadirían aproximadamente un 10% a los beneficios empresariales.

Leer más

Qué rentabilidad esperar en la bolsa en los próximos años

En un reciente estudio de Morgan Stanley, Martin Leibowitz y Anthony Bova, analizan el impacto que tiene el PER a la hora de invertir, así como la influencia de los tipos de interés reales.
PER ratio
 
Con niveles de PER en la bolsa americana alrededor de 16 y tipos de interés reales entre el 1% y el 2%, ¿qué rentabilidad podemos esperar?
 
Hasta ahora, unos elevados tipos de interés nominales llevaban aparejados niveles muy bajos de PER. Sin embargo, lo que interesa son los tipos de interés reales y su influencia en la valoración de los mercados.
 
El elemento principal a la hora de invertir es el PER, pero la consideración de los tipos de interés reales ofrece otra perspectiva a la hora de analizar el mercado.
 

Evolución de los tipos de interés reales y su impacto en el PER

La bolsa alcanza niveles más altos (expande los múltiplos) cuando los tipos de interés reales se encuentran entre el 2% y el 4%. A niveles inferiores al 1%, la bolsa cotiza a niveles de PER más bajos debido a la poca capacidad de crecimiento de la economía, y cuando los tipos de interés reales se sitúan por encima del 5% exige un PER menor debido a la existencia de inflación descontrolada.
 
Si ahora relacionamos el PER al que cotiza la bolsa con su rentabilidad futura esperada a 10 años, podemos afirmar que para un PER del 10, la rentabilidad futura esperada es del 15% aproximadamente. En el caso de que el PER de las acciones compradas sea el 20, la rentabilidad esperada ronda el 7%.
 
Analizamos la relación existente entre la rentabilidad futura esperada a 10 años y los tipos de interés reales. Observamos que se obtienen mayores rentabilidades futuras cuando el tipo de interés real se sitúa en niveles inferiores al 1% o superiores al 4%. Sin embargo, para niveles entre estos dos valores, la rentabilidad esperada para los próximos 10 años disminuye considerablemente.
 

Componentes de la rentabilidad de los Fondos Propios

En este caso, si se relaciona el nivel del PER de la bolsa con la rentabilidad futura esperada a 10 años, se observa que indiferentemente del valor al que se encuentre el PER en el momento de la compra, el mayor impacto sobre la rentabilidad viene dado por el crecimiento de los beneficios y la rentabilidad por dividendo. 
 
Por el contrario, el impacto sobre la rentabilidad futura de la variación del PER depende del nivel al que compremos; el PER medio se sitúa en valores cercanos a 16, por lo que si se decide comprar con valores de PER inferiores, el impacto de éste en la rentabilidad a 10 años es positivo ya que se espera que tienda a elevarse hasta el valor medio.
 
La situación inversa se da cuando se compra con un PER superior al PER medio, en estos casos el impacto sobre la rentabilidad total a 10 años es negativa, ya que, de nuevo tenderá a ajustarse hacia el valor medio.
 
Analizando la relación entre los tipos de interés en el momento de la compra con la rentabilidad esperada a 10 años, vemos como las mejores perspectivas se dan en los escenarios en los que los tipos de interés se sitúan por debajo del 1% o por encima del 4%, como ya hemos comentado con anterioridad.
 

Relación entre el PER, los tipos de interés reales y la rentabilidad futura

Si analizamos el impacto tanto del nivel de PER en el momento de la compra, como de los tipos de interés reales, en la rentabilidad esperada a 10 años, observamos que independientemente del PER al que se decide entrar en el mercado, la mayor rentabilidad se obtiene en los casos en los que el tipo de interés real es superior al 4%.
Per
 
Haciendo el análisis inverso, la rentabilidad a 10 años es mayor cuanto menor es el PER en el momento de la compraPor tanto, combinando ambos análisis, la opción que genera una mayor rentabilidad a 10 años es aquella en la que el PER se encuentra en valores inferiores a 13 y, además los tipos de interés reales son superiores al 4%.
 

El PER y los tipos de interés reales: conclusiones

El elemento clave a tener en cuenta a la hora de invertir es, indudablemente, el PER. Aunque no hay que dejar de lado la influencia de los tipos de interés reales.
 
Inicialmente, parece que bajos niveles de PER iniciales conllevan la obtención de elevadas rentabilidades a largo plazo (10 años), y viceversa. Pero cuando se introducen en la ecuación los tipos de interés reales el análisis varía, ya que la rentabilidad disminuye a la vez que aumenta el PER, pero también conforme disminuyen los tipos de interés.
  Leer más

Mercado europeo y norteamericano, analizando oportunidades de inversión.

Vamos a revisar la estrategia de dos grandes bancos de inversión como son Morgan Stanley y JP Morgan. Resumiremos la visión sobre los mercados para los próximos meses, comparando la situación entre Estados Unidos, Europa y Emergentes. Morgan Stanley se centrará en empresas de gran capitalización en Estados Unidos y JP Morgan vigilará los periféricos de Europa. Añado una breve comparación de la evolución del mercado laboral entre Estados Unidos y Europa.

Si observamos el índice MSCI World, está cotizando en máximos históricos. Este índice recoge las principales empresas de todo el mundo. Entre otros factores, los resultados empresariales están siendo mejores que las expectativas del consenso, el 74% de las compañías han superado las expectativa de los analistas. El mercado lo ha recogido con subidas. Esta mejora de las empresas se ve recogida en el mercado laboral, como veremos más adelante, lo que genera mayor confianza, consumo y producción, haciendo aumentar los beneficios empresariales como estamos viendo en el primer trimestre de 2014.   Leer más

¿Subirá o bajará la bolsa española?

Analizamos la situación macroeconómica de España y la evolución del IBEX 35. De entre los factores e indicadores que afectan a la bolsa destacan la bajada del IPC hasta niveles negativos que pueden dificultar el proceso de desapalancamiento español, el rendimiento nominal del bono a 10 años, que se encuentra cerca de mínimos históricos o las rentabilidades registradas por el IBEX, superiores a las del EuroStoxx50 en lo que llevamos de año.

Recuperación más moderada

En primer lugar podemos observar que la economía española sigue su proceso de recuperación, generándose un clima de optimismo quizás excesivo sobre su crecimiento para este año. Según el Ministro de Economía y el Banco de España, los datos de los primeros meses de 2014 indican que el crecimiento será similar o mayor al que se vió en el último trimestre de 2013 pero si nos fijamos en la evolución de la mayoría de indicadores adelantados en las últimas fechas, podemos observar como en Febrero y Marzo se ha producido una desaceleración de la actividad económica. Este hecho también queda reflejado en el consumo privado, que después de jugar un papel fundamental en la salida de la recesión vemos como ahora mismo las ventas minoristas (por ejemplo) se han visto reducidas en los últimos meses a pesar de que los niveles de confianza se encuentran por encima de la media histórica.   Leer más

¿Esperamos una caída en los mercados? Opinión de tres afamados estrategas

Oppenheimer

Los mercados se mueven por ciclos, y estos ciclos tienen distintas fases según Peter Oppenheimer (estratega jefe de renta variable en europa de Goldman Sachs): desesperación, esperanza, crecimiento y optimismo. Según Oppenheimer ahora mismo el mercado se encuentra en la fase de crecimiento. Desde 1973 el ciclo típico del mercado ha entrado en la fase de esperanza durante los últimos 10 meses, llevado por unas valoraciones incrementadas por las expectativas de beneficios futuros. La fase de crecimiento, por su parte, da beneficios a 3 años mientras que el PER volvió a bajar. Una vez entrada la fase de optimismo las valoraciones positivas condujeron a una subida de precios más rápida hasta que comenzó a disminuir el crecimiento de los beneficios, momento en el que entró la fase de desesperación.   Leer más

Visión de Europa para 2014

Los estrategas se están haciendo más prudentes. Aunque desde junio de este año el Eurostoxx 50 ha subido más de un 20% y a medio plazo aún tiene potencial para seguir al alza, los estrategas deciden tomar posiciones conservadoras en el mercado europeo ya que en los próximos dos meses podemos ver una consolidación. 
 

¿Es buen momento para posicionarse en Europa?

La situación macro no mejora demasiado y, tanto en Europa cono en Estados Unidos, el CESI (índice de sorpresas económicas positivas) tiende a la zona de cero y no parece que vaya a mejorar. El dato de desempleo en Estados Unidos fue peor de lo esperado, cae la confianza de los consumidores y en Alemania hoy conocemos que las ventas minoristas y la confianza del consumidor han sido peor de lo esperado.
 
Índice de Sorpresas Económicas vs S&P 500. Fuente: yardoni.com
indice sorpresas económicas
 
La publicación de los resultados del tercer trimestre no ha funcionado como punto de inflexión en la revisión de los beneficios por acción, que sigue siendo baja.
 
Todo el crecimiento que ha experimentado el mercado desde junio ha venido acompañado de una subida del PER. El MSCI Eurozone cotiza alrededor del 5% por encima de la media del Precio/Beneficios (PER). Los inversores estiman que en 2014 las empresas europeas tengan un buen comportamiento en bolsa, ya que existe un potencial crecimiento de los beneficios. 
 
En las últimas semanas el rendimiento de los bonos ha estado cayendo, en España el bono a 10 años cotiza muy cerca del 4%, y el bono alemán al 1,695. Aunque cabe tener en cuenta que ayer subía el rendimiento del bono Estadounidense debido a que la Reserva Federal podría empezar a retirar los estímulos en los próximos meses. Este hecho puede provocar que se contenga la rotación de renta fija a Renta variable, ya que haría aumentar los tipos a largo plazo.
Los mercados en general están teniendo un sentimiento muy positivo, aunque si miramos los RSI (Índice de Fuerza Relativa) de los mercados podremos observar que están muy altos, al igual que las encuestas de sentimiento bursátil (Bull-bear).
 
Gráfico del Eurostoxx 50 y el RSI
  RSI Eurostoxx
En el gráfico semanal vemos que el RSI está en zona de máximos desde 2007, mientras que los máximos del Eurostoxx no se acercan a los máximos de 2007.
 
Por el momento los inversores prefieren invertir en acciones, aunque con cierto sesgo a los valores defensivos. El sector Utilities cotiza un 50% por debajo del mercado, y en lo que llevamos de año se han quedado rezagadas, con lo que la apuesta a priori parece que se centrará en este sector. 
 

¿Que nos deparará los próximos meses?

La mayoría de inversores piensa que le queda poco tiempo al mercado alcista, ya que antes o después se tiene que acabar el programa de estímulos monetarios en Estados Unidos. Nos encontramos en un entorno macroeconómico de crecimientos bajos. Hace unos meses sufrimos las consecuencias de las subidas de rendimientos de los bonos cuando no vienen de la mano de revisiones de crecimiento ni de inflación, una señal más de que los mercados necesitan la liquidez de la FED para sobrevivir.
 
Índice de Sentimiento Bull-Bear
bull bear index
 
La retirada del estímulo monetario por parte de la FED tendrá que llegar tarde o temprano y seguro que provocará movimientos en los mercados, ayer algunos ivnersores se tomaron las palabras de la Fed entendiendo que la retirada está cerca y el mercado reaccionó a la baja, cayendo el precio de las acciones y bonos en Estados Unidos y en menor medida, en Europa.
Tenemos que tener en cuenta que una retirada de los estímulos, como vimos el verano pasado, puede desencadenar una fuerte volatilidad en los mercados y por tanto debemos confiar en la Fed. Si la FED hace bien su trabajo el tapering llegará cuando la mejora en los datos económicos contrarreste el efecto negativo en los mercados.
 
Finalmente cabe ser cautos y vigilar valores defensivos, ya que los beneficios empresariales siguen revisándose a la baja, este mes ha habido una pequeña caída de los PMI  la confianza en Estados Unidos y Alemania ha decepcionado ligeramente. Con todo esto también es importante destacar que la actividad económica global no está siendo muy volátil, esto ayuda a reducir la prima de riesgo. La prima de riesgo española se sitúa alrededor de los 240 puntos, mientras el bono cotiza al 4,06%.
  Leer más

¿Está sobrevalorado el mercado?

El alcista Jeremy Siegel, y autor del famoso libro “Stock for long run”, tiene varios motivos para pensar que las bolsas mundiales aún tienen recorrido alcista.

¿Mercado alcista o bajista?

Las acciones americanas han subido alrededor de un 150% desde su último mercado bajista y muchos se empiezan a preguntarse si el mercado está sobrevalorado. Los bajistas piensan que los ingresos que tienen hoy en día las empresas son muy elevados, demasiado, y esperan una inminente caída. Los alcistas, entre los cuales incluimos a Jeremy Siegel, piensan que es poco probable que los beneficiosos caigan, y dicen que un alto PER puede impulsar aún más a las acciones.
bullbear
 

¿Es una buena medida el Capex?

Un punto importante en el que se apoyan los bajistas es en el CAPE de Robert Shiller, el cuál compara el PER con su media de los 10 últimos años de beneficios y así excluye el componente cíclico de la economía. Este ratio ha sido utilizado como predictor de la rentabilidad de las acciones a largo plazo, como evidencia de esto tenemos que predijo fuertes ganancias para la década de los 80 y peores retornos desde el pico del ciclo en los 2000. Pero durante muchos años sus predicciones han sido muy bajistas. De hecho, en todos excepto nueve meses en los últimos 22 años el CAPE ha estado por encima de su media a largo plazo, por lo que actualmente predice retornos por debajo de su media.
Jeremy Siegel piensa que las predicciones del CAPE son excesivamente pesimistas, y que son debidas a que se basan en los datos erróneos sobre las ganancias. Los cambios que hubo en las leyes contables en la década de 1990 obligaron a las empresas a cargarse de grandes provisiones cuando los activos que poseían cayeron de precio, pero cuando los activos subían de precio no podían aumentar las ganancias a menos que vendieran los activos. El cambio en los patrones de ingresos que acabamos de mencionar se hace evidente al comparar el comportamiento cíclico de la serie de beneficios del S&P 500 con la serie de beneficios después de impuestos publicada por el NIPA.
Para las recesiones que hubo en el  periodo 2001-2002 y en el periodo 2007-2009 S&P informó que las ganancias cayeron precipitadamente debido a que pocas compañías hicieron grandes provisiones mientras que las ganancias según el NIPA fueron más estables.
 
Un segundo argumento con el que cuentan los bajistas es que los márgenes operativos de las empresas americanas están en niveles insostenibles. Pero el estratega jefe del Deutsche Bank, David Bianco, ha demostrado que la mayor parte de la expansión de los márgenes de los últimos 15 años ha sido ocasionada gracias al aumento de la proporción de los beneficios obtenisdos en el extranjero, los cuales tienen márgenes más altos debido a los tipos impositivos más bajos que se cobran a las empresas, y también al aumento del peso del sector tecnológico en el S&P 500, sector que generalmente tiene márgenes más altos.
Desde 1996 muchas empresas han cerrado su financiación con tipos de interés en mínimos, con lo que serán mucho menos sensibles a cualquier aumento futuro en las tarifas y podrán mantener los márgenes altos.
 
La justificación de que la renta variable va a seguir alcista se basa en la posibilidad de que el PER se expanda considerablemente y en las expectativas de mayores ingresos. Desde 1954 el PER del S&P500 tiene una media de 19. Los tipos de interés reales están muy ligados al crecimiento del PIB y si la “nueva era pesimista del crecimiento” tiene razón es poco probable que los tipos de interés reales aumenten por encima del 2%. 
Si la inflación aumenta un poco por encima del objetivo de la FED del 2% las tasas nominales de los Bonos del Tesoro se elevarán a un máximo del 5%
Los rendimientos reales de las acciones están fuertemente ligados al Earning Yields, que es la inversa del PER, y no es una casualidad que la media histórica del PER obtenga un Earning Yield del 6.7%, muy similar a la rentabilidad histórica de las acciones, que es de un 6.6%
Si el PER se elevase a 20, lo que implicaría una previsión de retorno de un 5% real para los inversores en acciones, daría un margen del 3% a las acciones sobre los bonos.
El CAPE tiene 2 problemas. El primero es que en la última década en dos ocasiones no indicó que las acciones estaban baratas, haciendo perder a los inversores 2 grandes rallies. Este motivo ha hecho que la confianza de los gestores en el CAPE disminuya bastante. El segundo problema es que actualmente sugiere que las acciones están caras, según Shiller las acciones americanas ahora venden 23.8 veces sus beneficios a 10 años, que es alto en comparación a su media, 16.5; lo que implica que la rentabilidad para los próximos 10 años estará muy por debajo de su media.
Savita Subramanian, de Merrill Lynch, dice que el apalancamiento se ha reducido mucho desde la última crisis, con lo que un CAPE al mismo nivel que entonces ya no lo podemos interpretar igual, hemos de ajustar las medidas conforme va evolucionando la economía y el mundo. Por otro lado hemos de decir que la composición de los índices bursátiles van cambiando, al igual que las leyes contables y fiscales, son otros datos a tener en cuenta a la hora de interpretar el CAPE.
Tambien hemos de decir que la volatilidad en el mercado ha aumentado por varias razones, como el cambio en las normas contables o el uso de opciones financieras como medio de pago para los gestores.
El CAPE es más fiable que la media anual de los beneficios, pero hemos de tener en cuenta a la hora de interpretarlo los factores que hemos dicho anteriormente.
 

Q de Tobin

Para otros analistas la q de Tobin refuerza la opinión de los bajistas, ya que, al igual que el CAPE, muestra que el S&P500 está sobrevalorado. Hemos de mencionar que tanto el CAPE como la q de Tobin valoran las acciones de forma diferente.
El CAPE utiliza un enfoque financiero: cuando compras una acción estás comprando una parte de las ganancias que ésta produce. Pero la q de Tobin utiliza un enfoque económico: “El numerador es el valor de mercado, el precio vigente en el mercado para el intercambio de activos existentes. El denominador es el coste de reemplazamiento de los activos: el precio en el mercado de las materias primas de nueva producción”  ésta fue la definición que dio Tobin del ratio. Cuando la q de Tobin de una empresa es superior a 1 quiere decir que el mercado piensa que vale más que la suma de sus partes, es decir, está sobrevalorado. Pero la mayoria de las veces la q de tobin es inferior a la unidad y tiende a ir a su media, que es de 0.7.
La q de Tobin no tiene nada que ver con los beneficios reportados de las empresas, con lo que no hay que esperar que de un resultado similar al  del CAPE.
El 31 de marzo de este año la q de Tobin del mercado americano era de 1.01, lo que indicaba que el mercado estaba sobrevalorado en un 58%, por otro lado el CAPE en la misma fecha mostraba que el mercado estaba sobrevalorado en un 61%.
 
Hay ciertos problemas para calcular la q de Tobin. Según Andrews Smithers de la consultora London & Co dice que la FED incluye alrededor de 6800 millones de dólares americanos de “bienes diversos” no identificados para hacer sus cálculos. Por otro lado, afirma que las empresas exageran sus beneficios, ya que la media de los rendimientos reales de las acciones y de los dividendos tienen un crecimiento menor al de los beneficios empresariales. Estos afectan a la sobrevaloración de la q de Tobin, y hace que sea necesario compararlo con su media histórica y no en términos absolutos. 
Entonces… ¿Realmente está sobrevalorado el mercado o simplemente no se han medido los datos correctamente?
 
¿Pensáis que el mercado de acciones americano está sobrevalorado o sigue siendo buen momento para comprar?
 
  Leer más

Subida de tipos y bolsa

Aunque algunos piensan que la subida de tipos es buena para las acciones, la historia de los años 84, 94,2004 (donde subieron rápida, inesperada y bruscamente) demuestran que en algunos casos no es así. Las caídas desde máximo fue de promedio un 11% una vez que las políticas monetarias expansivas dejaron de actuar. 
 
El mercado se ha asustado al pasar las rentabilidades del diez años norteamericano del 2 al 2,20 en un día. Moderadas subidas son buenas para las acciones principalmente de valor, consumo discrecional y materias primas, siendo el sector financiero el peor parado.
 
Ahora que todo el mundo habla de que las acciones están baratas en relación a los bonos creo que los bonos están caros en relación a las acciones. Nada más la macro se medionormalice los bonos dejaran de ser el refugio que todos creen.
 
Como vemos Europa no está especialmente barata en términos de valoración:
 
 
Sin embargo la disociación con los bonos se ha ampliado y estos son los que están caros según el siguiente grafico:
 
 
La represión financiera hace que los tipos tengan que permanecer bajos por mucho tiempo para facilitar el desapalancamiento, pero no necesariamente a estos niveles. 
 
Esto lleva a preguntarnos sobre la relación entre bonos y acciones llegando a las siguientes conclusiones:
  • a) Una subida paulatina y controlada es buena para las acciones como ella señala una rotación de bonos hacia acciones ya que indica mayor crecimiento.
  • b) Aunque esto ha sido cierto en los ultimos años ,la subida de tipos tiene un impacto negativo en las acciones seis meses despues.Ahora basta con que la Fed deje de comprar para que suban los tipos.No es necesario que los tipos oficiales se tensionesn
  • c) Despues de los suelos en tipos de interes los mercados han subido de promedio un 9%.
 
Como vemos repuntes en los bonos conducen a acciones más débiles.
 
 
Hasta ahora ha habido un rerating de las acciones vía PER ,ahora lo que puede haber es que las cotizaciones reflejen una disminución del PER ,mas que una disminución del beneficio por acción.
 
 
Tipos mas altos  y curvas mas empinadas son buenas para las materias primas y consumo discrecional. Y las acciones de valor tienden a hacerlo mejor que las de crecimiento.
 
 
 
Ahora es probable que continúe el repunte de tipos en USA ya que el crecimiento es mayor. Mientras que en Europa lo vemos más difícil parece que la solución es comprar cíclicos en usa y defensivas (consumo estable, salud) en Europa.
 
Sin embargo puede suceder que hasta no ver una clara mejoría del mercado laboral  en Usa, la desaceleración de compras se retrase hasta diciembre. Dejar de comprar tendría el mismo efecto que subida de tipos oficiales donde el SP cae de promedio un 4% para recuperase posteriormente.
 

Miedo a otro 1994 

Ls FED sorprendió subiendo tipos y el UST10yr se fue desde los 5.5% al 8%. A pesar del buen momentum económico y los crecimientos en beneficios, el S&P500 tenía un año ligeramente negativo. Desde luego, ahora los tipos están a niveles mucho más bajos que en el 94, y las expectativas de inflación son también mucho más bajas. 
 
Creemos que para los próximos meses una combinacion de liquidez y bolsa es lo mejor para el inversor  a no ser que los tipos se disparen en cuyo caso la liquidez y solo ella, es la mejor inversión. Pero no olvidemos que los precios de las materias primas están controlados, la inflación también y que la recuperación de USA vía consumo es un hecho.
 
Como riesgos:l a situación de emergentes, que de seguir asi y continuar la continua huida de capitales supondrán oportunidad de compra siempre que China controle el crecimiento del crédito.
 
Aproveche caídas para comprar periféricos en Europa debido a las mejoras de la economía y los ajustes realizados. Además poco le afecta la depreciación del yen. 
 
  Leer más

Pon tus talentos a trabajar: Crecimiento económico y bolsa

 

Conviene analizar la relación histórica entre crecimiento económico y bolsa, tanto a nivel absoluto como relativo (¿la inversión en países de  mayor crecimiento es recompensada? )  para  decidir  si en base únicamente a los últimos datos aparecidos ,  es lógico variar nuestra asignación de activos o es el momento de aprovechar bajadas para comprar.

 

Como observamos, existe una  cierta relación significativa entre cambios en el producto interior bruto per cápita y la rentabilidad de nuestra inversión en bolsa, pero esta relación no puede ser utilizada, ya que los datos se conocen con bastante retraso y están sujetos a revisiones. Para desgracia nuestra, los datos de  anteriores trimestres ya conocidos, nos muestran que tal relación no es significativa.   Leer más

Otros contenidos sobre 'PER' en Rankia

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

Valoración de empresas y apalancamiento. El caso Apple.

Fernan2. El que una empresa tenga caja, o tenga deuda, tiene un impacto importante a la hora de hacer una valoración del negocio; afecta a lo cara o barata que parece, más allá del posible error y de los riesgos. Y para ver el tema, pondré como ejemplo a Apple, empresa que llevo en cartera.

El ratio PER como criterio de selección en 2019

Invesgrama. El ratio PER es el cociente entre el precio y el beneficio por acción. Es un ratio bastante desprestigiado entre los expertos porque únicamente tiene en cuenta el beneficio neto, sin embargo, es un criterio de selección bastante eficaz, a pesar de sus muchos defectos.

El ratio PER como criterio de selección en 2019

Invesgrama. El ratio PER es el cociente entre el precio y el beneficio por acción. Es un ratio bastante desprestigiado entre los expertos porque únicamente tiene en cuenta el beneficio neto, sin embargo, es un criterio de selección bastante eficaz, a pesar de sus muchos defectos.

El ratio PER como criterio de selección en 2019

Invesgrama. El ratio PER es el cociente entre el precio y el beneficio por acción. Es un ratio bastante desprestigiado entre los expertos porque únicamente tiene en cuenta el beneficio neto, sin embargo, es un criterio de selección bastante eficaz, a pesar de sus muchos defectos.

El ratio PER como criterio de selección en 2019

Invesgrama. El ratio PER es el cociente entre el precio y el beneficio por acción. Es un ratio bastante desprestigiado entre los expertos porque únicamente tiene en cuenta el beneficio neto, sin embargo, es un criterio de selección bastante eficaz, a pesar de sus muchos defectos.

Autor del blog

  • Enrique Roca

    EX-Director de Carteras de Fondos de Inversion. Ha obtenido numerosos premios nacionales e internacionales, destacado en Citywire y Financial Times como uno de los mejores gestores europeos. Imparte masters especializados en destacadas escuelas de Negocio. Sus inversiones financieras más significativas se concentran en azValor, Bestinver y en el fondo Presea Talento Selección. Los puntos de vista expresados en los artículos no deben considerarse como una recomendación, asesoramiento o previsión.

Envía tu consulta

¿Quieres conocer tu perfil de riesgo?

Rellena nuestro test y descubre cuál es tu perfil de riesgo.

Descubrir mi perfil


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar